Facultad de ciencias sociales y de la salud escuela de ciencias sociales carrera de derecho



Descargar 1.73 Mb.
Página4/13
Fecha de conversión26.03.2018
Tamaño1.73 Mb.
1   2   3   4   5   6   7   8   9   ...   13

a)en la ejecución de las penas privativas y restrictivas de la libertad impuestas bajo la regulación del Código Penal, Código de Procedimiento Penal y demás leyes especiales y conexas;

b) En el tratamiento y rehabilitación integral de los internos, así como en su control post-carcelario;

c) En la conformación de los Organismos directivos encargados de dirigir la política de rehabilitación social; y,

d) En la dirección y administración de los Centros de Rehabilitación Social. Conforme lo tipifica el Art. 1en los cuatro literales citados, se determina el ámbito de la aplicación de las normas de este código.

Lo preceptuado en el literal b) del artículo en mención, en la práctica ha sido imposible tener el éxito deseado por el legislador, debido a múltiples factores, entre ellos, que en nuestro país no existe un verdadero complejo penitenciario y una real y verdadera infraestructura en los establecimientos carcelarios y penitenciarios hoy llamados centros de rehabilitación social. Así también se ha podido observar los permanentes traslados de un centro a otro, además que algunos internos por su propia decisión y voluntad, realizan un trabajo para poder tener pequeños ingresos económicos.

En cuanto a los organismos directivos encargados de la aplicación de la ley, tenemos: El Consejo Nacional De Rehabilitación Social (CNRS), La Dirección Nacional De Rehabilitación Social (DNRS) y Los Centros De Rehabilitación Social, conforme lo estipula el Art. 2 de este código.

Es al Consejo Nacional de Rehabilitación Social que le corresponde aplicar la ley, de acuerdo a sus atribuciones y deberes que lo norma el ¨Art. 5.- [atribuciones y deberes del Consejo Nacional de Rehabilitación Social].- Son atribuciones y deberes del Consejo Nacional de Rehabilitación Social:

a) Definir y establecer la política penitenciaria del Estado;

b) Aprobar y someter a consideración del Presidente de la República el Reglamento General para la aplicación de este Código, así como proponer sus reformas;

c) Conocer y aprobar los programas de acción que presente la Dirección Nacional de Rehabilitación Social y proporcionar el asesoramiento técnico correspondiente;

d) Aprobar la proforma presupuestaria y ponerla a consideración del Ministerio de economía y finanzas [actual ministerio de Finanzas];

e) Designar al Director Nacional de Rehabilitación Social, previo concurso públicode oposición y méritos, quien durara cuatro años en sus funciones; y, destituirlo o sancionarlo por las causas sancionadas en la ley;

f) Nombrar, de acuerdo con la Ley, a los jefes departamentales de la Dirección Nacional de Rehabilitación Social, así como a los directores y subdirectores de los Centros de Rehabilitación Social;

g) Sancionar, de acuerdo con la Ley, a los funcionarios de que trata el literal anterior, a pedido del Director Nacional de Rehabilitación Social, o cuando por algún otro medio, llegare a tener conocimiento de que han cometido infracciones de carácter administrativo.

h) Crear subdirecciones regionales de rehabilitación social para fines de descentralización, en donde lo estimare conveniente, determinando sus atribuciones y deberes;

i) Crear o suprimir centros de rehabilitación social y unidades especiales de detención y tratamiento. Los centros y unidades que se creen serán administrados por instituciones estatales o privadas sin fines de lucro;

j) Autorizar al Director Nacional de rehabilitación Social la contratación para la adquisición, construcción y mantenimiento o adecuación de locales para centros de rehabilitación social; y, previa la suscripción del contrato informara al Consejo para su aprobación. El Director Nacional de Rehabilitación Social en su condición de representante legal será el que suscriba;

k) (Derogado)

l) Absolver las consultas que le hicieren los organismos de su dependencia y otros organismos del sector público;

m) Planificar programas para que las instituciones de asistencia y servicio social, presten auxilio a los internos y a sus familiares; y, autorizar la organización al Director Nacional de Rehabilitación Social previa aprobación del Consejo;

n) Conceder certificados de rehabilitación social integral a los liberados que han cumplido los requisitos exigidos por esta Ley y sus reglamentos; y,

o) Los demás previstos en leyes y reglamentos.

La Dirección Nacional de Rehabilitación Social, funcionará como organismo dependiente del Consejo Nacional de Rehabilitación Social y constituirá la unidad ejecutiva superior de la política penitenciaria.

Estará dirigida por el Director Nacional de Rehabilitación Penitenciaria.¨

Cabe mencionar los siguientes artículos del Código de Ejecución de Penas, donde el sistema penitenciario nacional, reconoce el principio de individualización de penas y tratamiento, el objetivo del Sistema Penitenciario, y donde se definetambién el régimen progresivo y sus características:



¨Art. 10.- [Individualización de las penas y tratamiento] El Sistema Penitenciario Nacional reconoce el principio de la individualización de las penas que consagra la Constitución de la República y el derecho penal; y, consecuentemente, aplicará, en la ejecución de las mismas, la individualización del tratamiento.

¨Art. 11.-[Objetivo del Sistema Penitenciario].- El objetivo que persigue el Sistema Penitenciario es la rehabilitación integral de los internos, proyectada hacia su reincorporación a la sociedad, y a la prevención de la reincidencia y habitualidad, con miras a obtener la disminución de la delincuencia.



