Paper La economía del “Big Data” y la intimidad monitorizada (el “negocio” de la libertad) Introducción: “Nada es gratis”



Descargar 5.6 Mb.
Página1/29
Fecha de conversión23.09.2018
Tamaño5.6 Mb.
Vistas348
Descargas0
  1   2   3   4   5   6   7   8   9   ...   29

Paper - La economía del “Big Data” y la intimidad monitorizada (el “negocio” de la libertad)



- Introducción: “Nada es gratis” (el peligro de los deseos cumplidos)

- Los gigantes de internet pierden 257.000 millones en ocho sesiones de Bolsa (Cinco Días - 29/3/18)



Los inversores sienten miedo y han dado al botón de venta en el sector tecnológico. En las últimas sesiones, sin discriminar entre tipos de negocio, los números rojos imponen su ley arrastrando no solo a Facebook sino también a Twitter Net­flix, Alphabet, Apple, Amazon y Microsoft. Todas ellas han sufrido fuertes pérdidas en Bolsa durante las últimas sesiones, aunque no todas por la misma razón.

El descalabro en términos bursátiles de estos siete gigantes de internet suma más de 316.000 millones de dólares (más de 257.000 millones de euros) respecto a sus valoraciones a cierre del 16 de marzo. Facebook, la red social que provocó el seísmo en el sector tras conocerse la fuga de datos de 50 millones de usuarios (1), ha sido la gran damnificada, al haber perdido desde entonces cerca del 20% de su capitalización. Valía unos 540.000 millones de dólares y ahora poco más de 444.000 millones.

Pero ese escándalo también ha arrastrado a Twitter, que el martes se hundió un 12%. El temor a una nueva regulación más estricta sobre protección de datos llevó a la compañía del pájaro azul a sufrir su mayor pérdida porcentual en una jornada desde el 27 de julio de 2017 (hoy ha subido un 1,35%).

Está claro que la crisis de Facebook hace temer a los inversores un efecto dominó sobre todos los gigantes de internet, que amasan enormes cantidades de datos de sus usuarios, sobre los que basan sus negocios. Algo que puede llevar a que se efectúe un escrutinio férreo sobre ellas a ambos lados del Atlántico, y se establezcan nuevas reglas de juego que impacten en sus negocios.

Pero hay más. Al creciente temor a una mayor regulación tras el escándalo de Cambridge Analytica, se han sumado otras noticias negativas, que han provocado una tormenta perfecta. La supuesta intención de Donald Trump de cambiar el régimen fiscal de Amazon y el hecho de que Canadá esté considerando imponer un impuesto sobre las ventas locales a Amazon y Netflix, provocó que este miércoles ambas firmas cayeran más de un 4% en Bolsa. Además, el Gobierno estadounidense sopesa aprobar de urgencia una ley prohibiendo inversiones chinas en cierta tecnología, como semiconductores y comunicaciones móviles 5G, áreas que ha definido como estratégicas.

Los descalabros no quedan ahí. Incluso el fabricante de tarjetas gráficas Nvidia, centrado en los últimos tiempos en la inteligencia artificial y el coche autónomo, sufre una oleada de órdenes de venta. “El accidente mortal sufrido por un vehículo sin conductor de Uber ha hecho saltar las alarmas en relación a los proyectos en marcha de conducción autómata”, dicen desde Link Securities. Arizona prohibió este lunes que los coches sin conductor de Uber circulen por su Estado y Nvidia, pionera en este campo, ha suspendido por ahora su programa de coches autónomos.

Este asunto también podría haber impactado a Google, cuya unidad Waymo es una de las más punteras en conducción autónoma, y a Tesla. Esta compañía, que también está siendo investigada tras un accidente mortal de un model X, sufrió una caída del 6% el martes y hoy se ha desplomado otro 7,7%. Y es que los inversores temen que, con estos accidentes mortales (el coche de Tesla podría haber ido en modo autopilotado), se retrasen proyectos de conducción autónoma, pese a que parece estar demostrado que es una tecnología con un potencial enorme a la hora de reducir accidentes.

Por si faltaba gasolina que avivara el desplome de las tecnológicas, Alphabet (Google) ha sufrido un duro revés en la batalla judicial que mantenía por patentes con Oracle. Un tribunal de apelaciones de EEUU ha concluido que Google ha violado los derechos de autor del gigante del software al utilizar “de manera injusta” partes del lenguaje de programación Java al desarrollar el sistema operativo Android. Una pieza clave en el negocio móvil del gigante de internet. La resolución ha golpeado a Google en bolsa, no solo porque se teme que deberá afrontar una multa millonaria (Oracle le pedía 9.300 millones de dólares) sino porque la resolución puede impactar en la forma en que las tecnológicas hacen sus programas.

(1) La compañía ha ampliado a 87 millones el número de usuarios a cuya información accedió la consultora británica Cambridge Analytica, 37 millones más que los calculados en las versiones iniciales sobre la polémica filtración de datos. (Expansión - 4/4/18)



¿Será el “principio del fin” del grupo “FAANG”? (el último tango en Wall Street)

El sector de tecnología, con un peso cada vez mayor en la bolsa, al punto que es ya motivo de preocupación para algunos expertos, ha decrecido cerca de un 6 % este mes en el índice S&P 500, reveló The Wall Street Journal, y recordó que el año pasado los inversores que se cobijaron en estas firmas cosecharon extraordinarias ganancias.

