Estados unidos mexicanos


Programa Nacional de Activación Física Escolar



Descargar 281.11 Kb.
Página8/13
Fecha de conversión10.12.2017
Tamaño281.11 Kb.
Vistas368
Descargas0
1   ...   5   6   7   8   9   10   11   12   13

Programa Nacional de Activación Física Escolar

  1. En México uno de cada cuatro niños de entre cinco y once años de edad tiene sobrepeso u obesidad, mientras en adolescentes lo padecen uno de cada tres (Encuesta Nacional de Salud y Nutrición, 2006).

  2. De esta problemática, derivó la creación del Programa de Activación Física Escolar (PNAFE) cuyo objetivo es que toda la población escolar mexicana realice, mínimo 60 minutos diarios de actividades físicas durante toda la semana, dividida en 30 minutos mínimos durante la jornada escolar (en sesiones de 15 minutos, al inicio de clases, y la siguiente en el recreo y/o previo a la salida y el resto (30 minutos o más) en actividades extraescolares con el fin de adoptarlo como un hábito de vida e incidir en la preservación de su salud y consecuentemente elevar su calidad de vida. El PNAFE opera en las 32 entidades federativas y en él participa el Instituto Politécnico Nacional (IPN). En total participan 11.3 millones de alumnos en 62,696 escuelas. Destacan los estados de Guanajuato, Morelos, Colima, Tabasco, Yucatán y Nuevo León por la firma del convenio de colaboración con la Comisión Nacional de Cultura Física y Deporte (CONADE) por el que se ha logrado incorporar considerablemente a más escuelas al PNAFE.

VIH/SIDA

  1. El Plan de Acción Específico del Centro Nacional para la Prevención y Control del VIH/SIDA (CENSIDA) 2007-2012 contempla el diagnóstico temprano, tratamiento y atención de hombres, mujeres, niños y niñas. De esta manera, la población recibe atención en centros de atención especializada, en unidades hospitalarias y 70 Centros Ambulatorios de Prevención y Atención en SIDA e ITS (CAPASITS) localizados en las 32 entidades federativas, en donde son atendidos por personal médico capacitado.

  2. El Gobierno Federal, a través de la Secretaría de Salud definió al acceso universal a medicamentos antirretrovirales (ARV), como uno de los ejes de trabajo prioritarios para dar respuesta a la epidemia. A través del Fideicomiso de Gastos Catastróficos (FGC) del Sistema de Protección Social en Salud (SPSS), se garantiza la disponibilidad de estos medicamentos para su distribución gratuita a todas las personas con VIH que no cuenten con seguridad social y que se encuentren en necesidad de recibir este tratamiento conforme a indicación médica, lo cual es aplicable para todas las niñas y niños del país que lo requieran. Al 31 de diciembre de 2011, 672 niñas y 725 niños menores de 16 años, sin seguridad social recibían tratamiento antirretroviral mediante el SPSS; asimismo, 29 niñas y 23 niños menores de 16 años, que aún no requieren tratamiento antirretroviral, se encuentran en control en los CAPASITS y SAI. El acceso a servicios psicológicos se tiene contemplado en el 100% de los niños y su familia o a los responsables con el objetivo de permitir la integración de la familia, a la sociedad, que mejore su adherencia al tratamiento y permita mejorar la calidad de vida de niños y niñas.

  3. La promoción de la salud reproductiva, materna y perinatal, se ha considerado como el eje de la estrategia para la eliminación de la transmisión vertical del VIH y de la sífilis congénita. Por lo anterior, se trabaja para consolidar la oferta sistemática de las pruebas de detección del VIH y sífilis en todas las mujeres durante su atención prenatal o en el parto; y en seguimiento, la referencia de todas las mujeres embarazadas viviendo con VIH y sus bebés a los centros de atención de VIH para su seguimiento y control, a fin de lograr que sus bebés se mantengan sin infección.