¨Art. 12.- [Régimen Progresivo].- Para el cumplimiento de los objetivos señalados en el capítulo anterior se establece el régimen progresivo, que es el conjunto de acciones técnico-administrativas por medio de las cuales el interno cumple la pena que le ha sido impuesta, en uno de los Centros determinados según el Capítulo III del Título IV de esta Ley, o asciende o desciende de cualquiera de los niveles allí establecidos.¨

En el artículo antepuesto, podemos apreciar la importancia del Régimen Progresivo, el mismo que consiste en el tratamiento que recibe el interno por parte de los integrantes del departamento de diagnóstico, pronostico y ubicación de los internos (Art. 15.), en el que puede tener un cambio sustancial, esto es, si ha sido ingresado como índice de máxima seguridad, puede obtener según su comportamiento y observación a las reglas del Código y Reglamento, el cambio a mediana o mínima seguridad. Lo que se pretende es que el interno además de bajar el nivel de peligrosidad, pueda acceder a un trabajo, cuyo salario le sirva para su propia manutención, necesidades y ayuda para su propia familia.

Este sistema progresivo, se encuentra aceptado en la mayoría de los países y ha reemplazado al régimen inquisitorio, y lo

¨Art. 13.- [Características del régimen progresivo].- Las características generales del régimen progresivo son:

a) La individualización del tratamiento;

b) La clasificación biotipológica delincuencial;

c) La clasificación de los centros de rehabilitación social; y,

d) La adecuada utilización de los recursos legales en beneficio del interno.¨

La individualización del tratamiento.

Tiene por objeto que a cada interno se le dé un tratamiento específico, acorde a la individualidad psicológica de esa persona, tomando en cuenta que cada individuo es diferente dentro de su conducta, consecuentemente debe ser tratado en forma diferente y de acuerdo al caso. Este tratamiento rige a partir de que el interno haya sido sentenciado, es decir, que antes de haber recibido una condena, únicamente reciben atención o asistencia médica, psicológica o social, que de la misma manera está a cargo el departamento de Diagnóstico y evaluación, concluyendo que se tiene que dar el tratamiento que a cada cual le corresponda.

La clasificación biotipológica delincuencial.

Los departamentos de diagnóstico y evaluación que laborarán en los diferentes centros del país, al tratar sobre la biotipología delincuencial, tienen que realizar verdaderos estudios de la personalidad del interno. Se ha establecido que la biotipología determina el comportamiento del ser humano el cual es causado por diferentes factores de orden hereditario y ambiental, generalmente desfavorable en el caso de los detenidos. Existe diferencia entre los patrones de conducta. Por ejemplo, el estafador tiene gran facilidad de palabra que no lo tienen los sicarios, más bien la característica de ellos es la violencia, en el régimen progresivo hay que entender, que si un interno quiere mantener un comportamiento irregular, tendrán que permanecer por las características comunes y acogerse al reglamento.

La Clasificación de los Centros de Rehabilitación Social.

Este es un tema de gran trascendencia dentro del régimen penitenciario, pero desgraciadamente no se ha podido obtener resultados en nuestro país, por situaciones de infraestructura carcelaria que impide clasificar a los internos en Máxima seguridad: Donde estarán en grupos de no más de 20 personas, donde prima el aislamiento, disciplina, y custodia; Mediana seguridad: Donde estarán en grupos de no más de 100 personas, donde prima el trabajo y educación; Mínima seguridad: Donde estarán en Grupos homogéneos no mayor de 10 personas, donde prima el trabajo y educación, y funcionan las fases de prelibertad y libertad controlada; y, especiales de seguridad: Para imputados, acusados y contraventores, conforme lo tipifica el Art. 20 de éste código, sobre la ubicación de los internos. Y Se podría decir que, en su mayoría, son mixtos, debido a la falta de infraestructura física, hacinamiento y un alto porcentaje de detenidos que no registran sentencia condenatoria, pudiéndose apreciar que en la actualmente en los Centros de rehabilitación social, conviven internos con diferentes clases de delitos, no permitiendo una verdadera rehabilitación.

En los últimos meses hemos conocido, que en la ciudad de Guayaquil junto a la penitenciaria del litoral, (centro de rehabilitación social) por el Km 16 / 2 de la vía Daule, el Municipio construyó la cárcel de máxima seguridad denominada ¨LA ROCA, la misma que no cumplía con el respeto a los principios que debe tener un centro de rehabilitación de esa naturaleza en cuanto al trato de los internos conforme la convención de derechos humanos, pero con la intervención del ministerio de justicia se elaboraron los cambios y adecuaciones de acuerdo a estas normas, la constitución, el derecho penal y derecho penitenciario que rige al ecuador, para de esta forma, poder trasladar a los internos catalogados como los más peligrosos, debido a sus antecedentes delictivos y la grave convivencia que ocasionan junto a otros internos que no tiene el mismo y de esta forma avanzando para lograr una rehabilitación y dar una respuesta de tranquilidad a la sociedad en general.

La adecuada utilización de los recursos legales en beneficio del interno.

Si tratamos sobre la readaptación del interno, lo que preocupa no es solo el tratamiento y rehabilitación dentro de las cárceles, sino como va a vivir fuera de ella. Se debe procurar proporcionarles los recursos y aptitudes que se requieren para vivir dentro de la sociedad una vez que obtenga la libertad.

