La historia que voy a contar, podría ser quizás una historia más de tantas, si mi tarea habitual fuera escribir historias o bi


* Efectos terapéuticos del Contacto



Descargar 0.78 Mb.
Página5/6
Fecha de conversión26.03.2018
Tamaño0.78 Mb.
1   2   3   4   5   6

* Efectos terapéuticos del Contacto

El contacto y particularmente la caricia, tienen sobre nuestro organismo y sobre nuestra emocionalidad, efectos terapéuticos. La persona acariciada refuerza su autoestima, revaloriza su cuerpo y en el aspecto orgánico se inician una serie de procesos neuroendócrinos elevadores del tono vital.


56

La falta de caricias produce serias distorsiones de la imagen corporal.

El contacto con el otro condiciona la relación con nuestro cuerpo, al acariciar y ser

acariciados, podemos vivir nuestra corporeidad.


En Biodanza consideramos la “ función de contacto ” como terapéutica, en la medida que el contacto corporal - en especial la caricia - activa, moviliza, transforma y refuerza nuestra identidad, la cual se proyecta en la piel que es nuestro límite corporal.
Nuestra piel, órgano receptor del sentido del tacto, es capaz de proyectar e

irradiar nuestra identidad. Si la musculatura y la piel (cenestesia y sensibilidad táctil-erógena) forman un continente genuino, podemos vincularnos auténticamente con otras personas y con el universo e integrar vastos ciclos de energía vital.


Las enfermedades de la identidad son, en realidad, los esfuerzos erróneos por tener un continente que no nos contiene ”, dice Rolando Toro. La acción terapéutica más importante es el contacto, el cual no debe ser mecánico puesto que, si así lo fuera, no es curativo; tiene que darse en un contexto, afectivo y progresivo de comunicación y empatía, es decir de caricia.
A continuación, un detalle de los numerosos efectos del contacto y la caricia, que se

pudo documentar a lo largo de la aplicación de Biodanza.



Sobre la Autorregulación:


  • Cambio de los umbrales de repuesta límbico-hipotalámica

  • Armonización de la balanza simpático-parasimpático (equilibrio neurovegetativo)

  • Compensación de los sistemas ergotrópicos y trofotrópico

  • Elevación de la homeostasis

  • Elevación de la termorregulación


Sobre los Organos:
Activación de las funciones sexuales

  • Aumento de las hormonas sexuales por acción gonadotrópica

  • Reactivación genital

  • Activación y facilitación de los procesos de fecundación y gestación

  • Activación del sistema cardio-respiratorio

  • Disolución de tensiones motoras crónicas de defensa

  • Efectos reforzador del sistema inmunológico

  • Regulación del desenvolvimiento en el niño (Spitz)

  • Efecto sedativo sobre los órganos

  • Estimula la sensibilidad de la piel (vías centrípetas)

  • Revitalización de los órganos: piel, músculos, arterias, venas, corazón, aparato urinario (vía neurovegetativa), aparato digestivo.

57

Sobre el Fondo Endotímico:




  • Elevación del ánimo (humor)

  • Estabilización de la curva del ánimo: colorido y riqueza

  • Aparición de sentimiento de euforia vital, leveza, sensaciones epifánicas

  • Efecto antidepresivo


Sobre el Instinto:


  • Aumento del deseo sexual y de la capacidad de excitación

  • Aumento de la potencia sexual

  • Facilitación de la capacidad de orgasmo

  • Transformación de los mecanismos de defensa.

  • Disminución de la represión sexual

  • Reforzamiento del instinto de supervivencia

  • Efectos afrodisíacos

  • Necesidad de hogar (instinto de nido)


Sobre las Emociones y los Sentimientos:


  • Aumento de la autoestima

  • Revalorización y amor al propio cuerpo

  • Integración afectivo-sexual

  • Potencia e intensidad afectiva

  • Emociones integradoras: ternura, amor, alegría

  • Capacidad para dar y recibir afecto

  • Amor comunitario.

  • Interés por las actividades que refuerzan los padrones de vínculo

  • Efectos ansiolíticos (descenso del nivel de ansiedad)

  • Reconocimiento y asunción del “fetiche”
Sobre la Percepción y la Consciencia:




  • Percepción más esencial del mundo y del semejante

  • Amplificación de la consciencia

  • Elevación de la conciencia ecológica

  • Reforzamiento de la identidad

  • Percepción integrada de sí mismo

  • Conciencia comunitaria

Sobre la Existencia:





  • Prioridad del sentimiento en el desarrollo del proyecto existencial

  • Introducción de factores hedónicos en el estilo de vida

  • Sentimiento de felicidad

  • Desalineación

58


  • Equilibrio de los componentes del estilo de vida (Ergo, Trofo y Gonadotrópico)

  • Sentimiento de libertad

  • Aumento de consistencia existencial

  • La función de contacto como vía terapéutica posee una filiación histórico-antropológica, clínica y experimental.

