Relacion entre culturas y desarrollo comunitario: la oportunidad de conciliar igualdad y diversidad en la escuela



Descargar 205 Kb.
Página3/4
Fecha de conversión05.09.2018
Tamaño205 Kb.
Vistas111
Descargas0
1   2   3   4
Freinet y el Correo Escolar

Tradición, que en torno al Correo Escolar, la Imprenta y la Cooperativa Escolar, construyó el educador Celestin Freinet y continuado en el Movimiento Cooperativo de Educación Popular. El Correo Escolar más allá de ser pensado como una herramienta para poner en relación a las diversas culturas existentes en el marco de un estado, podemos pensarlo como útil entre culturas transestatales, a nivel mundial. Del correo para una ciudadanía en clave estatal a una ciudadanía en clave global. La Imprenta puede ser pensada como la contribución que el Software Digital puede permitir para la construcción e impresión de documentos en variados formatos y configuraciones. Y rescatar la Asamblea y la Cooperativa Escolar sigue siendo una necesidad dentro de un proyecto de educación inclusiva y emancipadora.



Freire y la Educación Concientizadora

Tradición de la Alfabetización Concientizadora y Crítica derivada del pensamiento de Paulo Freire. Para Freire la Pedagogía, la educación es, debe ser, un proyecto político y emancipador, orientado a dar la palabra, a empoderar, a recuperar un sentido y cultura comprometidos con las lógicas, prácticas e intereses de los sectores populares, marginados, excluidos, empobrecidos y borrados de la cultura oficial y la palabra. Alfabetizar como proceso de construcción de conciencia crítica y conciencia transformadora para seguir extendiendo prácticas y procesos liberadores. Freire pone el acento en tres cuestiones relevantes desde el punto de vista de nuestro proyecto:



    • La cuestión de la Alfabetización Concientizadora

    • La cuestión de educar en una Cultura Emancipadora

    • La cuestión de aprendizaje como Acción y Marco Social Transformación


El proyecto de Educación para Todos relacionado en el marco de los Objetivos del Milenio

En 1990, se celebra en Jomtien (Tailandia) la Conferencia Mundial sobre Educación para Todos12 (EPT) en la que se adoptó la Declaración Mundial de Educación para Todos y se aprobó un Marco de Acción. Diez años después, 2000, en Dakar (Senegal), tras la evaluación del proyecto EPT, se elabora un Informe Final y el llamado Marco de Acción de Dakar. Aquí se reconoce que además del enfoque cuantitativo, escolarización de la población infantil, la cuestión de la calidad de la educación es importante, “convertir en realidad la educación integradora”, la “cooperación con la sociedad civil para alcanzar los objetivos sociales por medio de la educación”, y “promover la educación para la democracia y el civismo”. Seis objetivos orientan el Marco de Acción:




  • Extender y mejorar la protección y educación integrales de la primera infancia, especialmente para los niños más vulnerables y desfavorecidos;

  • Velar por que antes del año 2015 todos los niños, y sobre todo las niñas y los niños que se encuentran en situaciones difíciles y los que pertenecen a minorías étnicas, tengan acceso a una enseñanza primaria gratuita y obligatoria de buena calidad y la terminen;

  • Velar por que las necesidades de aprendizaje de todos los jóvenes y adultos se satisfagan mediante un acceso equitativo a un aprendizaje adecuado y a programas de preparación para la vida activa;

  • Aumentar de aquí al año 2015 el número de adultos alfabetizados en un 50%, en particular tratándose de mujeres, y facilitar a todos los adultos un acceso equitativo a la educación básica y la educación permanente;

  • Suprimir las disparidades entre los géneros en la enseñanza primaria y secundaria de aquí al año 2005 y lograr antes del año 2015 la igualdad entre los géneros en relación con la educación, en particular garantizando a las jóvenes un acceso pleno y equitativo a una educación básica de buena calidad, así como un buen rendimiento;

  • Mejorar todos los aspectos cualitativos de la educación, garantizando los parámetros más elevados, para conseguir resultados de aprendizaje reconocidos y mensurables, especialmente en lectura, escritura, aritmética y competencias prácticas esenciales.


