Ficha de información básica


TALLER 13 VIOLACIONES A LOS DERECHOS DE LAS MUJERES



Descargar 1 Mb.
Página9/17
Fecha de conversión11.12.2018
Tamaño1 Mb.
Vistas635
Descargas0
1   ...   5   6   7   8   9   10   11   12   ...   17


TALLER 13

VIOLACIONES A LOS DERECHOS DE LAS MUJERES.

Objetivo:


Identificar los derechos que les han sido negados, ocultados o pasados por alto en la vida cotidiana de las mujeres.


OBJETIVO:
FUNDAMENTOS

Los derechos humanos de las mujeres como población históricamente discriminada son constantemente violados en todos los ámbitos y de muchas maneras. Por lo general, las víctimas femeninas permanecen en la invisibilidad porque se mantiene únicamente la imagen del hombre como actor político.


La mayoría de las violaciones de los derechos humanos de las mujeres está directamente relacionado con su sexo y ocurren en el hogar, en condiciones vistas como privadas. Tal es el caso de los delitos sexuales o de la violencia INTRAFAMILIAR. Pese a los adelantos de la tecnología, las mujeres siguen siendo hoy, en muchos aspectos laborales, familiares y políticos, ciudadanas de segunda clase.
VIOLACIONES A LOS DERECHOS HUMANOS DE LAS MUJERES


  • Cualquier forma de violencia

  • Todas las formas de acoso sexual

  • La explotación sexual y la trata de mujeres

  • La desatención a la salud de las mujeres y a la maternidad

  • La violación de mujeres en situaciones de guerra o de conflicto armado, el desplazamiento y el asesinato.

  • El embarazo forzado.

  • Las condiciones de hambre y pobreza.

  • La desigualdad de oportunidades para el desarrollo de la personalidad.

  • Los prejuicios sexistas

  • Las penas y tratos crueles, inhumanos y degradantes.

Sin embargo la situación está cambiando. Las mujeres fueron convocadas a salir del ámbito de lo privado y la sociedad comenzó a legitimar su irrupción en la esfera pública. Se puso en tela de juicio el paradigma que sustentó la división sexual del trabajo: mujer igual madre. En sus líneas iniciales el documento hace hincapié en que la discriminación contra la mujer viola los principios de igualdad de derechos y respeto a la dignidad humana.


El primer artículo define la discriminación como “ toda distinción, e exclusión o restricción basada en el sexo que tenga por objeto o por resultado menoscabar o anular el reconocimiento , goce o ejercicio por la mujer, independientemente de su estado civil y sobre la base de la igualdad del hombre y la mujer, de los derechos humanos y de las libertades fundamentales en las esferas política, económica, social, cultural y civil o en cualquier otra esfera.”

En la Conferencia Mundial de Derechos Humanos celebrado en Viena, en 1993 , se reafirma el principio de la Universalidad y aclara que los derechos no deben estar subordinados a razas, costumbres cultura o religión algunas.


Proceso METODOLÓGICO:
I PARTE: FORMAS DE VIOLACIÓN DE LOS DERECHOS EN COLOMBIA

Recordando la discriminación


Se te ha negado alguna vez un derecho o has sido tratada inequitativamente a causa de tu género?

¿Recuerdas cuándo fue la primera vez que te discriminaron?

¿Cuándo fue la más reciente?

¿Quién reforzó esta discriminación y cómo?

Alguien te ayudó, te defendió o te consoló?

Cuestionaste este tratamiento, protestaste?

Alguien intentó explicarte lo que sucedía?
Plenaria: el facilitador se ayudará de las siguientes preguntas

¿Quiénes niegan los derechos de las mujeres en estos casos?

¿Por qué ocurrió la discriminación?

La religión, la cultura, la tradición jugaron un papel en tu caso?

¿Dónde ocurrió la violación de tu derecho? ( En la esfera pública o privada?)
Reflexión personal:

Se invita a las participantes a revisar si actualmente hay derechos que no ejerce y en qué medida está contribuyendo para que esta situación se mantenga.



III PARTE Exigí respeto a mis derechos:

Recuerde alguna situación en que afirmó o defendió un derecho. ¿Cómo se sintió?

Ejemplos que puede dar el facilitador para animar a las mujeres a compartir.

Exigí a mi esposo que se apartara cuando estaba bebiendo

Lo dejé porque me golpeaba.

Le dije a mis padres que quería estudiar algo diferente de lo que ellos querían para mí.

Saqué tiempo para hacer algo por mí.

Saqué tiempo para hacer algo por mi comunidad.