  • La función de contacto como vía terapéutica posee una filiación histórico-antropológica, clínica y experimental.


* Antecedentes del Contacto y la Caricia
Desde sus orígenes y a través del tiempo, la humanidad a dejado numerosos antecedentes históricos, antropológicos y experimentales en relación con el contacto y la caricia. A continuación, numerosos datos recopilados por Rolando Toro y otros que puedo aportar por mi experiencia personal, dan cuenta de estos gestos que el hombre repite a lo largo de la historia del mundo.
Históricos:
San Luis, Rey de Francia, curaba a los enfermos por imposición de sus manos.

Cristo devuelve la vista a un ciego mediante el contacto de su mano con saliva sobre sus ojos, la curación requería el contacto.


En la actualidad los Sacerdotes Católicos dan a los enfermos la llamada “unción de los enfermos” y a los moribundos la “extrema unción”; ambas consisten en ungir la frente de la persona con el “óleo santo” u “óleo del Señor” mediante la Señal de la Cruz. Durante este acto, algunos realizan también una imposición de manos.
Danzas de contacto colectivo, orgías, fiestas Lupercalias, Bacanales en distintos pueblos y época, tienen el carácter de ceremonias de Renovación de la Vida. (Mircea Eliade: Tratado de Historia de las Religiones. Yoga e Inmortalidad).
Tradiciones eróticas de la India destacan la importancia de las caricias y contactos corporales: Kamasutra, Ananga Ranga, Tantra Hevaira.
Antropológicos:
Carlos Darwin: “La Expresión de las Emociones en el Hombre y en los Animales”. (Observaciones sobre rubor, contacto corporal y expresión del amor).
Irenaus Eibl-Eibesfeldt: “Amor y Odio”.
Historia natural de las pautas elementales de comportamiento: Disposición de contacto; Contacto en los Animales; Formas de Contacto, besos y caricias entre los indios Waika, Pigmeos, Papúes, Woitapmin, Kukukuku, Barotes, etc.

Comparación de comportamientos europeos, americanos y asiáticos. En esta obra se pone en evidencia que la tendencia al contacto corporal en sus múltiples

59

modalidades, corresponde a una necesidad primordial tanto en los animales superiores de la escala zoológica como en los seres humanos.


Mircea Eliade: “El Chamanismo”.
Describe diversas formas primitivas de curación por contacto del médico-brujo con el enfermo.
Experimentales:
Harlow, H. Y Zimmermann, R.: “Development of Affectional Responses in Infant Monkeys”.

Harlow, H. Y Harlow, M.: “Social Deprivation in Monkeys”.

Demostraron que la estimulación táctil-cenestésica es importante para el desarrollo

en crías de monos. Colocó estas crías con madres biológicas y madres sustitutas, inanimadas. Las madres sustitutas eran de dos tipos: una formada por un armazón de alambre y otra revestida con una piel. La madre de alambre estaba provista de biberones.
Experiencia inmediata:


  • el pequeño mono prefería permanecer el mayor tiempo posible en el regazo de la madre “peluda”.

  • los hijos criados con la madre de alambre tenía comportamientos visiblemente mas neuróticos.


Experiencia mediata:


  • además de los contactos táctiles, los monos necesitaban una madre en movimiento.

  • los pequeños monos que juegan con otros compañeros de su edad se desarrollan más saludables que aquellos que sólo tienen contacto con sus madres.

  • los que fueron cuidados sólo por su madre, sin otros compañeros, presentaban perturbaciones graves respecto al sexo y al juego.

  • los criados en total aislamiento presentaban desvíos en los comportamientos de juego, defensa y sexo.

  • las experiencias de Harlow demostraron la importancia de la estimulación táctil cenestésica con la madre y con otras criaturas de su edad.

  • el seno materno no sólo es un medio de alimentación, sino también de estimulación táctil-cenestésica.


Seymour Levine: “Infantil Experiencia and Resistance of Phisiological Stress”.
Levine demostró –midiendo la actividad endocrina al stress- que las ratas que no han sido acariciadas o tocadas en su infancia temprana, tienen una adaptación mucho más defectuosa a los estímulos nocivos.
60

Margareth Ribble: “The rights of infants”.
Además de ser alimentados, los niños necesitan tres tipos de estimulación sensorial:

  • estimulación táctil (contacto entre la madre y el niño): acariciar y presionar suavemente.

