Psicología social tema 2



Descargar 70.5 Kb.
Fecha de conversión26.02.2018
Tamaño70.5 Kb.

PSICOLOGÍA SOCIAL TEMA 2

Factores sociales en la percepción

A la hora de estudiar procesos fundamentales de psicología, hay que tener en cuenta su dimensión social, cuando recordamos, recordamos cosas que hemos hecho con los demás, recordamos colectivamente. Recordamos aquello que hemos hablado o pensado y no aquello que ha pasado sin llegar a ser verbalizado.



Percepción y percepción social

La percepción es el proceso mediante el cual obtenemos información de nuestro entorno mediante los sentidos. Percepción social hace referencia sobretodo a la percepción de personas, pero también se extiende a la percepción de cualquier objeto en relación que tenga un significado social.

Según la Gestalt, percepción significa que todo es más que la suma de las partes. Otra de estas leyes es que las figuras (una parte del todo) las percibimos por encima del todo. Organizamos la información percibida en totalidades que destacan de la resta de informaciones. Eso explica por que vemos una mesa y no un conjunto de maderas.

La realidad como una construcción social

Desde este punto de vista podemos definir psicología social como la disciplina que estudia los procesos de constitución mantenimiento y cambio de la realidad.



Percepciones y actitudes

Para Bruner, la percepción es una negociación entre lo que el organismo puede percibir por sus capacidades biológicas y lo que selecciona para ser percibido. El aprendizaje determina que percepciones son relevantes y provoca que los objetos que habitualmente se seleccionan destaquen por encima de los demás.



Bruner nos explica como percibir no es un proceso aislado, sino que forma parte del proceso de compresión mismo.

Como podéis ver, no percibimos; de hecho, seria mas exacto decir que nos negamos a percibir, eso para la cual cosa no estamos preparados.



Invasión

El significado otorgado a la percepción es la percepción misma, con un grado sorprendente de independencia respecto de la información que supuestamente nos envían nuestros órganos sensoriales.

Según si se pone énfasis o no en la adscripción a una categoría grupal de una persona, podemos dividir el estudio de la percepción social en dos campos, que podemos llamar percepción interpersonal y percepción intergrupal.

Percepción social y relaciones interpersonales.

Se dan dos campos



Formación de impresiones: como se organiza la percepción de las otras personas

El segundo: La atribución de las causas de la conducta de las personas.



La formación de impresiones

Una de las actividades más importantes que hacemos durante las interacciones que mantenemos con las otras personas es la gestión de las impresiones que proporcionamos a los demás. Quiere decir que somos perfectamente conscientes de que las personas nos formamos impresiones de los demás.

La percepción de las personas es un proceso de percepción como cualquier otro. También es un proceso que depende de los valores, las actitudes, el aprendizaje y en general de cualquier fenómeno que vincule la persona y su entorno social.

Teoría de la autopercepción

Los individuos llegan a “conocer” sus actitudes como emociones y otros estados internos en parte mediante las inferencias que hacen a partir de la observación de su comportamiento.

Asch dice que la interacción con los demás y percepción de sus acciones, llegamos al conocimiento de que las personas poseen individualidades particulares y singulares. Nos formamos una opinión del mismo como una clase particular de personas.

Un cambio en uno de los adjetivos produce una modificación del ámbito global “tal como predice la Gestalt” hay trozos mas centrales que otros. El contexto es fundamental, nos encontramos con toda una red de relacciones entre trozos.

Una cualidad no es inherentemente central sino que depende siempre del contexto.

Ejemplo:

Se presenta a dos grupos de estudiantes (cada grupo por su parte) un profesor invitado, cambio solo una frase en su presentación.

Lo considero una persona “más cálida”/”mas fría”.

Las descripciones que nos hicieron los estudiantes eran mucho más favorables en el caso del profesor cálido (todo y que en realidad, es el mismo profesor, tan solo ha cambiado el adjetivo sobre el) que en el caso del profesor frió. La dinámica de los grupos no fue la misma de buen comienzo. El profesor actuó de la misma manera con los dos grupos.



Teorías implícitas de la personalidad

A partir de la percepción de alguna característica de una persona, inferimos la presencia y la ausencia de otros trozos.

Existen una serie de prototipos o ejemplos ideales que nos sirven de referencia: “la buena persona”, “el estrecho”, “El cojonudo”, etc… Tanto si es para describir un amigo íntimo, alguien que conoces muy bien o un desconocido, siempre aparecen las mismas agrupaciones.

