Seminario de Sanidad Asociación Humanidad Nueva 10 de noviembre 2014 Colegio Oficial de médicos de Valencia realizarse en la enfermedad dra. Susana Calvo. Dra. Esther Silgo



Descargar 37.49 Kb.
Fecha de conversión02.03.2018
Tamaño37.49 Kb.
Vistas107
Descargas0



Seminario de Sanidad Asociación Humanidad Nueva

10 de noviembre 2014

Colegio Oficial de médicos de Valencia

REALIZARSE EN LA ENFERMEDAD
Dra. Susana Calvo. Dra. Esther Silgo


  1. Conocer la enfermedad

  2. Aceptar la enfermedad

  3. Realizarse en la enfermedad

  4. Vivir la reciprocidad




  1. CONOCER LA ENFERMEDAD: (Susana)

¿Qué es la enfermedad? ¿Quién está enfermo? ¿Es lo mismo salud que enfermedad?
-Si vemos a un joven apoyado en la pared, sucio, con la ropa rota y muy usada, despeinado, fumando un cigarrillo tras otro de forma compulsiva… podemos pensar: “le pasa algo a ese joven”

-Si vemos a un hombre de mediana edad bien vestido, encorbatado que empieza a darse golpes contra la pared… tal vez diremos: “está pasando por un mal momento”

- Si vemos a un niño que se retuerce de dolor con las manos en la barriga, llamaremos enseguida a un médico o a su madre.

- Si vemos a un anciano solo que recorre continuamente los mismos 50 metros y no para de hablar… diremos: “pobrecito tal vez se sienta solo”.

Y todo esto porque miramos al otro, al que está a nuestro lado, porque nos interesa o porque atrae nuestra atención.
En la vida, en la sociedad, en el día a día nos relacionamos con gente o si estamos en casa solos nuestra mente empieza a pensar hechos donde aparecen personas.

Según afirma la socióloga Vera Araujo, todos somos interdependientes: es decir que dependemos los unos de los otros.

Así la persona quiere decir relación, posibilidad y capacidad de ponerse delante del otro y ser reconocido por él.

Este concepto del hombre en relación con los demás es básico para afrontar las diferentes situaciones de la vida como es la enfermedad.


Definición de Salud (OMS-1946)

Estado de completo bienestar físico, mental y social y no solamente la ausencia de enfermedad.

El aspecto no nombrado es el espiritual.

La espiritualidad, así como la religiosidad, son temas de actualidad dentro de la Medicina y la Psicología. Cada vez son más las investigaciones, artículos, libros, congresos, dedicados a investigar sobre estas cuestiones, que acaparan un interés creciente, en ámbitos científicosFenómeno que quizás está influenciado por una mayor inquietud por la búsqueda de una visión de salud más integral.


La sensación de salud de la persona no depende exclusivamente del hecho que la célula esté intacta, ni siquiera que estén enteras las funciones de sus órganos, sino que está subordinada a la posibilidad de conducir una vida conforme a su propia personalidad, que permita la realización plena de la persona.
Los que estamos hoy aquí podemos tener enfermedades crónicas como asma, diabetes, haber sufrido un infarto o tener algún resfriado y sentirse en buena salud. Incluso falten en la sala personas que desearían estar pero por su enfermedad no les es posible.
La enfermedad no abarca solo la dimensión física de la persona, sino también la emocional, la social, la intelectual y la espiritual.
A nivel físico uno se puede encontrar con:

Limitaciones de la movilidad por problemas en las piernas: una hemiplejia por un ictus, una artrosis atroz o el ahogo incapacitante por falta de aire.

Problemas en la alimentación: por intolerancia a ciertos alimentos, comida triturada por problemas en la boca o facilidad para el atragantamiento.

Falta de visión: por la diabetes avanzada, cataratas, miopías importantes.

