Hijos, mudanzas y mascotas


Efecto de la Hora de Nacimiento de Nuestros Hijos



Descargar 1.35 Mb.
Página2/2
Fecha de conversión28.09.2018
Tamaño1.35 Mb.
1   2

Efecto de la Hora de Nacimiento de Nuestros Hijos
Ahora me enfocaré en mi tema: “Los Hijos, las Mudanzas y las Mascotas: Tres Elementos de Apoyo del Astrólogo para Cambiar el Destino de las Personas”, diciendo que muy poca gente asiste a una consulta para que le expliquen por qué experimenta desgracias en su vida; la gente simplemente asiste a una consulta astrológica porque quiere una solución.
¿Qué explicación puede interesarle a la persona que, en la primera quincena de julio de este año, me escribió varios correos electrónicos - los cuales reproduzco líneas abajo para ustedes - donde me refiere sus problemas? Ella necesita la solución o, por lo menos, una salida que la encamine hacia la solución. Leamos estos correos, así como nuestra respuesta:

“… debo confesarte que siempre fui muy incrédula, en relación a todo lo que tú enseñas, pero reconozco que cada vez me convenzo más de tus aciertos. Te pido por lo que más quieras me ayudes, estoy realmente desesperada, mis hijos y yo estamos sufriendo mucho,… ¿Qué puedo hacer para cambiar la situación tan negativa en la que estamos viviendo…?” (Firmado: R.M.).


“… Ten presente que en los adultos los problemas vienen por las horas en que nacen sus hijos y por las horas en que abortan a sus embriones; asimismo, por las fechas de sus mudanzas y las fechas en que nacen nuestras mascotas (animalitos domésticos); y, por estas tres situaciones también arreglamos las cosas: hijos, mudanza y adquisición de una mascota…” (Firmado: Rubén J.)

  “… Nos han ocurrido tantas cosas malas, ya no somos los de antes. La empresa está totalmente destruida por tantos problemas legales. Nos desalojaron de mi casa,… bueno, hace como cinco años que todo va mal; mi esposo trata por todos los medios de volver hacer empresa, pero siempre pasa algo que hace que no podamos progresar nuevamente. Este año, mis hijos no han podido seguir estudiando, a pesar de ser de los mejores alumnos del colegio con diplomas; no encontramos apoyo, mi esposo se deprime con mucha facilidad, yo trato de levantarlo día a día, y me he descuidado hasta de mí salud…


Las fechas de los nacimientos de mi esposo y mía son:
A.: 13 de julio de 1967, a las 11:35 p.m., Piura

R.: 30 de abril de l962, a 4:53 p.m., Lima


Mis hijos:
A.: 27 de mayo de 1992, a las 11.39 p.m., Lima

C.: 04 de julio de 1995, a las 09.03 p.m., Lima


En el 98 tuve lo que se dice un embarazo frustrado; se encontró en el útero un saco gestacional de 4 a 5 semanas, y el 15 de junio se me hizo una limpieza del útero por no encontrarse presencia de embrión alguno en dicho saco.
El desalojo de nuestra casa ocurrió el 5 de mayo del 2005, por  la mañana. La última mudanza la hicimos el 10 de junio del 2007, cerca del mediodía… Necesito de tu ayuda urgente, confío en que sabrás orientarme”. (Firmado: R.M.).

Contenidos como los correos de R.M. abundan, y más graves aún, y tenemos que darles solución, o, al menos, tratar de hacerlo, ¿Qué solución podemos ofrecerle a R.M.? ¿Qué solución podemos ofrecerles a nuestros múltiples consultantes?


