Omnivisión



Descargar 0.69 Mb.
Página2/11
Fecha de conversión12.05.2019
Tamaño0.69 Mb.
1   2   3   4   5   6   7   8   9   10   11

Presidente Chávez: Muy bien.

Bueno, Nirva, me parece que es un buen llamado para todos ¿no? Para el Estado, al Gobierno. En la Asamblea Na­cional me parece que es una buena bandera la propuesta de comenzar a elaborar una ley que regule toda esta materia; las instituciones, el Poder Ciudadano.

Es decir el nuevo Estado venezolano, Estado de Derecho y de justicia, pues no puede voltear la cara ante este problema, si no darnos la cara, darnos las manos, y avanzar y continuar sembrando los mecanismos para ir generando, cada día que pase, un estadio de mayor igualdad: liber­tad y justicia.

Bueno, ya sabemos que mañana se inaugura un evento... ¿Me dijiste dónde?

Nirva Machado: En el Museo de Bellas Artes.

Presidente Chávez: En el Museo de Bellas Artes. ¿A qué hora, Nirva?

Nirva Machado: Desde mañana a partir de las ocho y media es la instalación, hasta el día miércoles...

Presidente Chávez: Ocho y media de la mañana hasta el día miércoles.

Nirva Machado: ...Al mediodía.

Presidente Chávez: ¿Y el evento qué nombre lleva, exactamente?

Nirva Machado: Es un seminario de conmemoración a los 150 años de la Abolición de la Esclavitud en Venezuela.

Presidente Chávez: ¡Correcto!

Nirva Machado: Y estaríamos encantados si usted nos pudiera acompañar por allá.

Presidente Chávez: Mira que no había recibido la invitación. Te agradezco mucho la invitación.

Nirva Machado: Bueno, pensamos que ya la había recibido porque fue enviada ¿no?

Presidente Chávez: En verdad no la había recibido hasta este instante. Les agradezco mucho, independientemente de que pueda o no acompañarlos el día de mañana, ustedes saben que yo estoy inscrito en cuerpo y alma en estas luchas por la igualdad, y por ustedes hermanos, hermanos afrovenezolanos, afroamericanos. Y en todo el mundo, los hermanos del África, del África negra, saben y son conscientes; los hermanos del Caribe, de cuál es nuestro mensaje al mundo, y cuáles son... Eso es parte esencial de una de nuestras batallas: “la igualdad”.

Bueno, muy bien Nirva, muy bien Alexis, Jorge, gracias por visitarnos, a ustedes...

Nirva Machado: Gracias, Presidente.

Presidente Chávez: Y, bueno, vamos a conmemorar estos 150 años de la Abolición de la Esclavitud. Eso fue por allá por 1854, en el Gobierno de Monagas.

Aun cuando (1854) todos sabemos que esto quedó en la Historia solamente como algo, o sólo como algo simbólico, porque realmente no hubo abolición de la esclavitud. Incluso, bueno, cuatro...

Más bien la eliminación de la esclavitud en 1854, la abolición formal de la esclavitud, generó una serie de respuestas que motivaron la Guerra Federal, entre otras cosas, entre otras cosas. Eso fue como un catalizador.

Y luego en las tropas de Zamora, igual en las de Bolívar, la masa negra revolucionaria en las tropas de Bolívar, en las tropas de Sucre y en las tropas de Zamora, fue bastante grande el componente de los negros y las negras que se fueron a los campos de batalla, a luchar en la guerra, a través de la guerra revolucionaria, lo que no se les reconocía pues en la sociedad.

Bolívar lo entendió así, estamos precisamente, 1814 fue, exactamente son 190 años de aquel año que fue un turbión, el año 1814, fue un año terrible. ¡Terrible! Por cuanto la independencia y los líderes de la independencia no habían, no habían captado la motivación de los pardos, de los negros, de los indios, de los esclavos.

