La ciencia de la palabra hablada



Descargar 0.55 Mb.
Página1/15
Fecha de conversión24.02.2018
Tamaño0.55 Mb.
Vistas528
Descargas0
  1   2   3   4   5   6   7   8   9   ...   15


LA CIENCIA DE LA PALABRA HABLADA




Marck Prophet – Maestro Lanello



Elizabeth Clare Prophet
MARCK Y ELIZABETH CLARE PROPHET
Summit University Pess

1 East Gate Road, Gardiner, Montana 59030 U.S.A

TEL: 406-848-9500 – Fax: 406-848-9555
e-mail: tslinfo@tsl.org -

http://www.tsl.org (Inglés)

http://www.tsl.org/spanish/default.htm (Español)

¡LA FUERZA MAS PODEROSA EN EL UNIVERSO!




Conviértase en su propio maestro. Vuelva a descubrir el arte de la invocación, practicado en las eras de oro de Atlántida y Lemuria.
Use fórmulas de la palabra para ordenar que la Luz de su Superconsciente a su mente consciente –desencadenando un potencia creativo ilimitado.
Aprenda a invocar la Llama Violeta –una energía de alta frecuencia que puede penetrar su sistema nervioso, su corazón y su cerebro – para incrementar vigor, longevidad y su percepción extra-sensorial.
Este fuego espiritual puede convertir pensamientos y sentimientos discordantes –tensión, enojo, depresión- en un carácter positivo y centrado. Puede incrementar claridad mental… y ayudarle a enfrentar los efectos de un uso prolongado de drogas.
La Llama Violeta eliminará de su sistema los tóxicos emocionales y físicos. Transmutará el karma. Borrará el efecto que causa la enfermedad. Incluso eliminará los registros angustiosos de vidas pasadas.
¡Hará que se sienta contento consigo mismo!. Pero sepa esto: el poder de la Llama Violeta quedará sellado en su Conciencia Superior hasta que usted la invoque por medio de la Ciencia de la Palabra Hablada.

AUM


La palabra sagrada AUM* [sílaba sagrada en sánscrito, que se pronuncia OM] emite las frecuencias de la Palabra, la misma Palabra que surgió como el origen de la Creación. Los hombres de la antigüedad conocían el poder de la Palabra. Las civilizaciones han surgido y han caído con el Poder de la palabra hablada. Hace cientos y miles de años, los mantras del Oriente –sagradas entonaciones- fueron legados por los sacerdotes y sacerdotisas de Lemuria. Todo lo que surge, procede de la palabra sagrada AUM.
Seguimos el rayo del sol hasta llegar a su núcleo de fuego. Seguimos la Luz de nuestros corazones hasta llegar al corazón de la Presencia. Cuando afirmamos la palabra AUM, estamos afirmando el verdadero ser. Afirmar ese ser significa convertirse en Él. Declararse ese ser significa saber quién es el YO SOY. El sagrado AUM que entonamos es el sonido indestructible. Es la inmensidad. Del AUM surge nuestra unidad.
El sonido de la Palabra –la Palabra del sonido. Es una palabra sánscrita. Significa “me inclino ante el Señor Dios Todopoderoso y estoy de acuerdo en que soy su amado hijo. Acepto mi destino inmortal. Acepto mi razón de ser. Acepto mi responsabilidad de ser. AUM. Acepto las partes componentes de mi realidad. Acepto que la Llama es Dios dentro de mí.
AUM es el símbolo más abstracto y, no obstante, el más concreto de la Divinidad. Es un instrumento de autorrealización. Es suyo. Emana de su corazón por medio del aliento de Dios. Ningún instrumento mecánico, ninguna máquina ni tampoco el poder de la civilización pueden compararse con el AUM. Tan sólo usted puede entonar el AUM, porque usted es Dios en manifestación. De esta eterna sílaba surge todo lo que existe. Todo lo que surge regresa al AUM.
El AUM se deletrea A-U-M y cada una de las letras representa una parte componente de nuestra divinidad. Cada letra ha de pronunciarse por separado. Cuando juntamos las tres, entonamos simplemente el AUM.

Pasado, presente y futuro forman la trinidad. Somos todo lo que somos como realización pasada, presente y futura del AUM. En el Oriente los hindús llaman a la Trinidad Brama, Vishnú y Siva; y en el Occidente –Padre, Hijo y Espíritu Santo-. El concepto es el mismo.
La A viene de Alfa (nuestro Padre) –como el iniciador, el creador, el Principio- que es el origen de espirales de la conciencia y del ser. Es el ímpetu del poder. La M es el OM de Omega (nuestra Madre) –la conclusión, el Fin- uno con el Espíritu Santo, que es el integrador y el desintegrador de las formas y de lo que no tiene forma. AUM. Así, las polaridades positivas y negativas del ser son pronunciadas por los Elohim a lo largo del cosmos para sostener los mundos.
Entre la A y la OM está contenida toda la vastedad de la creación. Y la U en su centro, es la copa de la creación, meciéndolo a Usted al Yo Real, al Ungido, al Buda de la Luz; usted en manifestación universal, en manifestación individual. A-U-M. La Trinidad en la Unidad. Usted, la parte central –la obra maestra- la Unidad entre el Uno y la Palabra, el fulcro y el nexo. El Cristo Universal es el poder de la preservación, de la concentración y de la cohesión de su identidad. Entre el ímpetu del Padre y el regreso de la Madre, usted está amparado en la identidad de Su Amor. AUM.