Sabemos que, en razón de nuestro nacimiento, todos tenemos que enfrentar problemas, y sabremos o podemos saber cuáles son leyendo nuestro horóscopo de nacimiento. ¿Cómo y cuánto tiempo nos tomará salir de los problemas? La hora de nuestro nacimiento tiene la respuesta. Los que nacen de día avanzan más rápido que los que nacen de noche, resuelven más rápidamente sus problemas, y se ubican en mejor posición en la sociedad respecto de los nacen de noche.
Las estadísticas nos dicen que el 80% de la humanidad nace de noche, y también que el 80% de la humanidad es pobre.
Pero la Rueda del Destino gira y gira (como el tambor de las balas del juego llamado ruleta rusa, pero el Destino nos obliga aquí a usar no una bala sino tres o cuatro), y veremos mejorada o sepultada nuestra suerte, saltando o no a un plano superior (material y espiritual) cuando nacen nuestros hijos. En realidad, ni siquiera cuando nacen nuestros hijos, sino cuando al fusionarse el espermatozoide con el óvulo, dan comienzo a una vida.
Cuántas veces hemos comprobado lo bien que le va a un padre, a una familia, aún desde que el bebé está gestándose en el vientre de su madre y, al nacer la criatura, toma contacto con nuestro mundo de día, próximo al mediodía; y, también, nos ha tocado presenciar lo contrario: ver a padres que no arriban en su trabajo, en sus compromisos personales y sociales, aún desde unos meses antes de nacer su criatura, la cual nació de noche.
Hace unas pocas semanas, conversé con un caballero colombiano que está sumido en la depresión porque sus negocios están caminando hacia abajo, están yendo muy mal. Le pregunté cuántos hijos tiene y a qué hora nacieron.
Las horas del día se regulan por los movimientos del Sol. En la astrología, el Sol se asocia con el padre, y La Luna, con la Madre. No importando el día, el mes y el año, siempre a una misma hora sabemos dónde está el Sol, o sea, siempre sabremos o podemos saber dónde está el padre biológico. Siempre que nazcan criaturas a la misma hora sabremos dónde están sus padres; esto es, sabremos hasta dónde y cuánto pueden avanzar en la sociedad estos padres. Aseveramos que, si un niño nace de día, mundanamente hablando, a su padre le irá bien o, al menos, caminará en esa dirección, pero, si la criatura nace de noche, el padre sufre reveses. No podemos decir lo mismo sobre las madres; tenemos necesidad de construir el horóscopo, sino, no conoceremos la posición de la Luna, y no sabremos cómo le va mamá consigo misma, con la familia y sociedad después de nacer su vástago.
El caballero colombiano sumido en la depresión tuvo a su primer hijo en 1988, veinte años atrás, a las 4:50 de la tarde; y al segundo, en 1993, quince años atrás, a las 11:30 a.m. Estos dos hijos nacieron en Bogotá. El tercer y último hijo, hasta el momento, le nació a fines del año 2007, en Miami, a las 3:20 a.m. El me dijo que, desde que su tercer bebé estaba en el vientre de su madre, sus negocios comenzaron a declinar y, después de haber nacido su tercera criatura, siguen yendo cuesta abajo.
Ahora bien, ustedes podrían decirme: ¿Por qué inicié la conversación con este señor colombiano preguntando por las horas en que nacieron sus hijos? Porque hemos comprobado hasta la saciedad que, en las horas en que nacen los niños, está escrita la felicidad o desgracia de sus padres.
Le dije a este caballero colombiano que sus problemas se explican porque su tercer hijo nació cuando aún no había salido el Sol. Le dije, también, que, con el nacimiento de su segundo hijo, él hizo empresa a lo grande; lo que aseveró, asintiendo con su cabeza e interrumpiéndome, al decir que sí hizo mucho, pero mucho dinero. “Pero su suerte se acabó”, le informé, “con el nacimiento nocturno de su tercer hijo”, a lo que, con tono enfático me precisó: “desde el vientre de su madre”. “En efecto, agregué, desde el vientre de su madre; como señal de que la criaturita iría a nacer de noche”. Además le predije: “Usted va a seguir empobreciéndose sin freno alguno hasta que su tercer hijo cumpla 14 años de edad, en el año 2021, fecha que señala el fondo del pozo en cual está cayendo y no habrá cuerda alguna que lo saque de él…”.
Damas y caballeros participantes de este Primer Congreso Mundial de Cosmobiología, ¿por qué, con tono tan determinista, le pronostiqué a este señor colombiano que, en el año 2021, iba a estar totalmente quebrado y sin posibilidad de recuperarse? Porque, por los centenares de horóscopos de padres que, desde principios de la década de los 80, venimos analizando y estudiando, descubrimos que la diferencia de años que separa a un hijo de otro juega un rol importante en la recuperación o caída total de un padre. Lo mismo ocurre para una madre, pero observando la posición de la Luna de los hijos, y no la del Sol.
¿Qué debería hacer el caballero colombiano de esta historia para que no se cumpla el pronóstico del año 2021? Pues, aplicar lo que nos dice la ley: “Por lo que te caes, por eso mismo te levantas”; o sea, él tiene que tener otro hijo.
Para este caballero es relativamente fácil tener un cuarto hijo, porque su segunda esposa es joven y puede darle otro niño. Mas, en el caso de esposos mayores que ya no pueden tener más hijos, la solución – como señalaremos más adelante – es mudarse de casa y tener una mascota, pero la mascota no puede nacer en cualquier fecha, tiene que nacer bajo un cielo particular.
A la luz de lo anterior, ustedes pueden deducir que lo que nos narrara R.M. en sus correos electrónicos es similar a lo que está viviendo el caballero colombiano de nuestra reciente historia.
Yo podría llenar el tiempo del que dispongo para esta disertación contando historias sobre ascensos y caídas de hombres, de mujeres, de familias, pero sé que me he hecho entender. La primera causa de todos los males y todas las felicidades que acontecen a los adultos se encuentra en la hora y en el día del nacimiento de sus hijos. Sólo tenemos que mirar las ubicaciones del Sol, de la Luna, de Saturno y Júpiter en los horóscopos de estos hijos para darnos cuenta.
Bien, nos dice la Tabla de la Esmeralda: el Sol es el padre y la Luna es la madre, pero, ¿qué papel desempeñan Saturno y Júpiter? En una interpretación muy simple del horóscopo, Saturno es la tristeza y Júpiter la felicidad y, en múltiples ocasiones, en su interacción con el Sol y la Luna, no les ‘interesa’ si el niño o niña nace de día o de noche; estos planetas cumplen con su papel o función. Expliquémonos con el siguiente ejemplo imperial:
Napoleón Bonaparte (n. 15 de agosto de 1769, Ajaccio, Francia, rectificado por Mario Constantino para las 10:13 a.m., Ajaccio) perdió su imperio muy poco tiempo después de nacer su primogénito. La criatura nació en París, a las 09:15 a.m., de un 20 de marzo de 1811, justo en el momento en que Saturno dirigió una cuadratura a su Sol, en otras palabras, en momentos en que la adversidad se enfiló hacia su padre.
A nivel mundial, anualmente alrededor de un 18% de los niños nacidos bajo la cuadratura u oposición Sol - Saturno, sea de día o de noche, traen ‘desgracias’ para sus padres, que desaparecen casi como por arte de magia cuando a estos padres les nace un siguiente hijo esta vez sin la cuadratura u oposición Sol – Saturno.
Asimismo, alrededor de un 10% de niños nacidos de noche impulsan muy favorablemente el progreso de sus padres, y la explicación la hallamos en los nacimientos de estos niños dentro del ámbito de las influencias de los trígonos Sol – Júpiter. Esta es, también, la relación planetaria que hace a un padre adoptante sobresalir en la sociedad muy poco tiempo después de tomar a su cargo a una criatura, niño o niña, nacida de noche. Tengamos presente que Júpiter simboliza al protector, esto es, al padre sustituto. ¡Ah!, igual regla adoptaremos sobre la madre, sea ésta la biológica o la adoptante, porque la condición de protección no es exclusividad del varón pero, en este caso, el porcentaje de alrededor de 10% no es anual sino mensual, porque a la Luna le toma un mes en dar una vuelta a la Eclíptica; a diferencia del Sol, que necesita un año para recorrerla. Este dato, que podría ser de poca utilidad para hogares debidamente constituidos por esposo y esposa, cobra capital importancia en el caso de madres solteras.
Viene a mi memoria, la siguiente historia, una señora me oyó decir en una conferencia que era importante que los niños nazcan de día pues esto ayuda grandemente al progreso de la familia. Unos pocos años después de aquella conferencia, dicha señora me buscó muy preocupada porque su hija de 18 años de edad estaba embarazada, producto de una violación, el padre era no habido, y ella quería que buscase el día más adecuado para que su nieta nazca al mediodía. La nieta (las ecografías habían determinado que era una mujercita) tendría que nacer por cesárea. Tal y como habían sucedido las cosas para la futura madre, le dije a la señora que la bebé no podía nacer al mediodía ni cerca a mediodía, pues sería premiar al padre biológico violador. Calculé la fecha de nacimiento, y la criatura nació el 28 de junio de 2007, a las 23:56 p.m., en Panamá, Panamá (Véase el horóscopo en la Figura 05).