El dolor: que aunque hay muchos medicamentos que lo pueden controlar no siempre se consideran o se prefiere no asumir los efectos secundarios como el adormecimiento.
A nivel emocional el “cómo” se vive la enfermedad, se experimentan las emociones de: desánimo, ansiedad, amenaza, depresión ante lo inevitable; cada persona reacciona con emociones diferentes ante la enfermedad.
A nivel social son las consecuencias de la enfermedad en cuanto al cambio de roles en la familia, (si es la madre el padre tiene que asumir un tipo de tareas, si es el abuelo el enfermo u otro familiar se tienen que organizar el resto de componentes de la familia en función de él para atenderlo bien). Tiene lugar el cese del trabajo o la actividad que llenaba el día a día, el alejamiento de los amigos o conocidos porque ya no se pueden llevar a cabo los proyectos previos conjuntos.
A nivel intelectual genera muchas dudas, es la búsqueda del “por qué”, por qué me ha tenido que suceder, por qué no se ha descubierto antes, por qué no hay solución.
Y en la dimensión espiritual se cuestiona el sentido de la vida: “para qué” este sufrimiento, podría morir, en qué apoyo mi vida, aún no he hecho cuánto quería hacer. Cuánta gente ha perdido el sentido de su vida y vive sin rumbo y sin saber para qué, en un vacío existencial como llama el psiquiatra Viktor Frankl. Incluso personas religiosas sufren crisis de fe que les hacen sufrir periodos de oscuridad.
Las enfermedades en la infancia. Ver a un niño enfermo siempre es algo muy delicado porque es una persona indefensa, porque se piensa en su futuro. Pero las enfermedades infantiles son muchas, desde el cáncer, enfermedades hereditarias como las infecciones pulmonares de repetición en la Fibrosis Quística: enfermedad por la que antes los niños morían poco después de nacer y ahora llegan a la edad adulta, para ello han de hacer un tratamiento y control toda su vida. En la mayoría de ocasiones el sufrimiento de los niños lo sufren más los padres y esto crea una situación personal en la que los padres llegan a sentirse culpables. Es muy importante conocer la enfermedad del niño para poderla abordar por un igual todos en la familia, para ello hay que dirigirse a los profesionales y preguntar todo lo que sea necesario, eliminar los temores del “qué dirán si hago una u otra pregunta, si vuelvo a preguntar lo mismo”.
Hay enfermedades también del estado de ánimo: las enfermedades psiquiátricas, que hacen referencia a la mente, al comportamiento alterado por problemas de neurotransmisores o adicciones. Las familias que viven con un familiar afecto de Esquizofrenia o de trastorno Bipolar, las situaciones que se presentan son muy duras: puñetazos en la puerta, amenazas horrorosas, gastos de miles de euros. Si un familiar padece una adicción por alcohol u otras drogas como cocaína, heroína, se presenta la disyuntiva a los familiares de tener que dejarle dinero para evitar el robo que causaría males mayores; es el caso de la madre que tiene que acudir a la cárcel para visitar a su hijo ya que le habían encontrado una cantidad de droga en su poder. Cada día son más frecuentes estas y otras situaciones en un mundo donde a veces no se encuentran razones para vivir y el suicidio está al orden del día.
La OMS en el 2012 reconoció la demencia como una prioridad de salud pública. Ésta en los próximos años se duplicará. La demencia es un síndrome (síndrome demencial), caracterizado por el deterioro de la función cognitiva más allá de lo que podría considerarse una consecuencia del envejecimiento normal. La demencia afecta a la memoria, al pensamiento, la orientación, la capacidad de aprendizaje. La conciencia no se ve afectada.

La demencia es causada por diversas enfermedades y lesiones que afectan al cerebro, como la enfermedad de Alzheimer que es la más frecuente, los accidentes cerebrovasculares (ictus), demencia asociada al SIDA o secundaria a la enfermedad de Parkinson o por alcoholismo crónico.

El síndrome demencial es una de las principales causas de discapacidad y dependencia entre las personas mayores en todo el mundo. Puede resultar impactante no solo para quienes la padecen, sino también para sus cuidadores y familiares.