Así que surgió Boves y detrás de Boves se fue la negritud, el pardaje, los peones de la sabana, y con esos ejércitos populares Boves destrozó a los ejércitos de Bolívar. Bolívar se va derrotado, la Emigración a Oriente, se cae la Segunda República, Bolívar se va al Caribe, hace contacto con los hermanos del Caribe, recibe ayuda desde Haití, sobre todo desde Haití, la República negra de Haití, y entonces Bolívar comienza a entender que si no incorporaba las masas a la revolución no habría independencia posible, y es así cuando Bolívar emite, al poco tiempo, un decreto anunciando la liberación de los esclavos; y los incorpora a su ejército. Y se abraza con ellos y abraza las causas de la igualdad, de los indios, de los negros, de los pardos.

Igual mi general Zamora, fue la misma bandera, la misma lucha.

Y hoy estamos aquí, bueno, con la misma lucha, en la misma lucha, sólo que con otros métodos, nuestra revolución es pacífica, pero no deja de tener la contundencia necesaria para transformar y dejar atrás de manera progresiva todas estas cargas pesadas de discriminación y de desigualdad.

Muy bien, así que “¡Black power!”. Saludamos pues a todos los negros y las corriente que luchan por la igualdad.

Por ahí vemos a militares negros, por ahí está el negro Villegas Solarte, Comandante General de la Guardia Nacional; cantores negros, bueno, Cristóbal es más indio que negro, pero tiene ahí bastante de negro, de allá de los indios del Capanaparo.

Saludamos a todos este domingo 21 de marzo. ¡21 de marzo!

Hubo por cierto una serie de manifestaciones en todo el mundo, hablando de la discriminación y hablando de la desigualdad. La desigualdad, la discriminación, la exclusión, es uno de los componentes más nefastos de la desigualdad, y de la injusticia social. ¡La injusticia social!

Hablando de Cristo está en la Biblia, y era el pregón de Cristo, y es el pregón de Cristo: “El único camino a la paz es la justicia”.

Así que luchando contra la marginalidad, luchando contra la desigualdad, luchando contra la discriminación, estaremos al mismo tiempo luchando por una verdadera justicia, y al mismo tiempo generando una situación de paz en el mundo, paz para todo el mundo.

Ahí están unas imágenes de marchas.

A ver, muchachos. ¡No a la guerra! ¡Sí a la paz! En Londres.

Esto se conmemoró en el mundo entero, sobre todo como un gesto de protesta al cumplirse el primer aniversario de la terrible invasión estadounidense contra el pueblo de Irak, que sigue luchando contra la invasión.

¡Qué lindas imágenes! Mujeres, niños, hombres, en todo el mundo, marcharon millones. Aquí en Caracas también se hicieron una serie de eventos, de cantos, concentraciones por la paz. ¡Por la paz!

En Corea del Sur.

Incluyendo, por supuesto a Venezuela. Aquí luchamos por la paz.

Y como lo he dicho un millón de veces, levantamos esa bandera.

El diario “Vea” publica hoy en primera página esta muy buena imagen: “¡Cese de la guerra!”. Nosotros pedimos porque cesen las corrientes guerreristas en el mundo, que cese todo tipo de terrorismo en el mundo, condenamos cualquier tipo de terrorismo, de guerra, de agresión, contra el individuo, contra los pueblos, contra las leyes, contra las naciones. Tiene que terminarse definitivamente el tiempo en el cual ha imperado, o este tiempo, o esta era en la cual ha imperado la guerra, la violencia.

Igual el periódico, el diario “Panorama”, desde allá desde Maracaibo, y para toda Venezuela esta tremenda foto: “Repudio mundial a la guerra”. Esta foto corresponde a una vista de la movilización en Roma, allá en la Roma, la ciudad de piedra: la Roma.

Baja producción de crudo iraquí”, dice aquí también el diario “Panorama”, hoy.

Ministro de Salud en el Zulia”. Dijo Capella: “Ningún hospital debe cobrar”. Debe cobrar. El año pasado la Gobernación del Zulia recibió 118 mil millones para las necesidades sanitarias y para la salud.

Hoy inscribe su candidatura ante la Junta Electoral Principal, allá en Maracaibo, la candidatura a la Gobernación del Zulia, el general Alberto José Gutiérrez.

Desde aquí nuestro aplauso, pues, y nuestra felicitación...



Asistentes: Aplausos.