De este modo, debería vincularse el trabajo de los internos en prisión con las posibilidades de trabajo fuera de la misma. Se debe prestar la ayuda necesaria a los internos para que adquieran los conocimientos y capacidades para ¨ganarse¨ la vida y que les sirva para obtener el sustento de la familia, teniendo en cuenta que al obtener su libertad probablemente sufra discriminación al buscar un trabajo por el estigma que la sociedad le da por haber estado en la cárcel.

En el Código de ejecución de penas se establece los métodos que se deben utilizar para los fines de diagnóstico y pronóstico y para definir el índice de peligrosidad para la ubicación poblacional de las personas privadas de libertad, para ello el ¨Art. 15.- [Diagnostico, pronóstico y ubicación de los internos].- Para los fines de diagnóstico, pronóstico y ubicación de los internos en los centros de rehabilitación social, se adoptará el régimen basado en el siguiente procedimiento:

a) Diagnóstico:

1.- Estudio del delito;

2.- Estudio socio-familiar y ecológico;

3.- Estudio médico y psicológico;

4.- Definición del mecanismo criminodinámico; y,

5.- Definición del índice de peligrosidad.

b) Pronóstico:

Establecimiento de las escalas de peligrosidad en base al índice de adaptación para la progresión en el sistema; y,

c) Ubicación poblacional en base a la siguiente clasificación biotipológica:

1.- Por estructura normal;

2.- Por inducción;

3.- Por inadaptación;

4.- Por hipoevolución estructural; y,

5.- Por sicopatía.¨

Diccionario enciclopédico de Derecho Usual tomo III Pág. 240: Diagnóstico; ¨conjunto de los signos o síntomas que por su peculiaridad sirven para establecer la existencia de una enfermedad. Calificación que un médico hace a un padecimiento patológico. Tanto las enfermedades de carácter mental, por su repercusión en la capacidad civil y en la responsabilidad penal, como las de toda índole…, ofrecen valor para el derecho a través del diagnóstico correspondiente.¨

Ibídem, Pág. 460: Pronóstico ¨Conocimiento de lo futuro por indicios y señales.¨

Lamentablemente, no se cumple a cabalidad esta disposición que trata las condiciones del ingreso, egreso y permanencia dentro de la cual están las estrategias a seguir respecto al tratamiento penitenciario debido a la falta de una verdadera infraestructura en los centros de rehabilitación social y una mayor cantidad de personal profesional con conocimientos en el tema.

Y en tal forma, para que se cumplan los periodos del régimen interno en los centros de rehabilitación social, contemplado en el Art. 19 de este código, debe comprenderse los siguientes:

1. La internación para el estudio criminológico y clasificación delincuencial;

2. Rebajas;

3. Prelibertad;

4. Libertad controlada; y,

5. Ubicación poblacional tratamiento.

Para la ejecución de los periodos citados en el artículo anterior, en cada uno de los Centros de Rehabilitación Social conforme el CEPen. ¨Art. 37[Composición departamental de los centros de rehabilitación social], se establecerán los siguientes departamentos:

a) De diagnóstico y evaluación;

b) Asistencial; y,

c) Laboral.

La Dirección, organización y funciones de estos departamentos se determinarán en el Reglamento General.¨

Está establecido entonces, que obligatoriamente en todo centro de rehabilitación debe existir un departamento de diagnóstico y Evaluación que es el encargado de la ejecución del tratamiento de los internos, considerando que nuestro sistema penitenciario es de carácter progresivo. No conozco que existan departamentos asistenciales, sin embargo, es el departamento de trabajo social que tiene la obligación de prestar ayuda necesaria al interno y su familia. En cuanto se refiere al departamento laboral debe dársele mayor énfasis, en razón de que por su labor mejorara la condición de los internos.


      1. REGLAMENTO SUSTITUTIVO DEL REGLAMENTO GENERAL DE APLICACIÓN DEL CÓDIGO DE EJECUCIÓN DE PENAS Y REHABILITACIÓN SOCIAL

El Reglamento sustitutivo del Reglamento General de Aplicación del Código de Ejecución de Penas y Rehabilitación Social, fue publicado en el Registro Oficial 379 del 30 de julio del 2001, sobre la base del anterior Reglamento que data de 1982, constituye un paso trascendental en el camino hacia la realización de la reforma penitenciaria. En su parte formal cuenta con cinco capítulos que tratan de los Organismos y Funcionarios a quienes compete su aplicación, de la Dirección Nacional de Rehabilitación Social, del sistema penitenciario, de la clasificación de los Centros de detención, del ingreso, permanencia y progresión.

En base a las reformas introducidas en el Código de Ejecución de Penas y Rehabilitación Social, se ha modificado su Reglamento, destacándose particularmente las referentes a las rebajas de pena y que fue publicado en el registro Oficial 422 del 28 de Septiembre del 2001, lo cual remplazó al régimen de rebajas conocidas como el dos por uno, que redujo la pena al 50%. Lamentablemente esta reforma legal ha repercutido negativamente en el sistema penitenciario, bajo el punto de vista que los internos sentenciados deben permanecer más tiempo en los Centros de Rehabilitación Social, incidiendo directamente en los altos índices de sobrepoblación y hacinamiento.