Ante algunos síntomas de la persona afecta, los familiares pueden sentirse ofendidos porque no son reconocidos por el padre o la madre, les responden a la misma pregunta muchas veces y al final se cansan diciendo: “que siempre dice lo mismo”, incluso la agresión que pueden tener los pacientes, el familiar lo asume como algo personal. Esto denota claramente por parte de los familiares o cuidadores lo imprescindible que se hace una formación para adoptar una conducta adecuada y no sufrir a nivel emocional por falta de comprensión de las conductas inapropiadas que el familiar, en ausencia de la demencia no las llevaría a cabo.


El envejecimiento es una etapa de la vida, sucede de forma gradual y es distinta para cada persona. Se presentan una serie de cambios biológicos, físicos y de personalidad. Se entiende como persona mayor o de tercera edad la que ya no realiza una actividad social remunerada para vivir, pero lleva una vida activa. Este proceso desembocará en la ancianidad que para algunos se acompañará de la enfermedad y para otros únicamente de la aparición de las pérdidas progresivas que pueden generar unos estados de ánimo del anciano como son: la DEPENDENCIA: Social, Fisiológica y Psicológica, la CULPABILIDAD: Por molestar a los demás, la SOLEDAD: Fomentada por el aburrimiento y la inactividad.
Hasta aquí el conocer la enfermedad y la ancianidad para poderlas abordar adecuadamente

B) ACEPTAR LA ENFERMEDAD (Esther)



¿Es posible aceptar algo que uno no quiere? ¿Aporta algo el estar enfermo?
Actualmente ha mejorado la supervivencia de muchas enfermedades y hay más enfermos crónicos, incurables, pero que pueden vivir mucho tiempo con la enfermedad.

La medicina no sólo pretende curar sino alargar la vida y mejorar la calidad de ésta. Se está dando cada vez mayor importancia a los cuidados paliativos y a la atención a los aspectos psicológicos y sociales de la enfermedad y los enfermos.

También se da cada vez mayor protagonismo a la familia (Cuidados centrados en la familia) y a la sociedad, tanto el entorno cercano (amigos) como instituciones especialmente dedicadas a esta labor (asociaciones de enfermos o familiares) o de ámbito más amplio (ayuntamientos, ministerios).
AFRONTAMIENTO:

Ante la enfermedad propia o de un familiar, la discapacidad, el envejecimiento o la muerte caben distintas actitudes.

Como en el duelo, inicialmente hay varias fases que muchas veces se superponen:
1. Fase de Negación. Negarse a sí mismo o al entorno lo que sucede.

2. Fase de Enfado, Indiferencia o Ira: Estado emocional alterado por no poder evitar lo que sucede. Se buscan razones causales y culpabilidad.

3. Fase de Negociación. Negociar consigo mismo o con el entorno, entendiendo los pros y contras de la pérdida. Se intenta buscar una solución a la pérdida a pesar de conocerse la imposibilidad de que suceda.

4. Fase de Dolor Emocional. Se experimenta tristeza por la pérdida. Pueden llegar a sucederse episodios depresivos que deberían ceder con el tiempo.

5. Fase de Aceptación. Se asume que lo que es inevitable. Supone un cambio de visión de la situación.

Finalmente, el enfermo o su familia pueden asumir distintas actitudes, Unas son negativas y no ayudan a la superación de éstas:



Rechazo: Negar el diagnóstico, asumir una hiperactividad para no pensar, o bien asumir una actitud pasiva abandonándose en manos de los familiares y sanitarios y dando lugar a una dependencia.

Rumiación: Personas que están continuamente compadeciéndose por su enfermedad y controlando minuciosamente dieta, tratamiento o actividades de forma obsesiva.

Superstición: Muchas personas acuden a terapias inútiles e incluso peligrosas. Las flores de Bach, aromaterapia, iridología, son inocuas aunque inefectivas. El Reiki, curanderismo, chamanismo, son peligrosas por su relación con sectas e incluso con el satanismo.

Hiperpositividad: Estar absolutamente seguro de la curación sin afrontar la posibilidad de la muerte o discapacidad.