Presidente Chávez: ...Y estaremos apoyando al general Gutiérrez. Y llamo al pueblo zuliano, a ese pueblo zuliano, a cerrar filas, pues, a cerrar filas, en torno a este buen hombre, a este buen venezolano, a este buen soldado de esta Patria. Le deseamos mucha suerte.

Por cierto que el general Gutiérrez no es Gutiérrez Ramos, he oído por allí, incluso en el canal 8, que alguno... alguien... El general Gutiérrez Ramos... No, no, el general Gutiérrez Ramos es un general de división de la Guardia Nacional, que fue Comandante de la Guardia Nacional.

Desde aquí lo saludamos por cierto.



El general, el próximo gobernador de Zulia se llama Alberto José Gutiérrez, general de división del Ejército. Este es un caso extraordinario, cómo Alberto José Gutiérrez comandó la Guarnición del Zulia, enfrentó allá el golpe de Estado, enfrentó la conspiración, enfrentó al gobernador golpista que quería dejar sin combustible, sin medicinas, sin alimentos y sin agua a su propio pueblo, y el general Gutiérrez se puso al frente, con una prudencia extraordinaria, una sabiduría, una firmeza, y allá en Zulia derrotamos, gracias al pueblo zuliano, a los soldados comandados por Gutiérrez, y a él en persona, la conspiración múltiple que se desató en toda Venezuela, pero que tomó y pretendió tomar el Zulia como bastión, como bastión.

Allá se concentró la oligarquía y el gobernador golpista aquél pues dirigió con su Policía, con sicarios, tratando, incluso llegaron a anunciar la conformación de la República Independiente del Zulia y no sé qué más.

Bueno, todo eso fue derrotado, y allá está, y hoy inscribe su candidatura el general Alberto José Gutiérrez.

Ahí vamos rumbo al primero de agosto, elecciones en todo el país, para gobernadores, alcaldes, las fuerzas bolivarianas, y ese es mi mensaje al pueblo venezolano y a todas las corrientes sociales y políticas que apoyan este proyecto; y al pueblo todo en general, más allá de individualidades, es muy buen que siempre haya varios candidatos, siempre es bueno que haya varios candidatos.

Ahora, al final no puede haber dos candidatos ni tres candidatos por un solo proyecto, a una Gobernación, a una Alcaldía, estoy seguro que los partidos y el Comando Ayacucho, y los movimientos sociales, y sobre todo los cuerpos que toman decisiones han oído, han evaluado, y estoy seguro que han estado tomando decisiones tratando siempre de ser justos. Pero más allá de las particularidades aquí lo importante es la unidad, recordemos el clamor de Bolívar: “Si mi muerte contribuye para que cesen los partidos y se consolide la unión, bajaré tranquilo al sepulcro”. “Sólo la unión nos falta -decía Bolívar- para completar la obra de nuestra regeneración”.

En momentos en los cuales la Patria, el pueblo, el proyecto constitucional bolivariano son amenazados, desde dentro y desde fuera, por las oligarquías criollas y sus aliados internacionales, muy poderosos, como lo hemos venido denunciando, ahora es cuando hace falta que nosotros cerremos filas, cuadro cerrado, y vamos a la ofensiva política, a la ofensiva social.

Hoy es 21, bueno, 21 de marzo al 21 de abril, al 21 de mayo, al 21 de junio, al 21 de julio; 4 meses, 4 meses y 8 días, cuatro meses y una semana pues. Eso es lo que queda para ese día primero de agosto, que... o en el cual el Consejo Nacional Electoral decidió convocar a elecciones para gobernadores y alcaldes.

Que algunos partidos de oposición dicen que no van a ir. ¡Ah bueno! Dicen allá en mi pueblo ¿no? iba a decir un dicho muy popular pero no lo voy a decir más bien... ¡Es muy picante! ¡Je, je, je! ¡Es muy picante! ¡Es muy picante! Y machista además, y machista. Y aquí no somos machistas para nada, pregonamos la igualdad del género.

Entonces... Así como la igualdad de las razas, y todos somos iguales.