  4. Otra línea de acción busca cumplir con los compromisos de salud de la Declaración Ministerial “Prevenir con Educación”, documento que promueve la educación sexual integral y la promoción de la salud sexual como ejes fundamentales para prevenir nuevas infecciones en las generaciones presentes y futuras. Durante 2011 fue prioridad el intensificar el trabajo con las entidades federativas para que se institucionalicen acciones relacionadas a cumplir con la Declaración. En este sentido, se colaboró con los estados de Hidalgo, Jalisco, Querétaro, Chihuahua, Quintana Roo, Sinaloa y Sonora, en la organización de seminarios y talleres de abogacía sobre la importancia de implementar las acciones de esta declaración con autoridades estatales del sector salud y educación; así como OSC. En agosto del 2011 se lanzó por primera vez la Convocatoria: Categoría 8 “Prevenir con Educación”, mediante la que se financiaron 23 proyectos de OSC para su ejecución. Estos proyectos buscaban beneficiar a niños, niñas, adolescentes y jóvenes mediante acciones enmarcadas en la Declaración Ministerial “Prevenir con Educación”

  5. Desde 2010 se constituyó el Grupo de Atención Integral para la Salud de la Adolescencia (GAIA), cuyo objetivo es unificar y fortalecer los distintos componentes de salud dirigidos a la población adolescente, a la vez de mejorar la coordinación federal y estatal en materia de atención integral a la salud de esta población. Dentro de este grupo participan el Centro Nacional para la Salud de la Infancia y la Adolescencia (CENSIA), la Dirección General de Promoción de la Salud (DGPS), el CENSIDA, el CNEGSR, la Comisión Nacional Contra las Adicciones (CONADIC) y el Secretariado Técnico del Consejo Nacional para la Prevención de Accidentes (STCONAPRA).

  6. Una de las principales actividades del GAIA durante 2010, fue su colaboración en la planeación y ejecución del plan de trabajo de la Semana Nacional de Salud de la Adolescencia, la cual se celebró del 19 al 23 de septiembre del 2011, con énfasis en la prevención de accidentes en población adolescente, teniendo como principal objetivo el promover estilos saludables entre la población adolescentes (10 a 19 años de edad) a través de la oferta de servicios, información y orientación. Esa semana alcanzó a diez millones de adolescentes a nivel nacional. Dentro de las actividades del evento, en materia de VIH/SIDA e ITS, se ofrecieron 1,529 pláticas informativas para adolescentes, se distribuyeron condones y material informativo sobre prevención de VIH e ITS.

d) Los derechos de salud reproductiva de los adolescentes y las medidas para promover un estilo de vida sano;

  1. Por medio del Programa de Atención a la Salud de la Adolescencia (PASA) 2007-212 se atiende a la población de 10 a 19 años de edad, involucrando a instituciones públicas y privadas vinculadas a este grupo poblacional. Su objetivo es “Mejorar las condiciones de salud de la población adolescente mediante intervenciones universales, focalizadas y selectivas de promoción y prevención de la salud, buscando que los adolescentes participen activamente en el auto cuidado y cuidado mutuo de su salud”. Este programa se sustenta en la conjugación de cuatro enfoques: I) factores protectores de riesgo; II) los derechos de los adolescentes; III) el género; y IV) la promoción de la salud. Asimismo, articula el paquete de servicios de salud que se les brinda a los adolescentes y que están incluidos en la Cartilla Nacional de Salud, como: Promoción de la Salud, Nutrición, Esquema de Vacunación, Prevención y control de enfermedades y Salud sexual y Reproductiva.

  2. En este sentido, la salud del adolescente es percibida de manera integral, comprendida desde lo biológico, psíquico y social por lo que no sólo se considera lo que tiene que ver con la organicidad, sino que se toma en cuenta la modificación de sus comportamientos Dentro de las principales estrategias del Programa se encuentran las siguientes:

I) Grupo de Adolescentes Promotores de la Salud (GAPS): tiene como objetivo general “Formar grupos de adolescentes en las unidades de primer nivel de atención con capacidad para desarrollar todas sus potencialidades y participar activamente en el cuidado de la salud y promoción de comportamientos y hábitos protectores de la vida y la salud con otros adolescentes”. Los GAPS están conformados por adolescentes de 10 a 19 años de edad, en grupos de 10 a 25 integrantes. Actualmente están constituidos 789 GAPS en todo el país, teniendo un aproximado de 9,468 Adolescentes Promotores de la Salud.

II) Semana Nacional de Salud de la Adolescencia: cuyo propósito consiste en promover estilos de vida saludables entre la población adolescente a través de la oferta de servicios, información y orientación, está a cargo de los Responsables Estatales de Atención a la Salud de la Adolescencia, que en coordinación con otras instancias gubernamentales, organismos públicos y privados y de la sociedad civil organizada, llevan a cabo diversas actividades sociales, culturales, académicas, deportivas y recreativas, con la finalidad de lograr que los adolescentes conozcan los servicios de salud que ofertan las instituciones.