Pedí ayuda a mi esposo en los trabajos de la casa
IV PARTE Reconociendo voces no escuchadas
TRABAJO EN GRUPOS: Identificar formas de violación a los derechos de la mujer en nuestro municipio, de ser posible comentar casos, respetando el derecho a la privacidad. Se pueden observar los siguientes ámbitos: En el nacimiento, a nivel político, a nivel laboral, a nivel sexual, a nivel de su integridad física, psicológica, moral, a nivel social, a nivel cultural, a nivel civil, a nivel de educación, a nivel familiar.
A cada grupo se le pide que analice la problemática de un grupo de mujeres en Facatativa y elabore un monólogo o un dialogo imaginario donde muestren cómo ella expresa su situación respecto de los derechos humanos que le son violados.
Grupo 1 : Niñas

Grupo 2: Mujeres discapacitadas

Grupo 3 : Mujeres en la etapa de la vejez

Grupo 4: Mujeres jóvenes

Grupo 5 : Trabajadoras de cultivos de flores

Grupo 6 : Trabajadoras en apuestas de chance

Grupo 7 : Mujeres Vendedoras ambulantes

Grupo 8 : Amas de casa

Grupo 10: Trabajadoras sexuales.

Grupo 11: mujeres cabeza de hogar

Grupo 12: Madres adolescentes.

Grupo 13: Mujeres separadas.

Cada grupo presentará su dialogo o monologo, en la medida que cada grupo se presente se promoverá un eco a lo visto o lo escuchado.

Al finalizar la presentación de los diferentes grupos se invitará a las participantes a definir que grupos de mujeres son los más afectados y se hará una lluvia de ideas acerca de cómo contribuir como colectivo de mujeres para evitar que estas situaciones se perpetúen.



TALLER 14
LOS DERECHOS DE LA MUJER EN LA FAMILIA

Objetivo:


Descubrir el ámbito familiar como el espacio de mayor violación de los derechos de la mujer propiciado muchas veces por ella misma.


FUNDAMENTOS
En Colombia, el tipo de familia ha sido el resultado del legado cultural y social que dejaron la conquista y la colonia, con una preponderancia de la herencia española caracterizada por un patrón impositivo en cabeza del hombre y reconocida como la autoridad expresa en el interior de la familia y la sociedad.

A pesar de que las mujeres han constituido la mitad de la población del país, se han visto relegadas al ámbito doméstico, ejerciendo funciones reproductivas y dedicadas a las tareas del hogar y a la crianza y cuidado de los hijos e hijas. Por su parte los varones han asumido las labores productivas y con ellas se han hecho dueños del ámbito público.


Si fomentamos el respeto da los derechos de todas y cada una de las personas que integran la familia, si construimos familias democráticas en las que cuenten las necesidades y los derechos de cada uno de los miembros de la familia y en las que se comparten las responsabilidades equitativamente, si i establecemos uniones familiares donde exista dialogo, respeto, equidad, confianza y solidaridad, se irá creando el espacio propicio para una nueva sociedad.
Los roles: Son las funciones que desempeña una persona dentro de un grupo. Los roles domésticos han sido distribuidos atendiendo factores culturales, costumbres y relaciones de poder y, en el caso de las mujeres, estas funciones adquieren un carácter de invisibilidad. Es en la distribución de responsabilidades y espacios dentro de la familia y de la sociedad donde se han gestado la discriminación contra las mujeres. Los hombres han tenido a su cargo el manejo del estado y de los recursos económicos, han elaborado las leyes, impartido justicia, y de paso, han poseído han poseído y controlado a las mujeres q quienes les han sido asignadas las responsabilidades domésticas, que no han sido valoradas como un aporte importante en la economía doméstica ni consideradas como una contribución a las demás actividades productivas que realizan los miembros varones de la familia.
La democratización de la familia envuelve una redistribución equitativa de responsabilidades y roles que, aunque debilita el poder masculino tradicional, acerca a los hombres a las áreas de la vida familiar consideradas como propias de las mujeres. El cambio en los compromisos de los hombres encierra, de paso, un cambio en los de las mujeres. Tales cambios replantean temas como la función materna, el papel del hombre y la mujer en la vida de la familia y la hegemonía de la autoridad paterna

Por regla general, las mujeres que laboran fuera del hogar han asumido sistemáticamente las responsabilidades de la casa, sin poner en entre dicho la división del trabajo. El desarrollo moderno que empujó a la mujer a participar cada vez más en las actividades productivas ha ido acompañado de la inalterabilidad de los antiguos esquemas de trabajo doméstico, El resultado es una doble jornada.

Lo anterior significa que las mujeres trabajan más horas por día que los hombres, quienes solo participan en el trabajo doméstico de una manera muy esporádica. Adicionalmente realizan varias actividades al mismo tiempo.