“¡Hagan un alborozo al Señor!”



por los Mensajeros

Para miles de devotos de la Luz de Dios en todo el mundo, el decretar se ha convertido en un “alborozo al Señor”. Durante la última década, los que han buscado las verdaderas enseñanzas del Verbo de Dios han descubierto que la ciencia de decretar es una de las formas más eficientes de meditación – una meditación que se lleva a cabo majestuosamente por medio del poder de la Palabra hablada.
En este libro, presentamos las enseñanzas de los Maestros Ascendidos de la Gran Hermandad Blanca1, [La Gran Hermandad Blanca es una Orden espiritual jerárquica, una organización de Maestros Ascendidos que se han unido para realizar la más alta finalidad de Dios en el hombre, como lo presentaron Jesús el Cristo, Gautama Buda y otros Instructores del mundo. La palabra blanca no se refiere a ninguna raza, sino a la Luz Blanca del Cristo que rodea a los santos y a los sabios de todos los tiempos, quienes han ascendido de todas las naciones para unirse con los inmortales] quienes han instruido a sus discípulos en el olvidado arte de la invocación, practicado en la Atlántida y en Lemuria. Hace más de doce mil años, en los tiempos de estos continentes perdidos, los sacerdotes y sacerdotisas del fuego sagrado invocaban la Llama de la Vida, aplicando los principios de la Ciencia de la Palabra Hablada.
Esta ciencia, que se ha practicado por muchos siglos tanto por adeptos en el Lejano Oriente como por místicos occidentales, destaca el uso de la voz en conexión con el chakra de la garganta para dar mantras, salmodias, oraciones, invocaciones, afirmaciones, cantos de júbilo y alabanza, y fíat de luz para incrementar la acción de fuerzas benignas sobre el planeta y en el mundo del individuo.
Los Maestros Ascendidos que están revelando Sus Enseñanzas a sus discípulos en todo el mundo en los albores de esta Era de Acuario, son seres libres en Dios, cuyas almas se han reunido con el espíritu de Dios, conocido como la Presencia YO Soy (I AM Presence). A lo largo de todos los siglos ha habido hombres, quienes han convertido el ritual de la reunión divina en meta de sus vidas. Con este fin, ellos han rogado al Maestro Alquimista, al propio Dios Todopoderoso, que transmutara las limitaciones de tiempo y espacio, y tomara dominio sobre los planos de la Tierra.
Para ellos la búsqueda del auto-conocimiento ha sido una pasión omni-consumidora. Superando todo obstáculo han trazado el curso de la Verdad. A lo largo de los valles ensombrecidos y sobre los escabrosos picos de la vida, han salido para vencer las ilusiones del yo inferior. Con sus victorias, han dejado un testimonio irrefutable del potencial del hombre para realizar su destino cósmico. Contemplando su triunfo, afirmamos «Lo que el hombre ha hecho, el hombre puede hacerlo».

Siguiendo el sendero que los grandes avatares han hollado, ellos han comprobado las leyes, las matemáticas, las fórmulas y los principios, los que, como causalidad, son el cimiento del mundo de los efectos en que vivimos. Ellos han cumplido con su misión de Cristeidad y han ganado así su libertad inmortal.


Se les llama Maestros, porque han dominado tiempo y espacio, aplicando las leyes que Jesús y otros han comprobado. Se les llama Maestros Ascendidos porque ascendieron a la Presencia de Dios, tal como lo hizo Jesús cuando “fue alzado y una nube lo recibió ocultándolo a sus ojos”2.[Hechos 1:9] La “nube” a la que todos ellos han ascendido, es la Presencia mística del YO SOY (I AM) que Moisés vio en la zarza que ardía sin consumirse y que se identificó a sí misma como el YO SOY el que YO SOY (I AM that I AM)3.[Éxodo 3:14]
Estos Maestros son los santos y sabios de todas las épocas – los reyes-sacerdotes, los profetas videntes, los filósofos-científicos –que han surgido de todas las clases sociales de la vida y de todos los continentes. Incluidos entre sus filas están Gautama Buda, Señor Maitreya, Kuan Yin, Confucio, El Morya, Kuthumi, Djwal Kul y otros, procedentes del lejano oriente; en Occidente hemos visto a Elías, Eliseo, Henoc, Moisés, Zarathustra, Jesús el Cristo,, la Virgen María, Juan el Apóstol, San Francisco de Asís, Juana de Arco, Santa Teresa y Saint Germain e incluso ese santo moderno y alma valiente, el Papa Juan XXIII e innumerables devotos anónimos que se han graduado de la escuela llamada Tierra.
Nosotros que esperamos graduarnos, tenemos hoy una gran oportunidad de seguir las huellas de aquellos que ya han superado el mundo. A los que quieren seguirle en el camino, Jesús les dio palabras de consuelo y esperanza para la reunión final con Dios. Estas palabras son la promesa que todo Maestro de la Gran Hermandad Blanca da a sus discípulos, porque la Ley de la Jerarquía es la Ley de la Evolución, mediante la cual el menor siempre está destinado a llegar a ser el mayor.
«Más confiad, yo he vencido el mundo»4.[Juan 16:33] ¡Regocíjense! Porque yo he vencido el mundo, también ustedes pueden vencerlo demostrando las mismas leyes que yo he demostrado.

