Escuela superior politécnica del litoral



Descargar 377.72 Kb.
Página2/9
Fecha de conversión03.12.2017
Tamaño377.72 Kb.
Vistas376
Descargas0
1   2   3   4   5   6   7   8   9



INTRODUCCIÓN
El Ecuador tiene una dependencia económica importante en el banano. Es así que el banano es el primer rubro de exportación, representando el 5,5 % del PIB Total y el 39% del PIB Agrícola, además genera empleo a cerca del 14% de la población del país.
El país ha sido el principal exportador de banano en el mundo, sin embargo durante los últimos años se han sumando al ámbito bananero varios países que han ido ganando participación dentro del mercado mundial del banano.
Por lo anteriormente expuesto, el objetivo de este estudio es analizar el comportamiento de las exportaciones de banano de los países competidores a lo largo del tiempo, cómo interactúan y se agrupan entre ellos; determinando de esta manera cómo reacciona el Ecuador ante sus principales competidores.
Finalmente este estudio busca convertirse en el mediano plazo en un instrumento para identificar debilidades y amenazas de las exportaciones bananeras del Ecuador ante sus competidores mundiales, lo cual servirá de base para que se establezcan políticas de diversificación de mercados y estrategias de posicionamiento del producto que beneficien al sector bananero ecuatoriano en pro de mantener su liderazgo en el mercado mundial.

CAPÍTULO 1

ASPECTOS GENERALES DE LA PRODUCCIÓN Y COMERCIO DE BANANO EN EL ECUADOR Y EL MUNDO

El presente capítulo introduce aspectos importantes sobre la producción y comercialización de banano en el mundo desde sus inicios hasta la actualidad. Además presenta una breve reseña de la evolución de la comercialización de banano en el Ecuador y su repercusión en la economía.


La información de este capítulo acerca de la producción y comercialización de banano en el Ecuador y el mundo fue obtenida de un estudio realizado por la FAO en el año 2004 titulado “La economía mundial del banano” [2]. La información acerca de las repercusiones en la economía fue obtenida de un documento titulado “Efectos de los cambios de la oferta y la demanda de banano en los ingresos, el empleo y la seguridad alimentaria” [3] publicado por el Comité de Problemas de Productos básicos y el Grupo Intergubernamental sobre el Banano y las Frutas Tropicales en el año 2003. Los datos estadísticos fueron tomados del sistema de información estadística de la FAO, cuyo sitio web es www.faostat.org

    1. La producción de banano en el mundo.

La producción de banano se ha convertido en una actividad común en los países del tercer mundo debido a que los bananos y plátanos son cultivos perennes que crecen con rapidez y pueden cosecharse durante todo el año. De acuerdo con la FAO, la producción de banano corresponde aproximadamente al 12 % del total de frutas en el mundo en términos de volumen. Para el año 2004, la superficie cultivada de banano en el mundo fue de alrededor de 4´494.686 hectáreas, con una producción de 3.764 millones de cajas (68.2 millones de Tm.) y un rendimiento de 837.3 cajas por hectárea (15.19 Tm. /Ha.). Estas cifras son una aproximación, ya que la mayor parte de la producción mundial de banano, casi el 85 %, procede de parcelas relativamente pequeñas y huertos familiares en donde no hay estadísticas. En muchos países en desarrollo, la mayoría de la producción de banano se destina al autoconsumo o se comercia localmente, desempeñando así una función esencial en la alimentación de estos países.

La producción de bananos se divide en dos categorías:

• Los bananos para cocción, entre los que figuran los plátanos y otros subgrupos de variedades como el Pisang Awak en Asia y otras variedades híbridas entre las que se destacan las de tipo AAB.



• Los bananos para postre o dulces, entre los que destaca el subgrupo Cavendish, con una parte correspondiente al 47% de la producción mundial de banano. Casi todos los bananos comercializados en el mundo son Cavendish.
Se estima que la producción mundial de banano creció un 30 % durante los años noventa, debido en gran parte al aumento de la producción de Cavendish. No es posible determinar el valor exacto del cultivo porque sólo la séptima parte de los bananos producidos llegan al mercado internacional.
Tanto los bananos para postre como los de cocción se producen principalmente en África y América Latina, en tanto que en África y Asia se cultivan otros tipos de bananos para cocción. América Latina es la primera región que produce banano de tipo Cavendish, seguida de Asia. La mayoría de los otros bananos para postre se cultivan en América Latina y Asia (véase GRÁFICO 1.1).


Más de 120 países del mundo, produjeron banano en el año 2004, sin embargo más del 67 % de la producción mundial de banano se encuentra concentrada en 7 países de América Latina y Asia. Para el año 2004, el primer lugar lo ocupó India (23.81%), Brasil (9.33%), China (8.81%), Ecuador (8.35%), Filipinas (7.79%), Indonesia (6.23%) y Costa Rica (2.64%).




La producción mundial de banano dulce aumentó de forma constante entre el año 1980 y el año 2003 (Véase GRÁFICO 1.3). Este aumento se debe especialmente al crecimiento constante de la superficie cultivada entre 1985 y 2000, período en el cual se aumentó un 30 %. A su vez, el rendimiento medio se incrementó de 13,7 a 15,8 toneladas por hectárea (15 %).