Marco de Educación para la Ciudadanía Local/Global

La Educación para la Ciudadanía ha sido puesto por la reciente LOE en la agenda de los debates educativos tras las iniciativas ligadas al impulso de una ciudadanía europea. Además la gran ofensiva desatada desde determinados sectores de la Iglesia y la derecha española la han puesto en plena actualidad, lo que no significa un debate mas interesante. En efecto, un proyecto de educación para la ciudadanía implica: una educación para unos nuevos sujetos sociales, susceptibles de reivindicar y construir nuevos modelos de desarrollo en claves de sostenibilidad, donde los derechos individuales y colectivos de las mayorías planetarias sean posibles, donde la diversidad sea una fuente de desarrollo y riqueza social, donde nuevas formas de gestión de la riqueza colectiva impida los privilegios de clase, etnia y género, donde el conocimiento y la cultura sirvan para sostener la vida en ese frágil planeta azul cuya supervivencia está amenazada por la violencia y la explotación sin control de sus ecosistemas. Pero este proyecto estratégico, requiere producir ciudadanía desde las circunstancias y estructuraciones educativas reales en las que estamos y con las alianzas e innovaciones que deberemos de crear, ya desde el hoy, con los recursos, rémoras y oportunidades que tenemos. La diversidad cultural, la formidable potencia del movimiento de emancipación de la mujer, las nuevas oportunidades brindadas para la comunicación y el ensayo social de las nuevas tecnologías, el impacto de las reestructuraciones y fisuras de la ingente producción y democratización cultural, junto a las crisis que envuelven a los sistemas educativos son solo oportunidades para que los agentes comprometidos de la educación y la nueva ciudadanía ensayemos nuevos caminos. Partir de la coyuntura de preocupación por la educación, por la ciudadanía, deberá ser aprovechado para avanzar más allá del debate de la transversalidad y la asignaturización, más allá de la ciudadanía local y/o europea, más allá de lo político e institucional para construir una ciudadanía para otro mundo posible… y necesario.


Propuestas de impulsar la Educación Intercultural

Si por un lado desde muy diversos ámbitos se reconoce la importancia de la Educación Intercultural, sin embargo en los Sistemas Educativos este enfoque se va abriendo paso lentamente. Arnaiz y de Haro (2004) insisten en que la Escuela tiene un papel fundamental en la formación de una ciudadanía intercultural, así señalan “Esta formación, implica adentrarse en un proceso complejo a través del que se discutan las visiones hegemónicas que configuran nuestras sociedades y los procesos educativos. De esta manera, la interculturalidad representa una apuesta por las relaciones entre grupos sociales y culturales, enfrenta la conflictividad inherente en dichas relaciones, favorece procesos de negociación cultural, de construcción de identidades híbridas, plurales y dinámicas, y promueve una educación para el reconocimiento del otro basada en la construcción de un proyecto común donde todos se sientan reconocidos como sujetos y actores sociales. La educación intercultural recoge estos postulados intentando materializar una educación de y para todos. Por ello, no debemos relacionar la interculturalidad con un programa específico o con añadir determinados contenidos ya que ésta representa una forma de concebir el proceso de enseñanza-aprendizaje en un determinado contexto socio-político y bajo las premisas de la igualdad y el reconocimiento de todo grupo.”13


En el mismo 2004, la Sociedad Española de Pedagogía en el XIII Congreso Nacional y el II Iberoamericano de Pedagogía que tenía por título “La Educación en Contextos Multiculturales. Diversidad e Identidad” celebrado en Valencia entre el 13 y 16 de septiembre, expresaba en sus conclusiones generales “El interculturalismo es un hecho ineludible en el ámbito de la educación que debe ser abordado desarrollando estrategias de encuentro con fundamentos en principios que permiten buscar la convergencia entre diversidad, identidad localizada, globalización y pluralismo. Las estrategias de encuentro a través de la educación se plantean no sólo como un problema técnico sino también como un asunto moral y de compromiso público hacia la defensa de la libertad, la igualdad y la diversidad como valores fundamentales para las sociedades de nuestro tiempo. La diversidad y la libertad cultural han de ser reconocidos como uno de los derechos humanos. El sentido transnacional de la cultura y la cooperación en el mundo globalizado cambia el marco territorial de la acción educativa. El interculturalismo educativo obliga a formular propuestas de integración territorial de las diferencias culturales y propuestas de inclusión transnacional de la diversidad.”
En el año 2002, un Seminario del CIDE/CIDREE publicado bajo el título de “Hacia una Europa Diferente. Respuestas Educativas a la Interculturalidad14 señala cinco enfoques sucesivos en la escolarización de los emigrantes: Supervivencia, Asimilación, Pluralidad Cultural, Inclusión e Interculturalidad.
Desde este último enfoque se plantean unas líneas para fomentar la interculturalidad como una movilización más amplia y compartida y se proponen respuestas a una serie de retos. Hemos recogido en la siguiente doble tabla las líneas de fomento y las propuestas a los retos y carencias.