«El que en mí cree hará también las obras que yo hago y hará mayores aún, porque yo voy a mi Padre»5.[Juan 14:12] Si ustedes creen en el potencial del Cristo dentro de mí, por medio del cual yo he hecho las obras de Dios en la Tierra, entonces ustedes pueden hacer esas mismas obras por medio de la acción del potencial de su propio Cristo. Porque yo me he convertido en la Fuente de toda la Vida por el ritual de la Ascensión, porque yo he ascendido “a mi Dios y a su Dios”6,[Juan 20:17] ustedes pueden hacer incluso mayores obras, porque yo voy a multiplicar el ímpetu de su victoriosa superación con el pleno poder de la mía.

Sed, pues, perfectos como es perfecto vuestro Padre que está en los Cielos”7. [Mateo 5:48] Dado que el padre, Fuente de la Vida, es perfecto y nosotros nos hemos unido con el padre, aplicando la perfección de Sus Leyes, ustedes también pueden perfeccionarse en esa misma unión, siempre que tuvieran como finalidad la meta de la perfección.


Por consiguiente, los Maestros Ascendidos son los verdaderos instructores de la humanidad, quienes están esperando a la entrada de la conciencia para enseñar a todo aspirante sincero del Sendero. Su presencia en este siglo se debe al cumplimiento de la profecía del Señor, dada a Isaías “más, tus maestros ya nunca más serán apartados de ti, sino que tus ojos verán a tus maestros”8.[Isaías 30:20]
Se dice “cuando el alumno está preparado, el maestro aparece”. Ustedes que leen este libro, se darán cuenta de que ustedes son ese alumno y que, en este punto de su evolución, se han preparado a sí mismos para entrar en relación directa con uno o más de los Maestros Ascendidos como sus discípulos en el camino de Retorno al Hogar.
Cuando se siguen cuidadosamente los pasos de iniciación que ellos han delineado para el sendero del auto-dominio, ustedes pueden superar el mundo y realizar la labor de Cristo en la Tierra. Pueden acercarse a la perfección, no solamente porque es la única meta válida en el universo. Sabemos que esto es Ley Cósmica, porque los Maestros que nos han precedido no sólo lo han afirmado, sino que lo han comprobado con su ejemplo.
Una de las técnicas más importantes y vitales de auto-dominio, enseñadas por la hermandad, es la ciencia de la invocación que incluye el arte de decretar. Al emplear este método para expandir la conciencia, que se explica minuciosamente en este libro, ustedes pueden acercarse aún más a la Llama de la Vida que está en su propio ser y finalmente experimentar el bautismo del fuego sagrado vaticinado por San Juan Bautista cuando habló de la venida de Cristo: «Él os bautizará con el Espíritu Santo y con fuego»9.[Mateo 3:11]
Todas las escrituras de los Maestros expuestas en este libro, incluyendo los ‘Decretos de corazón, cabeza y mano’, fueron dados por la Jerarquía de los Maestros Ascendidos a Mark y Elizabeth Prophet, quienes como Mensajeros de la Gran Hermandad Blanca, han revelado al mundo las elevadas enseñanzas por más de dos décadas.
Marck L. Prophet fundó The Summit Lighthouse en la ciudad de Washington en el año 1958, bajo la dirección del Maestro Ascendido el Morya, Jefe del Consejo de Darjeeling de la Gran Hermandad Blanca, con el propósito de publicar y diseminar el mensaje de los Maestros Ascendidos. En el año 1961, Elizabeth fue nombrada por el Morya para apoyarlo en la misión. Juntos han dado cursos y conferencias a través de los Estados Unidos y el mundo, viajando por Europa, el Medio y lejano Oriente, Africa y América del Sur con discípulos de los Maestros, enseñando y dando charlas a lo largo del camino.
Miembros de la Hermandad han dictado numerosos volúmenes a los Mensajeros, incluyendo “Pearls of Wisdom” (Perlas de Sabiduría), que son cartas semanales de los Maestros a sus chelas en todo el mundo; lecciones para Guardianes de la Llama, que contiene enseñanzas graduales en Ley Cósmica para los miembros de la Fraternidad de los Guardianes de la Llama, y el primer tomo de “Climb the Highest Mountain” (Asciende a la montaña más alta), uno de los cinco tomos que han de publicarse como el Evangelio Sempiterno que representa la culminación de la misión de los doce años que los Prophet realizaron juntos en la Tierra.
El 26 de Febrero de 1973, Mark L. Prophet se despidió de este plano, tal como lo había profetizado, e hizo su ascensión para convertirse en miembro de la Hermandad de Maestros Ascendidos que están al servicio de la Tierra en este período de cambios mundiales. Elizabeth permanece en encarnación ocupando el cargo de Madre de la Llama a beneficio de la humanidad y diriendo The Summit University y Montessori Internacional, así como la sede general de Church Univesal and Triumphant en Los Ángeles, California.
Así, los dos testigos de la palabra de Dios, ungidos para entregar a la era de Sabiduría de los Maestros, están haciendo accesible, a todo el que quiera oír, el verdadero conocimiento del Cristo que Jesús dio a un íntimo círculo de devotos que se reunían a menudo en el cenáculo antes y después de su resurrección. El compendio de la Ley Cósmica revelada a ellos – que incluye técnicas de dominio, enseñadas hasta ahora solamente en los Retiros de la Hermandad – proporcionará a todo hombre y mujer el entendimiento de su propio Yo Crístico (Christ Self), su propia Presencia YO SOY (I AM Presence) y su posición como un ser libre en Dios en este su propio universo natal.
La revelaciones dadas a Mark y Elizabeth Prophet son el cumplimiento de la profecía de Jeremías, concerniente al pacto que el Señor prometió hacer con la casa de Israel: “Después de esos días, dijo el Señor, pondré mi ley en sus entrañas y la grabaré en sus corazones, y seré su Dios y ellos serán mi pueblo. Y no enseñará más hombre alguno a su prójimo ni a su hermano diciendo: Conoce al Señor; pues todos me conocerán, desde el más pequeño hasta el más grande de ellos, dice el Señor: porque Yo perdonaré su iniquidad y no me acordaré más de su pecado”10. [Jeremías 31:33, 34]
La inscripción en el muro del antiguo templo “Hombre, conócete a ti mismo” es un constante desafío para toda alma. Indiferentemente de raza, credo, religión, nación o casta en que haya nacido, cada alma, si quiere ser libre de las ataduras del yo, tendrá que aceptar algún día el desafío de conocerse a sí misma tal como realmente es – una manifestación de Amor dinámico, una célula en el Cuerpo de Dios.
Es el deseo supremo de la Deidad darles la clave del auto-conocimiento que los capacitará para desencadenar el pleno potencial de lo que es su Ser Crístico, dado que ustedes son una faceta de Su Conciencia en evolución. Esta clave que desencadenará la energía, la inteligencia y la motivación de su auto-dominio, es el llamado que exige la respuesta.
La finalidad del decretar eficazmente, por lo tanto, es la de desencadenar las energías de su Yo Real. Hasta que no lo intenten, nunca sabrán cuánta cantidad de Luz de Dios pueden realmente extraer para que se manifieste en el mundo de la forma.
Si son de mentalidad abierta, honestos, imparciales y están dispuestos a experimentar con la ciencia de la invocación como una hipótesis de ley cósmica, entonces, entren en el laboratorio del Espíritu y sigan las instrucciones de los Maestros; porque tan sólo haciéndolo así comprobarán, a su satisfacción, que los decretos realmente dan resultado. En realidad, jamás lo sabrán hasta que no lo intenten.
Que la paz sea con ustedes cuando busquen el glorioso cumplimiento del poder, sabiduría y amor de la Palabra hablada.
“¡Hagan un alborozo al Señor!”.