Parece que hay una relación circular; Primero se crea históricamente y culturalmente la noción del individuo, percibimos que cada persona es una única unidad lógica, los psicólogos descubren la personalidad, y finalmente devuelven esta idea a la sociedad en forma de test y teorías que surgen en las revistas, revistas laborales, televisión, cuando hablan expertos, y que vuelven a decir a la gente como somos, o como deberíamos ser.

Por eso, a pesar que biológicamente seamos el organismo más “plástico” (o flexible) que conozcamos, lo que podemos ser en una sociedad concreta no es una combinación de posibilidades infinitas, sino producto directo de eso que en esta sociedad se considera que puede ser.

Las teorías de la atribución y los “biaixos” cognitivos.

Las teorías de la atribución son teorías que intentan de comprender de que manera proporcionamos en la vida cotidiana explicaciones de las conductas de las personas. Comprender el curso futuro de la interacción.



Análisis ingenuo de la acción

Heider fue el primer psicólogo social en postular el término de atribución, para explicar de qué manera comprendemos la conducta de las otras personas.

Si dos hechos se parecen o bien tienen lugar próximamente uno del otro, tendemos a asumir que uno es consecuencia del otro. Esto provocaría nuestra tendencia a atribuir las responsabilidades de las acciones a las personas que las hacen y no a las circunstancias en que las hacen.



Distinción entre causas externas e internas

Cuando atribuimos la responsabilidad de una acción a una persona lo hacemos en términos internos, es decir: El esfuerzo, la intención, la capacidad, etc… Sin embargo, nunca lo atribuimos a las causas externas como pueden ser la suerte, las circunstancias o la presión social.



Inferencia correspondiente

La persona que haga una acción en contra de el orden social establecido será vista como poseedora de unas disposiciones que lo hacen ser rebelde, desviado o anormal, y por tanto, será mucho mas sencillo descalificarla, que no pensar si tiene razón o no, o si su acción esta justificada. La inferencia correspondiente trata sobres cuales son las condiciones necesarias para atribuir una conducta a la persona.



Análisis de la covarianza

Cuando tenemos suficiente información, mucho tiempo y estamos motivados para hacerlo, la atribución es consecuencia de la interacción o covarianza de una serie de factores:



Consenso: Todo el mundo se comporta de la misma manera delante de un objeto determinado (alto consenso) o bien ninguno más lo hace (Bajo consenso).

Distintividad: La persona se comporta igual con objetos parecidos (baja distintividad) o bien nada mas se comporta así con ese objeto concreto (alta distintividad)

Consistencia: La persona siempre actúa de la misma manera con ese objeto (Alta consistencia) o bien otras veces actúa de diferente (baja consistencia).

El objeto puede ser otra persona o bien otra situación.

La combinación de estos factores hace que finalmente atribuyamos la responsabilidad de la acción a la persona, a la situación, o bien a las circunstancias.

Atribuciones de éxito o de fracaso

EL éxito o el fracaso en la tarea pueden ser atribuidos a diferentes factores, o bien a la capacidad de la persona para llevarlo a fin, o bien al esfuerzo que lo ha dedicado, o bien a la dificultad de la tarea, o a la suerte.

Cada uno de estos factores tiene una relación particular con el sujeto.

Biaixos” cognitivos

Existen maneras directas mediante las cuales hacemos atribuciones o otros razonamientos. Se llaman “biaixos” debido a que orientan el proceso en una dirección preestablecida. (Los 5 siguientes son “biaixos” cognitivos)


  1. Error fundamental de atribución.

Se trata de la preferencia general de hacer atribuciones disposicionales o internas antes que situacionales o externas.

  1. Efecto actor-observador.

Si un sujeto es quien ejecuta la conducta tiende a atribuir sus acciones a factores situacionales, mientras que si un sujeto observa esta conducta en otras personas tiende a hacer atribuciones disposicionales.

  1. Creencia en un mundo justo.

Garantiza al individuo occidental la tranquilidad de saber que si se esfuerza tendrá lo que quieres, y que las desgracias de los otros son principalmente responsabilidades de ellos mismos.

  1. Falso consenso

Por eso, en alguna situaciones en las cuales buscamos una confirmación tendemos a considerar sostienen las mismas opiniones que nosotros.