El fomento de la interculturalidad implica la activa participación y la interacción entre las comunidades de acogida y de inmigrantes para:

Aun queda mucho por hacer en apoyo de una puesta en marcha eficaz, incluyendo:


• aumentar la conciencia y el conocimiento de todas las culturas representadas en la sociedad, por medio de currículos, métodos de enseñanza y materiales integradores;

• adoptar un currículo con un enfoque nacional y supranacional que reconozca los sistemas lingüísticos y de conocimientos de todos los grupos;

• facilitar apoyo diferenciado dentro de un contexto integrado y comprensivo evitando el agrupamiento de alumnos con desventajas. Las estrategias incluyen una organización flexible de la clase, adaptaciones curriculares, métodos de enseñanza y evaluación formativa;

• respetar y mantener los referentes culturales esenciales para el desarrollo de la autoimagen y de la autoestima;

• examinar de forma crítica los valores y tradiciones establecidas y su relevancia y adecuación a los contextos y circunstancias actuales;

• fomentar actitudes positivas hacia la diversidad y la adaptación de los criterios y prácticas existentes, especialmente aquellas normas culturales que niegan los derechos humanos;

• expandir los valores de la comunidad,

• controlar y retar al racismo.



• información precisa del número y distribución de los inmigrantes, sus necesidades y expectativas. Esto es difícil debido especialmente a que no todos los inmigrantes están oficialmente censados;

• políticas claras y coherencia entre las políticas generales de ciudadanía, sanidad, bienestar y educación y aquellas relativas a los inmigrantes;

• mejores relaciones a todos los niveles entre los agentes implicados en las comunidades de acogida e inmigrantes para planificar, proveer y evaluar los servicios;

• coordinación eficaz entre los sectores públicos, privados y voluntarios a nivel central, regional y local, para evitar duplicar esfuerzos o carencias en las medidas adoptadas;

• formación inicial y continua para preparar a los profesores en un papel en continua evolución para afrontar las diversas y cambiantes necesidades de todos sus alumnos. La formación debería llevarse a cabo dentro de unos marcos interdisciplinares y multinstitucionales que permita a los profesores tratar los temas que van surgiendo (posiblemente conflictivos) y que pueden llevarles a cuestionarse sus valores y supuestos profesionales y personales;

• desarrollo de materiales didácticos adecuados;

• control y evaluación de las políticas y su puesta en práctica.


“Los centros escolares y otros organismos tienen una tarea importante: la de contribuir a convertir la cuestión binaria de mayoría / minoría en una de inclusividad. Esta tarea, no obstante, no la pueden acometer el centro escolar o el sistema educativo por sí mismos porque precisa de una acción y una política pública y social concertadas. El desarrollo de la inclusividad implicaría cambiar las polaridades de mayoría / minoría. Ello requiere el desarrollo de complejas políticas y estrategias comunes, que incluyan tanto a grupos blancos como a negros y establezcan un número mínimo de similitudes. Además, la educación intercultural debe acercar las posiciones de las consideradas minorías y las mayorías y fomentar conceptos de ciudadanía y derechos humanos de ambos. Políticas y procesos como éstos pueden inculcar el concepto duradero de fraternidad o nuevas solidaridades y desarrollar «comunidades de desarrollo y esperanza» como describe Judith Green (1998)”. Jagdish S. Gundara (2002) Educación para la diversidad social intercultural y ciudadana en la Unión Europea.


También a nivel europeo resulta especialmente significativa la definición de las ocho competencias clave que debe incluir la educación.

Las ocho competencias15 incorporan líneas que pueden ser trabajadas desde el ángulo del proyecto de correo escolar y comunicación educativa de la propuesta Enredando Escuelas.