III) Plan Nacional de Prevención de la Violencia y el Maltrato: el objetivo de esta estrategia es prevenir la violencia y el maltrato a Niñas, Niños y Adolescentes a través de la información y sensibilización acerca de las causas y consecuencias que originan la violencia y el maltrato infantil y adolescente; promoviendo la crianza, cuidado y educación, con afecto y libre de violencia en los principales ámbitos donde se desenvuelve este grupo poblacional como: La familia, la escuela y la comunidad. Para el logro de este objetivo, este Plan integra cinco estrategias mencionadas a continuación: I. Capacitación y sensibilización al personal de salud, II. Orientación a madres, padres, maestros(as), cuidadores(as), sobre las formas de crianza positiva y educación libre de violencia, III. Información a niñas, niños y adolescentes sobre cómo se manifiesta la violencia y el maltrato; sus consecuencias, desarrollando habilidades para poder prevenirla, IV. Campaña de información y sensibilización para prevenir el maltrato, V. Evaluación y monitoreo de las acciones del Plan y registro de los casos en las unidades de salud.

  1. Sobre la recomendación del Comité respecto del mejoramiento de la educación de los adolescentes en materia de salud sexual y reproductiva, especialmente en las escuelas, para reducir los embarazos y las enfermedades de transmisión sexual, en 2006, el SNDIF aplicaba el Programa para la Prevención y Atención Integral del Embarazo (PAIDEA), cuyo objetivo era “Prevenir y atender los riesgos de exclusión social derivados del embarazo y la maternidad no planeada en la adolescencia, proporcionando en concordancia con sus características y bajo una perspectiva de género, la orientación y asistencia adecuada e integral que fomentara una actitud responsable frente a su sexualidad, propiciando su incorporación a una vida plena y productiva”.

  2. El Programa PAIDEA consideró para su ejecución dos grandes vertientes:

  • La vertiente preventiva dirigida a población adolescente en situación de riesgo, de ambos sexos, de hasta 17 años 11 meses de edad. Se proporcionaba información y orientación, a través de talleres, sobre tres grandes rubros: desarrollo humano, entorno social y sexualidad. Además se impulsaron actividades artísticas, culturales, deportivas y recreativas que favorecieran el sano desarrollo y la óptima utilización del tiempo libre.

  • La vertiente de atención dirigida a madres y embarazadas adolescentes menores de 20 años en situación de vulnerabilidad social. Su objetivo era compensar los efectos de la exclusión social, buscando la permanencia o reinserción a los ámbitos familiar, escolar o laboral de la madre y embarazada adolescente, a través de un taller de salud sexual y reproductiva.

  1. Asimismo, la mayoría de los SEDIF se coordinan con otras instancias, como la SSA, Hospitales Generales, INEA, STPS y SEP, con la intención de brindar apoyos compensatorios temporales y servicios integrales a las y los adolescentes incorporados al Programa, tales como: servicio médico y odontológico gratuito, asesoría jurídica y psicológica, capacitación en algunas artes y oficios (corte y confección, panadería, cultura de belleza, etc.), atención para sus hijos e hijas en Centros Asistenciales para el Desarrollo Infantil, canalización a unidades del Sector Salud para el seguimiento y atención de su embarazo, becas académicas o de capacitación.

  2. A partir de 2008 se modificaron las reglas bajos las que operaba el Programa, por lo desde entonces se denominó Temática de Riesgos Psicosociales/Embarazo Adolescente (se continuó trabajando en las vertientes mencionadas). Durante 2010, y con la intención de actualizar las estrategias nacionales y plantearlas respondiendo a la situación que viven los adolescentes, en el SNDIF se elaboraron 2 manuales para que los Promotores Comunitarios pudieran aplicarlos con la población objetivo:

  1. Taller de Prevención del Embarazo Adolescente, que tiene el propósito de conducir a las y los adolescentes a reflexionar sobre la importancia del ejercicio responsable de su sexualidad y la toma de decisiones, así como prevenir el embarazo en la adolescencia.

  2. Taller Prenatal y Postnatal para Adolescentes, con el objetivo de que las adolescentes embarazadas adquieran los conocimientos básicos sobre el auto cuidado que requieren durante el embarazo, el parto y puerperio; así como los cuidados que requiere su bebé durante el primer año de vida, a fin de contribuir a mejorar su calidad de vida en los ámbitos individual, familiar y social.