  1. Biaix” a favor de uno mismo

En el caso de haber hecho una faena que puede ser correcta o incorrecta, tendemos a mantener nuestra autoestima en un buen nivel, si bien hacemos atribuciones internas con nuestros éxitos y externas para nuestros fracasos.

Atribución y depresión.

Depresión: Atribuciones externas cuando las cosas van bien, y atribuciones internas cuando van mal.

Percepción social y relaciones intergrupales: Estereotipos y discriminación.

Principales mecanismos de construcción: La clasificación o categorización. Esto es un proceso fundamental que guía los procesos de percepción social. Proceso básico mediante el cual se crean los esquemas de conocimiento.

El acto de categorizar es una manera casi exclusiva de percibir el mundo, es un proceso social de gran importancia. La categorización tiene una característica muy importante: La estimulación (la información que recibes del exterior para categorizar) se piensa que es excesiva, el mundo es muy rico en fuentes de estímulos de manera que el desgaste energético para sobrevivir ha de ser racionalizado al máximo, hasta el punto de necesitar una economía del pensamiento.

Discriminación: Tiene dos sentidos muy claros, distinguir o diferenciar, y de otra parte, separar o maltratar.

Cuando categorizamos personas, se le llama estereotipación.

Primero asigno una persona a una categoría y después se le atribuyen las características que se suponen que son el criterio de creación de esta categoría. Al tratase de un esquema de conocimiento del otro que aparentemente simplifica la compleja realidad, se ha postulado que el contacto intergrupal es uno de los remedios a estas percepciones desviadas.

Los estereotipos ayudan a convertir eso misterioso en algo conocido y permite su identificación.



La cognición social

Como entendemos el mundo

La mayoría acabamos “sabiendo” un montón de cosas que en realidad no son ciertas. ¿Entonces porque cree la mayoría de la gente que es así?



  1. Resulta una idea tan encantadora que queremos que sea verdad.

  2. Tendemos a centrar la atención en aquellos pocos casos que se dan las circunstancias y se cumplen.

Debido a la atención de la memoria selectiva nos parece seguro que es verdad.

Felicific calculus” Sumaria las ventajas y restaría los inconvenientes. Elijo el que me ofrece más ventajas y menos inconvenientes.

La gente intenta actuar como científicos ingenuos. La gente busca tres elementos de información: La coherencia entre de la acción del actor (¿Siempre se comporta de la misma manera en otras situaciones y en otros momentos), El consenso (¿Se comportan los demás igual en la misma situación?) y lo distintivo de la acción (¿Es la única persona que se comporta de esa manera?) Pensar de esta forma tan racional, lo hacemos en algunas ocasiones. Sin embargo, el pensamiento racional requiere por lo menos que se cumplan dos condiciones:


  1. Que la persona que piensa tenga acceso a la información precisa y util. (Necesitamos todos los datos para evaluar bien)

  2. Que esa persona pensante cuente con recursos ilimitados para procesar los datos de la vida. Lo cierto es que estas condiciones casi nunca se cumplen en la vida cotidiana (Tiempo para procesar los datos. Esto es imposible, ya que cada cosa te cuestiona otra, y otra, y otra, y otra, y finalmente no puedes analizar porque no tienes tiempo ni recursos)

Una pregunta: ¿Entonces, que es lo que hacemos? Intentamos tomar atajos siempre que podemos. Los seres humanos somos avaros cognitivos. Contamos con una capacidad limitada para procesar información, intentamos adoptar estrategias que simplifiquen los problemas complejos. Para conseguirlo ignoramos cierta información, o bien “abusamos” de otra información para no tener que buscar mas; O también, puede que estemos dispuestos a aceptar una alternativa que no sea precisamente la perfecta, porque no esta mal del todo. Las estrategias del avaro cognitivo pueden ser eficientes, pero también pueden conducir a graves errores.

Los efectos del contexto en el juicio social

Como afecta el contexto social, el modo en el que las cosas se presentan y se describen, al juicio social. Existen cuatro aspectos del contexto social:



  1. La comparación de alternativas

  2. Los pensamientos a los que predispone una situación determinada

  3. De que modo se formula o plantea una decisión

  4. La manera en que se presenta la información

Todo juicio es relativo; lo que pensemos de una persona o cosa depende del contexto en que se inscriba.

