Vivir adrede


La libertad es una ficción cerebral



Descargar 3.63 Mb.
Página4/11
Fecha de conversión23.12.2018
Tamaño3.63 Mb.
Vistas253
Descargas0
1   2   3   4   5   6   7   8   9   10   11

La libertad es una ficción cerebral


Estamos determinados, como el resto del Universo, por las leyes naturales

La libertad es una ficción cerebral, según confirman las últimas investigaciones sobre neurociencias. Estas investigaciones han determinado que la actividad cerebral previa a un movimiento, realizado por el sujeto en un tiempo por él elegido, es muy anterior (hasta 10 segundos) a la impresión subjetiva del propio sujeto de que va a realizar ese movimiento. Y aunque la falta de libertad es algo contraintuitivo, los experimentos indican que estamos determinados por las leyes de la Naturaleza. Por eso en Alemania algunos especialistas están reclamando la revisión del código penal para adecuarlo a los resultados de la neurociencia. Y aunque sigamos encarcelando a los que violen las leyes, cambiará la imagen que tenemos tanto de esos criminales como de nosotros mismos. Por Francisco J. Rubia de Tendencias Científicas.


La libertad, la voluntad libre o el libre albedrío es una ficción cerebral. Eso es el resultado de experimentos realizados recientemente en neurociencia que indican que la actividad cerebral previa a un movimiento, realizado por el sujeto en un tiempo por él elegido, es muy anterior (350 ms) a la impresión subjetiva del propio sujeto de que va a realizar ese movimiento (200 ms antes del movimiento). Esto quiere decir que la impresión subjetiva de la voluntad no es la causa del movimiento, sino que, junto con éste, es una de las consecuencias de una actividad cerebral que es inconsciente.

Los experimentos fueron realizados por Benjamín Libet en California hace más de 20 años; luego han sido confirmados sus resultados por un grupo de neurocientíficos en Inglaterra, y este mismo año, 2008, han vuelto a realizarse en Berlín con técnicas modernas de imagen cerebral, llegando a la conclusión que el cerebro se pone en marcha mucho antes que en los experimentos de Libet, a saber, que la actividad cerebral del lóbulo frontal tiene lugar hasta 10 segundos antes de la impresión subjetiva de voluntad.

El propio Libet intentó salvar su hipótesis de la existencia de la libertad diciendo que en los 200 ms que separan la impresión subjetiva del propio movimiento el cerebro podría ejercer un veto, es decir, inhibir el movimiento. Los críticos de esta hipótesis argumentaron que si el cerebro se tenía que activar de nuevo para ejercer el veto se emplearía de nuevo el mismo tiempo y eso era demasiado para los 200 ms que quedaban.

Frente a estos resultados se puede argumentar que todos y cada uno de nosotros tiene la impresión subjetiva, la intuición, la firme creencia, que somos libres para elegir entre varias opciones o que podemos hacer algo distinto a lo que hacemos en cualquier momento.

Antecedentes de creencias falsas

Pero las impresiones subjetivas, intuiciones o firmes creencias han resultado ser a veces falsas, como ha ocurrido a lo largo de la historia de la Humanidad.

Recordemos la creencia en la teoría geocéntrica, planteada por Aristóteles en el silgo IV a. C. y refrendada por Ptolomeo en el siglo II de nuestra era. Tuvieron que pasar nada menos que 20 siglos, hasta el siglo XVI, para que esta teoría fuera refutada por la teoría heliocéntrica de Copérnico y Galileo.

Nuestra impresión subjetiva estaba basada en la experiencia que todos tenemos de que el sol sale por Oriente y se pone por Occidente, un lenguaje que aún conservamos. Si le hubiésemos hecho caso a Aristarco de Samos, quien en el siglo IV a.C. ya había planteado que la tierra se movía alrededor del sol, no hubiera sido quemado Giordano Bruno en la Piaza Campo dei Fiori en Roma en 1600.