  • kinestésica (movimiento): merecer levemente.

  • auditiva:conversar y cantar para el bebé.


R. A. Spitz: “The Psychogenic Diseases in Infancy”.
Los síndromes clínicos que produce la carencia afectiva en la primera infancia, han sido estudiados y analizados por Spitz, el cual los divide en dos grupos:
Enfermedades Psicotóxicas:
Cuadro Clínico: Factores Etiológicos

Coma de recién nacido (Ribble). Manifestación repulsiva afectiva de la madre.

Cólico de los tres meses. Consentimiento primario, en base a una ansiedad.

Neurodermitis. Hostilidad disfrazando una ansiedad.

Hipermotilidad (balanceo). Oscilación entre mimo y hostilidad.

Juego Fecal. Cambios cíclicos del talante.


Enfermedades por Deficiencia Afectiva:
Depresión anaclítica Privación emocional parcial.

Marasmo Privación emocional completa.


Spitz, cuyas investigaciones representaron una revolución en Pediatría, descubrió que niños institucionalizados en sus primeros meses de vida y carenciados del afecto materno, experimentan daños irreversibles en el aspecto motor, afectivo, del lenguaje y del desarrollo intelectual.

61

LA CARICIA, EL CONTACTO QUE SANA


* El Poder Sanador del Afecto

La ciencia está echando mano cada vez más firme, a la forma más simple y poderosa de comunicación que haya conocido la especie: la del contacto. La medicina incorpora masajes y caricias en su arsenal terapéutico cuando se trata de combatir enfermedades que dañan el sistema inmune o provocan dolor; conoce también, buena parte de los mecanismos que desencadenan en el cerebro las señales positivas que en la piel se sienten como enviadas desde el interior del corazón.


Numerosos estudios confirman la importancia del contacto físico y de otras manifestaciones de ternura en el desarrollo armónico de las personas; éstos tienen

como protagonistas unas diminutas sustancias con poder de gigante: serotonina, dopamina (dos neurotransmisores relacionados con el bienestar), cortisol (hormona vinculada con el estrés), y ciertas células blancas que defienden el organismo de agentes deletéreos (destructores de la salud).




A cualquier edad, aquieta los miedos Bebés: los prematuros que reciben

masajes terapéuticos ganan peso

con mayor rapidez

Fotos: Corbis
El Touch Research Institute (TRI), un sitio donde lo que menos abunda son los tubos de ensayo, forma parte del Departamento de Pediatría de la Universidad de Miami, y cuenta con un puñado de expertos que, en los últimos años, ha realizado valiosos aportes acerca del modo en que el contacto físico a través de las caricias y los masajes reduce las hormonas del estrés, combate el dolor y mejora los mecanismos inmunológicos. Muchos de sus trabajos ocupan hoy un espacio en los archivos de los Institutos Nacionales de Salud (NIH), donde el Centro Nacional de Medicina Alternativa y Complementaria (Nccam), con sede en Washington, se encarga de registrar y controlar todo lo relacionado con el empleo de medicina "no tradicional".
El TRI tiene más de 50 investigaciones en curso sobre el empleo del masaje.
–Estamos trabajando con bebes hospitalizados por nacimiento prematuro. Los masajes con presión moderada ayudan a que aumenten de peso y reciban el

62

alta más rápido –dice a la Revista la doctora María Hernández-Reif, profesora asociada del área de Investigaciones, que ha pasado años en contacto con bebés más pequeños que la palma de su mano–. Los masajes terapéuticos reducen los niveles de cortisol, una hormona relacionada con el estrés que, si se mantiene elevada, puede causar daños inmunológicos. También descubrimos el modo en que activan centros cerebrales relacionados con la relajación.


En diferentes centros del mundo, los masajes han logrado mejorar las condiciones físicas y emocionales de niños con asma, diabetes y artritis. En los adultos, algo similar ocurre en pacientes con Parkinson, Alzheimer, depresión y sida. Esto no significa que los masajes curan, simplemente se trata de verificar hasta qué punto la medicina no tradicional puede ayudar.


Los cuerpos hablan. Y confirman que, efectivamente, ayuda. A fines de los años 90, los científicos del TRI observaron que los niños autistas que recibían masajes terapéuticos presentaban comportamientos menos estereotipados, se concentraban más en la escuela y sufrían menos alteraciones del sueño.


En chicos con depresión, déficit de atención y problemas de conducta, los masajes habían reducido la ansiedad y la agresividad. En los bebés prematuros, la terapia del contacto realizada por profesionales y padres en las unidades de cuidados especiales, demostró ser capaz no sólo de acelerar el aumento de peso, sino también de reducir el riesgo de muerte súbita y mejorar los niveles de alerta del neonato.