Los Curricula Educativos
Ya en 1998, en un texto publicado bajo el título de Educación Intercultural16 y bajo el Servicio Central de Publicaciones del Gobierno Vasco, se toma postura por la Educación Intercultural como estrategia ante los fenómenos de incomprensión, exclusión y miedo mutuo, y se habla de dificultades de la propia sociedad, y dificultades de la propia escuela. Entre las dificultades sociales se señala el desconocimiento mutuo (imagen basada en tópicos donde los prejuicios sustituyen al conocimiento), el miedo a perder la propia identidad cultural (miedo a perder poder, visión de otras culturas como deficitarias, problemáticas…), la tendencia asimilacionista (integración por pérdida de identidad y diferencia propia, hipervaloración de la cultura propia), miedo a los conflictos… Dificultades que se añaden y enredan con las existentes en las propias instituciones escolares (tendencia a la homogeneización, todo el alumnado es igual, la cultura escolar es la buena cultura, la visión de sus diferencias como déficit –propios, del medio familiar, de la cultura y escuela originaria, etc.), carencias del profesorado para enfrentarse a esa diversidad (problemas lingüísticos, de mediación cultural, de herramientas y recursos, etc.), distancia de las propias minorías hacia la escuela…
El nuevo Currículo Vasco17 también proporciona un marco para el proyecto “enredando escuelas”. Así se señala en el documento preparatorio, del que seleccionamos algunos puntos, que

“Para que la educación siga siendo factor de cohesión, ha de seguir estas líneas de acción:

-Reconocer y aceptar la diversidad y la especificidad de los individuos: personalizar la enseñanza.

-Tener en cuenta la riqueza de las expresiones culturales de cada uno de los grupos que componen una sociedad y enseñar a apreciarlas.

-Ayudar a que, en primer lugar cada persona se sitúe dentro de la comunidad a la que pertenece, al mismo tiempo que se le proporcionan los medios para abrirse a otras comunidades.

-Impulsar la tolerancia y el respeto mutuo.

-Preconizar una educación plurilingüe que tenga como eje el euskara y respetuosa con la lengua materna….

-Practicar la democracia, es decir, la participación y la corresponsabilidad dentro de la institución educativa.

-Forjar la capacidad crítica que permite un pensamiento libre y una acción autónoma.

-Conjugar los principios de libertad y responsabilidad en los procesos de enseñanza-aprendizaje…

La interdependencia planetaria y la mundialización son ya una realidad palpable que tiene como telón de fondo el crecimiento demográfico y que se manifiesta en el campo de la economía, de la tecnología, de la comunicación, de las migraciones internacionales. Se trata de una tendencia que irá en aumento a lo largo del siglo XXI. Ante esta situación la escuela ha de tratar de:

-Ayudar a transformar una interdependencia de hecho en solidaridad deseada.

-Adquirir un conjunto de conocimientos y aprender a relativizar los hechos con espíritu crítico (formación del juicio)

-Comprender las relaciones que unen al ser humano con su medio ambiente.

-Superar las tendencias a encerrarse en la propia identidad, para dar lugar al reconocimiento y comprensión de los demás basadas en el respeto de la diversidad.

-Hacer a la persona consciente de sus raíces, a fin de que pueda disponer de puntos de referencia que le sirvan para ubicarse en el mundo.


Sociedad de la información y del conocimiento: Este impulso está incidiendo fundamentalmente en dos grandes cambios: está provocando una nueva revolución industrial y está desplazando las tradicionales fuentes y formas de información. Con respecto a este último cambio, las fuentes y formas tradicionales de difusión de la información (documentos impresos, escuela...) están siendo sustituidos por los medios telemáticos que ofrecen las potencialidades de las autopistas de la información (Internet...). Ante esta situación la escuela ha de tratar de asegurar los mecanismos para que los alumnos sean capaces de transformar la información en conocimiento:

-Asegurar la adquisición de las competencias básicas relativas al lenguaje.

-Fomentar la capacidad y los hábitos de interpretar la información de manera crítica y racional.

-Asegurar las condiciones para que todos puedan ser al menos usuarios competentes y, en su caso, productores dentro de la sociedad de la información telemática.



-Garantizar la calidad de los productos multimedia y en especial de sus contenidos con el objeto de no perder los referentes históricos, geográficos y culturales.”
Para cuyo desarrollo curricular propone su articulación a partir de un conjunto de interrogantes para el desarrollo curricular que partiendo de la cultura local se amplíen a la cultura global.

Fuente: Curriculum Vasco para el periodo de la escolaridad obligatoria propuesta para su valoración y mejora (enero 2006).