El rechazo de la enfermedad puede llevar incluso al suicidio o la Eutanasia.

Un caso particularmente frecuente y "políticamente correcto" es el aborto de bebés con enfermedades o malformaciones.
Otras son positivas y ayudan a superar la enfermedad y a afrontar sus consecuencias permitiéndonos llevar una vida feliz e incluso sacar alguna ventaja de esa situación.

Definición de afrontamiento:

“Esfuerzos cognitivos y conductuales constantemente cambiantes, que se desarrollan para manejar las demandas específicas externas y/o internas que son evaluadas como excedentes o desbordantes de los recursos del individuo” (Lazarus y Folkman,1984)

Las actitudes y comportamientos que utiliza la persona para mantener su bienestar emocional y adaptarse a las tensiones causadas por la enfermedad o el dolor. Diferente y único para cada persona"

Lo importante no es evitar esos problemas, sino resolverlos adecuadamente, de forma que creen el mínimo estrés. Para ello, las personas disponen de una serie de recursos que ayudan a su solución o bien a soportar los problemas de manera adaptativa.

Estrategia basada en el problema (control primario): implicarse en el tratamiento médico.

Estrategia basada en las emociones (control secundario o evitación): a veces lo prioritario es manejar o regular las emociones negativas asociadas al estresor.



Afrontamiento activo: Luchar con todas nuestras fuerzas, no sólo contra la enfermedad, sino contra nuestra manera de ver la enfermedad. Habitualmente vemos la enfermedad como el problema; no obstante, el verdadero problema es cómo vemos la enfermedad y nuestra actitud ante ella. Si logramos cambiar nuestra perspectiva, podemos llegar a cambiar hasta la propia enfermedad.

Planificación: desarrollo de una estrategia racional y su traducción en acciones concretas (lo que hay que hacer).

Contención: no actuar de forma prematura.

Búsqueda de apoyo profesional: Tener información de primera mano y construir el futuro sobre o a partir de la realidad. La enfermedad ha llegado, pero a veces no se sabe exactamente cuál es su alcance; sabemos los síntomas y dolencias, pero no sabemos la verdad médica. La información clínica nos puede dar un punto de partida real y cierto para saber cómo luchar y superar la dificultad

Búsqueda de apoyo social: Cuando se busca en las personas apoyo moral, simpatía o comprensión. Que la familia sea parte de la medicina y no parte de la enfermedad. El papel que juega la familia es vital para la superación o para la despedida.

Inhibición conductual: Dejar de intentar conseguir lo que hasta entonces se quería.

Inhibición emocional: recurrir al trabajo o a otras actividades sustitutas (deporte, arte, estudios) para dejar de pensar en la enfermedad.

Re-interpretación positiva y crecimiento: Se buscan significados positivos en lo que está ocurriendo. Durante el tiempo en que no se pueden realizar las actividades habituales se puede estar más tiempo con la familia y amigos, hacer cosas que no se podían llevar a cabo por falta de tiempo, profundizar en el estudio y en el conocimiento cultural o espiritual. Toda enfermedad impulsa un cambio de valores de vida. Es una buena actitud aceptar la enfermedad como una parte de la construcción de nuestra vida integral. La enfermedad, pese a que sea muy grave, puede ser una sorprendente experiencia para la edificación de una vida más madura y plena. Gracias a la enfermedad muchas personas han podido ver y entender cosas que sin ella no hubieran podido ver ni entender. Pese a que parezca un contrasentido, la presencia de una enfermedad es una gran oportunidad para centrarnos en los valores importantes de la vida y su peso real. Absortos y embaucados por un ritmo de vida trepidante, a menudo, superficial, la enfermedad nos puede hacer ver lo importante de la vida.

Aceptación: adaptar la vida a la nueva situación. Perder el miedo a la muerte, aceptando el regalo de vida que nos ha sido dado.

Rememorar el pasado vivido como un gran regalo disfrutado, nos puede ayudar a perder el miedo a la muerte. Antes de la grave enfermedad, ha existido una vida sana y plena de sentido. Ha sido un regalo que hemos disfrutado y que no se tiene que descontar del período de la enfermedad, sino que se debiera añadir como acicate y cómputo de vida.