* El Contacto como Terapia

La oleada de entusiasmo por estas ancestrales muestras de afecto como forma terapéutica, arrastra antiquísimos precedentes. En la tumba del sacerdote egipcio Ankmahor, que vivió 2200 años antes de Cristo, la imagen de un hombre sentado recibiendo masajes en los pies indica que estas prácticas tenían relevancia en el campo de la salud. Para Hipócrates, padre de la medicina, el "arte médico del frotamiento" debía constituir una herramienta terapéutica efectiva. Aunque, a decir verdad, fue sólo a fines del siglo XX cuando los científicos recopilaron una base empírica sólida respecto del arte de tocar y ser tocado.

Kathleen Keating, autora de “Abrázame” (Javier Vergara Editor), que había dirigido el departamento de Educación y Relaciones Comunitarias de un hospital de California, enunciaba a mediados de los 80, que "el contacto físico no es sólo algo agradable; es algo necesario”. Para ella, la "base lógica" del abrazo tenía profundos fundamentos: "El abrazo ahuyenta la soledad, aquieta los miedos, ayuda a dominar el apetito, alivia tensiones, ofrece una saludable alternativa a la promiscuidad, hace más felices los días felices, hace soportables los días insoportables, imparte sentimientos de arraigo y continúa ejerciendo efectos benéficos aun después de la separación".

63

Por esos años, en la Universidad de Wisconsin un equipo de biólogos separó, como parte de un experimento, a una serie de bebes monos de sus madres. Los dividió en dos grupos: una parte de ellos podía ver y oír a sus progenitoras, aunque una pared de vidrio les impedía tocarlas. El resto del grupo podía mantener contacto físico con sus madres a través de un tabique. Al finalizar el experimento, las diferencias fueron abrumadoras: los monos del primer grupo se volvieron agresivos, difíciles en la convivencia, solitarios. Los segundos crecieron más íntegros, más sociables, menos deprimidos.

La escritora e investigadora Diane Ackerman afirma en su libro “Historia natural de los sentidos” (Emecé), que "se necesita todo un ejército de receptores para crear esa delicadeza sinfónica que llamamos caricia". Y que, en definitiva, "todos los animales responden al tacto, a las caricias (...). En ausencia de contacto, las personas de cualquier edad pueden enfermarse y sentirse mutiladas". Al nacer, "las células táctiles de los labios nos hacen posible mamar. Entre otras cosas, el tacto nos enseña la diferencia entre yo y otro (…)".

El poder del afecto no se reduce al aprovechamiento de la piel, el órgano más extenso del cuerpo, para poder vivir es necesario el afecto, un afecto positivo, en el sentido de interesarse por el otro como persona, como individuo. Si bien el tacto es parte de su expresión más básica, el vínculo afectivo abarca otros factores, como la mirada, los gestos, las palabras.

Los niños abandonados y criados por diferentes personas, sin establecer un vínculo fuerte con ellas, no crecen, no se desarrollan mentalmente, quedan como congelados. En esos casos se habla de síndrome de deprivación emocional.

El Shantala, antiguo libro hindú, explica los masajes que las madres hacen a sus hijos. Las mamás que no son hindúes tienen otras maneras de dar contacto a sus hijos, que son válidas, como hacerles cosquillas o acariciarles la cabeza. Una manera de ejercer un buen contacto es a través del masaje, el cual también desencadena cambios fisiológicos mensurables: dar masajes a un ser querido activa los centros de relajación.



En el University College London (UCL), un equipo científico confirma la teoría: el amor maternal activa zonas del cerebro que posibilitan la supresión de la actividad neuronal relacionada con el juicio crítico y las emociones negativas. El doctor Andreas Bartels, del Departamento de Neurociencias, halló que estos mecanismos son prácticamente un calco de aquellos que se ponen en juego en el amor romántico. Las conclusiones despiertan curiosidad y alivio: de algún modo, ayudan a explicar por qué el amor es ciego. Lo es, dicen los científicos, tanto en los animales como en los humanos. Los mecanismos descriptos dan protagonismo a la oxitocina.

Es una neurohormona que en los animales ha demostrado ser suficiente y necesaria para inducir dos vínculos: madre-hijo y hombre-mujer. Nuestra investigación nos lleva a concluir que el cariño humano emplea un mecanismo que supera las distancias, desactivando el uso de emociones negativas, al tiempo que impulsa a los individuos a involucrar las regiones cerebrales que inducen a los sentimientos de euforia. Un modo de explicar por qué el amor vigoriza.