Por otro lado, que hayamos tardado 20 siglos en corregir esa impresión subjetiva falsa de que el sol giraba alrededor de la tierra la debemos, sin duda en parte, a la Sagradas Escrituras. En la Biblia (Josué 10, 13) se dice que Yahvé "paró el sol" para permitir que los israelitas terminasen de masacrar a los amorreos. Por tanto, si Dios paró el sol es porque este se movía y no la tierra.

Hay otros ejemplos de impresiones subjetivas que terminaron siendo falsas, como la teoría de la que la tierra es plana, que todavía hoy algunos desinformados sostienen. También la esfericidad de la tierra, sostenida por Eratóstenes (siglo III a. C.) chocó con las Sagradas Escrituras, tal y como sostenía el obispo de Salzburgo Virgilio o nuestro Isidoro de Sevilla.

Estamos determinados

No podemos, pues, fiarnos de nuestras impresiones subjetivas porque pueden ser falsas. A veces, como en este caso, la falta de libertad es algo contraintuitivo, como suele expresarse en inglés, pero los experimentos indican que, efectivamente, estamos determinados, como el resto del Universo, por las leyes deterministas de la Naturaleza.

Si asumiésemos, como hacen los dualistas, la existencia de un alma inmaterial que interacciona con la materia, en este caso el cerebro, entonces no habría ningún problema. Ese dualismo, que se remonta a los órficos, que consideraban que el cuerpo (soma) era 'sema' (la tumba) del alma, y que influyeron decisivamente sobre Pitágoras y Platón, dando lugar a un dualismo que ha durado hasta nuestros días, hoy día la neurociencia lo ha superado.

Las facultades mentales, antes anímicas, son consideradas hoy por la inmensa mayoría de neurocientíficos producto del cerebro. El gran problema del dualismo es que no ha habido posibilidad de explicar cómo es posible que un ente inmaterial, el alma, interaccione con la materia.

La razón es que para interaccionar con la materia se requiere energía y un ente inmaterial, por definición, no tiene energía. Por tanto, esa interacción violaría las leyes de la termodinámica. Además, no se ha descubierto en el cerebro ninguna región de la que pueda decirse que se activa por algún factor externo al cerebro, como sería el caso si fuera activada por el alma. Por tanto, el alma no es ninguna hipótesis neurocientífica.

Algunos filósofos, llamados compatibilistas, aceptan el determinismo del Universo y también del hombre, pero lo compatibilizan con el libre albedrío, que, según ellos, tiene el ser humano. La mayoría confunde lo que en biología llamamos 'grados de libertad' con la liberta propiamente dicha.

Todos los animales poseen diferentes grados de libertad, es decir, posibilidades de elegir entre varias opciones. El número de opciones depende del grado de encefalización del animal en cuestión. Nosotros tenemos muchos más grados de libertad que un perro, y éste más que un lagarto, y éste, a su vez, más que una ameba. Pero la posibilidad de escoger entre varias opciones no nos dice por qué elegimos la que elegimos, o, con otras palabras, si esta elección es voluntaria y consciente. En suma, poseer grados de libertad no significa ser libres.

El problema de la libertad es que está íntimamente ligada a la responsabilidad, la culpabilidad, la imputabilidad y el pecado. Este último es la base de las tres religiones abrahámicas: judaísmo, cristianismo e islamismo. El concepto de culpabilidad es también la base del derecho penal internacional.

Neurociencias y Derecho

Esto explica por qué en Alemania, algunos especialistas en derecho penal están reclamando la revisión del código penal para adecuarlo a los resultados de la neurociencia. Evidentemente no vamos a cambiar los castigos que hay que infligir a aquellos que transgredan las reglas que la propia sociedad se ha impuesto a sí misma. Seguiremos encarcelando a aquéllos que violen esas reglas. Pero lo que sí va a cambiar será la imagen que tenemos tanto de esos criminales como de nosotros mismos.