Tal y como puede observarse, en la segunda mitad de los ochenta se observó un crecimiento lento de la producción de banano, seguido de un importante aumento del 30% entre el año 1989 y el año 1994, a raíz del aumento de la superficie plantada del Ecuador y por ende de sus exportaciones. La producción de banano se estancó algo en los tres años siguientes, pero volvió a incrementarse entre 1997 y 2000 impulsada por un rápido crecimiento tanto de la superficie plantada como del rendimiento de las tierras, esta vez principalmente por Filipinas.


Los rendimientos crecieron al ritmo más rápido en 15 años, con la excepción de 1998, año en que el fenómeno climático conocido como “El Niño” causó importantes daños en los cultivos bananeros de América Latina.


    1. La comercialización mundial de banano




      1. Antecedentes y evolución

La historia de la comercialización de banano en el mundo está ligada con su descubrimiento hace ya más de quinientos años cuando los portugueses, buscando una ruta hacia China, desembarcaron en Guinea y al ver a los nativos cultivando la fruta se impresionaron con su delicioso sabor y se dedicaron a propagar sus bondades por todos los territorios bajo su dominio. Ellos fueron quienes le pusieron el nombre de “banano” o “banana” que se ha mantenido hasta nuestros días, además se conoce a esta fruta con los nombres de “plátano”, “guineo”, “camburre”, entre otros.


A partir de 1800 el banano se empezó a trasladar a otros países con el propósito de comercializarlo por medio de embarques pequeños y esporádicos del Caribe a los Estados Unidos. Las potencialidades comerciales del banano comenzaron a ser visualizadas hacia 1870 cuando el considerable margen de beneficio producido por esta exportación convenció a varios comerciantes, que el embarque regular de bananos hacia los EE.UU. podía representar un negocio seguro y lucrativo. Luego en el año 1876, en la exposición del centenario de Filadelfia, muchos estadounidenses hacían filas para probar la fruta por primera vez.
Para el año 1892 el hamburgués Richard Lehman introduce en Alemania el banano canario. La razón para esta tardanza no fue la falta de una demanda de considerable dimensión, sino el carácter perecible de la fruta conjuntamente con el tiempo que tardaban los viajes largos por mar en la época de los barcos de vela. Para los años en que se iniciaron los embarques, en las zonas tropicales del continente ya se había difundido el cultivo de diversas variedades de banano para el consumo local.
De ahí que el rápido crecimiento del comercio internacional se tenga que atribuir principalmente a los cambios tecnológicos operados en el transporte marítimo, que en primer lugar permitieron viajes más rápidos y en segundo lugar, hicieron posible la refrigeración.
A partir de 1899 aparecen las grandes compañías comercializadoras y productoras de banano como lo son la “United Fruit Company" actualmente “Chiquita Brand”; la “Standard Fruit Company” actualmente DOLE y “Del Monte Fresh Produce”. Estas empresas han obtenido, a lo largo del tiempo, gran parte del cultivo en América Latina, África Occidental y las Filipinas poseyendo más del 30 % del mercado mundial.
El comercio internacional del banano comenzó en Jamaica, teniendo como base la producción de pequeños propietarios que vendían sus frutas a comerciantes privados. La comercialización de banano ha tenido un crecimiento extraordinario desde comienzos del siglo XX cuando se empezó el cultivo de banano en casi todos los países tropicales, el cual ha alcanzado importancia cuantitativa en el comercio entre los países del tercer mundo y las metrópolis del primer mundo. Dicho crecimiento solamente ha sido interrumpido durante las dos guerras mundiales y la depresión económica de los años treinta.
En el año 1910 el Ecuador inicia sus exportaciones hacia Estados Unidos, Perú y Chile. En 1948 la producción bananera ecuatoriana se desarrolló considerablemente alcanzando en el año 1952 el primer lugar de las exportaciones bananeras. En Ecuador se encuentra la cuarta compañía más grande de comercialización de banano en el mundo “Bananera Noboa” con alrededor del 11% del mercado mundial.
El volumen de las exportaciones mundiales en el período 1985-2003 creció a un ritmo sin precedentes del 5,3% anual aproximadamente, lo que equivale a más del doble que en los 24 años anteriores. El crecimiento fue relativamente constante hasta 1997, año en que las exportaciones superaron los 12 millones de toneladas, un nivel récord para esa época. Se produjo algún descenso en 1998 debido a las condiciones climatológicas desfavorables sufridas en la mayoría de las regiones productoras, y desde entonces el volumen ha sido relativamente estable, ligeramente por encima de 11,7 millones de toneladas según información de la FAO.

Las exportaciones aumentaron en la mayoría de las regiones entre 1993 y 2003 (véase GRÁFICO 1.4). El mayor crecimiento se registró en América Latina, seguida de África. En ambas regiones se duplicaron las exportaciones, que aumentaron de 8 a 10 millones de toneladas y de 300.000 a más de 500 000 toneladas, respectivamente. Las exportaciones del Lejano Oriente y el Caribe también se incrementaron, pero a un ritmo ligeramente inferior.