Pero en fin, si algunos partidos o partiditos políticos, derivados del pacto de Punto Fijo dicen que no van a ir a las elecciones porque ellos exigen que tiene que haber un revocatorio obligado ¿no? Bueno, que no vayan, yo creo que lo que están haciendo es, no quieren reconocerlo, pero como no tienen candidatos, no tiene partidos, son unos pequeños grupos...

Claro, ellos tienen un partido que se llaman las televisoras, pero como las televisoras no votan ¿no? Votarán sus dueños seguramente, y votan por supuesto quienes ahí trabajan, pero a la hora de contar los votos son igualitos, uno vale por uno; entonces no tienen partido, no tienen maquinaria, porque en vez de dedicarse en estos años a construir maquinaria, a construir partidos, a visitar los barrios, las urbanizaciones, a presentar un proyecto, se dedicaron en los últimos tres años a conspirar, a sacar a Chávez, a tratar de generar aquí la violencia y la guerra. ¡Ah! en eso es que han estado en estos últimos años.

Miren, les voy a decir algo, dentro de pocos días, hoy es 21, dentro de 5 días se cumplirán 10 años de nuestra salida de prisión, eso fue el 26 de marzo de 1994, en lo personal esto tiene una importancia, pero en lo político mucho más, mucho más, salimos de Yare, pues, salimos de Yare hace 10 años.

Ahora, qué fue una de las cosas que dije allá en los monolitos de Fuerte Tiuna, cuando recién me había quitado el uniforme con el que estuve preso durante dos años y un poco más, preso de dignidad, yo nunca estuve escondiéndome detrás de televisoras o de oligarquías, o diciendo que me estaban atropellando; no, estuvimos presos de dignidad...

Por aquí estoy viendo a otro preso de dignidad, Wilmar Castro Soteldo, y aquí hay un grupo de compañeros. Nosotros nunca estuvimos lloriqueando en la cárcel: “Que me están atropellando, que...”. No, no, todo está consumado, presos...

Ahí veo a otro, a Lugo Salas, comandante Lugo Salas, era mi teniente de mi batallón, por ahí andan muchos. No vi a ninguno de ellos pidiendo clemencia; no, presos de dignidad y de conciencia, y a conciencia de que estábamos presos allí, bueno, porque había que estar presos, pues, había que estar presos, no podíamos estar... Ahora, asumimos una responsabilidad.

Pero recuerdo que saliendo de allá, de Fuerte Tiuna, con mi liquilique, me puse un liquilique... Yo tenía 3 liquiliques, uno era beige, otro era verde oliva, el que más me gustaba era el verde oliva; no sé ni qué se hicieron esos liquiliques, se quedaron por ahí; otro era azul... ¡Ah! después mandé a hacer uno negro ahí, tú sabes, para andar cacheroso por ahí.

Ese día me puse el beige. Bueno, recuerdo que íbamos a hacer una rueda de prensa en los monolitos... Mentira, qué rueda de prensa, la gente que estaba ahí nos pasó por encima, había una moto que se cayó, le arrancaron la puerta a una camioneta prestada donde yo iba a desplazarme, la puerta, pero se la arrancaron. El liquilique se rompió, el pantalón, tuve que ir a cambiarme por allá, de verde oliva... Entonces me puse el verde oliva para ir a grabar a Televen un programa especial con José Vicente aquel día, programa que salió por lo noche, de aquel sábado, comenzaba la Semana Santa de 1994.

Pero yo recuerdo que me preguntó alguien ahí, entre el atropello, periodistas en el suelo, micrófonos, y bueno me preguntaron cosas: “¿Y qué va a hacer ahora?”, me pregunto alguien. “¿Adónde va usted?”. Yo le dije: Vamos al poder.

¿Y adónde va?”. A las catacumbas con el pueblo.

Y ustedes me vieron, muchos de ustedes me vieron, recorrer este nuestro país, con un grupo de compañeros y compañeras durante 5 años, no anduve pregonando odio ni violencia, y nunca lo he hecho; sólo que nos dedicamos a desde el seno del Movimiento Bolivariano Revolucionario 200 (MBR-200), a construir una maquinaria, de pueblo en pueblo, de calle en calle, de campo en campo, durante 5 años, casi 5 años. A construir o a darle mejor forma a un proyecto, a una propuesta, en lo político, en lo económico, en lo ideológico, el bolivarianismo, el árbol de las tres raíces, la propuesta del poder constituyente; la ideología bolivariana, zamorana, robinsoniana, revolucionaria, igualitaria.