Nadie muere por una estadística, ni mucho menos por un diagnóstico médico. Un informe médico no anuncia una muerte; anuncia una realidad que puede ser cambiada. Cualquier detalle de nuestra vida diaria puede ser cambiado o transformado para bien, incluso un diagnóstico médico.
(Muchas veces, detrás de una enfermedad, hay un trauma emocional. Sanar el dolor acumulado es empezar a sanar la mente y el cuerpo. Las emociones, los sentimientos y los sucesos del alma afectan a nuestro organismo hasta el punto de enfermarnos o sanarnos).

Vuelta a la religión: buscar la ayuda de Dios. También puede haber un aspecto de estrategia centrada en el problema cuando la comunidad religiosa ofrece ayuda práctica.

C) REALIZARSE EN LA ENFERMEDAD. (Esther)



¿Cómo podremos seguir siendo testigos del amor cuando nos toque estar al otro lado de la cama, cuando los enfermos y necesitados seamos nosotros?
En muchas ocasiones la enfermedad es la ocasión de superarse a uno mismo, de brindar ayuda a otros enfermos o mover a la sociedad para luchar contra la enfermedad, prevenirla, o facilitar su aceptación. Veremos algunos ejemplos:
1) Cuando a Kim Hill, una niña de 3 años hija de Fred Hill, jugador profesional de fútbol americano del Philadelphia Eagle, le diagnosticaron leucemia Hill y su mujer se encontraron de la noche a la mañana durmiendo en los hospitales y haciendo todo lo posible para evitar que su hija notara la tensión que sufrían.

A su alrededor los Hill vieron que había muchos padres en la misma situación. Muchos de ellos habían recorrido largas distancias para traer a sus hijos al hospital, y en muchos casos, no disponían del dinero necesario para cubrir los gastos de desplazamiento, alojamiento y alimentación. Los Hill se propusieron buscar u medio para solucionar ese problema. De esa iniciativa, con la colaboración de Mc Donald`s nace en en 1974 la primera casa Ronald Mc Donald´s. Actualmente hay 325 casa en 31 paises, se atienden a cientos de miles de niños con éste y otros programas. Hay una al lado de la Nueva Fe.


2) Nick Vujicic, el joven cristiano que nació sin brazos ni piernas y que recorre el mundo dando charlas de motivación personal, presentó en su cuenta de Facebook a su primer hijo, el pequeño Kiyoshi, de quien dijo es "un sueño hecho realidad".

Vujicic, que reside en Australia y cuyos padres son serbios, nació sin brazos ni piernas (amelia). Se graduó en la Universidad de Griffith a la edad de 21 años con una doble licenciatura en contabilidad y planificación financiera. Posteriormente se convirtió en un orador motivacional, viaja por el mundo y suele hablarle a los jóvenes. Ha tenido la oportunidad de dirigirse a más de tres millones de personas en más de 24 países de los cinco continentes.

Vujicic promueve su trabajo a través de programas de televisión y a través de sus escritos. Su primer libro, "La vida sin extremidades: la inspiración para una vida ridículamente buena" (RandomHouse, 2010) se publicó en 2010.

Tiene además diversos vídeos con los que alienta a la gente a transformar la vida a partir del encuentro con Cristo, uno de los mensajes que repite con frecuencia también en el podcast motivacional cotidiano de dos minutos que produce y que promueve a través de Facebook .Fue protagonista en el corto "El Circo de la Mariposa" que ganó el primer premio del Film Project jamba de 2009 y el premio al Mejor Cortometraje en el MethodFest Film Festival, donde Vujicic también fue galardonado como mejor actor en una película corta.

Otra de las causas en las que Vujicic está empeñado es la defensa de la vida ante amenazas como el aborto, al que se opone tajantemente y sin ambages.

En esta lucha acompaña al actor y productor mexicano Eduardo Verástegui, de quien es amigo y con quien actuó en El Circo de la Mariposa.