  1. Puntos de referencia y efectos del contraste (La comparación de alternativas)

Un objeto puede parecer mejor o peor de lo que es en función del carácter de los objetos con los que se compare.

Señuelo: Cumple el fin de hacer que alguna de las demás opciones parezca buena por comparación.

Ejemplo: Si vas a comprar un piso, y el primero es una mierda y te dicen que vale 150.000 Euros, cuando te enseñen el segundo piso, que no esta mal, y vale 125.000 euros, te parecerá fantástico. Y sin embargo, 125.000 euros continua siendo una cantidad abusiva.

Efecto contraste: cuando comparamos un objeto con algo similar que no es tan bueno ni tan bonito ni tan alto, considera que es mejor mas bonito y mas alto que en circunstancias normales (por ejemplo el piso de 125.000 euros del efecto señuelo, que lo consideramos mas bonito, mas bueno y mejor de lo que en circunstancias normales lo veríamos). Los efectos de contraste pueden suceder de manera sutil y tener efectos poderosos.

  1. La predisposición y la accesibilidad del constructo. (Los pensamientos a los que predispone una situación determinada)

Doble sentido: El modo en el que interpretemos los acontecimientos sociales suele depender de lo que pensemos en ese momento, así como de las creencias y categorías que utilizamos normalmente para entender las cosas.

La interpretación que hagamos también puede depender de aquello que destaque de la situación. Aquello que destaque se puede inducir a través de la predisposición, que es un procedimiento que se basa en la noción de que es más probable que se nos ocurran ideas a las que nos hemos enfrentado de manera reciente o que surgen con frecuencia y, por lo tanto, que se empleen para interpretar los acontecimientos sociales.

Lo que sale en estas noticias “suele” determinar la importancia con que se perciben (Si sale en las noticias tenemos una predisposición a creer que eso es lo importante)


  1. La contextualización de la decisión

La contextualización de decisiones, es decir, si un problema o decisión se presenta de tal manera que represente una pérdida o una ganancia potenciales.

A la gente no le gustan las perdidas y procuran evitarlas. Nos cuesta mas trabajo renunciar a 20 Euros que ganarlos.

El modo en el que se formule una decisión puede tener una gran importancia en una situación de vida o muerte.


  1. La presentación de la información

Otro factor que influye en el modo en el que organizamos e interpretamos el mundo social es la forma en que se organiza y distribuye esa información. Veamos dos características de modo en que se presenta la información y sus efectos en el juicio social.

  1. Lo que aparece en primer lugar

  2. La cantidad de información aparecida

El efecto de primacía y la formación de impresiones. Cuando se trata de formarse impresiones a cerca de otras personas, no hay mucho donde elegir: Salvo contadas excepciones, el antiguo dicho la primera impresión es la que cuenta desgraciadamente resulta que es cierto. Salvo contadas excepciones, a la hora de formar impresiones en las personas lo que predomina es la primacía.

  1. Lo que aparece en primer lugar

¿Por qué se da el efecto de primacía en la formación de impresiones?

Atención decreciente: Las últimas cuestiones de una lista cuentan con menos atención a medida que los observadores se cansan y sus mentes comienzan a divagar.

Conjunto interpretativo: Las primeras cuestiones sirven para crear una impresión inicial que se usa a continuación para interpretar información posterior.

  1. La cantidad de información aparecida

La cantidad de información: Aunque contar con mas información pueda resultar a veces de ayuda, también puede cambiar el modo en que se percibe y se evalúa un objeto a través del denominado efecto de debilitamiento, que es la tendencia a que información neutra y relevante debilite un juicio de impresión. (Contamina la información).

Se podría responder que la información irrelevante sobre una persona hace que sea mas parecida a las demás y, por lo tanto, de tipo medio y como cualquier otra.



Heurística del juicio

Una forma de sacar partido a este hervidero de información que nos llega es a través del heurístico del juicio, que es un atajo mental. El heurístico no requiere pensar demasiado, solo elegir la regla y una aplicación sencilla al problema en cuestión. Las dos clases más corrientes de heurístico del juicio son:



Heurístico representativo

Cuando usamos el heurístico representativo nos centramos en la similitud de un objetivo con otro para inferir que el primero actúa como el segundo. Por ejemplo, sabemos que los productos de muy buena calidad son caros; por lo tanto, si algo es caro, podemos deducir que es de gran calidad.