Con la vigencia de este nuevo régimen de rebajas de pena, nuevamente es aplicable la fase de pre-libertad, que como requisito se requiere del cumplimiento de los requisitos y normas del sistema progresivo, para que desarrollen su actividad controlada por el régimen fuera del Centro de Rehabilitación Social. (Art. 22, Reg. CEPen), y la fase de libertad controlada cuyo requisito será haber cumplido al menos las tres quintas partes de la pena impuesta y demás requisitos contemplados en el Art. 25, a, b, c, d, e, de la CEPen.

En el año 2000 se emitió la Ley de Reducción de Penas a favor de los encarcelados, por motivo del año jubilar, que dispuso el perdón de un año de pena, independientemente de las rebajas de ley, para los detenidos que estén cumpliendo una pena por sentencia condenatoria ejecutoriada o no, expedida hasta el 18 de Agosto del 2000. Esta ley incidió para alcanzar un índice mayor de egresos, beneficiando a gran número de internos sentenciados con anterioridad a la fecha establecida.

En el año 2009, la Asamblea Constituyente emitió la Ley Reformatoria al Código de Ejecución de Penas y Código Penal para la Transformación del Sistema de Rehabilitación Social (Registro Oficial 434 de 2008-09-26), y transformó el sistema de reducción de penas. Reduciendo hasta el cincuenta por ciento de la pena, en base al sistema de méritos: Para acceder a este beneficio, cinco días antes de cumplir el cincuenta por ciento de la pena, de oficio o a petición del interno, el director del Centro remitirá el expediente al Juez que emitió la sentencia (hasta que existan los jueces de garantías penitenciarias). En 48 horas el juez concederá las rebajas correspondientes y, de ser el caso, dispondrá la libertad.

No podrán acogerse ni al segundo ni tercer mecanismos los delitos de violación, asesinato, secuestro, genocidio y otros de lesa humanidad, ni los grandes comerciantes de droga.

A nivel interno institucional, además del Reglamento Sustitutivo del Reglamento General de Aplicación del Código de Ejecución de Penas y Rehabilitación Social se ha incorporado algunos Instructivos, como el denominado “ Reglamento de Funcionamiento de los Pabellones de máxima Seguridad en los Centros de Rehabilitación”, “ Reglamento de Derechos, Obligaciones y prohibiciones de los internos”, “Reglamento de Evaluación de la Conducta y Disciplina de los internos imputados, acusados y sentenciados en los centros de Rehabilitación Social del País”, el cual unifica la forma de calificación de conducta y disciplina, factor importante, puesto que uno de los requisitos básicos para la concesión de rebajas de pena constituye la observancia de una buena conducta por parte de los internos, y precisamente este Instructivo marca los parámetros de evaluación técnica.


    1. MARCO CONTEXTUAL

      1. LA REHABILITACIÓN SOCIAL EN EL ECUADOR DENTRO DEL SISTEMA PENITENCIARIO

El sistema de rehabilitación social de los sentenciados es un proceso que responde a las políticas relacionadas con la seguridad del Estado y con el equilibrio y bienestar de la sociedad, bajo esta premisa la estructura orgánica de tipo piramidal del sistema está conformada por el Consejo Nacional de Rehabilitación Social que es el máximo Organismo encargado de dirigir la política de rehabilitación social.

La Dirección Nacional de Rehabilitación Social, encargada de cumplir la política penitenciaria, es decir constituye una unidad ejecutora. Los Centros de Rehabilitación Social, lugares donde se ejecutan propiamente esta política, es decir son instituciones estatales destinadas a la rehabilitación de los internos. La ley regula los deberes, derechos, funciones e integración de estas Instituciones, además las obligaciones y derechos del personal penitenciario y de los internos que guardan prisión.

Además de la normativa legal señalada, como es el Código de Ejecución de Penas y su Reglamento General de Aplicación, Reglamentación Interna, que rige directamente al sistema penitenciario, se relaciona con otras disposiciones legales contenidas en Código, Leyes y Reglamentos.

Entre las más importantes podemos citar las siguientes: Código Penal, Código de Procedimiento Penal, Ley Orgánica de Servicio Civil y Carrera Administrativa, Ley de Sustancias Estupefacientes y Psicotrópicas, Código de la Niñez y la Adolescencia, Ley de Migración y Extranjería, entre otras, naturalmente deben guardar armonía con la Constitución de la República del Ecuador, que contiene los principios y preceptos fundamentales establecidos en la sociedad.

El sistema penitenciario ecuatoriano, está fundamentado en tres principios:


  1. Individualidad de la pena y del tratamiento;

  2. Planificación y ejecución del régimen progresivo, que se inicia con el estudio integral del interno y de su capacidad de adaptación con los cambios que aquellos suponen; de tal suerte, que el propio interno puede desarrollar sus particulares aptitudes y obtener los beneficios del sistema; y,

  3. La autonomía administrativa del sistema.

Con el Código de Ejecución de Penas y Rehabilitación Social el Ecuador adopta un sistema penitenciario definido, el mismo que reconoce el principio de la individualización de las penas que consagra el Derecho Penal, la ejecución de las mismas y la individualización del tratamiento, para lo cual establece el régimen progresivo.

Si bien nuestro actual Código de Ejecución de Penas y Rehabilitación Social, constituye un importante marco jurídico para proponer la rehabilitación integral del delincuente, hace falta entre otros aspectos, principalmente la infraestructura física y la permanente capacitación y preparación del personal, para comprender el espíritu de la ley y dar una ejecución objetiva y práctica.