Figura 05: Horóscopo Tropical de Niña Panameña
Pero, lo que hace también muy particular la historia de la bebita nacida a las 23:56 p.m., es que la abuela, nuestra consultante, es una madre soltera y, por 18 años, la edad de su hija, viene trabajando muy duro y ha logrado poco progreso socioeconómico. La explicación la encontramos en el nacimiento de su hija (n. 23 de febrero de 1989, 13:43 p.m. EST, Miami, FL), pues, en el momento del alumbramiento, la Luna se ubicó en la zona más baja del horóscopo: la casa 4; y, no sólo esto, señores y señoras de esta magna asamblea: la abuela y la hija sufren de depresiones, como respuesta a la cuadratura que dicha Luna recibió de parte de Saturno (Véase la Figura 06).

Figura 06: Horóscopo Tropical de Hija Americana



El nacimiento de esta niñita panameña trae grandes esperanzas de progreso y de salud para la madre y para la abuela, porque, al haber nacido la bebé en el momento en que la Luna aún mantenía un ángulo armónico de conjunción con Júpiter y ejecutaba un ángulo armónico de trígono con Saturno, se desintegró la enfermedad de depresión post-parto que mantenía sumergida a la abuela y a la madre de la bebé.
La siguiente pregunta es pertinente ¿Quién se beneficia más con el nacimiento de la bebé, la madre o la abuela? La abuela, porque la madre de la bebé vive bajo el techo de la abuela; por lo tanto, es como si la nieta pasase a ser una segunda hija de la abuela. Decimos, entonces, la señora que nos hizo la consulta tuvo una primera hija con la Luna en la casa 4 y una segunda hija con la Luna en la casa 9. ¡El mes de Junio de 2007 empieza el despegue ascendente de la abuela!, aunque ella tendrá que esperar a que su nieta tenga 18 años de edad (diferencia de edades entre la hija y la nieta) para llegar a la cumbre de su progreso y, ¿por qué no? también de su evolución.
Cuando trasmití esta buena noticia a nuestra consultante se llenó de júbilo, pero, casi inmediatamente después, me dijo que no podía esperar 18 años más para ver renovada su vida y las de su hija y nieta, y me conminó a encontrar una solución que acorte los tiempos. Le dije, entonces, que podíamos acortar plazos con mudanzas, en las cuales incluiríamos la reubicación geográfica. En cada mudanza colocaríamos a la Luna en la casa 10. Reconozco que esta solución no tiene acogida en el Perú porque en este país no se exalta la psicología de la mudanza; lo que sí ocurre en Estados Unidos, ya que, en ese país, la gente se muda de casa cada cuatro años, en promedio.
Hablando de la Luna y de Saturno, en toda aventura de maternidad bajo las influencias de estos dos astros, la mujer resulta más afectada que el hombre, estamos hablando objetivamente, ya que manifestamos la conclusión a la que hemos arribado después de haber analizado cientos de casos.
Mes a mes, alrededor de un 30% a 40% de los nacidos vienen trayendo bajo su brazo la depresión post-parto para sus madres y para ellos mismos. Tengamos presente que los niños aprenden por lo que ven, por lo que oyen y por el ambiente. Si los bebés, potenciales candidatos a ser depresivos cuando sean adolescentes y/o jóvenes, reciben una educación familiar en donde está presente permanentemente el baile y la alegría, la depresión se retardará o de repente nunca se manifestará en ellos. Téngase presente que: si una madre cae en depresión post-parto, ella rápidamente puede salir de esta enfermedad del alma, en uno o dos años, después de alumbrar a su siguiente hijo que no tenga dichas predisposiciones, pero la criatura que, con su nacimiento, trajo la depresión para su madre, no lo hará; en el mejor de los casos, esta criatura ‘marcada’ para la depresión verá desintegrarse su enfermedad cuando le nazca un hijo; estamos hablando de que esta criatura tendrá que esperar entre 18 y 25 años para empezar a zafarse de la depresión que trajo con su nacimiento.
Y los porcentajes por depresión post-aborto son también similares. Decimos, entonces, que, mes a mes, un 30% a 40% de las mujeres que abortan se ven afectadas por la depresión post-aborto. Este porcentaje es superado por la suma porcentual de todos los tipos de problemas que vienen a las mujeres que se practican abortos entre las 8 a.m. y 5 p.m., horario de trabajo de los practicantes de abortos. Mes a mes, alrededor de un 60% - 65% de mujeres quedan mal después de un aborto. No nos damos cuenta de que estas damas acusan problemas porque se maquillan, pero los tienen y, en silencio, claman por ayuda en su desesperación. La explicación de este altísimo porcentaje, 60% - 65% de mujeres con problemas, la encontraremos en las posiciones que toma la Luna en el horóscopo en el curso de sus ocho fases dentro del horario de prácticas de abortos: 8 a.m. – 5 p.m.

Imaginemos por un momento que, por ‘decreto médico’, los abortos se realizasen entre las 8 p.m. y las 5 a.m., el resultado sería que el estado psicoemocional y socioeconómico de los hombres y las mujeres variaría enormemente. Si los abortos se practicasen por la noche, mayor sería el porcentaje de hombres que de mujeres que acusarían obstáculos de todo tipo para avanzar en la sociedad. Cuando una mujer se practica un aborto de día, premia al hombre en contra de ella misma. Bueno, dejemos a un lado este sesgo de nuestra disertación y digamos que la explicación del por qué en muchas sociedades a la mujer se le considera más emprendedora que a un hombre descansa en el hecho de que el 80% de la humanidad nace de noche. En la noche, el Sol no brilla; por lo tanto, el varón-padre no brilla. Difícilmente un empresario contratará a un hombre que no transmita brillo; prefiere contratar a la mujer.


Ahora sí estamos en condiciones de entender lo que sucede a la Sra. R.M., que nos enviara varios correos electrónicos. El esposo nació de noche y tuvo a sus dos hijos de noche. El resultado: él se proyecta hacia abajo. La Sra. R.M. vive bastante desesperada pero proyecta un espíritu con mayores oportunidades que su esposo para sacar adelante a sus hijos. La explicación: la Luna del primer hijo se ubica debajo del horizonte y la Luna del segundo y último hijo, por encima del horizonte. El horizonte o eje ASC – DSC divide nuestro mundo en dos: Mundo con más oportunidades (cuando la Luna y el Sol merodean el Medio cielo) y Mundo con menos oportunidades (cuando la Luna y el Sol merodean el Fondo del Cielo). Véase la Figura 07.