Definiciones de la Palabra Hablada



Plegaria:

Una petición devota a Dios o cualquier otra forma de comunión con Dios o con un objeto de adoración; una comunión espiritual con Dios o un objeto de adoración, tal como una súplica, una oración de agradecimiento, una adoración o una confesión; una fórmula o secuencia de palabras que se usa en o se dedica a la plegaria: El Padrenuestro; una petición, instancia.


Invocación:

El acto de invocar o llamar a la Deidad, al Espíritu, etc., para que ayude, proteja, inspire y demás; súplica; cualquier petición o súplica de ayuda o asistencia; una forma de orar invocando la presencia de Dios, Que se pronuncia especialmente al comienzo de una ceremonia pública; un llamado a Dios o a los seres que forman una unidad con Dios para que proporciones poder, sabiduría y amor a la humanidad, o para que intercedan a su favor; súplica para que fluya luz, energía, paz y armonía manifiestas en la Tierra como en el Cielo.


Mantra:

Una fórmula mística o invocación; una palabra o fórmula, generalmente en sánscrito, que se recita o canta con el fin de intensificar la acción del Espíritu de Dios en el hombre.


Salmodia:

Una corta, sencilla melodía, que se caracteriza especialmente por notas individuales con las que se entona un número indefinido de sílabas, que se usa para cantar los salmos, cánticos, etc. en las misas.

Tanto en oriente como Occidente, el nombre de Dios se salmodia repetidamente en el ritual de expiación, en el que el alma del hombre se une con el Espíritu de Dios al entonar el sonido de Su Nombre. En sánscrito es AUM u AUM TAT SAT AUM y en inglés I M THAT I AM (YO SOY EL QUE YO SOY).

Cuando Se entona el nombre de Dios o de uno de los miembros de las huestes celestiales, la vibración del ser se reproduce, con lo que la esencia misma del Ser es atraída hacia el que canta. Por lo tanto, los cantos, cuando se usan adecuadamente, magnetizan a la Presencia, ya sea universal o individualizada, de la Conciencia Divina.
Decreto:

Una voluntad preordenada, un edicto a fíat, el pre-ordenamiento de acontecimientos. Decretar: decidir, declarar, mandar o imponer; determinar u ordenar; dar órdenes.



El decreto es la más poderosa de todas las peticiones a la deidad. Es el mandato del hijo o hija de Dios dado en el nombre de la Presencia YO SOY (I AM Precense) y del Cristo para que la voluntad del Todopoderoso se manifieste abajo como arriba. Es el medio por el cual el reino de Dios se convierte en realidad aquí y ahora por el poder de la Palabra hablada. Puede ser corto o largo y generalmente se caracteriza por un preámbulo formal y un cierre o aceptación.


Fíat:

Un decreto, sanción u orden autoritarios; un manifiesto; una corta invocación dinámica o decreto que usa generalmente el nombre de Dios YO SOY (I AM), como la primera palabra del fíat, por ejemplo: ¡YO SOY el Camino! ¡YO SOY la Verdad! ¡YO SOY la Resurrección y la Vida!.