El heurístico representativo es aquella parte del todo con la cual evalúas todo (por ejemplo, de unos cereales, existe el paquete, la información nutricional, el aspecto de los cereales en si… pero cuando vamos a comprar, solemos hacer uso del heurístico representativo y nos guiamos solamente por el paquete).

El heurístico representativo se suele usar para formar impresiones y emitir juicios acerca de otras personas.



Heurístico de la disponibilidad

El heurístico de disponibilidad se refiere a los juicios que se basan en lo fácil que nos sea recordar ejemplos concretos. El problema principal que plantea el uso del heurístico de disponibilidad consiste en que a veces lo que recordamos con mayor facilidad de recordar no es lo más representativo del todo.



Heurístico de actitud

La gente tiende a utilizar el heurístico de actitud como un modo de tomar decisiones y resolver problemas. Las actitudes se pueden usar para asignar objetos a una clase favorable o a una categoría no favorable. Los individuos con prejuicios (que están de acuerdo con una conclusión) tienen mayor tendencia a indicar (de modo incorrecto) que la lógica que se sigue es válida frente a gente con menos prejuicios.



Efecto Halo: Otra modalidad del heurístico de actitud es el efecto de halo, que consiste en un sesgo general en el que una impresión general de una persona favorable o desfavorable influye en las deducciones y expectativas futuras acerca de la misma.

Ejemplo: Si a alguien le gusta Bill Clinton, es normal que le quite importancia a cualquier conducta que por su parte sea negativa, o que le encuentra alguna explicación lógica. Para esa persona es como si Bill clinton tuviese un Halo de ángel. (Efecto Halo)

Efecto del falso consenso: Es otra modalidad del Heurístico de actitud. Casi todos tenemos la tendencia a sobreestimar el porcentaje de gente que esta de acuerdo con nosotros en cierta cuestión.

Ejemplo: Si yo quiero ir con mis amigos a Portaventura, pienso que ellos van a querer venir también. Eso es el efecto del falso consenso.

¿Cuando hacemos uso del Heurístico?

Las decisiones que tomamos no tienen porque basarse en el heurístico. La heurística se usa más cuando no tenemos tiempo para pensar con detenimiento en algo, o cuando nos encontramos tan saturados de información que nos resulta imposible elaborarla completamente, o cuando los problemas en cuestión no son muy importantes. También se utiliza cuando no contamos con suficiente información o conocimientos consistentes para poder usarlos en la toma de decisiones.



Categorización y los estereotipos sociales

Sostenemos “debates” acerca de cómo categorizar a las personas y a los acontecimientos cientos de veces a la semana, las consecuencias de la interpretación y definición que les demos puede ser importante.



El conocimiento estereotipado y las expectativas

Una de las consecuencias más importantes que tiene la categorización, es que puede evocar datos concretos o estereotipos que pasan a guiar nuestras expectativas.

En primer lugar, parece que la mayoría de la gente conoce los efectos y, al parecer, posee la capacidad de controlarlos. En segundo lugar, a pesar de este conocimiento, los estereotipos siguen influyendo en nuestras percepciones y juicios cuando se presenta información adicional que aporta un falso sentido de racionalidad al juicio.

Ver relaciones donde no las hay: La correlación ilusoria.

Otro efecto de categorización consiste en que con frecuencia perseguimos una relación entre dos entidades que creemos relacionadas, pero, en realidad, no tiene porque ser así.

Dicho de otro modo, llegamos a crear una correlación ilusoria entre el rasgo y la ocupación.

La correlación ilusoria es algo que se encuentra con frecuencia en los juicios sociales. Nuestro estereotipo nos induce a ver una relación que a su vez parece proporcionar pruebas de que el estereotipo original era cierto.



Efectos de endogrupo/exogrupo

Uno de los modos más corrientes de categorizar a las personas es dividirlas en dos grupos: las que pertenecen a mi grupo y las que estén fuera de él. Se dan dos consecuencias: el efecto de homogeneidad y favoritismo hacia el endogrupo.



Efecto de homogeneidad: En general, tendemos a considerar a los miembros de exogrupos mas parecidos entre si que los miembros de nuestro grupo o endogrupo.

Favoritismo hacia el endogrupo/Paradigma del grupo mínimo: El favoritismo hacia el endogrupo se refiere a la tendencia a considerar que el propio grupo es el mejor en todo tipo de cuestiones y a encontrarle ventajas.