Figura 07: Horóscopos Tropicales de los Hijos de R.M.
Observemos acuciosamente el horóscopo del segundo hijo de R.M.: la Luna está en la casa 8, unida por un sextil con Júpiter, que se encuentra en la casa 10. Esto nos lleva a postular que la Luna del segundo hijo aparenta estar en la casa 10, la posición más alta que puede detentar la Luna (y también cualquier astro). ¿Por qué, entonces, se le hace tan difícil a R.M. decir: “Mis hijos y yo estamos bien”? Nuestra experiencia nos lleva a decir que la respuesta se encuentra en la pérdida de su embrión, en 1998. Sí, no puedo probar lo que digo, por lo tanto, sólo diré que es probable que R.M. perdiera su embrión en un momento en que la Luna no proyectaba una posición sobresaliente; tal vez, ni estaba sobre el horizonte, en el horóscopo de la pérdida del embrión.
Y, ¿qué nos dice el horóscopo del Esposo de R.M.? Que las dificultades lo acompañan las 24 horas del día. Él nació bajo la influencia de la cuadratura Sol – Saturno. En la casa de los hijos, la casa 5, se encuentran Júpiter y Venus, pero estos astros, hasta ahora, no han podido cumplir su promesa: hijos creciendo en buena posición socioeconómica, ¿Por qué? Porque el Sol y Mercurio, que controlan la casa 5, están recibiendo una cuadratura de Saturno. Si buscamos la explicación, apoyándonos en el horóscopo sideral, la respuesta es la misma, pues, para este tipo de horóscopo, la casa 5 está regulada por la Luna y el Sol. En los horóscopos tropical y sideral, la Luna recibe una oposición de Saturno (Véase el horóscopo tropical del Esposo de R.M. en la Figura 08).


Figura 08: Horóscopo Tropical del Esposo de R.M.
¿Están, entonces, condenados el Esposo de R.M. y toda su familia a vivir sumidos en la adversidad? No tiene porque ser así. No sé cómo enfocará la solución este distinguido auditorio, pero, por mi parte, aplicando la ley: “Por lo que te caes, por eso mismo te levantas”, recomendé a R.M. que su esposo tenga otro hijo, pero que, esta vez, el nacimiento sea monitoreado médica y astrológicamente. En estos momentos, el esposo de R.M. tiene 41 años de edad, ella tiene 46 años. Es prácticamente imposible pedirle a R.M. que vuelva a embarazarse, ¿Qué van a hacer, entonces, estos esposos para superar sus flaquezas? No pudiendo tener otro hijo (que es la solución de primer orden), el comienzo de las soluciones a sus problemas las encontrarán en: una mudanza de casa y en la crianza de una mascota (un perrito) que tiene que nacer bajo un cielo particular. En relación a la mudanza, propuse que la realizasen el 30 de agosto de 2008, a las 10:54 a.m. Véanse en el horóscopo (Figura 09) las ubicaciones del Sol y de la Luna en la casa 10 en conjunción con Saturno, recibiendo un trígono de Júpiter desde la casa 2.


Figura 09: Horóscopo Tropical de la Mudanza de R.M.

No vamos a interpretar el horóscopo de la mudanza de la familia de R.M.; sólo señalaré que viene a mi memoria el horóscopo de Bill Gates (n. 28 de octubre de 1955, 22:00 p.m. PST, Seattle, WA). Este poderoso hombre de negocios nació con Júpiter y Plutón en la casa 2 y la Luna en la casa 10.