Que la libertad pueda ser una ficción no nos llama mucho la atención. Hace tiempo que sabemos que los colores no existen en la Naturaleza. En ella encontramos diversas longitudes de onda del espectro luminoso. Estas longitudes de onda inciden sobre fotorreceptores que poseemos en la retina y los impulsos nerviosos, llamados potenciales de acción, que son exactamente iguales que los provenientes del oído o del tacto, llegan a la corteza visual y allí se les atribuye una determinada cualidad, como la de rojo, azul o verde. Los colores, pues, son atribuciones de la corteza cerebral, pero no cualidades que existan en la Naturaleza. Algo que ya sabía Giambattista Vico, filósofo napolitano del siglo XVII, o el propio Descartes.

Para terminar quisiera citar a dos personalidades: un filósofo, Baruch Spinoza que sobre este tema decía: Los hombres se equivocan si se creen libres; su opinión está hecha de la consciencia de sus propias acciones y de la ignorancia de las causas que las determinan.

Y la de un científico, Albert Einstein: "El hombre puede hacer lo que quiera, pero no puede querer lo que quiera". Y también: El hombre se defiende de ser considerado un objeto impotente en el curso del universo, pero, ¿debería la legitimidad de los sucesos, tales como se revela más o menos claramente en la naturaleza inorgánica, cesar su función antes las actividades de nuestro cerebro?.

Un psicólogo alemán, Wolfgang Prinz ha acuñado la frase: No hacemos lo que queremos, sino que queremos lo que hacemos.

Fuente: La Flecha

Krishnamurti


Krishnamurti nació en la India en 1895 y murió en 1986. A los 13 años lo tomó bajo su protección la Sociedad Teosófica, le consideraba que él era el vehículo para el "instructor del mundo", cuyo advenimiento habían estado proclamando. Krishnamurti. Emergió como un maestro inflexible e
inclasificable.

Sus pláticas y escritos no tenían conexión con ninguna religión específica y no pertenecían ni a Occidente ni a Oriente, sino que eran para todo el mundo. Repudiando firmemente la imagen mesiánica, en 1929 disuelve de forma tajante la vasta y caudalosa organización que se había construido en torno a él y declaró que la verdad era una tierra sin senderos a la cual resulta imposible aproximarse mediante ninguna religión filosófica o secta convencional.

Por el resto de su vida rechazó insistentemente la condición de gurú que otros trataban de imponerle y negando él mismo su autoridad, no queriendo discípulos y hablando siempre como un individuo habla a otro. El núcleo de sus enseñanzas estaba la comprensión de que los cambios fundamentales de la sociedad podían tener lugar sólo con la transformación de la conciencia individual: acentuaba constantemente la necesidad del conocimiento propio y la captación de las influencias restrictivas y separatistas originadas en los condicionamientos religiosos y nacionalistas.

Krishnamurti señalaba la urgente necesidad de una apertura para este vasto espacio en el cerebro que contiene en sí una energía inimaginable. Krishnamurti siguió hablando hasta su muerte a los 90 años. Sus pláticas, diálogos, diarios están reunidos en más de 60 volúmenes. Cada libro se centra sobre alguna cuestión que tenga particular importancia y urgencia en nuestras vidas cotidianas...

Todas sus pláticas desarrollaban esencialmente un tema primordial: la verdad puede ser descubierta por cualquiera de nosotros, sin la ayuda de autoridad alguna; al igual que la vida, está siempre presente en un sólo instante.

Sobre la Libertad

Debemos ser libres, no para hacer lo que nos plazca, sino libres para comprender muy profundamente nuestros propios instintos e impulsos.

La libertad no es para hacer lo que nos antoja, sino que consiste mas bien en estar libres de todo el tormento de la vida, de nuestros problemas, ansiedades, miedos, heridas psicológicas y de todo el conflicto que hemos tolerado en nosotros mismos y en el mundo.