Al referirse a las cárceles Fishman (1993), manifiesta: “Tal como se encuentran las cárceles (hablando en general) son gigantescos crisoles del crimen. A su interior se arroja sin orden ni concierto al viejo, al joven, al culpable, al inocente, al enfermo, al santo, al empedernido y al escrupuloso; allí quedan mezclados con los ingredientes de mugre, plagas, frío, oscuridad, aire fétido, sobre la población y el mal servicio de cañerías y todo ello se cuece al punto de ebullición a través del fuego de la más completa ociosidad”. Pág. #6)23

La dinámica social evoluciona en forma vertiginosa, por lo cual las normas legales se vuelven obsoletas, ante lo cual la normativa que rige actualmente al sistema penitenciario ecuatoriano, requiere una revisión y actualización, que debe efectuarse con una coordinación y planificación directa con todos los sectores involucrados, bajo parámetros de respeto a los derechos y libertades fundamentales garantizados por la Constitución para evitar que las reformas o introducción de normas afecten directamente a la sociedad, puesto que estas deben dictarse con el conocimiento pleno de la realidad y teniendo presente las repercusiones que se pueden derivar de la promulgación de las mismas en las Instituciones y en la comunidad.

Y no es solamente ajustar las Leyes normativas concernientes al Sistema Penitenciario a la evolución dinámica de la sociedad, sino de que estas normas sean cumplidas y ejecutadas para lograr los objetivos de las mismas, caso contrario serian letra muerta y no servirían de nada.

Pese a los postulados doctrinarios de un sistema penitenciario moderno, concordante con el más avanzado Derecho Ejecutivo Penal, no se ha logrado impedir que se humanice el régimen interno de las prisiones, por otro lado los Centros de Rehabilitación Social, continúan siendo un factor criminógeno, sin que existe un efectivo cumplimiento y política de rehabilitación social en relación al fenómeno delictivo.



      1. ORGANISMOS QUE RIGEN A LA REHABILITACIÓN SOCIAL

        1. Subsecretaría de Coordinación de Atención Integral a Personas Privadas de la Libertad.

Esta secretaría está adscrita al Ministerio de Justicia, Derechos Humanos y Cultos, y forma parte de la nueva planificación del Estado, tiene a su cargo la Dirección técnica de Coordinación de Centros de Rehabilitación y Centros de Detención Provisional, Estadísticas y de Capacitación, además de la Dirección de Administración de Centros de Adolescentes Infractores.

Tiene como misión: "Orientar la rectoría de Políticas Públicas para las personas privadas de libertad y coordinar, ejecutar, monitorear, evaluar los programas y proyectos del Sistema de Rehabilitación Social y administrar los Centros de Internamiento de Adolescentes en conflicto con la ley, garantizando la plena vigencia de los Derechos Humanos”.

Cuya visión es "Ser un referente internacional de los Sistemas de Rehabilitación Social e Internamiento de las personas privadas de libertad.”

Figura Nº 1Organigrama del Ministerio de Justicia, Derechos Humanos y Cultos.



Fuente: Dirección de Planificación del de la Dirección de Nacional de Rehabilitación Social.

Objetivos Estratégicos:

  • Definir e implementar modelos de intervención integral que garantice la ejecución de la política pública para la atención de las personas privadas de libertad.

  • Establecer mecanismos de coordinación permanente con organismos públicos y privados que viabilicen la ejecución de los programas y proyectos orientados a la atención integral de las personas privadas de libertad.

  • Contar con una Estrategia Comunicacional que fortalezca la intervención de la SCRS.

  • Coordinar y planificar las actividades entre las direcciones técnicas de la Subsecretaría de Rehabilitación Social.

  • Contar con un Sistema Penitenciario que garantice los derechos humanos.

  • Coordinar Estrategias para el logro de una Rehabilitación Social Efectiva.

  • Implementar un sistema de protección integral y reinserción social para adolescentes en conflicto con la ley, acorde a la política pública y a los estándares establecidos en instrumentos nacionales e internacionales, garantizando la plena vigencia de los Derechos Humanos.

La Subsecretaria de Coordinación de Rehabilitación Social plantea las siguientes Líneas programáticas para los Centros de Rehabilitación Social.

Fortalecimiento del Sistema de Rehabilitación Social, a través de la implementación de un Modelo de Atención Integral a las personas privadas de la libertad para inserción social progresiva. Se trata de una propuesta con enfoque en derechos humanos y género, interdisciplinario, participativa que identifica tres momentos metodológicos:

1) Información y diagnóstico.

2) Desarrollo integral personalizado.

3) Inserción Social.

La propuesta afianza un trabajo sostenido durante todo el proceso con las personas privadas de la libertad (ppl) en las áreas de salud, educación trabajo y vínculos.

Escuela Penitenciaria (EP).- Consiste en la preparación continúa de los servicios que prestan los funcionarios y la guardia penitenciaria en los CRS. Tiene como objetivo establecer una formación académica especializada de nivel superior, con el fin de que el trabajo de inclusión social que se realiza con los ppl sea en base a estándares internacionales. El programa está compuesto de tres momentos:

1) Formación inicial

2) Formación continúa

3) Carrera Penitenciaria.



Educación en los Centros de Rehabilitación Social del País.- A través de sinergias institucionales para impulsar una política de educación formal al interior de los CRS, que contribuya al desarrollo y/o fortalecimiento de capacidades personales. Esta propuesta abre la posibilidad de que las ppl desarrollen creatividad.