Efecto de la Mudanza
Imaginé la sonrisa que esbozarían con la fecha de mudanza para la familia de R.M., pues estamos fabricando un ambiente que los encamine hacia su recuperación socioeconómica. El ambiente es la casa. Las paredes de una casa, aparentemente inertes, no lo son; “las paredes, los pasillos, los dormitorios son un conjunto de átomos y moléculas que viven, que piensan, que sienten, que se expresan”. Bueno, pienso que así deberíamos de concebir a nuestras casas, a nuestras moradas; haciéndolo así, conceptuando a nuestra casa como a un hijo, recibiremos de nuestra casa grandes beneficios, beneficios que están escritos en el día y hora en que nos mudamos. Sólo tenemos que saber mudarnos.
¿Cuál es el mejor momento para mudarnos? La respuesta es la misma que para ¿Cuál es el mejor momento para nacer? Tenemos que recurrir al Horóscopo, estudiar las circunstancias cósmicas que traen con su nacimiento cada uno de las personas que van a mudarse; en función al análisis de estas circunstancias y a lo que quieren o anhelan alcanzar dichas personas buscamos el día y la hora de la mudanza. No es suficiente mirar que la Luna esté en su fase creciente o que Júpiter se ubique en la casa 2 o casa 10; tenemos que analizar cada elemento del horóscopo, incluyendo a las estrellas. Si, muchas veces nuestro consultante no puede esperar la fecha de oro para realizar su mudanza, entonces, tenemos que encaminar la búsqueda de la fecha de la mudanza en función a objetivos inmediatos, no dejando de preguntarnos ¿Qué busca la persona con su mudanza?
No existe una receta única para establecer el cálculo de una fecha de mudanza. Lo que yo hago, y lo repito a ustedes, es considerar el cálculo de la mudanza como el cálculo de la fecha de nacimiento de un hijo.
Recuerdo que un señor, que había nacido en un día en que Venus y Marte estaban en ángulo de oposición, lo cual predispone a conflictos en la relación hombre- mujer, me pidió una fecha de mudanza. Le di la fecha de mudanza para un día en que Venus y Marte estaban en conjunción. Pensé que esto habría de ayudarle en su relación de pareja. Tres años después de la mudanza, me dijo que la próxima vez no se mudaría cuando Venus y Marte estuviesen en conjunción, pues esta influencia planetaria lo estaba llevando a vivir altibajos entre la pasión y los celos, la discusión con arrepentimiento y el deseo de amar sin tener que inclinarse a rechazar. El admitió, también, que algo estaba empezando a crecer en su interior en relación al amor a su pareja pero que él luchaba consigo mismo para no aceptarlo porque lo llevaba a suavizarse y, en ocasiones, hasta someterse; por lo tanto, tenía que ponerse a la defensiva consigo mismo para no ser, según él, blando. Admitió que discutía menos con su esposa. Yo le dije: “Con la mudanza, lo que hicimos fue colocarle una prótesis para que lleve mejor su relación de pareja, pero veo que le molesta usar dicha prótesis; bueno, pienso que no todas las prótesis se asientan bien en un primer momento”. Les cuento este pasaje para que estén al corriente de que no podemos esperar ver los resultados que perseguimos en un tiempo corto.
‘El tiempo’ siempre es el problema, pues el consultante siempre nos va preguntar: ¿En cuánto tiempo voy a ver los resultados? Fungimos de astrólogos, no somos magos; al menos, yo no. Por eso es importante que una mudanza se realice en una fase creciente de la Luna próxima a cambiar de fase, para que la persona que se muda vea los resultados de su acción. Me explico con el siguiente ejemplo:
Recomendamos a R.M. mudarse el 30 de agosto de 2008, cuando la Luna se ubicó a 05° de la Virgen, y el Sol, a 07° de la Virgen, cuando sólo faltaban dos grados para que ambos astros entren en conjunción, lo que ocurrirá, en tiempo progresado, dos meses después de la mudanza. El 31 de octubre de 2008 se cumplen los dos meses, y deben comenzar a presentarse nuevas oportunidades para que R.M. mejore su estatus. Sé que ustedes me dirán: “En la fase de Luna Nueva se producen planteamientos, pero hay que esperar que se produzca la fase de Luna Creciente para ver resultados, lo que, en tiempo progresado (un día de nuestra vida es igual a un año de nuestra vida), significa esperar tres años de tiempo real para ver cambios importantes en R.M.”. A lo que les respondo que me suscribo a lo que dicen, pero les digo también que, ‘step by step’ (paso por paso), gradualmente, deben ir presentándose mejoras en la vida de R.M., y no hay que esperar 3 a 4 años. ¿Por qué? Porque Luna en conjunción con el Sol está caminado hacia un trígono con Júpiter. Con todo esto, quiero transmitirles que la toma de una decisión: “Esta fecha o la otra” es una tarea muy delicada para un astrólogo, máxime cuando el consultante nos confía su destino. Aunque siempre podremos recurrir al consuelo de que “aprendemos de nuestros errores”.
Sin embargo, la siguiente historia o caso no señala error sino desconocimiento por parte de un colega nuestro. Es un caso de mudanza con reubicación, y la protagonizó una familia, que llamaremos E.G., que emigró de Venezuela a Miami, el 06 de noviembre de 2002; fecha recomendada por un notable astrólogo venezolano. Cinco años más tarde, en febrero de 2008, la familia E.G., con una economía francamente en contra, se mudó a Italia, no antes de haber sido objeto de dos estafas significativas y de perder dos casas que compraron en Orlando, muy poco antes de que Estados Unidos se sumerja en la grave crisis de bienes raíces que está viviendo en estos momentos, y que estimamos durará hasta el año 2011 (la crisis de bienes raíces de Estados Unidos sucedió cuando se produjo la oposición Saturno – Neptuno, por lo tanto, se superará cuando se produzca el siguiente aspecto importante entre estos dos planetas: el trígono, en el año 2011).
Atendí a los esposos E.G. una semana antes de su partida a Europa. Comencé la sesión preguntando cuántos hijos tienen y a qué hora nacieron estos. La pareja se sorprendió, pues esperaban que les preguntara por el nacimiento de ellos, y no por el de sus hijos. Después de explicarles la teoría del euritmo; es decir, los efectos de la hora de nacimiento de un niño en el destino de sus padres, la esposa me dijo: “Nací el 10 de mayo de 1965, a las 11:30 a.m., en Mérida; mi esposo nació el 18 de abril de 1964, cerca de las 8 de la mañana, en Caracas; nuestro primer hijo, una mujer, nació el 27 de marzo de 1995, a las 7:03 p.m., en Caracas; nuestro segundo hijo nació el 26 de agosto de 1997, a las 8:05 p.m., en Caracas; ¡ah!, y nuestra mascota nació el 21 de mayo de 2006, minutos antes de las 2 de la mañana, en Miami”.
Nuestra respuesta a los E.G. fue que la trayectoria de sucesos poco favorables para ellos y, particularmente, para la economía poco floreciente para él, tiene un nombre: el nacimiento nocturno de los hijos y el de la mascota. El primer hijo nació a las 7 de la noche y el segundo, a las 8 de la noche. Con el nacimiento del segundo, a partir de 1997, se tornó más complicada la realidad económica de los E.G.; explicación que fue reconocida por ellos, y la situación caótica para ellos continuó profundizándose después del nacimiento de la mascota, que sucedió a las 2 a.m. (exactamente fue a las 01:45 a.m.).
Ubicándonos en el año 2002, les pregunto a ustedes ¿Debió emigrar la familia E.G. a Estados Unidos o a Europa? Bien, responderé como lo haría un astrólogo que no considera la astrología de relocalización o reubicación geográfica para una familia con hijos:
“Si tomamos la hora de nacimiento del jefe de la familia, responderíamos que la familia E.G. debió irse a Europa, en lugar de venir a Estados Unidos. El esposo E.G. nació en Caracas, a las 8 de la mañana. La diferencia de horas entre Venezuela e Italia, el 18 de abril de 1964, fue de 5 horas 30minutos, en Italia era 5 horas 30 minutos más tarde que en Venezuela; por lo tanto, parecería que el esposo E.G. hubiera nacido en Italia a las 13:30 horas (1:30 p.m.), momento en el que el Sol proyectaba gran energía heliotrópica en ese país; de modo que el esposo E.G., como cabeza de familia, habría de proyectar éxito en las actividades que emprendiese en Italia y en toda Europa Occidental. Como el esposo E.G. trajo a su familia para Miami, la diferencia de horas entre Caracas y Miami, es de 30 minutos, es decir, en Miami es 30 minutos más temprano que en Caracas; por ende, para Miami el esposo E.G. nació cerca de las 07:30 a.m. Comparativamente, un nacimiento a las 13:30 horas (1:30 p.m.) exhibe mayores logros mundanos que un nacimiento a las 07:30 a.m. En conclusión, la familia E.G. debió emigrar a Italia, y no a Estados Unidos”.
Esta es la respuesta que debió proporcionar el astrólogo venezolano a los señores E.G., como consejo, pero no lo hizo; y queremos pensar que no lo hizo por la determinación de los E.G. para venir a Miami. Mas, como quiera que haya sido lo que llevó a los E.G. a emigrar a Miami y luego a Italia; a nuestro juicio el consejo para ellos debe o debió ser: “Emigren a Wellington, Nueva Zelanda. Ciertamente que, Italia y cualquier país de Europa es mucho mejor que Estados Unidos, pero, en cuanto a progreso socioeconómico para ustedes se refiere, es mejor vivir en Wellington”. Este fue el consejo que dimos a los esposos E.G., y, para dar esta respuesta, nos apoyamos en el nacimiento del segundo y último hijo de esta pareja. Agregué, también, como consejo: “Si no pueden ir a vivir a Nueva Zelanda, traten de hacer negocios con este país y/o sus países vecinos, pues la hora de nacimiento de vuestro último hijo hará que dichos negocios sean beneficiosos”. Esta sugerencia estuvo basada en el hecho de que los esposos E.G. son comerciantes.