Estar por completo libres internamente del "Yo" sin ser absorbidos por algo - ya sea un paisaje, una idea, etc..., es la esencia de la belleza"

Sobre la Sociedad

Nuestra sociedad actual es el resultado de la astucia, engaño, codicia y la mala voluntad del hombre. Y para crear una nueva sociedad hay que examinar y comprender la estructura que se está desintegrándose y para comprenderlo, tenemos que comprender el proceso psicológico del ser. Sin conocimiento propio no puede haber revolución, que es la única verdadera y permanente.

....Hablo de la necesidad de una revolución total, de un cambio psicológico completo, de no vivir en el viejo patrón de las fórmulas, de la lucha, el dolor, la imitación, la conformidad y todas estas cosas que el hombre ha vivido durante milenios... que ha creado este maravilloso y confuso mundo.....

Para producir un cambio social, religioso, humano, tiene primero que haber comprensión de toda la estructura del pensamiento.

Lo que hace la familia y la religión y la familia es útil y necesario: Dan elementos y herramientas a los hijos que empiezan a vivir, para que se puedan guiar en el camino de paso por el mundo, de acuerdo con ciertos parámetros culturales, ideológicos y sociales, pero que no se deben encasillar como únicos y exclusivos: Es sano enseñar modos femeninos y masculinos de ser y estilos...según sea el color y el perfil de cada grupo familiar, pero - y aquí está el gran pero -, antes de los modelos familiares, los hijos deben aprender a ser ellos mismos y deben aprender a amarse y respetarse a ellos mismos, porque SON y no porque se adaptan a modelos perfectos.



  • . . . y ARTE

 

 Los procesos de creación son una dualidad de involución y evolución. La una es inseparable de la otra. Por muy paradójico que pueda parecerle al no iniciado, es una verdad total el hecho de que la evolución y ultimación de la vida espiritual se realice sólo mediante riguroso proceso de involución. Va de fuera adentro, o de lo infinitamente grande a lo infinitamente pequeño. (Zolar)


Las formas del arte abstracto reputado “encajan” con los mecanismos neuronales humanos


Las obras de arte abstracto famosas alcanzan popularidad por recurrir a formas que "encajan" con los mecanismos neuronales del cerebro vinculados a la información visual.| SINC

Los seres humanos emiten juicios estéticos sobre figuras y formas con facilidad y rapidez, prefiriendo ciertas formas a otras, incluso en ausencia de argumento. El Doctor Richard Latto, del Departamento de Psicología de la Universidad de Liverpool, ha descubierto que estas formas están en consonancia con las propiedades de procesado del sistema visual humano, el encargado de analizar lo que un individuo ve.

Así lo explica Latto: "Los seres humanos heredamos un sistema visual por vía genética. Este sistema proporciona información muy selectiva sobre nuestro entorno, habiendo evolucionado para facilitarnos sólo aquella información que necesitamos para sobrevivir; por ejemplo, no podemos ver la mayoría de la radiación electromagnética ni seguir el movimiento de las patas de un caballo al galope".

"Por supuesto, nuestros sistemas visuales pueden estar influidos por factores sociales, como la moda o el número de imágenes abstractas a las que nos exponemos, pero la evolución nos ha dado algunas respuestas genéticamente determinadas a ciertas figuras y formas", añade. En obras de arte abstracto populares, como El Caracol de Matisse, la Composición con Rojo, Azul y Amarillo de Mondrian, "el artista comienza con un lienzo en blanco y organiza las formas y colores de una manera que le resulta estéticamente agradable, utilizando su propio cerebro para controlar el efecto", asevera.