Memoria re-constructiva

La memoria desempeña un importante papel en las interacciones sociales. Por esta razón, es crucial que se capte lo siguiente: La memoria humana tiene un carácter re-constructivo. No podemos recordar de manera literal los acontecimientos pasados. Re-creamos nuestros recuerdos a partir de fragmentos y elementos de acontecimientos reales que se filtran y se modifican.

Las preguntas que dirigen la respuesta no sólo pueden influir en el juicio que se haga de los hechos, sino también pueden afectar al recuerdo que se tiene de lo sucedido. Llegó a creer lo que decía.

La memoria autobiográfica

Es fundamental que seamos conscientes de que no recordamos nuestro pasado con tanta exactitud cómo nos gustaría creer. Más bien tenemos una fuerte tendencia a organizar nuestra historia personal en función de los auto-esquemas, que son recuerdos, sentimientos y creencias coherentes acerca de nosotros mismos que se ensamblan y forman un todo integrado. Se puede decir que configuramos los recuerdos. Esto se puede llamar el síndrome del recuerdo falso.



Fenómeno de la memoria recuperada

Estos recuerdos afloran normalmente durante una psicoterapia intensiva. Parece ser que hay muchas personas a las que se puede inducir a “recordar” con todo detalle.



¿Hasta qué punto es conservadora la cognición humana?

Sesgo de confirmación: Tendencia a buscar confirmación a las hipótesis y creencias originales.

Ejemplo: Si se da a conocer a un grupo de personas, que Pepito es extrovertido, cuando se le presente a este grupo de personas a Pepito, todo el mundo le hará preguntas para comprobar si es extrovertido. Si se da a conocer a un grupo de personas a Pepito, pero esta vez se les dice que es introvertido, todo el mundo le realizara preguntas para comprobar si es introvertido.

Sesgo retroactivo o efecto del “ya lo sabía”: Una vez conocemos el resultado de un acontecimiento, mostramos una fuerte tendencia a creer que podríamos haberlo predicho con anticipación. Aunque los sujetos no conocían en realidad las respuestas de la prueba, una vez que se les suministraba una respuesta creían que lo habían sabido siempre. La memoria se reconstruye para que se ajuste a las perspectivas actuales.

El conservadurismo cognitivo posee al menos una ventaja: nos permite percibir el mundo social como un lugar coherente y estable.

El conservadurismo cognitivo también tiene sus inconvenientes, entre otras cosas una aplicación defectuosa del heurístico puede llevar a una toma de decisiones pobres.

¿Cómo guían la conducta las actitudes y las creencias?

¿Qué relación existe entre las actitudes y la conducta?



Ejemplo: LaPiere se puso en contacto con 128 propietarios de hoteles y restaurantes y evaluó su actitud hacia los chinos con una serie de preguntas: ¿Aceptaría a personas de raza china como huéspedes en su establecimiento? Mas del 90% de las personas contactadas dijeron que no. Sin embargo, cuando una pareja de jóvenes chinos apareció de verdad LaPiere descubrió que de los 128 establecimientos, solo en 1 se negaron a darles habitación o prestarles servicios. Las actitudes no predecían su verdadera conducta.

La relación entre actitudes y conducta en nuestra mente

Por un lado, se podría concluir que no existe una relación consistente entre actitudes y conducta. Puede que no seamos más que seres que sucumben a las presiones, sean cuales sean, que se dan en el entorno social inmediato.

Por decirlo de otro modo, cuando vemos que a alguien le pasa algo, la mayoría de nosotros tiende a suponer que ese hecho tiene que ver con el tipo de persona que es.

Inferencia correspondiente: Tendencia a atribuir la causa de una conducta a una característica correspondiente de la persona.

Las deducciones de ese tipo pueden estar omnipresentes. La relación entre actitudes y conducta pueden ser fruto de la imaginación del observador.



¿En qué casos las actitudes predicen la conducta?

La accesibilidad: Factor clave que aumenta la posibilidad de que actuemos de acuerdo a nuestra actitud. La accesibilidad de las actitudes se refiere a la fuerza de la asociación que existe entre un objeto y como lo evaluamos.

A veces no poseemos una verdadera actitud. No obstante, podríamos aventurar una opinión si nos pregunta. Somos capaces de opinar sobre cuestiones inventadas. ¿Cómo influye la accesibilidad de las actitudes en el comportamiento? Cuando una actitud es muy accesible, es probable que sea lo que prefiramos utilizar para definir la situación (consenso).