El último niño de los esposos E.G. nació a las 08:05 p.m., en Caracas. ¿Qué hora era en ese momento en Wellington? Mediodía en punto, exactamente, las 12:05 p.m., momento de máxima emisión de la energía del Sol para esta ciudad neozelandesa; por lo tanto, también para el progreso socioeconómico de la familia E.G., pues, para Wellington, este niño nació al mediodía, momento en que el Sol se ubica sobre el meridiano superior o muy próximo a éste y, como la hora de nacimiento nos habla del Sol, y el Sol simboliza al padre, en Wellington el padre de este niño, y por ende, toda la familia E.G. logra sus mayores éxitos socioeconómicos. Para Italia, el último de los hijos de los esposos E.G. nació a las 2 de la madrugada, lo cual no es tan beneficioso.


En todos los casos de mudanza con reubicación geográfica en familias con hijos, la hora de nacimiento del último hijo de la familia es lo que determina la suerte que correrá esta familia en el país que elijan para vivir como su nueva patria. Este descubrimiento lo presentamos a la consideración de ustedes, no precisamente para que lo acepten como premisa en sus trabajos, sino como elemento a rebatir; a lo que fraternalmente os desafío. ¡Ah!, aclaramos que nuestra hipótesis de que el último es quien decide la suerte de la familia no funcionará, si, después del último hijo, hubo un aborto. En ese caso, tendremos que analizar el horóscopo del momento de la pérdida del embrión.
A nuestro criterio, un claro ejemplo del nacimiento de un último hijo nacido en una ciudad y reubicado en otra y cómo esto afecta a su padre y a toda la familia en su conjunto, lo constituye el nacimiento de la segunda y última hija (hasta el momento) de Ollanta Humala (n. 27 de junio de 1962, 03:30 a.m. EST, Lima), candidato a la presidencia del Perú en las elecciones del año 2006. La segunda hija de este importante hombre de la política peruana, nació el 15 de junio de 2004, a las 19:50 p.m. (según su certificado de nacimiento), en París, Francia; el nacimiento de esta niña ocurrió después de que Humala fuera transferido de París a Seúl, Corea del Sur, para continuar con las funciones de agregado militar. Antes del primer año de vida de esta niña, Ollanta Humala fue invitado al retiro y se vio forzado a regresar al Perú con toda su familia. Para el Perú, la última niña de este líder parecería haber nacido a las 12:50 p.m., siete horas antes de su nacimiento en París, porque, la diferencia de horas entre el Perú y Francia, para el momento de dicho nacimiento, es de siete horas. En el Perú, el Sol de esta niña se ubica en la casa 9. El Sol es el padre y la casa 9, la ideología. Humala casi gana las elecciones presidenciales del año 2006, impulsando la ideología del nacionalismo. Afortunadamente para unos y desafortunadamente para otros, no ganó. ¿Por qué no ganó Humala a Alan García, su adversario presidencial? Por el nacimiento del último hijo de Alan García (n. 23 de mayo de 1949, 00:03 a.m. EST, Lima), un hijo nacido fuera de su sociedad conyugal con el propósito de que vuelva ganar la presidencia. El nacimiento del último vástago de García se produjo minutos antes de la 10 de la mañana (a las 09:45 a.m.), un 08 de febrero de 2005, en Miami.
Para el Perú, la última criatura de Humala nació a las 12:50 p.m., en tanto que, para el Perú, la última criatura de García nació a las 09:45 a.m., ¿Por qué ganó García a Humala? Porque el Sol del hijo de García, a través de su trígono con Júpiter, hizo una buena conexión con el Medio Cielo o cúspide la casa 10, el eje de poder presidencial, gobernado por el Arquero. La Figura 10 nos muestra la ubicación del Sol de cada criatura, así como los planetas regentes de sus Medios Cielos; hemos que coincidir en que, en la competencia Humala vs. García, estas dos criaturas también ‘compitieron’ por la presidencia del Perú.


Figura 10: H. Siderales de los Últimos Hijos de García y Humala

Les pido que no vean nuestra disertación como una liebre, que salta de un lugar a otro, pues, si me aparté de la historia de la familia E.G. es para recurrir a elementos de apoyo que nos ayuden a entender cómo es que el hijo de una familia afecta el progreso de ésta, y también que debemos mirar el nacimiento del último hijo para una mudanza con reubicación, por encima de los horóscopos de los padres y de los hijos anteriores al último.


Retomando la historia de la familia E.G., les recomendé que, estando en Italia, no descuiden la posibilidad de establecer negocios con Nueva Zelanda, y, para que la permanencia en Nápoles, la ciudad que han elegido por el momento, por contar con familiares directos en esta ciudad, les ayude a estar mejor que en Miami, deben mudarse en cada oportunidad que sea necesaria, buscando el mejor día y hora para hacerlo. Esta familia llegó a Nápoles en febrero; en ese mes, hicieron su primera mudanza; la siguiente, la que les abrirá las puertas para los negocios, fue la del 31 de agosto de 2008, a las 12:44 p.m. El horóscopo de esta mudanza es técnicamente igual al horóscopo de la mudanza que recomendáramos a la familia R.M. Véase el horóscopo de la mudanza napolitana en la Figura 11.


Figura 11: Horóscopo de una Mudanza Napolitana

Con las recomendaciones de una mudanza programada astrológicamente, la idea, por nuestra parte, es ir hacia la fabricación, hacia la construcción de defensas contra los embates del cosmos, es ir hacia el encuentro de nuevas oportunidades de progreso.