Trabajo y productividad.- A través de la colaboración directa del Ministerio de Relaciones Laborales se diseña e implementa la política laboral al interior en los CRS. Los objetivos de la política laboral son:

  • Normalizar las actividades laborales que se desarrolla en los CRS, eliminando la precariedad del trabajo, a través de la formulación de la normativa que difunda su desarrollo en todos sus tipos.

  • Mejorar la calidad del nivel de vida de los ppl de los CRS y su proceso de inclusión Económica a la sociedad.

  • Garantizar los derechos de los ppl a través del Convenio Macro con el Ministerio de Relaciones Laborales, mediante la implementación de talleres de capacitación – producción en las áreas de carpintería, metalmecánica y textiles.

Riesgos penitenciarios.- El propósito es generar corresponsabilidad social en todos los actores que tiene que ver con el tema, incorporar protocolos estandarizados para la atención prevención en los CRS a nivel nacional de forma tal que se eleve la calidad de vida del servicio.

En este marco, la Subsecretaria está promoviendo el diseño de un modelo de atención en salud mental para personas privadas de la libertad, en coordinación con el Programas Nacional de Derechos Humanos, Dirección Nacional de Rehabilitación Social, cuyo primer paso es la formación de formadores para el acompañamiento en casos de VIH en los CRS del Litoral y Loja.



Vínculos familiares.- Tiene como objetivo generar espacios regulados de ayuda mutua para familia que deben enfrentar la realidad de la pérdida temporal de quienes por situaciones diversas se ven privados de su libertad. El apoyo tiene tres ejes: terapéutica grupal, información y orientación legal y capacitación en temas laborales.

        1. Consejo Nacional de Rehabilitación Social

Es el máximo organismo encargado de la aplicación del Código de Ejecución de Penas y Rehabilitación Social24; su objetivo es la determinación de la política penitenciaria con el propósito de obtener la rehabilitación integral de los internos y la adecuada administración de los Centros de Rehabilitación Social que funcionan en el país.

Este cuerpo colegiado tiene su sede en la ciudad de Quito, con jurisdicción en todo el territorio nacional. Funcionará como una Persona Jurídica de Derecho Público, con autonomía técnica, funcional, administrativa y financiera, dentro de un régimen de carrera penitenciaria y con sujeción a una Política Nacional de Rehabilitación Social de los internos, y estará representado por su presidente.

El Consejo Nacional de Rehabilitación Social está integrado conforme lo establece el “Art. 4.- [Integración del Consejo Nacional de Rehabilitación Social] del Código De Ejecución De Penas y Rehabilitación Social:


  1. El Ministro de Justicia y Derechos Humanos o su delegado, quién lo presidirá y tendrá voto dirimente.

  2. El Ministro de Salud o su delegado.

  3. El Ministro de Trabajo o su delegado.

  4. El Ministro de Educación o su delegado.

  5. El Defensor del Pueblo o su delegado.

Son miembros con derecho o voz únicamente, el delegado del Ministerio Público y el delegado de la Función Judicial.

Actuará como Secretario Ejecutivo del Consejo, el Director Nacional de Rehabilitación Social, quien además, ejercerá la representación legal y judicial de la entidad.

El Consejo Nacional de Rehabilitación, se reunirá, por lo menos, una vez al mes y podrá sesionar con tres de sus miembros; sus decisiones las adoptará por mayoría. En caso de empate, el Ministro de Justicia tendrá voto dirimente. De considerarlo necesario, el Consejo podrá solicitar la presencia de técnicos u organismos especializados.

El Vicepresidente del Consejo Nacional de Rehabilitación Social, que reemplazará al presidente en caso de ausencia temporal será elegido de entre los demás miembros en la primera sesión del Consejo y durará dos años en sus funciones, pudiendo ser reelegido por un período.

Los delegados ante el Consejo deberán acreditar conocimientos académicos relacionados con la rehabilitación social o suficiencia investigativa.”

Art. 5.- [Atribuciones y Deberes del Consejo Nacional de Rehabilitación] Son atribuciones y deberes del Consejo Nacional de Rehabilitación Social:



  1. Definir y establecer la política penitenciaria del Estado;

  2. Aprobar y someter a consideración del Presidente de la República el Reglamento General para la aplicación de este Código, así como proponer sus reformas:

  3. Conocer y aprobar los programas de acción que presente la Dirección Nacional de Rehabilitación y proporcionar el asesoramiento técnico correspondiente:

  4. Elaborar la pro-forma presupuestaria y ponerla a consideración del Ministerio de Economía y Finanzas;

  5. Designar al Director Nacional de Rehabilitación Social, previo concurso público de oposición y méritos, quien durará cuatro años en sus funciones; y, destituirlo o sancionarlo por las causas señaladas en la Ley;

  6. Nombrar, de acuerdo a la ley, a los jefes departamentales de la Dirección Nacional de Rehabilitación Social, así como a los directores y subdirectores de los centros de rehabilitación social;

  7. Sancionar, de acuerdo con la ley, a los funcionarios de que tratar el literal anterior, a pedido del Director Nacional de Rehabilitación Social, o cuando por algún otro medio, llegaré a tener conocimientos de que han cometido infracciones de carácter administrativo;

  8. Crear Subdirecciones Regionales de Rehabilitación Social para fines de descentralización. En donde lo estimare conveniente, determinado sus atribuciones y deberes;

  9. Crear o suprimir Centros de Rehabilitación Social y unidades especiales de detección y tratamiento. Los centros y unidades que se creen serán administrados por instituciones estatales o privadas sin fines de lucros;

  10. Autorizar al Director Nacional de Rehabilitación Social la contratación para la adquisición, construcción, mantenimiento o adecuación de locales para centros de rehabilitación social; y, previa la suscripción del contrato informará al Consejo para su aprobación. El Director Nacional de Rehabilitación Social en su condición de representante legal será el que suscriba;

  11. (Derogado por la Disposición Reformatoria Décimo Cuarta, núm. 8 de la Ley s/n, R.O. 544.S, 9-III-2009).