Los fíat son siempre exclamaciones del poder Crístico, de la sabiduría Crística y del amor Crístico afirmados conscientemente y aceptados en el aquí y ahora.
Afirmación:

Aserción de que algo existe o es cierto; confirmación o ratificación de la Verdad; declaración solemne.

Afirmaciones son fíat que pueden ser más largos y con detalles más específicos. Afirman la acción de la verdad en el hombre –en su ser, conciencia y mundo-. Se usan alternadamente con negaciones de la realidad del mal en todas sus formas. Igualmente, afirman el poder de la Verdad que desafía las actividades de los caídos.
Llamado:

Una exigencia, una reclamación, una solicitud u orden de venir o estar presente; una solicitud pidiendo algo; el acto de convocar al Señor a su descendencia. “Y el Señor Dios llamó a Adán y le dijo: ¿dónde estás? [Génesis 3:9] “¡Fuera de Egipto he llamado a mi hijo!” [Mateo 2:15] Llamar: hablar en voz alta y articulada a fin de ser oído en la distancia; llamar de regreso de la muerte o del plano astral, por ejemplo: “¡Lázaro, levántate!”; pronunciar en voz alta y articulada; anunciar o leer en voz alta o con autoridad.

El llamado es el medio más directo de comunicación entre el hombre y Dios, y entre Dios y el hombre, que se usa frecuentemente en casos de emergencia, por ejemplo: ¡Oh Dios, ayúdame!, ¡Arcángel Miguel, toma el mando!. El dicho del iniciado es “el llamado exige la respuesta”. “El me llamará y yo le contestaré” [Salmos 91:51]. Ellos llamaron al Señor y Él les contestó” [Salmos 99:6]

YO SOY EL QUE YO SOY

Hace Miles de años, Moisés recibió la iniciación de esta acción de la ley del AUM, y nosotros seguimos conservando ese fuego sagrado y esa herencia tal como Moisés vio el núcleo de fuego blanco de su propio ser reflejado en la zarza que ardía sin consumirse. La voz entre la zarza declaró auto-conocimiento –ser que procedió del núcleo de fuego y declaró nuestra identidad en Dios. “YO SOY QUIEN YO SOY”.
Imaginémonos a nosotros mismos en ese árido país en que moisés estaba. En el nombre del YO SOY EL QUE YO SOY (I AM THAT I AM), viajemos a lo largo de akasha, a los registros de tiempo y espacio escritos en el éter, y pisemos esa tierra santa donde Moisés estaba parado.
Escuchemos con el oído interno el eterno sonido del Creador: “YO SOY EL QUE YO SOY”. Que cada quien entre en lo profundo de su corazón para oír la voz de Dios que habla. Respondámosle ahora al Señor de la Creación, la ley de la Creación, dentro de nuestros corazones: YO SOY EL QUE YO SOY.

Cuando pronunciamos nuestros mantras desde nuestro corazón, sintiendo el flujo de la intensidad del fuego sagrado en el corazón y nos comunicamos entre nosotros en respuesta al amor, entonces sentimos como crece la llama, que es la Luz que tenemos en común, nuestra Luz única.


Los Maestros Ascendidos de la Gran Hermandad Blanca enseñan a sus chelas a adentrase hasta el núcleo de fuego, para sumergirse en la fuente de Luz por medio del sagrado ‘AUM’ y permanecer ahí, tal como Jesús lo hacía cuando se retiraba de las multitudes a un lugar apartado. Ellos nos enseñan cómo salirnos nuevamente en el nombre de Dios –por medio de ese nombre YO SOY EL QUE YO SOY. Por lo tanto, el ciclo AUM y del YO SOY EL QUE YO SOY que cantamos, produce la corriente alternante de adentrarnos al Padre y salir con la Madre.
Este fíat del ser es el nombre de Dios. Es más que un nombre, contiene la energía de la creación. El primer YO SOY representa la letra A del AUM. Es Dios como Alfa que declara, ‘YO SOY (I AM). El QUE representa la U, la transición, el paso de la energía a Omega en el segundo YO SOY – la Trinidad que se vuelve a expresar.
Es Dios en las alturas que declara «YO SOY EL QUE YO SOY. YO SOY esta manifestación abajo la que YO SOY arriba. Como es Arriba es Abajo, YO SOY el que yo soy». Es Dios abajo en la persona de la Amada Presencia “YO SOY” (Beloved “I AM” Presence) que afirma que, tanto en el Cielo como en la Tierra, Dios es la Llama que arde en el altar de nuestros corazones.
Cuando decimos «YO SOY EL QUE YO SOY», EL Yo que está hablando no es el yo inferior, sino el Yo Superior. Dios dentro de nosotros está diciendo: «YO SOY EL QUE YO SOY». ¿Porque, quién sino Dios adentro tiene la autoridad de declarar ser, conciencia, auto-conocimiento?.
¿Sabe hablar la arcilla?. ¿Puede bailar la vasija sin la llama?. ¿Puede el leopardo cambiar sus manchas?. ¿Puede la forma exterior ser otra cosa que el instrumento de la Llama interna?. Sólo Dios puede hacer un árbol, como dijo el poeta. Sólo Dios puede crear y descrear los mundos.
Permitamos que Él hable a través de nosotros. «YO SOY EL QUE YO SOY». Permitamos que Él pronuncie Su Sagrado Nombre. Y cuando lo haga le responderemos diciendo: «Sí Señor, Yo soy lo que YO SOY».