Lo ideal sería que los cambios en la percepción que las mujeres tienen de sus vidas se reflejen en una verdadera reorganización y redistribución del trabajo doméstico.


Proceso METODOLÓGICO:
a.Se forman grupos y a cada uno se le entrega copia del siguiente documento, después de realizar la lectura comentarán qué de esta realidad que corresponde a México se da en Colombia, luego cada mujer comentará si su pareja ha asumido algunas de estas actitudes y dará ejemplos de su vida cotidiana.
MANUAL DEL PATRIARCA ( POR MARCELA GUIJOSA)

¿Su mujer se está liberando?

¿Su novia se atreve a ponerse al tu por tú)

¿Su secretaria discute sus apreciables órdenes?

¿Su compañera toma la palabra en las reuniones de la CEU y propone cosas que a usted no se le habían ocurrido? ¿Su mamá se esta volviendo feminista?
Otro fantasma recorre el mundo. Si usted se siente amenazado porque ellas empiezan a hablar, pensando y discutiendo y pretenden ponerse a su mismo nivel, lo comprendemos. Si no se pone listo, está usted a punto de perder sus privilegios concretos y su poder en general. Su fama quedará en entredicho, su ego está en peligro de resultar lastimado, y su lugar en el mundo puede desaparecer. Y, si no es usted superior a las mujeres, ¿qué demonios es usted?
A continuación le sugerimos una serie de técnicas que buscan una sola finalidad: descalificar, desconocer, minimizar o anular el discurso de la mujer (o de cualquier hombre inferior a usted).Estás técnicas no son nuevas. Son fruto de una antigua sabiduría, acumulada durante siglos, y que yo solamente he recopilado.
Quiero agradecer a multitud de amigos que las practican el haberme permitido observarlos, sobre todo dos o tres especialistas que las dominan magistralmente.

La primera técnica es no escuchar, no tener tiempo, estar muy ocupado, estar muy cansado, hacerse el sordo, leer el periódico, prender la televisión, etc. Esta primera forma es limitada porque a veces ellas insisten. Creo que funciona más la técnica del doble mensaje, es decir, te oigo pero no te oigo. Esto permite salvar su propia imagen. Es preferible que parezca que la quiere escuchar. Después practique alguna o varias de las técnicas siguientes:


Siempre que pueda, no la deje hablar, es decir, hable muchísimo usted. Aquí sugerimos sacar a colación el tema que usted domine mejor. No importa que no se relacione directamente con lo que ella está diciendo; simplemente relacione una cosa con otra. Hable con seguridad. Puede hablar de anécdotas personales y encadenarlas una con otra como los cuentos de las mil y una noches. Hay una variante medieval, escolástica, muy aprovechable: el Magister Dixit, el principio de la autoridad. Diga “ahora recuerdo que Lenin decía...”, y saque a relucir a Freud, a Sartre, o al genio de su preferencia. Trate de dar citas bibliográficas, eso siempre impresiona. Busque fundamentalmente libros y autores que ella no haya leído. De ser posible no discuta jamás de los autores que ella sí conozca.
No importa mucho lo que usted verdaderamente sienta o piense del asunto que ella planteé; simplemente cite autores, de manera apabullante y ella quedará desconcertada.
Muy relacionada con la técnica anterior está la interrupción sistemática. Cuando ella esté esforzándose , muy concentrada, por expresarse con claridad, interrúmpala. De preferencia con cosas que no tengan que ver. Por ejemplo, súbitamente diga: “¡Puta madre, que hambre tengo! ¿Tú no?” Se trata de sacarla de onda. Otros ejemplos: “voy al baño”, “me urge hablar por teléfono”, o finja estar interesadísimo en algo que sucede a 50 metros de usted, por ejemplo, “ ya te fijaste cómo se parece ésa a tu tía Aurora? Otra variante es contar chistes. Tome pie de alguna palabra que ella diga.
Una interrupción que a veces se puede usar y que puede ser hasta placentera es la interrupción con seducción, que puede ser de palabra o de obra. Quédesele viendo atentamente, y diga de repente: “Pero que bonitos ojo tienes, de veras” o “Que guapísima estás hoy”, etc. Si la discusión está muy acalorada, es perfecto lo de “Que linda te ves cuando te encabronas”. La de obra es más radical: se trata de un contacto físico o una caricia inesperada. Lo mejor es el beso sorpresivo, porque incide directamente en la zona oral y garantiza el silencio.
Algo que se debe combinar con las técnicas anteriores es una cierta actuación. Actúe todo el tiempo en el papel del padre, del maestro, del doctor, o del psicoanalista. Es decir, trátela como hija, como alumna, como enferma o como paciente. Al interrumpirla para hablar usted, explíquele las cosas que ella misma está diciendo, como si fuera retrasada mental. Busque también lo que no dijo, y explíqueselo.
Si la discusión se está prolongando y ella no cede, y habla durante mucho rato, interrúmpala diciendo: “Pero hasta ahorita no me has dado ningún argumento racional”. Acúsela de ser visceral, romántica, apasionada, emocional. Eche mano de los lugares comunes que incluyen a todas las mujeres. “Nunca entenderé a las mujeres”, o mejor, “A ustedes no hay quién les entienda”. Esto casi siempre resulta porque usted tiene a su favor la historia. Hablé de géneros, no de personas. Aproveche toda la experiencia masculina que lo respalda. Ellas apenas están empezando a hablar.
Por eso es muy importante que usted se fije minuciosamente si ella comete algún error gramatical. Combine técnicas: interrúmpala y corríjala. La puede incluso corregir seductoramente: “Como me encanta cuando dices PIOR”. También puede usted actuar como padre divertido frente a su hijita de dos años que balbucea y es tan chistosa. Siempre corríjala, edúquela, guíela, y que se vea que usted la quiere mucho, le tiene compasión y simpatía, y la quiere ayudar. Lo importante es que usted no ceda, no dialogue, no se involucre en la discusión. Recuérdelo: LO IMPORTANTE ES QUE A USTED NO SE LE NOTE EL MIEDO.
b. Comparación de agendas: Se formarán dos grupos . Al primero se le pedirá que elabore la agenda de un hombre que represente el común de los hombres de esta comunidad, deben escribir en una cartelera minuciosamente las diferentes actividades que desarrolla desde que se levanta hasta que se acuesta. El segundo grupo hará lo mismo respecto de una mujer que represente el común de las mujeres de la comunidad.