Ha participado en diversos eventos pro-vidarealizados en Estados Unidos, como el Congreso Unidos por la Vida realizado en Los Ángeles en el año 2010.


Vuychich Nick nació con Tetra-Amelia - una rara enfermedad hereditaria caracterizada por la falta de las cuatro extremidades en la persona que la padece. A los 10 años Nick trató de ahogarse en la bañera, no quería seguir siendo una carga para su familia. Ahora Nick es uno de los oradores motivacionales más famosos y populares en el mundo, tiene una hermosa esposa y un hijo. Su propia existencia da esperanzas de una vida "normal" a miles de personas.
3) Carrie Brown, de 17 años de edad es portadora del síndrome de Down. No hace mucho tiempo, gracias al apoyo activo de sus amigos y de Internet, se convirtió en modelo de un fabricante americano de ropa juvenil. Carrie empezó subiendo sus fotos con la ropa WetSeal a su página de una red social, lo que la hizo tan popular que se convirtió en el rostro de la marca.
4)TaylorMorris
Una extraordinaria historia de amor que corrió como la pólvora por Internet hace un año. Un veterano de guerra que pisó una bomba en  Afganistán y perdió todos sus miembros pero sobrevivió milagrosamente. Al regresar a casa, su novia Kelly, de 23 años, no solo no lo rechazó si no que se convirtió en sus piernas.
6) El neozelandés Mark Inglis había sido alpinista profesional desde 1979. En 1989 Mark y un compañero se ven envueltos en una ventisca mientras realizaban una ascensión al Monte Cook y se refugian durante 13 días en plena montaña. Tras el rescate, debido a las congelaciones sufridas, le amputan ambas piernas por debajo de las rodillas, pero no fue impedimento para que renunciara a su sueño de conquistar el Everest. Así, en 2006, casi 20 años después de haber perdido las piernas, logra conquistar el monte Everest, toda una proeza incluso para personas "normales".
7) Un buen día LizzieVelasquez ve que en Internet habían publicado un vídeo titulado "La mujer más fea del mundo", en el que se incluían comentarios tan crueles como "haz un favor al mundo y usa una pistola".
Lizzie sufre una muy rara enfermedad, tan solo se conocen otros dos casos más en el mundo, enfermedad que no tiene ni nombre, ella la llama síndrome de los huesos flacos. Carece por completo de tejido adiposo. No tiene grasa. Tiene que consumir unas 5.000 calorías al día en pequeñas comidas. No gana nada de peso. Cuando nació, el médico le dijo a su madre que no esperara mucho de ella, que tal vez no pudiera moverse y quizá no podría ni pensar.
Tras el impacto inicial que le causó el vídeo antes mencionado, no se derrumbó, al contrario. Se dio cuenta de que su fin en la vida era ser una mensajera de la esperanza y el consuelo para muchas personas que como ella sufrían por su condición física.
Grabó un vídeo titulado "Coraje y determinación" en el que comparte sus objetivos con el mundo. "Cada día es una lucha y el ser juzgada por extraños no es nada fácil" empieza diciendo en el vídeo.
Ha publicado dos libros, LizzieBeautiful y Be beautiful, be you, además de impartir conferencias y estar a punto de graduarse en la universidad.
No está mal para alguien por el que los médicos no esperaban nada.



9) La Fundación Irene Megías contra la Meningitis es creada, en el año 2006, por Jorge Megías y su esposa, Purificación Roca, como consecuencia del fallecimiento de su hija, Irene Megías Roca, en agosto de 2005 a la edad de 17 años, por una sepsis meningocócica. Irene falleció 24 horas después de la aparición de los primeros síntomas.

Su misión es promover la educación y la concienciación de la sociedad, para reducir las tasas de muertes y de discapacidad y dar apoyo a las personas y a las familias afectadas.