  12. Absolver las consultas que le hicieron los organismos de su dependencia y otros organismos del sector público

  13. Planificar programas para que las instituciones de asistencia y servicio social presten auxilio a los internos y a sus familiares; y, autorización la organización al Director Nacional de Rehabilitación Social previa aprobación del Consejo;

  14. Conceder certificados de rehabilitación social integral a los liberados que han cumplido los requisitos exigidos por esta Ley y sus reglamentos; y.

  15. Los demás previstos en leyes y reglamentos.

La Dirección Nacional de Rehabilitación Social, funcionará como organismo dependiente del Consejo Nacional de Rehabilitación y constituirá la Unidad Ejecutiva Superior de la Política Penitenciaria. Estará dirigida por el director Nacional de Rehabilitación.”

Actualmente este Consejo está conformado por el Ministro de Justicia, en calidad de presidente del directorio; el Ministro de Relaciones Laborales, como vicepresidente; el Director Nacional de Rehabilitación Social, como secretario ejecutivo; y, en calidad de vocales, los Ministros de Salud y Educación, el Defensor del Pueblo, el presidente de la Corte Nacional de Justicia (CNJ) y el Fiscal General.



        1. Dirección Nacional de Rehabilitación Social

Es el organismo dependiente del Consejo Nacional de Rehabilitación Social, constituye la unidad ejecutiva superior de política penitenciaria; está representada por el Director Nacional de Rehabilitación Social, estipulada en El Código De Ejecución De Penas Y Rehabilitación Social, Capítulo II “Art. 6.- [obligaciones principales].- La Dirección Nacional de Rehabilitación Social coordinará el régimen penitenciario nacional, de conformidad con la Constitución Política de la República, esta Ley y su Reglamento General, y pondrá en ejecución la política acordada por el Consejo Nacional de Rehabilitación Social.”25

Art. 7.- [Organización].- Para el cabal cumplimiento de sus objetivos, la Dirección Nacional de Rehabilitación Social contará con los departamentos y más dependencias necesarias, cuya integración y funciones se determinarán en el Reglamento General.”

Art. 8.-[Requisitos para ser director]Para ser Director Nacional de Rehabilitación Social, se requiere ser ecuatoriano por nacimiento, estar en goce de los derechos políticos, tener título universitario, preparación y experiencia, debidamente calificados, de cinco años en funciones administrativas dentro de instituciones penitenciarias o título de criminólogo, administrador penitenciario o afín, otorgado por un instituto de educación superior, con experiencia mínima de cinco años en la materia.

Art. 9.- [Atribuciones y deberes].-Son deberes y atribuciones del Director Nacional de Rehabilitación Social:

a) Representar legalmente a la Dirección Nacional de Rehabilitación Social;

b) Supervisar el funcionamiento de los Centros de Rehabilitación Social;

c) Nombrar, de acuerdo con la ley, a los funcionarios y empleados cuya designación no esté asignada al Consejo Nacional de Rehabilitación Social;

d) Sancionar, así mismo, de acuerdo con la ley, a los funcionarios y empleados de que trata la letra anterior;

e) Ordenar la distribución poblacional y traslado de los internos sentenciados, conforme esta ley y su Reglamento General, y previa resolución del Consejo Nacional;

f) Conocer y resolver en segunda y definitiva instancia, sobre las resoluciones que expidieran los directores de los Centros de Rehabilitación Social que llegaren en apelación, de acuerdo con el reglamento pertinente;

g) Dirigir las funciones técnicas, administrativas y financieras de la Institución y autorizar los gastos previstos en el presupuesto, según el Reglamento General;

h) Elaborar los proyectos de reglamentos internos y someterlos para aprobación del Consejo Nacional de Rehabilitación Social;

i) Conceder licencias y vacaciones a los funcionarios y empleados dependientes de la Dirección Nacional de Rehabilitación Social y a los directores de los Centros de Rehabilitación Social, de acuerdo con la ley y el reglamento;

j) Designar comisiones y delegaciones;

k) Realizar consultas a los institutos de criminología de las universidades estatales del país y a otras instituciones similares, nacionales o extranjeras, sobre problemas penitenciarios;

l) Promover la organización de cursos para la capacitación del personal de la Dirección y de los Centros de Rehabilitación Social;

m) Requerir al Consejo Nacional de Rehabilitación Social la aprobación correspondiente para la creación, reubicación o supresión de Centros de Rehabilitación Social, sobre la base de estudios técnicos y estadísticos;

n) Planificar y recomendar al Consejo Nacional de Rehabilitación Social la adquisición, adecuación y construcción de locales para los Centros de Rehabilitación Social;