I

El Mantra de Saint Germain para la Era de Acuario



YO SOY un ser de Fuego Violeta,

YO SOY la pureza que Dios desea”

por Saint Germain

¡Salve, amigos de la libertad!

¡Salve, portadores de la Luz de todos los siglos! ¡Salve, Oh América! ¡Salve, oh Tierra ¡Salve, la llama de la libertad en todo corazón y en toda vida a través del cosmos!.



Yo he venido a saludar a la Luz del YO SOY EL QUE YO SOY dentro de ustedes y a darles una visión para forjar su identidad con Dios. YO SOY el guardián de la Llama de la Libertad para todas las naciones. Ustedes me han llamado Saint Germain y Tío Sam* [El Tío Sam representa el arquetipo de la libertad en E.U.A., detrás del cual se esconde la personalidad de Saint Germain. Los estudiantes de los Maestros Ascendidos –sabiendo que el profeta Samuel fue una encarnación de Saint Germain- dan por entendido que el profeta de Israel es asimismo el patrocinador de la libertad para el pueblo americano y que fue él quien ungió al primer presidente de los Estados Unidos, a George Washington]. ¡YO SOY él y aquí estoy!. Yo estoy en la llama de la ciencia sagrada y de la religión que es de ustedes para que la reclamen como el fuego sagrado dentro de sus corazones.
Habitantes de América, habitantes de la Tierra, escuchen la súplica de las Huestes Ascendidas de Luz, que no se encuentran muy lejos de ustedes, sino que son sus hermanos y hermanas mayores en el Sendero y que han mantenido la visión de la libertad para ustedes a través de todos los siglos. Desde los días de Lemuria y Atlántida, desde los días del advenimiento del Buda, Cristo y los hijos de Israel –los que cruzaron el Mar Rojo y se abrieron paso por el desierto hasta que se cumplió la promesa- las Huestes del Señor han venido a través de los maestros, los Profetas y los Mensajeros de las diferentes edades.
¿Creen, pues, que Dios no puede revelarse en estos nuestros días tal como lo hizo anteriormente?. Sin duda alguna, nuestro Dios es un fuego consumidor y ese fuego es el bautismo del Espíritu Santo dentro de ustedes. Y ésta es la Era de ese bautismo y del advenimiento de la Llama Violeta para su liberación de toda clase de cautiverio sobre la mente, el alma, el corazón y el ser del hombre.
YO SOY el que está aquí para reclamar la libertad para todo hombre, mujer y niño, y para todo corazón en la tierra que lata junto con el corazón del Dios Todopoderoso. Estoy con los habitantes de la Unión Soviética, de China, de América y de África. Estoy con los hombres que luchan por esa liberación que significa la disciplina de la libertad bajo la Ley de Dios y no en ese libertinaje que se entrega a la mente carnal.
Sí, YO SOY un seguidor de Cristo. YO SOY un patrocinador del Cristo dentro de ustedes y Él también es mi salvador. De esta forma, el Señor Jesús sirve ahora conmigo para, junto con las huestes del Señor, ser la puerta abierta a la libertad en América y en todas las naciones. Esta es la puerta abierta que nadie puede cerrar.
Pero Yo les digo, habitantes de la Tierra, que les corresponde reclamar esa libertad. Porque, como siempre, los caídos –que han invadido los gobiernos y las economías de las naciones- están siempre presentes como saqueadores para arrebatarles su libertad, ordenada por Dios.
Por lo tanto, Yo les digo: ¡Reclámenla en el nombre del YO SOY EL QUE YO SOY! ¡Reclámenla y formen, pues, una unidad con Dios, el voto de mayoría por la libertad en la Tierra!. Porque, les pregunto: ¿qué significa paz sin libertad? ¡Que todos los líderes de todas las naciones ponderen en sus corazones este día lo que significa una paz que no proporciona libertad de ser o de adorar a Dios como al Ser Divino de cada alma!.
Sí, Yo vengo –un creyente y un Maestro de la Ley de la Reencarnación-. Si no fuera así, se lo hubiera dicho a ustedes. La Ley que preveé que el alma retorne una y otra vez es su justicia cósmica. Es su oportunidad de comprobar la Ley y de ganar esa salvación que es la Ascensión en la Luz.
Este es el objetivo de la auténtica religión. Es el enlace del alma con Dios en libertad. Es la gran prueba que nuestro Señor Jesucristo dio en su Ascensión desde la colina de Betania; pero también les incumbe reclamarla para ustedes mismos y para su nación, habitantes de la Tierra.
Entiendan, pues, que esta Tierra está destinada a ser gobernada por las almas de Luz. Por eso, almas de Luz, Yo me dirijo esta noche a ustedes: ¡Tomen sus puestos en los gobiernos, aboguen por la Verdad y defiendan la Libertad!.
Y ésta es la verdadera y única revolución que ustedes pueden abrazar. Es esta causa por la libertad, por medio de la cual ustedes llegan a entender que la meta y la vocación de América y de toda fiel y libre nación es la de guiar a la humanidad hacia el camino de la conciencia superior. Es una revolución de Luz que permitirá que todo lo que no esté correcto en la Tierra, se corrija con la Ley de la Libertad y el Bautismo del Fuego Sagrado.
Entiendan, pues, que es el movimiento hacia su Gran Ser de Dios interno lo que los salvará en esta Era, y que todos los problemas de la economía, la ecología y los gobiernos pueden ser resueltos si ustedes dedicaran tan sólo diez minutos cada día para adentrarse en sus corazones y encontrar a su Ser Divino, a fin de meditar y usar la Ciencia de la Palabra hablada, entonando el mantra de los hombres libres:

«¡YO SOY un ser de fuego violeta – YO Soy la pureza que Dios desea!».