Yo recuerdo que hasta a veces hasta mudo me quedaba de andar dando discursos de pueblo en pueblo. Muchas veces no había sino un megáfono viejo, y uno tenía que gritar allí para que lo oyeran.

Nos cortaban la energía eléctrica, recuerdo que en Guasdualito una vez, en la plaza Bolívar, teníamos una concentración y se fue la luz en el pueblo. ¿Qué pa­só? Cortaban la cuchilla para que Chávez no hablara. Me invitaron una vez a estaciones de radio y se iba la luz. Todo eso.

En una ocasión, incluso recuerdo que todos los compañeros más cercanos que estaban conmigo estaban presos, todos, no quedaba uno en libertad. Fue aquella vez que yo le dije al entonces Presidente, le lancé un reto, porque bueno estaba yo solo, mis compañeros presos y presas, por andar conmigo. Entonces le dije: Bueno, venga por mí, aquí estoy yo no voy a esconderme, venga por mí, métame preso, y suéltelos a ellos, pero cuando lancé aquel reto. Vamos a ver de todos modos, si viene por mí, mande por mí, y métame preso si quiere, vamos a ver quién dura más, si usted allá en Miraflores o yo en prisión.

Todo eso pasó aquí. Éramos unos condenados, me acusaron de que yo había matado a unos soldados venezolanos allá en Cararabo, me acusó el Presidente de Colombia de entonces, y el de aquí por supuesto, en connivencia. Echaron a correr cuántos rumores, para tratar de desmoronarnos.

En una ocasión recuerdo que interpelaron al entonces jefe de la Disip, un general retirado de la Guardia Nacional, muy astuto ese general, yo lo conozco, bastante lo conozco, él fue jefe de la Di­sip durante todo el Gobierno de Caldera.

En una ocasión lo interpelaron en el Congreso, no recuerdo porqué cosa era, y entonces aquel general le dijo a los políticos que lo interpelaban, todos de la Cuarta República, recuerdo que se le fueron los tiempos al general, como se dice, y se puso fúrico, perdió el control de sí mismo ante preguntas y cosas, y entonces recuerdo que dijo: “Ustedes deberían agradecerme a mí, porque he hecho algo que es para ustedes, he liquidado a Chávez políticamente”.

Yo veía las grabaciones y me reía, porque aquel general, en verdad la Disip de entonces tenía un objetivo, liquidar a Chávez, incluso físicamente, sólo que no se atrevieron, si hubieran querido lo hubieran hecho, yo andaba prácticamente sólo con la protección de Dios, de pueblo en pueblo, por ahí, a veces dormíamos en una camioneta en la calle, cansados; por ahí manejaba, andábamos dos manejando, y en una camioneta vieja, y a veces, más de una vez, vamos a pararnos aquí a dormir, ahí a la orilla de la carretera pues, o en una alcabala, un chinchorro por allá.

O sea, si nos hubieran querido matar nos hubieran matado, sólo que no se atrevieron, más bien optaron por la liquidación moral, la liquidación política, pero fracasaron, fracasaron; y fracasarán, saben, fracasarán, porque aquí hay un aliento muy, muy, muy fuerte, espiritual, moral. Y un pueblo que despertó y que se da cuenta de dónde anda la verdad, más de allá de confusiones de algunos sectores, de algunos sectores que incluso no es son inocentes, que están confundidos por inocentes, sino que quieren estar confundidos, que no quieren ver no quieren oír.

Bueno, entonces las elecciones regionales, ahí están las fuerzas bolivarianas inscribiendo sus candidatos, el plazo termina el martes ¿verdad? el 23. Es decir, pasado mañana a medianoche se cierra el plazo que abrió el Consejo Nacional Electoral.

Yo he llamado a todos los dirigentes políticos que apoyan el proyecto bolivariano, a niveles locales, regionales, que se pongan de acuerdo, a mí no me estén buscando para yo dirimir cosas; no, no, no. No, no, no. Ayer me llamó alguien: “Mire, que aquí el candidato...”. No, no, yo no me meto en eso, mi compadre. Yo creo en la capacidad y en la madurez de las corrientes, de las corrientes que ahí están conviviendo, a niveles locales, a niveles regionales.