ñ) Elaborar y someter a conocimiento del Consejo Nacional de Rehabilitación Social la pro forma del presupuesto de la Institución;

o) Coordinar los planes de acción que presenten los departamentos de la Dirección Nacional de Rehabilitación Social;

p) Presentar al Consejo Nacional de Rehabilitación Social el informe anual de labores, sugiriendo las mejoras y reformas que estime necesarias;

q) Autorizar la adquisición de implementos para el servicio administrativo de la Dirección y para los Centros de Rehabilitación Social, conforme al presupuesto y al Reglamento General;

r) Aceptar las herencias, legados y donaciones que se hicieren a favor de las instituciones de Rehabilitación Social;

s) Ejercer la jurisdicción coactiva, por sí o por delegación para el cobro de créditos y multas a favor de la Dirección Nacional de Rehabilitación Social y, al efecto emitir o anular títulos de crédito, contratar con terceros, de ser el caso, los servicios de cobranza de los mismos, conforme al reglamento que se expida; y, el control de la recaudación de la multa que su favor establece la ley sobre los cheques protestados, a cuyo efecto la Superintendencia de Bancos y Seguros remitirá de oficio o previa petición del Director Nacional de Rehabilitación Social, en forma mensual y obligatoria, la información que en tal sentido deben remitirle las instituciones financieras y aquellas referentes a las multas que estuvieren pendientes de pago.

t) Disponer el remate en pública subasta, previa autorización del Ministerio de economía y finanzas [actual ministerio de Finanzas], de títulos de crédito con sujeción a las normas legales pertinentes, el adjudicatario podrá requerir al juez de coactivas de la Dirección Nacional de Rehabilitación Social el inicio de la coactiva para su cobro asumiendo las costes que demande el procedimiento, las cuales serán pagadas por el coactivado.

u) Cumplir y hacer cumplir este Código, reglamentos y las disposiciones emanadas del Consejo Nacional de Rehabilitación Social; y,

v) Los demás que le confieran las leyes y reglamentos.”26


      1. CENTROS DE REHABILITACIÓN SOCIAL EN EL ECUADOR

Son instituciones estatales destinadas a la rehabilitación de los internos o individuos que con boleta constitucional de encarcelamiento han sido privados de su libertad, para cumplir sentencias condenatorias a varios años de prisión o reclusión dependiendo el tipo de delito o infracción. Antiguamente se llamaban penitenciarías y cárceles.

Estos centros se organizan en base al régimen interno del Código de Rehabilitación Social, que clasifica a los sitios en: seguridad máxima, en los cuales primará el aislamiento, la disciplina y la custodia. De seguridad media, en los cuales primará el trabajo y la educación. De seguridad mínima, en los cuales primará el trabajo y la educación autocontrolados.

En el Ecuador funcionan 35 Centros de Rehabilitación Social distribuidos en las diferentes ciudades tanto de la sierra, costa y oriente.

Además de los Centros de Detención Provisional (CDP)que se denominan, genéricamente, a los lugares o establecimientos donde deben permanecer custodiadas las personas privadas de su libertad en razón de detención preventiva o cualquier otra medida cautelar ordenadas o decretadas por autoridad o tribunal competente, y cuyo principal objetivo es la resocialización de éstas.; en la actualidad solamente existen tres CDP, ubicados en Quito, Guayaquil y Manabí, se encuentran bajo la administración de Rehabilitación Social.

Los demás Centros de Detención Provisional del resto de ciudades del país, se encuentran a cargo de la Policía Nacional, situación que aún no ha podido ser definida y concretada de una vez por todas, para que todos los CDP, queden bajo la administración de la Institución competente que es el organismo mencionado en el párrafo anterior.

También las denominadas Casas o Centros de Confianza, son instituciones que se caracterizarán por mantener un régimen de salidas reglamentadas y en contacto con el entorno social más amplio que el régimen cerrado, partiendo con criterios de asistencia, control y de seguridad sustentada.

En estas casas o centros de confianza, Asisten los internos (as) que han obtenido el beneficio de la prelibertad, que es la fase del proceso de rehabilitación social, que se concede a los internos que han cumplido los requisitos y normas del sistema progresivo, para que desarrollen su actividad productiva ya sea de trabajo, estudio, fuera del Centro de Rehabilitación Social, pero bajo el control del régimen penitenciario, hasta que hayan cumplido su sentencia y obtengan su egresamiento o libertad definitiva, mediante boleta constitucional de excarcelación.

En el siguiente cuadro se detalla la ciudad y número de Centros de Rehabilitación Social que poseen cada una de ellas.





Compartir con tus amigos:
1   2   3   4   5   6   7   8   9   ...   13


La base de datos está protegida por derechos de autor ©psicolog.org 2019
enviar mensaje

    Página principal
Universidad nacional
Curriculum vitae
derechos humanos
ciencias sociales
salud mental
buenos aires
datos personales
Datos personales
psicoan lisis
distrito federal
Psicoan lisis
plata facultad
Proyecto educativo
psicol gicos
Corte interamericana
violencia familiar
psicol gicas
letras departamento
caracter sticas
consejo directivo
vitae datos
recursos humanos
general universitario
Programa nacional
diagn stico
educativo institucional
Datos generales
Escuela superior
trabajo social
Diagn stico
poblaciones vulnerables
datos generales
Pontificia universidad
nacional contra
Corte suprema
Universidad autonoma
salvador facultad
culum vitae
Caracter sticas
Amparo directo
Instituto superior
curriculum vitae
Reglamento interno
polit cnica
ciencias humanas
guayaquil facultad
desarrollo humano
desarrollo integral
redes sociales
personales nombre
aires facultad