Este es mi mantra que Les doy como su iniciación en la Era de Acuario. ¿No quieren repetirlo Conmigo ahora?

«¡YO SOY un ser de fuego violeta – YO SOY la pureza que Dios desea!».


Cuando usan el nombre de Dios para reclamar el YO SOY como el ser y la esencia de Dios dentro de ustedes mismos, entonces tienen el derecho de reclamar todo lo demás y por lo tanto, pueden emplear el mantra de Jesucristo, “YO SOY el Camino, la verdad y la Vida”, y participar en esa vida gloriosa que Él vivió.
Ven, pues, que los ciclos cambian, que, tal como Cristo vino a enseñarles que el Cristo vive dentro de ustedes, así Yo he venido a patrocinar a las naciones para que cada una de ellas bajo Dios se dé cuenta de que el Cristo es el centro y la conciencia de esa labor sagrada que es el destino que ha de seguir toda nación libre.
Hagan, pues, que la nación sea la identidad de la conciencia colectiva del Cristo en esta Era. Hagan que la individualidad se encuentre en la Comunidad del Espíritu Santo mientras los hijos de Dios en la Tierra forjan su identidad Divina, nación por nación. Por lo tanto, Les digo, en el nombre del Señor Todopoderoso, el Gran Dios de la Libertad para la Tierra: ¡Forjen su identidad divina!.
Les traigo ahora energías del Sagrado Corazón de Jesús, las energías del Sagrado Corazón de María y las de la consagración de mi propio corazón al camino de la libertad. Les traigo el conocimiento del Fuego Sagrado y de la Llama Trina que hace latir sus corazones.
La Llama Trina es el don de la Vida. Es su oportunidad para alcanzar la Individualidad y la realidad. También representa su coherencia con el Cristo, quien dio pruebas de ser la encarnación del Verbo, tal como el Padre, el Hijo y el Espíritu Santo fueron la fuerza impulsora y la energía de su oficio.
Contemplen, pues, la gráfica de su Presencia YO SOY, revelada a Moisés como YO SOY EL QUE YO SOY. Contemplen la individualización de la Llama Divina mediante la cual pueden reclamar su unidad con el Altísimo. Contemplen luego, el principio de su Cristo, su Yo Crístico, viviendo como el mediador y como aquel que es capaz de perdonar, perdonar y perdonar.
Entiendan pues, que el Cristo es único, el Unigénito y que, sin embargo, ese Cristo, ese único, esa Luz en Jesús, la verdadera Luz que alumbra a todo hombre que viene al mundo, es el cuerpo de Dios que se fragmenta y se repite una y otra vez para toda alma que entre en encarnación.
Y por eso, el potencial de ser Cristo está con ustedes en el momento de su nacimiento, en el momento en que el Espíritu Santo sopla el aliento de la vida en su templo. En ese momento, ustedes vuelven a tener la oportunidad de reconocer que su Yo es Dios, el YO SOY EL QUE YO SOY y de reconocer que su Yo es el Cristo; y el Fuego Sagrado que vive dentro de ustedes es el Espíritu Santo.
Y cuando ustedes mediten sobre esa Llama como Poder, Sabiduría y Amor, Yo les digo que esa Llama irrumpirá, se expanderá y llenará la casa, todo el templo de su ser. Y ustedes experimentarán la aceleración de sus centros sagrados, de su conciencia y de la Vida dentro de la Vida. Entonces sentirán el poder de un cosmos surgiendo a través de ustedes y verán como los pocos y después los muchos saldrán a salvar las naciones para el Dios Todopoderoso.
Porque Deseamos que todas las naciones y todos los pueblos entren bajo el dominio divino del Cristo. Por eso prestamos Nuestro Servicio –los seres Angelicales, los Arcángeles y los Elohim. Prestamos Servicio con la finalidad de poner el libertad al hombre. Prestamos Servicio para enseñar a la humanidad la Ley de su propia Inmortalidad. Prestamos Servicio sólo con el propósito de liberarlos a ustedes, a fin de que sean todo lo que Dios Les tiene prometido a través de los Grandes maestros del oriente y del Occidente, que han venido a lo largo de los miles de años de evolución de la Tierra.
No todo lo que Jesucristo confió a sus discípulos fue anotado para su uso posterior. Por lo tanto Nos corresponde a Nosotros devolverles a través de Nuestro Mensajero esa enseñanza sagrada del Cristo mediante la cual también ustedes pueden ser libres y realizar las obras de los apóstoles y de aquellos que fueron llamados para ser los representantes del Señor.
Yo Les digo, Oh, seres de Luz, ¡acepten su misión de los siglos!. ¡Acepten su papel de protectores de la Libertad en la Tierra!. Esto es en verdad el destino de América –enseñar un modo de vivir que sea una forma de gobernar mediante la cual toda Llama Trina y toda alma viviente pueda comulgar con Dios, y de esa comunión desarrollar un determinado voto y consagrar ese voto a la Libertad.
Hagamos, pues, que este entendimiento de la comunión interna sea el fundamento del Gobierno Divino del pueblo, por el pueblo y para el pueblo que no desaparecerá de la Tierra si esta nación, América, ha de elevarse nuevamente a su destino divino en esta Era y ha de forjar esa unidad que es patrocinada por el Arcángel Miguel quien viene a salvarlos y a unificarlos trayendo un mensaje. Recordad que sois hermanos1. [Abraham Lincoln: Address at Gettysburg”, 19 de Noviembre de 1863]
Por lo tanto, hagan que los hermanos se unan para alcanzar la gloriosa victoria del Cristo, el Segundo Advenimiento de Jesús y el retorno del gentil Señor Buda, Señor del Mundo y donador de la Llama de la Vida a todas las naciones. Hagan, pues, que el entendimiento de la convergencia de las enseñanzas de Oriente y de Occidente sea el fuerte del hombre que se identifica con Dios. Que las almas que aman la Llama de la Pureza se familiaricen ahora con la Llama de la Madre2 [La Llama de la Madre es la luz blanca del chakra de la base de la columna, el fuego ‘kundalini’ que asciende a fin de estimular los centros de la conciencia de Dios en el hombre] y que esa Madre del Cosmos vuelva a alimentar la nueva vida y el nuevo nacimiento.