Latto señala: "Nos gusta mirar el cuerpo humano o partes del mismo como el rostro y las manos, representaciones estilizadas como figuras de palos y formas orgánicas como las que incorporan las obras de Salvador Dalí y Francis Bacon. Algunos paisajes, y las líneas horizontales y verticales, también son populares porque 'encajan' con nuestros sistemas visuales, que han sido afinados por la evolución y la experiencia para responder en particular a estos estímulos que tienen importancia biológica y social".

"Sabemos que las neuronas del cerebro deben mantenerse activas para crecer y desarrollarse, por lo que es importante estimular el sistema visual y, a veces, llevarlo al límite para que pueda funcionar eficazmente. Al igual que con otros comportamientos de adaptación, hemos desarrollado un mecanismo para fomentarlo: nos concedemos la gratificación de sentirnos a gusto. Tal vez nos gusta mirar rostros, paisajes y las composiciones de Mondrian porque es bueno para nosotros y para nuestros cerebros".

Añade el Dr. Latto: "A través de la observación o vía ensayo y error, los artistas han ido identificando esta estética primitiva -figuras y formas críticas- y han definido indirectamente la naturaleza de nuestros procesos visuales. En la pintura abstracta pura, al igual que en la música, la forma es todo cuanto tenemos. Las obras populares han demostrado que, en definitiva, nos gusta mirar aquello que se nos da bien ver". Fuente: La Flecha


El timón de mis almas

18 fotografías de gran formato y una videoperformance de Susy Gómez se muestran en el CAC Málaga


 
"El timón de mis almas". Málaga, hasta el 28/06/09

CAC. MÁLAGA


Calle Alemania, s/n Málaga (España)


Del 3 de abril al 28 de junio de 2009, en el CAC Málaga

Obras: 18 fotografías y una videoperformance

Desde que saltara a la fama a mediados de la década de los noventa gracias a sus fotografías intervenidas, a las que confería prácticamente valor escultórico, la mallorquina Susy Gómez se ha convertido en una de las creadoras más representativas del panorama artístico actual de nuestro país y ha logrado exponer su obra en centros nacionales (IVAM, Fundación Miró) e internacionales (como el Museum of Modern Art Wales y el Musée d´ Art Moderne et Contemporain de Niza, entre otros). El CAC. Málaga le dedica ahora una muestra, bautizada como "El timón de mis almas", que podrá contemplarse a partir del próximo 3 de abril y cuyo núcleo estará formado por dieciocho instantáneas de gran formato inéditas y creadas específicamente para exhibirse en el CAC.

Se trata de fotografías que buscan la complicidad con el espectador tratando de introducirle en los entresijos del proceso creativo de la artista y de suscitar en él una reflexión en torno a la cosificación de la figura de la mujer en el ámbito publicitario y su uso como mero mecanismo para incentivar el consumo a través de una sobrevaloración de la belleza física. Para ello Susy Gómez trata de transformar la languidez y falsedad que desprenden los iconos propagandísticos femeninos en valores espirituales y verdaderos, aplicando con ese fin manchas de pintura o purpurina sobre imágenes aparecidas durante los últimos veinte años en la edición española de Vogue, instantáneas que incluso llega a agujerear en un intento de hacerlas propias y que convierte en símbolos o en recuerdos de su familia y de su madre, quien tuvo algunas de las joyas anunciadas.

Las intervenciones de Gómez sobre estas fotografías no son azarosas sino que parten siempre de una reflexión personal e intimista de sus propias vivencias. Pese a su primera intención crítica, transmiten el optimismo y la elegancia que rodea al seductor mundo de la moda más que una actitud de denuncia y se sirve de modelos profesionales como Claudia Schiffer o Carmen Kass para dotarlas de alma y resaltar su personalidad propia, en contraste con la imagen de meras maniquíes portadoras de ropa con la que aparecen en pasarelas y publicaciones especializadas.