UN PASO MÁS:

Muchas personas han dado años de su tiempo para ayudar a otros y al llegar la enfermedad, los límites, se cuestionan su fracaso por no poder seguir ayudando. Se sienten perdidos ante una experiencia nueva de dolor y sufrimiento, no en los demás, para cuya ayuda se han entrenado a fondo, sino en uno mismo, para lo cual no estaban preparados.


Es bueno buscar modelos de personas que ya han vivido este proceso y han dado testimonio. Todos conoceremos a alguien sin duda.
1) Inmaculada Romero, amiga mía del colegio, perdió hace algo más de un año a su marido y a su único hijo en un accidente, cuando volvían de una excursión con dos amigos del niño que sobrevivieron. Sufrió lesiones muy graves, estuvo en la UCI y fué mucho tiempo en silla de ruedas.

Ella sabe que con su accidente ha vivido una experiencia de Dios que le ha marcado. “No soy la misma que antes”, asegura. “Ahora soy más consciente de lo importante que es la fe y querer al prójimo. Todo lo que han hecho por mi, tengo que devolverlo”, añade.Y lo que dice no se queda solo en palabras. Inmaculada decidió continuar la labor que realizaba su marido como voluntario en Cáritas Valencia. Así que hizo el curso de voluntariado y como pudo, con sus muletas, comenzó a ser voluntaria de la entidad.

3) Mucho más joven, Chiara Luce Badano, Mucho más joven, Chiara Luce Badano, Una joven normal, disfrutaba de los amigos, del baile, del tenis. A los 17 años se diagnosticó un osteosarcoma (cáncer óseo) en un hombro. Su madre cuenta que cuando volvieron del hospital el día que la diagnosticaron, ya en la casa, al querer consolar a Chiara ella le respondió "ahora no me hables". Su madre quedó esperando, mientras Chiara estaba acostada en su cama. Al cabo de 25 minutos Chiara con la sonrisa de siempre  le dijo a su madre "ahora sí puedes hablarme". Esos fueron los 25 minutos que Chiara necesitó para poder  dar su sí a Jesús en esta situación extrema. Luego de esto Chiara simplemente dijo: “es para ti, Jesús; si tu lo quieres, yo también lo quiero”. Chiara fue capaz de dar testimonio a sus padres, amigos y médicos del hospital de Turín (Italia). Uno de sus doctores dijo, “A través de su sonrisa  y sus ojos llenos de luz, nos mostró que la muerte no existe; sólo la vida." Una amiga dijo: “al principio pensábamos ir a visitarla para conservar su buen ánimo, pero muy pronto entendimos que, de hecho, nosotros éramos quienes la necesitábamos. Su vida era como un imán que nos atraía a ella."[] Chiara conservó su buen ánimo, incluso cuando la dura quimioterapia causó la caída de su cabello. Cuando un mechón de pelo se caía, Chiara simplemente lo ofrecía a Dios diciendo, “Para ti, Jesús”.  Murió en 1990, poco antes de cumplir los 19 años. Chiara Luce ha sido beatificada en el 2010 y es modelo para muchos, especialmente para los jóvenes. 

Así pues, la enfermedad no quita la alegría si se es capaz de apoyar la vida en el amor.


4) Y en el otro extremo la ancianidad, reflejada en IginoGiordani, cofundador del movimiento de los focolares junto a ChiaraLubich. Escritor, periodista, diputado en Italia tras la 2ª Guerra mundial, director de la biblioteca vaticana, al llegar la vejez experimentó el olvido de quienes le tenían antes en tanta consideración: Eso le permitió escribir en su diario: La vejez es un recodo crítico, decisivo. Señala la etapa de preparación al encuentro con el Todo, con el Eterno, con la belleza: el encuentro con el calor de la juventud que no muere. Es un periodo de evolución que llamamos involución, de progreso que llamamos regresión, de juventud del espíritu que llamamos senilidad. El malestar físico y moral indica trepidación por el aproximarse de Dios… te acostumbras a tener coloquios con el cielo…” También está en proceso de beatificación.

D) VIVIR LA RECIPROCIDAD (Susana)



¿Existe la reciprocidad? ¿Todo acto que va siempre vuelve?
Desde el punto de vista del cristianismo

Flavia Caretta, geriatra italiana, habla de la impronta trinitaria en los procesos celulares.