He estado sí muy pendiente, de las candidaturas a gobernadores, por supuesto, he opinado, a la hora de tomar decisiones, pero sobre todo en los niveles de alcaldías yo allí, más allá de la Alcaldía Mayor, que es estratégica para... estratégica, todas son estratégicas, pero esta es más estratégica, y alguna que otra Alcaldía que considero estratégica, he opinado, lo demás pero digo ni siquiera me pidan opinión porque desconozco realidades regionales puntuales, y no voy yo a ponerme a estudiar esas realidades, no es mi tarea. Creo en el liderazgo compartido y colectivo.

Pero más allá de tal o cual decisión que alguien no comparta o que genere algún malestar en alguien, en lo personal, o en algún partido, sigo -y ese sí es mi llamado y mi pregón- convocando a la unidad, se trata de la Patria, no se trata de un partido o del otro partido, de una persona o de la otra persona, de una corriente o de la otra corriente. Por eso qué bueno que allá en el Zulia hoy se está inscribiendo el general Alberto José Gutiérrez.

Y como Jefe de Es­tado, además, Presidente de la República, yo llamo a las fuerzas de oposición, bueno, a que salgan con sus candidatos, que salgan con sus candidaturas, es totalmente falso ese cuen­to que esgrimen algunos, que si les robaron no sé cuántas firmas y que también les van a robar las elecciones regionales. Yo creo que más bien es que no tienen con qué, no tienen con qué ¿no? No tienen con qué. Ese es como el que: “Mira ¿quieres jugar aquí beisbol”. “No, chico, no, porque es que ustedes juegan... ustedes... no me gusta este equipo”. O qué se yo, cualquier excusa.

No es sino una excusa, no es sino una excusa. Porque a lo mejor es que no puedes batearle a un pitcher, no tienes con qué ¿no? Entonces rehuyes la batalla, y buscas una excusa para tratar de quedar bien contigo mismo.

No, yo hago un llamado, ponemos nuestra confianza en las instituciones, sólo así seguiremos construyendo esta nueva democracia. Me da mucho gusto, leer, como leído por allí que algunos candidatos ya han salido a la palestra, de Acción Democrática parece que, según leí, van a lanzar a Claudio Fermín, el paisano Claudio Fermín, él nació en Barinas, el negro Claudio lo llaman otros; bueno, que se lance Claudio. ¿Le vas a ganar a Juan Barreto? ¡Muuuy difícil, Claudio! Pero lánzate pues, ahí está el gordo Juan, y el gordo anda recorriendo barrios y calles.

No, que si entonces otro de Acción Democrática se va a lanzar contra Bernal. Bueno ¡perfecto! Que si van a lanzar un candidato en Guárico, a la Gobernación, que si allá en Apure van a lanzar a uno de los caudillos de Acción Democrática, de allá de Apure... ¿Cómo se llama?



Compartir con tus amigos:
1   2   3   4   5   6   7   8   9   10   11


La base de datos está protegida por derechos de autor ©psicolog.org 2019
enviar mensaje

    Página principal
Universidad nacional
Curriculum vitae
derechos humanos
ciencias sociales
salud mental
buenos aires
datos personales
Datos personales
psicoan lisis
distrito federal
Psicoan lisis
plata facultad
Proyecto educativo
psicol gicos
Corte interamericana
violencia familiar
psicol gicas
letras departamento
caracter sticas
consejo directivo
vitae datos
recursos humanos
general universitario
Programa nacional
diagn stico
educativo institucional
Datos generales
Escuela superior
trabajo social
Diagn stico
poblaciones vulnerables
datos generales
Pontificia universidad
nacional contra
Corte suprema
Universidad autonoma
salvador facultad
culum vitae
Caracter sticas
Amparo directo
Instituto superior
curriculum vitae
Reglamento interno
polit cnica
ciencias humanas
guayaquil facultad
desarrollo humano
desarrollo integral
redes sociales
personales nombre
aires facultad