El facilitador invita a cada grupo a colocar sus carteleras una frente a la otra, colectivamente se hará el conteo de horas de trabajo el hombre y la mujer. Después se les invita a comparar estas dos agendas y a expresar su opinión sobre esta situación. Algunas preguntas que podrán generar dialogo son:

Quien ha permitido esta situación?

Cómo se ha dado, desde cuándo?

Qué puede hacer la mujer para generar justicia y democracia?
c. Entrega, lectura y análisis del siguiente poema
Tu Eres El Resultado De Ti Mismo
Nunca culpes a nadie, nunca te quejes de nada ni de nadie porque tú fundamentalmente has hecho tu vida.

Acepta la responsabilidad de edificarte a ti mismo y el valor de acusarte en el fracaso para volver a empezar corrigiéndote.

Nunca te quejes de tu ambiente o de los que te rodean, hay quienes en tu mismo ambiente supieron vencer.

No te quejes por tu pobreza, o por tu salud, o por tu suerte; enfréntalas con valor y acepta que de una u otra manera, son el resultado de los actos y la prueba que haz de ganar.

No te quejes por la falta de dinero porque abunda en muchísimas partes.

No te amargues con tus propios fracasos ni se los cargues a otros.

Acéptate ahora, recuerda que cualquier momento es bueno para comenzar y que ninguno es tan terrible para “CLAUDICAR” Empieza ahora mismo.

Tú y únicamente tú. Nadie pudo haberlo sido por ti.

La causa de tu presente es tu pasado como la causa de tu futuro será tu presente.

Aprende de los fuertes, de los activos, de los audaces, imita a los valientes, a los enérgicos, a los vencedores, a quienes vencieron a pesar de todo.

Piensa menos en tus problemas y más en tu trabajo y tus problemas sin alimento morirán.

Aprende a nacer nuevamente desde el dolor y a ser más grande que el grande de los obstáculos.

Dentro de ti hay una mujer que todo puede hacerlo mírate en el espejo de ti mismo.

Reconócete por tu valor y por tu voluntad y no por tu debilidad para justificarte.

Conociéndote a ti mismo serás libre y fuerte, y dejarás de ser un títere de las circunstancias porque tu mismo eres tu destino.

Y nadie puede sustituirte en la construcción de tu destino.
Compromisos
El facilitador promoverá los compromisos de los participantes, no es necesario que sean grandes acciones. Pueden ser pequeños cambios relacionados con el ejercicio y la práctica de sus derechos, con la toma de decisiones y con la autoafirmación del yo

En el ámbito personal

En el ámbito familiar

En el ámbito comunitario.



CUARTO MÓDULO: RESOLUCIÓN DE CONFLICTOS





Compartir con tus amigos:
1   ...   5   6   7   8   9   10   11   12   ...   17


La base de datos está protegida por derechos de autor ©psicolog.org 2019
enviar mensaje

enter | registro
    Página principal


subir archivos