  1. Sumando a estas estrategias nacionales, los SEDIF continúan implementando algunas estrategias locales, como: Talleres de estimulación temprana, talleres sobre violencia en el noviazgo, prevención de ETS, sexualidad en la adolescencia, así como talleres productivos (corte y confección, belleza, aplicación de uñas, manualidades, repostería, serigrafía, etc.); y mantienen coordinaciones interinstitucionales para continuar ofreciendo servicios integrales o canalizar a la población objetivo al servicio que requiera.41 Con la intención de apoyar estas iniciativas, el SNDIF otorga cada año un recurso federal a cada estado, para que puedan llevar a cabo actividades como: Capacitaciones dirigidas al personal operativo de los Sistemas Municipales DIF; reproducción de materiales (manuales, guías, láminas, etc.) para que los Promotores Comunitarios puedan aplicar los talleres; visitas de asesoría y seguimiento al personal de los SMDIF, asistiendo a las comunidades para ver el trabajo de los grupos; talleres Productivos a fin de que las y los adolescentes aprendan algún oficio o actividad, que les permita mejorar su condición social y económica, y actividades complementarias (culturales, recreativas, deportivas) que favorezcan el desarrollo integral de los adolescentes, entre otras.

  2. Para atender a las adolescentes indígenas, la CDI cuenta con las “Casas de la Mujer Indígena”, que son espacios coordinados y operados por organizaciones de mujeres indígenas gracias al financiamiento de la misma CDI, que atienden los temas de salud sexual y reproductiva de las mujeres indígenas y violencia de género. Algunas Casas de la Mujer Indígena realizan actividades con jóvenes y adolescentes, sobre todo el tema de prevención de embarazos adolescentes, algunos ejemplos son: foros, talleres y pláticas a jóvenes en escuelas secundarias y bachilleratos sobre los derechos sexuales y reproductivos, la promoción de la salud sexual (uso de métodos anticonceptivos, prevención de ETS, etc.) y la prevención de embarazos adolescentes, que es uno de los problemas más importantes entre la población indígena. Además, hay Casas de la Mujer Indígena que se dedican a la atención de partos como una estrategia de prevención a la muerte materna, algunas de las mujeres que atienden se encuentran en la edad de la adolescencia y juventud (hasta 29 años).

  3. Por su parte, el IMJUVE desarrolla acciones permanentes en materia de promoción de salud sexual, con un carácter preventivo. Uno de éstos consiste en la promoción de información clara y científica sobre las garantías y derechos sexuales, mediante materiales impresos con contenidos educativos. La difusión de dichos materiales se acompaña de procesos de capacitación y orientación a adolescentes y jóvenes, docentes y padres de familia, a efecto de fortalecer la proyección activa de las problemáticas juveniles asociadas al tema a través de su participación directa en el diseño, configuración e implementación de políticas públicas con propuestas de soluciones factibles considerando su momento social e histórico, así como protagonistas en el desarrollo del país.

e) Las medidas para prohibir y erradicar todo tipo de prácticas tradicionales nocivas, en particular, aunque no exclusivamente, la mutilación genital femenina y los matrimonios precoces y forzados (art. 24, párr. 3);

  1. En el año 2010, la Comisión Nacional para Prevenir y Erradicar la Violencia contra las Mujeres (CONAVIM) solicitó a un grupo de expertos en la materia, la realización de un Diagnóstico de la Legislación Penal Mexicana sobre la recepción de los compromisos asumidos por el Estado Mexicano frente a los Tratados Internacionales en materia de Derechos Humanos de las Mujeres, el cual fue enviado a los Gobernadores, Congresos Estatales e Institutos de las Mujeres en las entidades federativas, diversas propuestas para reformar los códigos sustantivos y adjetivos conforme a estándares internacionales y nacionales, como es el caso de: a) Convención sobre la eliminación de todas las formas de discriminación contra la mujer (CEDAW); b) Protocolo para Prevenir, Reprimir y Sancionar la Trata de Personas, Especialmente Mujeres y Niños; c) Convención Interamericana para Prevenir, Sancionar y Erradicar la Violencia contra la Mujer “Convención de Belém do Pará”, y d) Ley General de Acceso de las Mujeres a una Vida Libre de Violencia. Con ello, se tiende a subsanar las desigualdades existentes en las normas que discriminan en función del sexo. Asimismo, instaurar leyes que no discriminen para garantizar el acceso a la justicia y el respeto de los derechos humanos de las mujeres.