64

Los médicos que trabajaron para la Organización Mundial de la Salud en diversos conflictos bélicos, indicaron que el estrés que sufrían las madres les impedía estar en contacto con sus hijos a la hora de amamantarlos; paradójicamente, la leche materna contiene hormonas capaces de relajar tanto a la madre como al bebé.



Una forma de contacto que ayuda en situaciones límite es la llamada "piel a piel" (skin-to-skin, o kangaroo care). La madre o el padre pueden colocar al bebe directamente sobre su pecho y taparlo con una sabana liviana. Es una alternativa especialmente útil cuando faltan cunas adecuadas o incubadoras. De hecho, ni bien nacen los bebés, lo primero que hacen los médicos es colocarlo sobre el pecho desnudo materno, de manera que su primer contacto sea “piel a piel” con su madre.

Altos niveles de cortisol (una hormona que se libera en situaciones de estrés) pueden ser indicadores -no son únicos- de parto prematuro. Un reciente trabajo del Touch Reserch Institute, de la Universidad de Miami, demostró que el masaje podía reducir los niveles de esa hormona en las futuras madres.

La serotonina (actúa como neurotransmisor) y la dopamina son sustancias vinculadas con el humor y el buen ánimo. Como el masaje terapéutico hace crecer sus niveles en sangre, se toma en cuenta como ayuda complementaria en el tratamiento de la depresión.

La expresión del afecto mediante el contacto físico es una forma de comunicación extendida entre los animales que viven en grupos sociales duraderos. Abrazos, cosquillas, caricias o empujones forman parte del repertorio de señales amistosas que utilizan para estrechar sus vínculos sociales.

En muchos casos, estas señales son utilizadas inicialmente por las crías para pedir protección o comida a su madre y luego son empleadas por los adultos como gestos de afecto para evitar las disputas con otros miembros del grupo.

Los chimpancés nos ofrecen notables ejemplos: cuando uno de ellos se encuentra con un congénere conocido, lo abraza y lo besa en la boca. El abrazo tranquiliza a ambos, por lo que, además de servir como "saludo", es un medio para distender situaciones conflictivas.

Diversas formas de contacto afectuoso son indispensables para el mantenimiento de la paz en el grupo y para el adecuado desarrollo de los jóvenes en todas las especies sociales.

De particular importancia es el contacto madre-hijo. Los perros buscan insistentemente el contacto físico amistoso con sus dueños. Son descendientes de los lobos, carnívoros altamente sociables, con un rico sistema de comunicación. Los "besos" que nos dan derivan de la señal con la cual las crías de los lobos estimulan a los adultos, lamiéndoles los labios para que éstos regurgiten parte de la comida que contienen en su estómago. En los adultos, estos "besos" se convierten en un gesto que permite a los individuos subordinados apaciguar los impulsos agresivos de los dominantes.



65

La comparación de las formas de contacto físico animal con las nuestras puede dar lugar a interpretaciones erróneas. El famoso "abrazo de oso", por ejemplo, no es una forma de afecto. Es cierto que los osos se "abrazan" con frecuencia, pero se trata del modo en que los machos se disputan el derecho de aparearse con una hembra o de ocupar un territorio. Los individuos jóvenes también se "abrazan" durante sus juegos infantiles, que no son otra cosa que el entrenamiento que los preparará para las graves peleas que deberán enfrentar en la adultez.



En el reino animal, algunas Un abrazo protector disminuye

especies se abrazan con el estrés y la angustia en

frecuencia. los recién nacidos.

Fotos: Corbis




Compartir con tus amigos:
1   2   3   4   5   6


La base de datos está protegida por derechos de autor ©psicolog.org 2019
enviar mensaje

    Página principal
Universidad nacional
Curriculum vitae
derechos humanos
ciencias sociales
salud mental
buenos aires
datos personales
Datos personales
psicoan lisis
distrito federal
Psicoan lisis
plata facultad
Proyecto educativo
psicol gicos
Corte interamericana
violencia familiar
psicol gicas
letras departamento
caracter sticas
consejo directivo
vitae datos
recursos humanos
general universitario
Programa nacional
diagn stico
educativo institucional
Datos generales
Escuela superior
trabajo social
Diagn stico
poblaciones vulnerables
datos generales
Pontificia universidad
nacional contra
Corte suprema
Universidad autonoma
salvador facultad
culum vitae
Caracter sticas
Amparo directo
Instituto superior
curriculum vitae
Reglamento interno
polit cnica
ciencias humanas
guayaquil facultad
desarrollo humano
desarrollo integral
redes sociales
personales nombre
aires facultad