Así mismo formará parte de la muestra una videoperformance que se proyectará en el espacio 5 del CAC. En ella diversas personas rememoran sus antepasados familiares a través de objetos que les pertenecieron, de sus retratos o a partir de los paisajes por los que transitaron. Para esta obra Gómez se inspiró en una fotografía tomada a principios del s. XX en la cala Sant Vicenç, donde transcurrió la infancia de esta creadora. En ella aparecía un grupo de mujeres y hombres en círculo.





¡¡¡QUÉ ARTE!!!

La obra de arte es una idea que se exagera”. (A. Gide)



El arte ha sido interpretado por el ser humano de muchas maneras que hoy en día nos cuesta imaginar: oficio, representación mágica o sagrada, juego o entretenimiento, etc. La reciente entronización del arte como muestra de la grandeza o genialidad de un individuo es un hecho reciente y propio de la civilización occidental.

Este criterio ha dado lugar a millones de personas que, aún teniendo a mano los medios para ejercitar varias de sus habilidades, renuncian a ello por miedo al ridículo o cierto complejo de inferioridad.

La llegada de soportes digitales e Internet ha supuesto un cambio enorme tanto en las posibilidades creativas como en nuestra capacidad de compartir lo creado.

La desmitificación del arte no es ya un fin deseable, sino un hecho inevitable, al margen de la artificialidad económica de los llamados mercados del arte.

Empecemos por el principio: ¿arte? ¡¡¡qué arte!!!

Nekovidal Nekovidal@arteslibres.net

Los museos más insólitos de Francia


V.C. La flecha


Ampliar foto

Museo de las muñecas y juguetes en Francia.

  • La plancha, las canicas, el huevo... son valiosos para un museo.

  • El lobo de la Bretaña, de pieza de caza a objeto de estudio científico.

  • 3.000 rompecabezas imposibles de todo el mundo tienen su casa

Minuteca todo sobre:

  • Francia

Los grandes museos de Francia son muy conocidos en todo el mundo, pero no tanto otros como los que se detallan a continuación y que son, cuanto menos, insólitos por los temas a los que están dedicados y sus historias.

El museo del Lavado y del Planchado, el museo de la Mostaza, el museo del lobo, el de la Brujería, el museo de la Magia o el de las Canicas están en Francia y son muy visitados.

  • El museo de los Juguetes en Nontron (Aquitania)
    Este museo es la obra de una mujer con nostalgia de su niñez. Ha recogido todos los juguetes heredados de su familia y ha comprado otras piezas raras para completar la colección. Situado en el
    castillo de Norton, esta recopilación muestra una gran variedad de juguetes, particularmente muñecas y casas.
    Musée de la Poupée et du jouet
    Avenue du Général Leclerc
    24300 Nontron
    Tel: 0033 5 53 56 20 80


  • El museo del Lavado y del Planchado en Verneuil-en-Bourbonnais (Auvers)
    Si hay un instrumento que ha sido utilizado en todas las familias y en todas las épocas es seguramente la plancha. Durante la visita a este museo se puede descubrir los
    orígenes de la plancha y la evolución de las técnicas de lavado de ayer hasta hoy.
    Musée du lavage et du repassage
    Les 4 vents de Chillot
    03500 Verneuil-en-Bourbonnais
    Tel: 0033 4 70 45 91 53 eurofer@wanadoo.fr
    www.musee-buee.fr.st/

  • El museo del Lobo (Bretaña)
    Hace un centenar de años, los habitantes de Bretaña cazaban los lobos, hoy nos narran su historia en un museo único en Francia: desde un punto de vista científico (su clasificación como especie animal, las medidas de protección, los lobos de Bretaña y otros lugares) y más artístico (el lobo en laos cuentos, las leyendas, y tradiciones).
    Un museo donde se mezclan imaginación y ciencia.
    Musée du Loup 1, rue du Calvaire
    29410 Le Cloître
    Saint-Thégonnec
    Tel: 0033 2 98 79 73 45
    www.pnr-armorique.fr/fr/expositions/loup.html