El Sistema de Educación Intercultural Bilingüe en el ámbito de la contraparte
Nos encontramos, además, en el ámbito de la contraparte con el mundo de las escuelas de las comunidades indígenas de la Amazonía Ecuatoriana, habitada por un conjunto de pueblos originarios que han conseguido, a través de la lucha y la movilización, el reconocimiento de un Sistema Educativo propio y la existencia de un Modelo del Sistema de Educación Intercultural Bilingüe (MOSEIB)
En ese MOSEIB se recoge que el Estado asume las siguientes responsabilidades
“-garantizar la continuidad de la educación intercultural bilingüe para todas las culturas indígenas independientemente del número de miembros que las integran, y para todos los niveles y modalidades del sistema educativo;

-administrar conjuntamente con las organizaciones indígenas, la dirección y gestión de todos los programas de educación intercultural bilingüe;

-utilizar las lenguas de las culturas indígenas como lenguas principales de educación y el español como lengua de relación intercultural, en todos los niveles, subsistemas y modalidades;

-desarrollar un programa que rescate y actualice la etnociencia de acuerdo con la teoría integrada de la ciencia y la cosmovisión que caracteriza a los pueblos indígenas;

-garantizar la calidad de la educación intercultural bilingüe, así como la provisión de material educativo incluyendo bibliotecas, videos, laboratorios etc.

-formar educadores provenientes de las propias comunidades indígenas en base a los programas diseñados para el efecto, y garantizar su estabilidad y continuidad en la tarea educativa;

-mantener las disposiciones legales y administrativas para el cumplimiento de los objetivos de la educación intercultural bilingüe;

-asignar los fondos necesarios para la implementación y desarrollo de la educación intercultural incluyendo gastos de investigación, producción de material didáctico, impresión, cursos de formación y remuneraciones del personal docente y administrativo;

-garantizar, mediante acuerdos y tratados internacionales, la ejecución de programas binacionales tendientes a atender a las culturas indígenas separadas por fronteras territoriales….

Los principios que sustentan el modelo de educación intercultural bilingüe son los siguientes:

-el eje principal del proceso educativo es la persona a cuyo servicio debe estar el sistema de educación;

-la familia representa la base del proceso de formación de la persona y es la principal responsable de su educación;

-la comunidad y la organización comunitaria son corresponsables, junto con el Estado, de la formación y educación de sus miembros;

-la lengua nativa constituye la lengua principal de educación y el español tiene el rol de segunda lengua y lengua de relación intercultural;

-tanto la lengua nativa como el español deben expresar los contenidos propios de la cultura respectiva;

-los conocimientos y prácticas sociales de los pueblos indígenas son parte integrante del sistema de educación intercultural bilingüe;

-el sistema de educación intercultural bilingüe debe fomentar la recuperación de la calidad de vida de la población en todos sus aspectos;

-la educación dirigida a la población indígena debe proporcionarle la mayor información posible, y por todos los medios de comunicación a su alcance, para facilitarle acceso al conocimiento;

-el currículo debe tener en cuenta las características socio-culturales de las culturas correspondientes y los avances científicos logrados en este campo en diversas experiencias realizadas en el país

-el currículo debe integrar los aspectos psicológicos, culturales, académicos y sociales en función de las necesidades de los estudiantes.” 18


Es decir que compartimos un conjunto de voluntades, al menos en su definición, sobre la importancia de reforzar la interculturalidad en nuestros sistemas educativos y desde las escuelas en un proceso que necesita ser contemplado a escala local y global. “Enredando Escuelas” de Amanda se sitúa en esa perspectiva. El proyecto potencia y da marco a:

Catálogo: wp-content -> uploads -> 2007
2007 -> La libertad interior jacques philippe
2007 -> Título del caso: debe definir, de algún modo, la estrategia, los objetivos y la población de la intervención social
2007 -> Veamos como ejemplo un programa para la prevención de enfermedades venéreas entre los inmigrantes del poniente almeriense
2007 -> ¿ Cómo crear el habito del sueño
2007 -> Circulo de mujeres lideres
2007 -> Dae: procesos de beneficios destinados a estudiantes antiguos de la universidad nombre de proceso
2007 -> Estrategias de entrenamiento de las habilidades de
2007 -> 1. Estrategias para aumentar la validez de la investigación con minorías étnicas
2007 -> Título del caso: debe definir, de algún modo, la estrategia, los objetivos y la población de la intervención social


Compartir con tus amigos:
1   2   3   4


La base de datos está protegida por derechos de autor ©psicolog.org 2019
enviar mensaje

enter | registro
    Página principal


subir archivos