La actitud



Descargar 19.12 Kb.
Fecha de conversión24.07.2018
Tamaño19.12 Kb.
Vistas112
Descargas0

LA ACTITUD

La actitud es la forma de actuar de una persona, el comportamiento que emplea un individuo para hacer las cosas. En este sentido, se puede decir que es su forma de ser o el comportamiento de actuar, también puede considerarse como cierta forma de motivación social -de carácter, por tanto, secundario, frente a la motivación biológica, de tipo primario- que impulsa y orienta la acción hacia determinados objetivos y metas. Eiser[1] define la actitud de la siguiente forma: predisposición aprendida a responder de un modo consistente a un objeto social.

La aptitud o "facultad" (del latín aptus = capaz para), en psicología, es cualquier característica psicológica que permite pronosticar diferencias interindividuales en situaciones futuras de aprendizaje. Carácter o conjunto de condiciones que hacen a una persona especialmente idónea para una función determinada.

Actitud, son pensamientos convertidos en acciones…

Si usted piensa continuamente que es un fracasado, lo será. La Biblia enseña:



“Como él piensa en su interior, así es él” (Proverbios 23:7)

Once actitudes que podemos elegir cambiar si queremos experimentar transformación. Estas actitudes son las siguientes:

1.     VISION Vs. Carecer de objetivos

2.     PERSEVERANCIA Vs. La derrota

3.     CONFIANZA Vs. La preocupación

4.     ARREPENTIMIENTO Vs. El remordimiento

5.     PAZ Vs. La tensión

6.     CONTENTAMIENTO Vs. Comparaciones

7.     PERDON Vs. Rencor

8.     PRODUCTIVIDAD Vs. Pereza

9.     HUMILDAD Vs. Orgullo

10. COMPAÑÍA Vs. Soledad

11. INTIMIDAD CON DIOS Vs. Aislamiento

Santiago 4:1

¿De dónde vienen las guerras y los pleitos entre vosotros? ¿No es de vuestras pasiones, las cuales combaten en vuestros miembros? Codiciáis y no tenéis; matáis y ardéis de envidia y nada podéis alcanzar; combatís y lucháis, pero no tenéis lo que deseáis, porque no pedís.

Proverbios 11:27 dice, “El que procura el bien buscará favor”. Proverbios 17:22 confirma esto con lo siguiente, “El corazón alegre constituye buen remedio; mas el espíritu triste seca los huesos”. Tener una buena actitud es otra manera de elegir imitar lo que es bueno.

El Espejo Mágico

Hace más de 100 años, en un pueblo grande, vivía una


niña, era pequeña y tímida, solo tenía 7 años. Un día esa niña recibió un
regalo muy especial de su abuela.

Le regalo un espejo, estaba un poco viejo y lleno de polvo,


pero se veía muy elegante, era grande y pesado. La niña lo llevo a su casa y lo
puso cerca de su puerta.

Pero al pasar los días noto algo raro en el espejo, noto que


normalmente nunca se veía bien, por más que ella ase arreglara y vistiera
bonito, nunca se veía bien, al mirarse en ese espejo siempre tenía una mala
cara, sucia de su ropa y despeinada, ella no entendía por qué.

La niña fue a casa de su abuela a contarle lo que sucedía,


ella estaba asustada y también enojada con el espejo porque nunca se podía ver
bonita en el.

Su abuela le revelo el secreto, ese espejo no reflejaba la


apariencia física, reflejaba la apariencia del corazón, reflejaba su actitud y espíritu.
La niña entendió el porque de todo, ella últimamente está enojada por sus
tareas de la escuela y por qué no podía jugar todo lo que ella quería, en ocasiones
hasta le hablaba mal a su mama y le gritaba, por eso el espejo la reflejaba con
fea cara, sucia y despeinada.

Cuando llego a su casa, se paro frente al espejo, y observo ese feo


reflejo una vez más. Entonces la niña respiro profundamente, se tranquilizo, pensó
cosas positivas y espero con paciencia, poco a poco observo que la imagen
cambiaba y que ahora reflejaba una niña sonriente, una niña hermosa y feliz,
ahora su actitud y espirito eran mejores.

Desde ese día cada vez que se sentía enojada, frustrada o


asustada, se paraba frente al espejo, respiraba profundamente y veía como su
reflejo y su actitud cambiaban, entonces ahora si podía vencer cualquier obstáculo,
con confianza, sin miedo y con actitud positiva todo podía lograr.

La actitud es el reflejo de nuestro espirito…

Compartir con tus amigos:


La base de datos está protegida por derechos de autor ©psicolog.org 2019
enviar mensaje

enter | registro
    Página principal


subir archivos