Desde mi óptica actual, los consultantes no asimilan la idea de tener que aceptar su destino, de tener que someterse a él. La gente busca un cambio del estado en el que viven, pues bien, hagámosles, me digo yo, vivir la Enseñanza: “Tienes que volver a nacer”. Desde el punto de vista Cosmobiológico, volvemos a nacer cuando nos mudamos, especialmente cuando nos mudamos de una ciudad a otra. ¿Por qué? Porque cambiamos hacia nosotros la dirección de la incidencia de los diferentes elementos del horóscopo (en otras palabras, y, apoyándonos en el siguiente ejemplo: un planeta que está en la casa 1 en el horóscopo natal, gracias a la mudanza con reubicación geográfica, ahora lo tenemos en la casa 2 del horóscopo natal reubicado).
No podemos obviar el análisis del horóscopo de cada integrante de la familia (padres e hijos) en el establecimiento de la fecha para una mudanza local y en el cálculo de la fecha de una mudanza con reubicación geográfica; tenemos que mirar integradamente; aunque es cierto que esto elevará los gastos de la atención al consultante.
Cerraré esta sección de nuestra disertación narrándoles la siguiente historia: Una señora colombiana con cinco hijos, sin esposo, harta de su paupérrima situación, emigró a España, dejando a sus niños al cuidado de unos familiares de ella. En este país, por su condición de ilegal, no podía acceder a lo mínimo necesario para sostenerse y enviar dinero para sus hijos, que esperaban por ella en Colombia. Esta señora (n. 20 de noviembre de 1958, 09:30 a.m. EST, Cali), padeció por cuatro años en España; se casó para acceder a la legalidad, reunió algo de dinero y regresó a Colombia. Ya en casa, tan pronto se le acabó el dinero, tan pronto comenzó a flagelarles la pobreza, no encontraba trabajo. Transcurrido un año, decidió regresar a España, pero esta vez, conmovida por la pena que le causaba dejar a su último hijo, se lo llevó a España,… y la suerte cambió totalmente para ella y todos sus hijos. En menos de dos años, toda la familia se reunió en España; actualmente viven en Barcelona, y están subiendo la cuesta del progreso ¿Quién provocó el cambio de esta familia colombiana para bien? La Luna del último hijo de esta señora. Veamos las siguientes figuras con las explicaciones respectivas:


Figura 12: Ubicaciones de las Lunas de los Cinco Hijos de Señora Colombiana

(En el sistema cartesiano)

La Figura 12, que estamos observando en este momento, corresponde a la ubicación de la Luna de los cinco hijos de esta señora colombiana, en el sistema cartesiano. El cuarto y quinto hijos son mellizos. En el eje vertical estamos colocando la ubicación de la Luna en las casas en comparación con el progreso. La Luna en la cúspide de la casa 10 señalaría que la madre tiene el 100% de posibilidades para ser sobresaliente en su progreso socioeconómico. La Luna en el Ascendente señala el 50% del progreso; lo propio estamos haciendo para la Luna en el Descendente, la madre tendría un 50% de posibilidades de estar ‘bien’ en la sociedad (con los vaivenes de una clase media). La Luna en las proximidades del Fondo del Cielo linda con las mayores limitaciones para acceder a las posibilidades de la riqueza; en pocas palabras, señala formas de freno y/o de pobreza, incluyendo la económica. En el eje horizontal estamos anotando la fecha de nacimiento de cada hijo.

La Figura 12 nos grafica que, con cada hijo que esta señora colombiana alumbró, se acentuaron en ella las limitaciones para sacar a flote a sus hijos. Con el nacimiento de sus mellizos (cuarto y quinto hijos), ella mendigó por las calles de Colombia. Véase que las Lunas de estos mellizos se ubican, prácticamente, en la línea cero de la prosperidad. Las Lunas de estos dos últimos hijos condicionaron y condicionan el ‘avance’ de esta madre en la sociedad. El tiempo en que esta madre vivió sola en España, la Luna de su quinto hijo se encontraba limitada para actuar en favor de su madre, y, si bien esta señora pudo encontrar, a través de un matrimonio arreglado, la legalidad para estar en ese país, no fue suficiente para levantar económicamente a sus hijos. El matrimonio y otras ayudas que recibió esta madre los explicamos en el horóscopo del quinto hijo por el trígono de Júpiter con la Luna.


Véase, ahora, la Figura 13, que nos muestra los horóscopos natal y reubicado en Barcelona del quinto hijo de esta señora colombiana. La Luna se mantuvo en la casa 4 todo el tiempo que la madre estuvo sin esta criatura en España, por lo tanto, hubo poco avance en el progreso de esta familia.


Figura 13: H. Natal y Reubicado del 5to Hijo de Sra. Colombiana

El horóscopo del quinto hijo reubicado en Barcelona nos permite ver que la Luna dejó el Fondo del Cielo, se encaminó hacia el Ascendente (Ascendente reubicado), Júpiter dejó la casa 11 y se ubicó, en Barcelona, en la casa 9, diciéndonos crípticamente que la madre de este quinto hijo recibiría protecciones, mejor diríamos bendiciones, en el extranjero y progresa. He aquí la explicación del cambio de posición socioeconómica para esta señora colombiana y sus cinco hijos, el que, expresado cartesianamente, nos dice que esta familia en España tiene, definitivamente, más oportunidades de progresar (Véase la figura 14).




Figura 14: Acción de Júpiter del Quinto Hijo de Señora Colombiana

(En el sistema cartesiano)



La Figura 14 nos permite apreciar un ascenso de la Luna del quinto hijo, en Barcelona, la cual ascendería aún más si esta criatura, adolescente ahora, se reubica en Atenas, solo o sin su familia. ¿Por qué? Porque la Luna continuará su ascenso si el quinto hijo se muda al Este de Barcelona. Imaginemos por un momento que este adolescente, con 16 anos en la actualidad, se muda a Atenas y su madre y hermanos se quedan en Barcelona; entonces, la familia experimentará un salto en su progreso. Bueno, pienso que no es necesario que esto deba hacerse; para ver mejoras en esta familia hay que ‘confiar’ en las influencias del trígono Luna – Júpiter del quinto hijo. La ‘misión’ de Júpiter es atraer niveles de mayor prosperidad para esta señora colombiana y sus cinco hijos.
Véase en la Figura 14 la trayectoria de Júpiter tratando de halar a la Luna, ponerla en una altura mayor en la gráfica cartesiana. Este es el camino de progreso que sigue o seguirá esta señora colombiana y cada uno de sus cinco hijos, mientras vivan en España, y claro, mientras no entren en el ínter juego cósmico los nietos. Los nietos no afectarán el estatus que adquiera esta señora colombiana en España; el estatus se afectará, para bien o para mal, si y sólo si, el nieto o nietos viven bajo el techo de esta señora.
¡Ah!, las mudanzas de casa acelerarán las mejoras en el progreso de esta familia colombiana en Barcelona. Les recomendé que lo hicieran el 16 de octubre de 2007, a las 16:55 p.m. CED, con la triple conjunción Júpiter – Luna – Plutón en la casa 10.

