El sacerdote confesor y director espiritual ministro de la misericordia divina libreria editrice vaticana



Descargar 388.5 Kb.
Página8/9
Fecha de conversión28.03.2018
Tamaño388.5 Kb.
1   2   3   4   5   6   7   8   9

ORACIONES


Oración del sacerdote antes de escuchar las confesiones

Dame, Señor, la sabiduría que me asista cuando me encuentro en el confesionario, para que sepa juzgar a tu pueblo con justicia y a tus pobres con juicio. Haz que utilice las llaves del Reino de los cielos para que no abra a nadie que merece que esté cerrado y no cierre a quien merece que esté abierto. Haz que mi intención sea pura, mi celo sincero, mi caridad paciente y mi trabajo fecundo.

Que sea dócil pero no débil, que mi seriedad no sea severa, que no desprecie al pobre ni alague al rico. Haz que sea amable al confortar a los pecadores, prudente al interrogarlos y experto al instruirlos. Te pido me concedas la gracia de ser capaz de alejarlos del mal, diligente en confirmarlos en el bien; que les ayude a ser mejores con la madurez de mis respuestas y con la rectitud de mis consejos; que ilumine lo que es oscuro, siendo sagaz en los temas complejos y victorioso en los difíciles; que no me detenga en coloquios inútiles ni me deje contagiar por lo que está corrompido; que, salvando a los demás, no me pierda a mí mismo. Amén.
Oratio sacerdotis antequam confessiones excipiat

Da mihi, Dómine, sédium tuárum assistrícem sapiéntiam, ut sciam iudicáre pópulum tuum in iustítia, et páuperes tuos in iudício. Fac me ita tractáre claves regni caelórum, ut nulli apériam, cui claudéndum sit, nulli claudam, cui aperiéndum. Sit inténtio mea pura, zelus meus sincérus, cáritas mea pátiens, labor meus fructuósus.

Sit in me lénitas non remíssa, aspéritas non sevéra; páuperem ne despíciam, díviti ne adúler. Fac me ad alliciéndos peccatóres suávem, ad interrogándos prudéntem, ad instruéndos perítum.

Tríbue, quaeso, ad retrahéndos a malo sollértiam, ad confirmandos in bono sedulitátem, ad promovéndos ad melióra indústriam: in respónsis maturitátem, in consíliis rectitúdinem, in obscúris lumen, in impléxis sagacitátem, in árduis victóriam: inutílibus collóquiis ne detínear, pravis ne contáminer; álios salvem, me ipsum non perdam. Amen.
Oración del sacerdote después de haber escuchado confesiones

Señor, Jesucristo, dulce amante y santificador de las almas, te ruego, con la infusión del Espíritu Santo, que purifiques mi corazón de todo sentimiento o pensamiento viciado y que suplas, con tu infinita piedad y misericordia, todo lo que en mi ministerio sea causa de pecado, por mi ignorancia o negligencia. Confío a tus amabilísimas heridas todas las almas que has conducido a la penitencia y santificado con tu preciosísima Sangre, para que tú las custodies todas en el temor a ti y las conserves con tu amor, las sostengas cada día con mayores virtudes y las conduzcas a la vida eterna. Tú que vives y reinas con el Padre y el Espíritu Santo por los siglos de los siglos. Amén.

Señor, Jesucristo, Hijo del Dios viviente, recibe este mi ministerio como ofrenda por aquel amor dignísimo con el que escuchaste a Santa María Magdalena y a todos los pecadores que a ti han recurrido, y cualquier cosa haya hecho de forma negligente o con menor dignidad en la celebración de este Sacramento, súplela y satisfácela dignamente. Confío a tu dulcísimo Corazón a todos y a cada uno de los que he confesado y te ruego que los custodies y los preserves de cualquier recaída y que los conduzcas, después de las miserias de esta vida, a las alegrías eternas. Amén.
ORATIO sacerdotis postquam confessiones exceperit

Dómine Iesu Christe, dulcis amátor et sanctificátor animárum, purífica, óbsecro, per infusiónem Sancti Spíritus cor meum ab omni affectióne et cogitatióne vitiósa, et quidquid a me in meo múnere sive per neglegéntiam, sive per ignorántiam peccátum est, tua infiníta pietáte et misericórdia supplére dignéris. Comméndo in tuis amabilíssimis vul- néribus omnes ánimas, quas ad paeniténtiam traxísti, et tuo pretiosíssimo Sánguine sanctificásti, ut eas a peccátis ómnibus custódias et in tuo timóre et amóre consérves, in virtútibus in dies magis promóveas, atque ad vitam perdúcas stérnam: Qui cum Patre et Spíritu Sancto vivis et regnas in sécula saeculórum. Amen.