  2. Las propuestas de reforma penal construidas por encargo de esta Comisión Nacional consolidan la:

  1. Obligación que el Estado mexicano tiene frente a los compromisos internacionales suscritos

  2. Deber del Estado frente a su obligación a garantizar el derecho de las mujeres para acceder a la justicia, mediante:

  • Derogar figuras jurídicas que vulneran o discriminan los derechos de las mujeres.

  • Modificar tipos penales con relación a conductas cometidas por o en contra de mujeres víctimas de violencia.

  • Incorporar figuras que reconozcan derechos e impulsen su cumplimiento.

  • Aumentar la protección en el nuevo procedimiento penal acusatorio adversarial

  • Las reformas legislativas correspondientes a la procuración y administración de justicia deben encaminarse a poner fin a la impunidad.

  • Examen y orientación de la legislación federal, estatal y municipal que sea discriminatoria y que impidan el acceso de la mujer a la justicia.

  • Investigación rápida y eficaz para castigar los actos de violencia en contra de la mujer, garantizando una cooperación eficaz ente autoridades federales, estatales y municipales.

  1. En lo que refiere a las reformas a la legislación penal, se considera pertinente modificar lo concerniente a la Reparación del daño eficaz, a fin de que se contemple la restitución de bienes, incluyendo el daño emergente y lucro cesante; la satisfacción; rehabilitación, garantías de no repetición y el pago de daños físicos, materiales, psicológicos y morales.

  2. Por otra parte, los derechos de las víctimas deben prever mínimamente, los siguientes aspectos:

  • Conocer legislación vigente y aplicable a su situación

  • Asistencia jurídica gratuita a través de un abogado con experiencia en víctimas

  • Recibir asistencia médica y psicológica de emergencia y posterior

  • Brindar medidas de protección efectivas desde la denuncia

  • Ser informada del curso de la denuncia, proceso, del significado y alcances jurídicos del otorgamiento del perdón.

  • Reparación del daño plena y eficaz

  1. Finalmente, de manera puntual se proponen reformas y adiciones a la reparación del daño, la extinción de la responsabilidad penal, tipos penales protectores de la vida y salud personal, tipos penales protectores de la libertad sexual y el normal desarrollo físico y psicosexual (Atentados al Pudor, Estupro, Violación agravada, Agravantes a los tipos penales de Violación, abuso sexual, violación equiparada, abuso sexual equiparado y atentados al pudor); tipos protectores de la familia (Incesto, Incumplimiento de obligaciones alimentarias, Deber de alimentos, Fraude Familiar, Violencia familiar) y tipos penales protectores cuya responsabilidad recaen en funcionarios encargados de la Procuración y Administración de Justicia, así mismo se propone adicionar y derogar algunos artículos (esterilidad provocada, delitos contra los derechos reproductivos).

f) Las medidas para proteger a los niños del uso indebido de sustancias psicotrópicas (art. 33);

  1. En el 2006, el SNDIF impulsó el Programa de Prevención de Riesgos Psicosociales (PREVERP) con el objetivo de favorecer en las niñas, niños, adolescentes, familias y comunidades el desarrollo de habilidades y actitudes que les permitieran tener mayor capacidad de respuesta autogestiva, impulsando en los SEDIF y SMDIF la operación de modelos, programas y acciones de prevención de riesgos psicosociales asociados a las adicciones, y la promoción de estilos de vida saludables. Para ello se contaba con el Modelo Preventivo de Riesgos Psicosociales para Menores, Adolescentes y sus Familias Chimalli-DIF, cuyo objetivo era “Incrementar las habilidades de protección y competencia social en la resolución de problemas con un sentido propositivo-proactivo, mediante la participación comunitaria en la creación de redes que favorezcan un clima social de protección y desarrollo dentro de una cultura de los derechos humanos”.

  2. Los SEDIF y SMDIF estuvieron aplicando este Modelo desde 1999 hasta 2009 como una estrategia nacional; sin embargo, dada la complicada y tardada aplicación de la metodología en campo, a partir de 2008 se modificaron las reglas bajo las cuales operaba y el Programa se denominó Temática de Riesgos Psicosociales/Adicciones.