El Efecto de las Mascotas
En el campo de la horoscopía, recomendamos casi siempre viajar para un cumpleaños o anticumpleaños (seis meses antes o después del cumpleaños), también, recurrimos a recomendar mudanzas y a tener un hijo; todo ello con el propósito de mejorar la calidad y progreso de las personas.
Bien, también nos está permitido recurrir a los animales domésticos para buscar de mejorar nuestro estatus socioeconómico. Los animales domésticos o mascotas pertenecen a la zona sexta del horóscopo, la de nuestros servidores, pero no para cometer sacrificios con ellos, tengamos siempre presente que toda acción genera una reacción.
Yo nací (n. 25 de noviembre de 1951, 01:50 a.m. EST, Lima) en un momento que el nodo Norte de la Luna se ubicó en la casa 6 de mi horóscopo natal, y, hasta el año 2002, fue que recién comprendí que las mascotas habrían de abrirme las puertas hacia la captación de consultantes que aman a las mascotas, cuando una buena señora, millonaria ella, me pidió que hiciera algo para salvar a su maltesa que había sido desahuciada por su veterinario. Recomendé que, en un día y hora exactos, retiraran a dicha maltesa del hogar y, al cabo de 40 días, volviera a ingresar al hogar, también en un día y hora calculados astrológicamente. La perrita se curó, aunque el hecho tuvo que ocultarse al veterinario. En este momento, se abrió para un nuevo filón en mi carrera de la cosmobiología, y me dije ¿por qué no utilizar a las macotas para mejorar la salud y la vida económica de las personas? Fue cuando llegaron a mis manos lecturas sobre la gandanta, término sánscrito que significa maleficio o infortunio, infortunio para los amos de las mascotas cuando éstas nacen en un día astrológico que afecta al Sol, por ejemplo, como puede ser a través de la cuadratura u oposición de parte de Saturno a la luminaria. El Sol simboliza al jefe, al amo, y la cuadratura u oposición con Saturno frenaría el desarrollo de dicho amo. Lo mismo decimos del ama, gobernada por la Luna.
No vamos a entrar en disquisiciones de orden filosófico o humanitario acerca de si debemos o no recoger o adoptar perritos o gatitos, sólo diré, que más del 80% de los animales nacen de noche, y, muchas veces, por darles gusto a nuestros hijos tomamos a nuestro cargo a un perrito o gatito nacido de noche. En la noche, el Sol no brilla; decimos, entonces, que el padre o jefe del hogar no brilla; claro que existen contadas excepciones, que las encontramos en el momento en que la mascota, a pesar de nacer de noche, recibe un trígono de parte de Júpiter.
El horóscopo que presentamos a continuación (Véase la Figura 15) corresponde al nacimiento de una maltesa el 06 de abril de 2007, a las 16:45 p.m. EDT, en Miami. Es norma que la camada de perritos permanezca con su mamá dos meses antes de ser entregados a quienes van a ser sus amos. Bien, lo que hizo esta maltesa, por su futura ama, desde antes de que fuera a vivir con ella, es digno de contarse a todo aquel que busque salir de sus problemas económicos y financieros y no logra hacerlo. Veamos sucintamente la historia de Midas, nombre de esta maltesa, y la de su ama.
El ama de Midas (n. 19 de marzo de 1947, 10:50 a.m. EST, Cienfuegos, Cuba) vivía sumergida en deudas y tenía poca afluencia de clientes en su negocio dos años antes de nacer Midas; y, aunque para su cumpleaños del año 2007, siguiendo la recomendación de su astrólogo, viajó a Ciudad Ho Chi Min, en Vietnam, y en algo comenzó a arreglar su azarosa situación, ella necesitaba aún más ayuda; fue cuando le recomendamos fuera a conocer a Midas, quien tenía menos de un mes de nacido. Cuando el ama conoció a Midas, según palabras de ella, sintió una cierta descarga eléctrica que se materializó unas pocas horas después en una venta importante que ella hizo. Ahora viven juntos, el ama lleva a Midas todos los días al trabajo, y su actividad empresarial ha mejorado notablemente y sigue en ascenso. ¿Cómo explicamos este hecho? Muy sencillo, Midas nació en el rango de las horas que dan suerte económica a otros.

Figura 15: Horóscopo de Maltesa

¿Qué reglas habremos de aplicar para encontrar el mejor momento en que debe nacer una mascota? Las mismas que para el nacimiento de una criatura y una mudanza, incluyendo la reubicación geográfica, buscando, de todas maneras, que el Sol se sitúe en la casa 8, la casa que nos dice que hay un aumento del bienestar económico para el jefe, en este caso, el amo.



Muchas gracias por vuestra atención, concluyo esta disertación compartiendo con ustedes la futura fecha de nacimiento de un perrito que traerá gran prosperidad económica para su amo o amos. He aquí el horóscopo de un Midas arequipeño (Figura 16). No podemos dejar de mencionar que la cesárea se impone.


Figura 16: Horóscopo de un Midas Arequipeño

Después de dos días de intensas jornadas astrológicas y cosmobiológicas, es natural que queramos poner una pausa, me sumo a ello, no sin antes decirles a todos los peruanos que el amuleto de la buena suerte que detenta nuestra patria en estos momentos tiene por nombre Federico García (n. 08 de febrero de 2005, 09:45 a.m. EST, Miami), si, el último hijo del Presidente A. García. Gracias al nacimiento de esta criatura, el Perú de los años 2006 – 2011 va en subida, a diferencia del Perú de 1985 – 1990, también administrado por A. García, que fue cuesta abajo. La explicación de dicha cuesta abajo la encontramos en el nacimiento nocturno de Alan Raúl García (n. 18 de febrero de 1988, 00:35 a.m., Lima), penúltimo hijo del Presidente García ocurrido en pleno ejercicio presidencial de éste…. Quiero decir con esto que la hora de nacimiento de una criatura afecta los destinos de un país, de un reinado. Gracias.







Compartir con tus amigos:
1   2


La base de datos está protegida por derechos de autor ©psicolog.org 2019
enviar mensaje

    Página principal
Universidad nacional
Curriculum vitae
derechos humanos
ciencias sociales
salud mental
buenos aires
datos personales
Datos personales
psicoan lisis
distrito federal
Psicoan lisis
plata facultad
Proyecto educativo
psicol gicos
Corte interamericana
violencia familiar
psicol gicas
letras departamento
caracter sticas
consejo directivo
vitae datos
recursos humanos
general universitario
Programa nacional
diagn stico
educativo institucional
Datos generales
Escuela superior
trabajo social
Diagn stico
poblaciones vulnerables
datos generales
Pontificia universidad
nacional contra
Corte suprema
Universidad autonoma
salvador facultad
culum vitae
Caracter sticas
Amparo directo
Instituto superior
curriculum vitae
Reglamento interno
polit cnica
ciencias humanas
guayaquil facultad
desarrollo humano
desarrollo integral
redes sociales
personales nombre
aires facultad