Dómine Iesu Christe, Fili Dei vivi, súscipe hoc obséquii mei ministérium in amóre illo superdigníssimo, quo beátam Maríam Magdalénam omnésque ad te confugiéntes peccatóres absolvísti, et quidquid in sacraménti huius administratione neglegénter minúsque digne perféci, tu per te supplére et satisfácere dignéris. Omnes et síngulos, qui mihi modo conféssi sunt, comméndo dulcíssimo Cordi tuo rogans, ut eósdem custódias et a recidíva praesérves atque post huius vite misériam mecum ad gáudia perdúcas aetérna. Amen.

ÍNDICE




PRESENTACIÓN 3

INTRODUCCIÓN: HACIA LA SANTIDAD 5

I. EL MINISTERIO DE LA PENITENCIA Y DE LA RECONCILIACIÓN EN LA PERSPECTIVA DE LA SANTIDAD CRISTIANA 7

II. EL MINISTERIO DE LA DIRECCIÓN ESPIRITUAL 21

CONCLUSIÓN: «QUE CRISTO SEA FORMADO EN VOSOTROS» (Gal 4,19) 39

ÍNDICE DE MATERIAS 42

EXAMEN DE CONCIENCIA PARA LOS SACERDOTES 47

ORACIONES 50



ÍNDICE 52




1 Benedicto XVI, Discurso a los participantes en el XXI Curso sobre el Fuero interno organizado por la Penitenciaría apostólica, 11 de marzo de 2010.

2 Concilio Ecuménico Vaticano II, Constitución dogmática Lumen gentium, 9.

3 Benedicto XVI, Mensaje al Em. Card. James Francis Stafford, Penitenciario Mayor, y a los participantes en la XX edición del curso de la Penitenciaría Apostólica sobre el fuero interno, 12 de marzo de 2009.

4 Benedicto XVI, Carta de proclamación del Año Sacerdotal con ocasión del 150 aniversario del “dies natalis” de San Juan Maria Vianney, 16 de junio de 2009.

5 Pablo VI, Carta encíclica Populorum progressio (26 de marzo de 1967), 42: AAS 59 (1967), 278.

6 Conc. Ecum. Vat. II, Constitución dogmática Lumen gentium, 40.

7 Cfr. Juan Pablo II, Carta apostólica Novo millenio ineunte (6 de enero de 2001), 30: AAS 93 (2001), 287.

8 Juan Pablo II, Carta apostólica Novo millenio ineunte, 37: l.c., 292.

9 Juan Pablo II, Carta apostólica Motu Proprio Misericordia Dei, sobre algunos aspectos de la celebración del sacramento de la penitencia (7 de abril de 2002): AAS 94 (2002), 453.

10 Juan Pablo II, Bula Aperite Portas Redemptori (6 de enero de 1983), 6: AAS 75 (1983), 96.

11 Benedicto XVI, Carta encíclica Caritas in veritate, 34; la Encíclica cita el Catecismo de la Iglesia Católica, n. 407.

12 Benedicto XVI, Discurso a los Penitenciarios de las cuatro Basílicas Pontificias Romanas (19 de febrero de 2007): AAS 99 (2007), 252.

13 Juan Pablo II, Exhortación apostólica postsinodal Reconciliatio et paenitentia (2 de diciembre de 1984), 29: AAS 77 (1985), 255-256.

14 Conc. Ecum. VaT. II, Decreto Presbyterorum Ordinis, 5.

15 Juan Pablo II, Exhortación apostólica postsinodal Pastores dabo vobis (25 de marzo de 1992), 15: AAS 84 (1992), 680.

16 Ibidem, n. 26: l.c. 699; cita la Exhortación apostólica post-sinodal Reconciliatio et paenitentia, n. 31.

17 Benedicto XVI, Carta a los seminaristas, 18 de octubre de 2010, 3

18 Juan Pablo II, Exhortación apostólica postsinodal Pastores Gregis (16 de octubre de 2003), 39: AAS 96 (2004), 876-877.

19 Beato Juan XXIII, Carta encíclica Sacerdotii nostri primordia, 85, 88, 90: AAS 51 (1959), 573-574.

20 Cfr. ibidem, n. 95: l.c., 574-575

21 Juan Pablo II, Carta a los sacerdotes con ocasión del Jueves Santo de 1986, 7: AAS 78 (1986), 695.

22 Conc. Ecum. Vat. II, Constitución pastoral Gaudium et spes, 10.

23 Juan Pablo II, Exhortación apostólica postsinodal Pastores dabo vobis, 49: 745.

24 Conc. Ecum. VaT. II, Constitución dogmática Lumen gentium, 8.

25 Ibidem, n. 68.

26 «El sacramento de la penitencia, que tanta importancia tiene en la vida del cristiano, hace actual la eficacia redentora del Misterio pascual de Cristo»: Benedicto XVI, Discurso a los Penitenciarios de las cuatro Basílicas Pontificias Romanas (19 de febrero de 2007): l.c, 250.