  • El museo de la Brujería en Concressault (Valle del Loira)
    Instalado en una vieja granja de 1200 m2, este museo propone descubrir el universo imaginario e histórico de las brujas. A través de escenas reconstituidas a
    tamaño natural, este museo se ha convertido en uno de los lugares más frecuentados del departamento de Cher.
    Musée de la Sorcellerie
    La Jonchère, Concressault
    18410 Blancafort
    Tel: 0033 2 48 7 386 11
    www.musee-sorcellerie.fr

  • Museo de la Magia (París)
    El visitante está transportado en un lugar propicio al misterio que hechiza. Espejos mágicos, juegos de ilusiones ópticas, máquinas, espectáculo de prestidigitación... todo para despertar los sentidos del
    espectador, para sorprender y divertirle.
    Musée de la Magie
    11, rue Saint Paul
    75004 Paris
    tel: 0033 1 42 72 13 26
    contact@museedelamagie.com
    www.paris.org/Musees/Magie/info.html

  • La mina azul de Noyant la-Gravoyere (Loira atlántico)
    Esta antigua mina de pizarra ha sido acondicionada para convertirla en un museo único. Situado a 126 metros por debajo suelo, este museo es el más profundo de Europa. Se pueden ver demostraciones del
    trabajo de la pizarra, exposiciones, animaciones...
    La mine bleue
    La gatelière - BP 10
    49780 Noyant-La-Gravoyere
    Tel: 0033.2 41 61 55 60
    http://ardoise.free.fr

  • El museo del Rompecabezas
    ¡Es imposible de hacer!, ¡hay algún truco!. Esto es lo que dirá el visitante ante este extraordinario museo con más de 3000 rompecabezas del mundo entero. Allí hay que demostrar
    habilidad y astucia para resolver estrategias y juegos que parecen imposibles.
    Musée du casse-tête
    Place Saint Aubin
    49730 Turquant
    0033 2 41 51 71 91
    www.enpaysdelaloire.com

  • Museo de los Sacacorchos
    Este insólito museo presenta los aspectos históricos, sociales, técnicos y artísticos de este objeto del siglo XVII hasta ahora. Admirará una colección de 1000 sacacorchos, y por supuesto tendrá la oportunidad de usar la herramienta durante la visita de la
    vinoteca y la degustación de los vinos del lugar.
    Musée du Tire-Bouchon
    Domaine de la citadelle
    84560 Ménerbes
    Tel: 0033 4 90 72 41 58
    citadelle@pacwan.fr


  • Museo de las Canicas
    Esta antigua fábrica de canicas (la ultima que existe en Francia) se ha convertido en un museo apasionante sobre la historia de este juego (desde los Egipcios que jugaron hace desde 6000 años hasta hoy), su fabricación así como sus diferentes características (colores, materiales...).
    ¡Una visita instructiva y nostálgica!
    Billes et traditions
    26400 Mirabel et Blacons
    Tel: 0033 4 75 40 01 63
    musee@billestraditions.com
    www.billestraditions.com

  • Museo del Huevo
    El huevo en todas sus formas. Huevos raros como los de íbises, enormes como los de avestruces, minúsculos como los de colibríes, extraordinarios como los de dinosaurios. Además de estos huevos intactos, podrá descubrir una colección fascinante de huevos decorados por varios artistas y obras artísticas. Última sorpresa del museo: la contemplación del huevo ofrecido por parte de un zar ruso a Napoleón para celebrar la
    victoria de Rusia sobre Francia.
    Musée de l'Oeuf
    26400 Soyans
    Tel: 0033 4 75 76 00 15
    museedeloeuf@wanadoo.fr
    www.lemuseedeloeuf.eu





  1. Compartir con tus amigos:
1   2   3   4   5   6   7   8   9   10   11


La base de datos está protegida por derechos de autor ©psicolog.org 2019
enviar mensaje

enter | registro
    Página principal


subir archivos