Una manera de medir la accesibilidad de las actitudes es la rapidez con la que un individuo puede proporcionar una respuesta evaluativa sobre un objeto o problema.

Actuar a partir de las percepciones.

La creencia puede generar el mundo social en el que vivimos. Un contexto relativamente sutil influye sobre las actitudes y expectativas que, a su vez, afectan a la conducta y, en consecuencia, a la siguiente serie de percepciones.



Tres sesgos posibles en la explicación social

Nuestras explicaciones suelen ser racionales y exactas. Pero son vulnerables a los sesgos y la imprecisión. Existen tres sesgos generales:



  1. El error de atribución fundamental

  2. El sesgo del actor-observador

  3. Los sesgos del yo

1) El error de atribución fundamental

La expresión error de atribución fundamental se refiere a la tendencia general a sobreestimar la importancia de los factores de personalidad cuando se describen o explican las causas de la conducta social.



Deducción correspondiente: Cuando explicamos una conducta tendemos a usar características de la personalidad como opuestos a factores ambientales.

En esta sociedad, es frecuente que cada individuo desempeñe muchos papeles sociales (colega, padre, profesor…) y es posible que al evaluar una situación solo estemos viendo uno de ellos. Por lo tanto, la importancia de estos papeles se puede pasar por alto con facilidad. Algunos papeles sociales tienden a generar conductas de una parte del individuo, y otros papeles tienen a generar comportamientos de otro tipo en el individuo.



2) El sesgo del actor-observador

Este es otro sesgo habitual en el juicio social, consiste en la tendencia de los actores a atribuir sus propias acciones a factores medioambientales, mientras que los observadores tienden a atribuirlas a predisposiciones estables de la personalidad de los actores.



¿A qué se debe el sesgo del actor-observador?

Esto es una función del lugar donde una persona centra su atención. La atención del actor se suele centrar en el entorno y la historia pasada. Por otra parte, la atención del observador casi siempre se centra en el actor.



3) Los sesgos del yo

Se ven dos maneras generales en que el yo influye en la cognición social: El pensamiento egocéntrico y el sesgo del propio interés.



El pensamiento egocéntrico: Consiste en la tendencia a percibir que el propio yo tiene un papel más importante en los acontecimientos de lo que sucede en realidad. La mayoría de los seres humanos recuerda los acontecimientos pasados como si fuesen protagonistas principales de la historia.

Principio de Barnum: El principio de Barnum es una descripción de la personalidad que se compone de afirmaciones que se cumplen en casi todas las personas. Estamos ante un nuevo ejemplo del modo en que nuestras creencias y expectativas pueden generar la realidad social.

El sesgo del propio interés: Consiste en la tendencia de los individuos a realizar atribuciones de predisposición cuando se trata de sus éxitos y atribuciones ambientales en lo que respecta a sus fracasos.

Ejemplo: He aprobado, o me han suspendido.

Conducta de defensa del yo: Estamos motivados a recurrir a estas atribuciones para proteger y mantener el concepto que tenemos de nosotros mismos y nuestra autoestima. Si poseo una imagen positiva de mí mismo seré capaz de llevar a cabo cosas positivas, y deberé defenderme ante cualquier amenaza que sufra esa imagen positiva.


Compartir con tus amigos:


La base de datos está protegida por derechos de autor ©psicolog.org 2019
enviar mensaje

    Página principal
Universidad nacional
Curriculum vitae
derechos humanos
ciencias sociales
salud mental
buenos aires
datos personales
Datos personales
psicoan lisis
distrito federal
Psicoan lisis
plata facultad
Proyecto educativo
psicol gicos
Corte interamericana
violencia familiar
psicol gicas
letras departamento
caracter sticas
consejo directivo
vitae datos
recursos humanos
general universitario
Programa nacional
diagn stico
educativo institucional
Datos generales
Escuela superior
trabajo social
Diagn stico
poblaciones vulnerables
datos generales
Pontificia universidad
nacional contra
Corte suprema
Universidad autonoma
salvador facultad
culum vitae
Caracter sticas
Amparo directo
Instituto superior
curriculum vitae
Reglamento interno
polit cnica
ciencias humanas
guayaquil facultad
desarrollo humano
desarrollo integral
redes sociales
personales nombre
aires facultad