¡Oh Madre Libertad!3, [La Diosa de la Libertad es la Maestra Ascendida que sostiene la conciencia cósmica de la libertad para la Tierra] alza tu antorcha y dales la bienvenida a todas las almas de Luz que vienen a América y a la Tierra; revela el Libro de la Ley y haz que éste sea el Evangelio Sempiterno! ¡Que venga el ángel a darle a los corazones de esta nación y a todos los habitantes de la Tierra el entendimiento de la única Fuente verdadera, de esa energía que es Dios y que se concede a toda alma viviente!.

Así, llamo a las tribus perdidas de la casa de Israel; ¡Vengan y reclamen su identidad divina! ¡Salgan de todas las naciones y sean libres! ¡Sean los maestros de todos los siglos y conozcan al YO SOY EL QUE YO SOY dentro del corazón y reconozcan que su Yo Real es el Cristo inmortal!.

Que la Llama Violeta sea, pues, la calidad de misericordia que no se agota4. [William Shakespeare: “El Mercader de Venecia” – 4º acto, 1ª. Escena, línea 184] Que la Llama Violeta se invoque diariamente. Que la meditación de ustedes se concentre en la Llama y en la frecuencia de la Llama que encontrarán en el color de la Llama Violeta. Este es Mi Rayo. Este es el Rayo de la Era de Acuario. Este es el color de la libertad misma.
Permítanle latir en sus corazones. Que encienda sus corazones. Que infunda en ustedes el amor de los primeros patriotas y de los que forjaron la victoria de libertad hace muchos siglos en el corazón de Europa, en ese pequeño país que es Suiza, donde aún arde una Llama Trina que todas las naciones pueden aprovechar y usarla para la victoria.
¡Oh Afra e hijos e hijas de Afra!5, [Afra es el Maestro Ascendido, oriundo de África que ayuda a los habitantes de ese continente a encontrar la libertad espiritual e individual por medio de la auto-maestría en la Llama de Dios] les encomiendo la Ley única del YO SOY EL QUE YO SOY! Se la encomiendo ahora. ¡Escuchen la palabra de los Maestros Ascendidos, comprueben y demuestren que tienen libertad y habilidad para ser íntegros!.
Yo dirijo Mi palabra a los negros, a los blancos y a los hombres de todas las razas. Cada uno de ustedes tiene la oportunidad de engendrar un gran genio para la Tierra, pero esto debe realizarse mediante el esmero individual y el mérito del alma. El ser de ustedes tiene que forjarlo tomando la energía que Dios puso en sus corazones.
¡Vengan ahora!. Les envío amor. ¡Sean libres, pues, de todo lo pasado!. Permitan que la Tierra se lave con las aguas de la Palabra viviente. ¡Que los registros de guerra, odio, prejuicio y lucha en cada continente se disuelvan ahora.
Porque YO SOY Saint Germain, el patrocinador de una nueva Era de Libertad. Yo patrocino América y toda nación en la Tierra donde se custodie la libertad, y patrocino a toda alma que quiera vivir para ser libre.
Habitantes de América rueguen por los que no están totalmente libres y cuiden bien su patrimonio de libertad. Porque, cuando pierdan su derecho de ser libres, debido a las sutiles usurpaciones de los caídos, se arrepentirán de la hora en que no estuvieron alerta en los muros como centinelas del Señor.
Y cuando el centinela reciba el grito de “¿qué tal la noche?”, confío en que cada americano sea un centinela en los muros del Señor y en los muros de la libertad. Y cuando reciban el grito, entonces, ¿qué responderán?. Yo digo que sea, “¡sin novedad!”. Les saludo en la Llama de Mi Corazón. Los sello en la Llama de Mi Corazón. Y Estoy con ustedes en Cristo, en Buda, hasta el fin del ciclo de esta Era. Amén.




Compartir con tus amigos:
  1   2   3   4   5   6   7   8   9   ...   15


La base de datos está protegida por derechos de autor ©psicolog.org 2019
enviar mensaje

enter | registro
    Página principal


subir archivos