Sus participaciones relativas en el total de exportaciones no han cambiado de forma importante. América Latina aumentó al 80% entre 1998-2003, y África lo hizo del 3% al 4% en el mismo período. En cambio, la parte correspondiente del Lejano Oriente disminuyó del 14 al 13 %, y la del Caribe del 4% al 3%.
Para el año 2003 más del 90% del total de las exportaciones mundiales de banano es producido por los siguientes países: Ecuador, Costa Rica, Filipinas, Colombia, Honduras, Panamá, Guatemala, Camerún, Cote d’ Ivore (véase GRÁFICO 1.5). El ranking de los países exportadores es el siguiente: Ecuador con 39%, en segundo lugar Costa Rica con 16% y finalmente Filipinas con el 14 % de las exportaciones mundiales.

El nivel del comercio mundial de banano ha evolucionado de un poco más de un medio millón de toneladas exportadas a principios de 1900 a más de 12.0 millones aproximadamente en el año 2003.




      1. Estructura del mercado bananero

Para comprender la estructura del mercado bananero es necesario saber que existen dos zonas claramente diferenciadas en cuanto a la producción de banano que representan la oferta mundial de la fruta. Zona dólar: Está integrada fundamentalmente por países del Centro y Sudamérica, que cuentan con una producción muy eficiente, con grandes extensiones plantadas y bajos costos de producción.


Países A.C.P.: Corresponden a las antiguas colonias europeas en África, Caribe y Pacífico y a los países miembros de la Unión Europea que cuentan con pequeñas extensiones plantadas, métodos de explotación tradicionales y altos costos de producción. Estos sistemas productivos perduran gracias al mecanismo de protección comercial establecido por diferentes países europeos que les brindan un trato preferencial.
Por lo tanto el comercio internacional de banano tiene, en cierta medida, un carácter regional. En este sentido existen tres sistemas de compradores diferenciados en función de las corrientes comerciales y de las condiciones de acceso a los mercados.
En el primer sistema, denominado “Las Américas”, se encuentran los Estados Unidos, Canadá y aquellos países de América Latina que no cultivan banano y se abastecen de la fruta en América Latina.
El segundo sistema, “Europa”, incluye la demanda del continente europeo y los países de la ex URSS que se abastecen de los países de América Latina, África Occidental y el Caribe. En este sistema la Unión Europea (UE) tiene un modelo complejo de importaciones debido al acuerdo de comercio preferencial con países A.C.P (África-Caribe-Pacífico) y el acceso que confiere a los bananos de la zona dólar. Los países de Europa Oriental y la Federación de Rusia importan la mayoría de los bananos de América Latina.
El tercer sistema de comercialización, “Asia”, está formado por los países de Asia y Medio Oriente y sus principales proveedores son Filipinas y Ecuador. La mayor parte de las importaciones de Japón proceden de Filipinas, quien también es el principal proveedor de China y la República de Corea. Los países de Medio Oriente importan cantidades casi iguales desde Ecuador y Filipinas.
Según la FAO, la demanda mundial del banano para el año 2003 fue de alrededor de 14 millones de toneladas, que se encuentra concentrada en cinco países o grupo de países, que son Estados Unidos con el 28% del consumo, Unión Europea con el 34%, Japón con el 7%, Rusia con 5% y China con el 2%, en conjunto representan el 76% del consumo mundial de la fruta. El 24% restante se distribuye entre los países del Cono Sur, Medio Oriente y África (véase GRÁFICO 1.6).





      1. Importancia y repercusiones en la economía de los países exportadores

El banano es uno de los alimentos de primera necesidad más importantes en las zonas tropicales y su producción para la venta en mercados locales es, junto con la producción lechera y la horticultura, una de las pocas actividades que proporciona a las unidades familiares ingresos regulares durante todo el año.


Dentro del comercio mundial, el banano es una de las frutas más consumidas en el mundo por su alto contenido de potasio y su exquisito sabor. Estos factores lo han posicionado con un consumo promedio anual per cápita en Europa de 10 Kg. y en Estados Unidos de 13 Kg. aproximadamente, siendo estos países los mayores importadores de esta fruta.
El banano es un componente importante del mercado mundial de frutas. Según datos estadísticos de la FAO, en el año 2004 los principales exportadores generaron alrededor de 3000 millones de dólares por exportaciones de banano que se pueden observar en la tabla I.I.

TABLA I.I EXPORTACIONES EN MILLONES DE DÓLARES DE LOS MAYORES EXPORTADORES

Exportaciones


( Millones $ )

2004

  Ecuador

1,099.25

  Costa Rica

562.55

  Colombia

425.47

  Filipinas

333.00

  Guatemala

234.44

  Honduras

160.17

  Panamá

105.68

  Côte d' Ivoire

87.71

  Camerún

70.98



Compartir con tus amigos:
1   2   3   4   5   6   7   8   9


La base de datos está protegida por derechos de autor ©psicolog.org 2019
enviar mensaje

enter | registro
    Página principal


subir archivos