Pero ahora la historia es otra para el denominado grupo FAANG, un acrónimo formado con las iniciales de Facebook, Amazon, Apple, Netflix y la matriz de Google, Alphabet, sacudido por fuertes caídas.

Los “barato” sale caro y lo “gratis total”… peor

- Facebook y la conversión de los “likes” en votos

- Amazon y la “precarización” laboral extrema

- Google y las “fake news”

- Apple y los iPhone “ralentizados”

- Uber y los coches sin conductor “asesinos”

- Tesla y los accidentes mortales de sus vehículos “autopilotados”

- La tecnología “blockchain” y el “big-cuent” de las criptomonedas

- El “big data” y la gran burbuja

- YouTube y la usuaria “cabreada” (hiere a 3 personas y se suicida)

(…)

La red social ante la peor crisis de su historia

Los “daños colaterales” de una economía “low cost”. La difícil privacidad del “gratis total”. La intimidad monitorizada, en manos de los “quants”. Los costos ocultos economía de la “vanidad”: cuando exhibirse se convierte en negocio.

…whatsapp, notebook, mensajes de texto, internet… Ataduras que anulan el deseo del diálogo, de la mirada, del contacto físico y de cualquier tipo de responsabilidad comunicacional que entrañe un riesgo.

Un “entretenimiento” que acabó en “sometimiento”. El streptease (voluntario) de los “webinars”, que en mano de unos “aprovechados” (subasteros electrónicos), los ha dejado convertidos en unos (insensatos) “webonazos”.

Los que parecían parte de la solución (socialización y libertad en la red) han sido en buena parte artífices del problema (tráfico de datos, manipulación, desinformación, intoxicación…). Su complicidad, por acción u omisión, ha sido determinante de la “jibarización” progresiva de los usuarios/consumidores. De esos polvos, estos lodos.

La economía “colaborativa” solo colabora con los “listillos” (ciber-explotadores) que “desarrollaron” (Silicon Valley) o “patrocinaron” (Wall Steeet) la trampa para “bobos”. Traficantes de datos. Violadores digitales. Experimentadores en culo ajeno… te “phising” en la cabeza y dicen que llueve.

¿Es la economía “asociativa”, una asociación para delinquir?

¿Será esta la “materia oscura” de las nuevas tecnologías?

¿Quién amenaza más la democracia en Occidente, los “putinistas” de Rusia o los “hijos de putin” de Silicon Valley? ¿Qué es más peligroso para Wall Street, el “proteccionismo” de Donald Trump o el “desproteccionismo” (filtración de datos) de usuarios de Facebook?

¿Será este “episodio”, el final de la escapada? o ¿el principio del fin de la distopía futurista? o ¿apenas otro “efecto secundario” de la economía “low cost”?



Los “daños colaterales” del “mundo feliz” que nos prometieron (la toleración de lo intolerable)… deberían ser un motivo para la “reflexión” (ya sé que no se estila): “la costumbre de regalar tus datos”. La difícil privacidad del gratis total. Si el servicio no cuesta nada, tú eres el producto.

Víctimas propiciatorias de la revolución del móvil. Frívolos, irresponsables, inútiles, inefectivos… abducidos por el paradigma de una falsa superioridad, pura soberbia de una suficiencia estúpida… ahora padecen de una sensación de agobio pleno y total, por el ejercicio estéril de obtener por la vía de las nuevas tecnologías, una irrealidad virtual, negada por una vida cotidiana mediocre, y una inteligencia emocional, francamente mejorable.

Mantenerse en la oscuridad en cuanto a la “materia oscura” de Internet y las redes sociales, conducirá al mundo a un lugar verdaderamente oscuro.

- Decíamos ayer… (cuando un “entretenimiento”, acaba en un “sometimiento”)





Paper - Desnudos en la Red… Del Planeta Web, a agarrados por los Web…

Catálogo: papers
papers -> Xii congreso de aecpa ¿Dónde está hoy el poder? San Sebastián País Vasco, del 13 al 15 de Julio de 2015
papers -> Paper El “Big-cuent” del Bitcoin (¿de “burbu-giles” a “gili-coins”?) Introducción y cuenta la historia…
papers -> Una creación deliberada de la ignorancia (agnotología)
papers -> Las noticias televisivas españolas en las cadenas generalistas y la temática del acoso
papers -> “Jóvenes inmigrantes: una identidad en construcción”
papers -> Deslocalización inversa
papers -> Imagining Keynes (It’s time to get stimulated vs. ¡Take the money and run!)
papers -> 5th laccei international Latin American and Caribbean Conference for Engineering and Technology (laccet’2007)
papers -> Submission Format for ims2004 (Title in 18-point Times font)
papers -> ¿Qué funciones desarrollan las aplicaciones de internet en la relación escuela familias? Un análisis piloto de 10 centros educativos. Autores


Compartir con tus amigos:
  1   2   3   4   5   6   7   8   9   ...   29


La base de datos está protegida por derechos de autor ©psicolog.org 2019
enviar mensaje

enter | registro
    Página principal


subir archivos