Para hablar de la reciprocidad coge el modelo de la Trinidad: El Padre que es Amor se dona completamente al hijo en quien se encarna, el Hijo, Amado, ama a su vez al Padre, estando en Cruz se dona completamente a Él y el Espíritu Santo es la relación de amor entre ambos..

Una confirmación de este dinamismo, de esta relación entre muerte y vida, se puede encontrar también en el campo de la biología.

Cuando este proceso ordenado se interrumpe, nace la patología.
Desde una visión fisiológica, cada célula del organismo posee en cada momento y durante toda su existencia la posibilidad de autodestruirse en pocas horas, como otras se transforman en músculo, sangre u otro tejido. Este fenómeno de autodestrucción se llama apoptosis, sin alterar la complejidad del tejido sino al contrario poder permitir un nuevo desarrollo. Ej. Ductus Arterioso
El momento decisivo para la transformación de una célula normal en cancerosa, puede ser justamente la pérdida de la capacidad de morir. Las células adquieren la capacidad ilimitada de crecimiento que caracteriza a los tumores malignos.
En las infecciones virales, es la muerte de una célula infectada como mecanismo de defensa celular la que previene la propagación viral.
Esta impronta trinitaria: de donación completa que provoca la recepción por parte del otro, se encuentra también en el día a día: una madre con su hijo que cuida dedicando todo su tiempo, a su vez el hijo sintiéndose amado devuelve a la madre ese amor, con una mirada, una respuesta, etc. También entre médico y paciente se puede vivir la reciprocidad: el médico intentando conocer el porqué de lo que le está pasando al paciente, explicándoselo y poniendo solución y por parte del paciente dando pistas para que sea más claro el proceso diagnóstico y completándolo con la aceptación del tratamiento.

Cada ser humano siente la necesidad de ser amado y a su vez de verter sobre los demás ese amor recibido. Un amor que genera fraternidad, provocando un proceso de renovación en cualquier ámbito de la sociedad. Estas relaciones fraternas vividas en la cotidianidad de la vida personal, familiar y profesional pueden proporcionar recursos inesperados. Nacen relaciones nuevas, plenas de significado que suscitan las más variadas iniciativas a beneficio del individuo y de la comunidad. ChiaraLubich





  • La salute dell’uomo oggi: un equilibiro raggiungibile. Atti del Congresso Internazionale. Castelgandolfo, 30 marzo-1 aprile 2001.

  • Recomendaciones sobre la atención al final de la vida en pacientes con EPOC. Arch. Bronconeumol, 2009; 45 (6): 297-303.

  • Medicina Interna. Farreras Rodman. Vol II. Décimo cuarta edición. Harcourt. Madrid 2001.

  • Viktor Emil Frankl, fue un neurólogo y psiquiatra austriaco, fundador de la Logoterapia. Sobrevivió desde 1942 hasta 1945 en varios campos de concentración nazis, incluidos Auschwitz y Dachau. Nació en 1905 en Austria y falleció en 1997.

  • Nota descriptiva N°362 de la OMS. Abril de 2012

  • Juntos para superar la crisis. Mesa: Los mayores en nuestras familias. Jornada en valencia organizada por la Asociación Humanidad Nueva del Movimiento de los Focolares. 29 marzo 2014.

  • KOENIG HG, GEORGE LK, SIEGLER IC. The Use of Religion and Other Emotion-Regulating Coping Strategies among Older Adults. TheGerontologist. Jun 1988; 28 (3): 303-310.

  • ¿ES LA ESPIRITUALIDAD UNA FUENTE DE SALUD MENTAL O DE PSICOPATOLOGÍA?

Rodríguez Fernández, Mª Isabel. 12º Congreso Virtual de Psiquiatría. Marzo 2013




Compartir con tus amigos:


La base de datos está protegida por derechos de autor ©psicolog.org 2019
enviar mensaje

enter | registro
    Página principal


subir archivos