  3. A la par de la modificación previamente mencionada, en 2008, el Gobierno Federal, a través del Consejo Nacional contra las Adicciones (CONADIC) y en coordinación con el SNDIF, puso en marcha la Campaña Nacional de Información para una Nueva Vida, para incidir en el problema de las adicciones. La estrategia “Detección, orientación y consejería en adicciones”, se basa en la terapia cognitivo conductual y la entrevista motivacional, para realizar la detección oportuna de usuarios, experimentadores o con abuso de sustancias psicoactivas y motivarlos al cambio a través de una intervención breve (Método IDEAS); y referir a usuarios dependientes a Centros Nueva Vida o algún otro centro de tratamiento especializado. Posteriormente, se han incorporado otras estrategias a esta Campaña, como son: 1) Detección, Orientación y Consejería en Adicciones; 2) Estrategia de intervención para disminuir el impacto de factores de riesgo psicosociales en niñas y niños. (Habilidades para la Vida en Estancias); 3) Mitos y Realidades Sobre las Drogas. De joven a joven; 4) 10 Recomendaciones para Prevenir que tus Hijos Utilicen Drogas; 5) Habilidades para la Vida en Niños y Jóvenes; 6) Formación de maestros para la prevención de Adicciones en escuelas de Educación Básica (Secundarias); 7) Formación de maestros para la prevención de Adicciones en escuelas de Educación Primaria: 8) Prevención de adicciones en los lugares de trabajo; 9) Prevención del consumo de drogas en mujeres, y 10) La Familia La Mejor Fortaleza

  4. La Campaña Nacional de Información para una Nueva Vida implica la coordinación entre el CENADIC, SEDESOL, Petróleos Mexicanos (PEMEX), ISSSTE, SSP y el SNDIF, entre otras instituciones.

  5. Las acciones que realiza el SNDIF son preventivas,42 ya que existen otras instancias del sector salud que brindan servicios de atención y tratamiento como: el Centro Nacional para la Prevención y Control de las Adicciones, la Comisión Nacional contra las Adicciones Centros Nueva Vida y los Centros de Integración Juvenil.

  6. El ISSSTE se ha sumado a esta estrategia sectorial capacitando a profesionales de la salud para la conformación de la Red Nacional de Promotores de Primer Contacto para detección temprana y derivación oportuna a centros especializados (Centros “Nueva Vida”; Centros de Integración Juvenil) y en la promoción de la salud y prevención de las adicciones para evitar que un problema de consumo de drogas progrese o incremente en su severidad.

  7. A partir del PASA, se conformó el GAIA con un plan de trabajo en el que se retoma la Campaña Nacional de Información para una Nueva Vida, con lo que se busca capacitar a promotores de la salud, en las temáticas de la Campaña, protegiendo a los niños del uso indebido de sustancias psicotrópicas, o promoviendo su recuperación.

  8. Junto con la creación de los 330 “Centros Nueva Vida”, la Campaña Nacional de Información para una Nueva Vida (CNINV), constituye el mayor esfuerzo de prevención de las adicciones instrumentado por el Gobierno Federal. Para su operación, se desarrolló un Modelo de Prevención de Adicciones en Escuelas de Educación Básica que integra 5 ejes preventivos (resiliencia, habilidades para la vida, promoción de estilos saludables, formación de ambientes protectores y proyecto de vida), con los contenidos curriculares de cada uno de los niveles de educación básica, de tal modo que es posible para los profesores, de cualquier asignatura, elaborar secuencias didácticas y desarrollar actividades preventivas en el salón de clases durante todo el ciclo escolar, en un continuo que, por lo pronto, comprende los 6 grados de educación primaria, y los 3 grados de educación secundaria.

  9. Además de la labor que forma parte de Nueva Vida, el IMJUVE desarrolla materiales de información, contenidos educativos y capacitaciones presenciales a jóvenes, docentes, profesionales de áreas médicas y sociales y padres de familia, en la prevención de conductas de riesgo y sus consecuencias, especialmente las relacionadas al abuso de sustancias psicoactivas legales como serían el alcohol y el tabaco, y a las ilegales como solventes, marihuana, cocaína y drogas de diseño, principalmente.

  10. Finalmente, la SSP instrumenta el programa Seguridad Infantil que surge como una alternativa para la prevención del delito, la violencia y el auto cuidado, a través de dinámicas lúdicas que tienen como objetivo: Promover en la niñez mexicana, en las instituciones educativas del nivel básico, en la sociedad civil y en las familias, los valores universales como factores de protección para la prevención de conductas antisociales y delictivas, generando estilos de vida que fortalezcan los vínculos familiares e institucionales (escuela-familia-comunidad) y con ello prevenir la utilización de estupefacientes o sustancias nocivas.



Compartir con tus amigos:
1   ...   5   6   7   8   9   10   11   12   13


La base de datos está protegida por derechos de autor ©psicolog.org 2019
enviar mensaje

enter | registro
    Página principal


subir archivos