27 Catecismo de la Iglesia Católica, n. 1423, b.

28 Ibidem, n. 1424.

29 Ibidem-, cfr. 2Cor 5,20; Mt 5,24.

30 Ibidem, n. 1427.

31 Ibidem, n. 1428.

32 Cfr. Juan Pablo II, Alocución a los seminaristas yugoslavos, 26 de abril de 1985.

33 Cfr. Catecismo de la Iglesia Católica, n. 1458.

34 Ibidem, n. 1460.

35 Ibidem, n. 1465.

36 San Gregorio Nacianceno, Sermón 45.

37 Cfr. Conc. Ecum. Vat. II, Constitución pastoral Gaudium et spes, 22. El ministerio de la reconciliación «debe ser protegido en su sacralidad, no sólo por motivos teológicos, jurídicos, psicológicos, sobre los que me he detenido en precedentes análogas alocuciones, sino también por el respeto amoroso debido a su carácter de relación íntima entre el fiel y Dios»: Juan Pablo II, Discurso a la Penitenciaría Apostólica (12 de marzo de 1994), 3: AAS 87 (1995), 76; cfr. Catecismo de la Iglesia Católica, n. 1467.

38 Catecismo de la Iglesia Católica, n. 1469; cfr. Juan Pablo II, Exhortación apostólica postsinodal Reconciliatio et paenitentia, 31, V: l.c., 265.

39 Rituale Romanum - Ordo paenitentiae (2 de diciembre de 1973), Praenotanda 11: editio typica (1974), páginas 15-16.

40 Ibidem.

41 Juan pablo II, Carta apostólica Motu Proprio Misericordia Dei : l.c., 452.

42 Benedicto XVI, Carta encíclica Caritas in veritate, 79.

43 Catecismo de la Iglesia Católica, n. 1436.

44 Ibidem, n. 1439.

45 Benedicto XVI, Exhortación apostólica postsinodal Verbum Domini, 61.

46 Código de Derecho Canónico (CDC), can. 964, §2.

47 Juan Pablo ii, Exhortación apostólica postsinodal Reconciliatio et paenitentia, 32: l.c. 267-268.

48 Benedicto XVI, Exhortación apostólica postsinodal Verbum Domini, 61.

49 Catecismo de la Iglesia Católica, n. 1483; cfr. CDC, can. 962, § 1; Codex Canonum Ecclesiarum Orientalium (CCEO), can. 721.

50 CDC, can. 961; cfr. CCEO 720.

51 Catecismo de la Iglesia Católica, n. 1484.

52 CDC, cánones 959-963; CCEO, cánones 718-721.

53 CDC, can. 964: « § 1. El lugar propio para oír confesiones es una iglesia u oratorio. §2. Por lo que se refiere a la sede para oír confesiones, la Conferencia Episcopal dé normas, asegurando en todo caso que existan siempre en lugar patente confesionarios provistos de rejillas entre el penitente y el confesor que puedan utilizar libremente los fieles que así lo deseen. §3. No se deben oír confesiones fuera del confesionario, si no es por justa causa». Cfr. también CCEO, can. 736 §1.

54 CDC, cánones 965-977; CCEO, cánones 722-730.

55 CDC, can. 978, § 2.

56 CDC, can. 978, § 1; CCEO, can. 732 §2.

57 CDC, can. 979.

58 CDC, can. 981; CCEO, can. 732 §1.

59 Cfr. CDC, cánones 982-984; CCEO, cánones 731; 733-734.

60 Cfr. CDC, can. 988: « §1. El fiel está obligado a confesar según su especie y número todos los pecados graves cometidos después del bautismo y aún no perdonados directamente por la potestad de las llaves de la Iglesia ni acusados en confesión individual, de los cuales tenga conciencia después de un examen diligente. §2. Se recomienda a los fieles que confiesen también los pecados veniales».

61 Cfr. CDC, cánones 987-991; CCEO, can. 719.

62 Juan Pablo ii , Carta apostólica Motu Proprio Misericordia Dei, 3: l.c, 456.

63 CDC, can. 986; CCEO, can. 735.

64 Juan Pablo II, Carta apostólica Motu Proprio Misericordia Dei, 1b-2: l.c., 455.

65 Congregación para El Culto Divino y la Disciplina de los Sacramentos, Respuesta Quaenam sunt dispositiones sobre las normas que se refieren al momento de la celebración del sacramento de la penitencia (31 de julio de 2001): Notitiae 37 (2001) 259-260 (EV 20 [2001] n. 1504).

66 Benedicto XVI, Carta de proclamación del Año Sacerdotal con ocasión del 150 aniversario del “dies natalis” de San Juan María Vianney.

67 Cfr. ibidem.

68 Ibidem.

69 Juan Pablo ii , Carta a los sacerdotes con ocasión del Jueves Santo 1986, 7: l.c., 695.

70 CDC, can. 978 § 1; CCEO, can. 732 § 2.

71 Juan Pablo II, Carta encíclica Dives in Misericordia, n. 9; l.c., 1208.

72 Juan Pablo II, Homilía en Maribor (Eslovenia), 19 de mayo de 1996.

73 Benedicto XVI, Discurso a los Penitenciarios (19 de febrero de 2007); se vea también el discurso del 7 de marzo de 2008. Los discursos de Juan Pablo II y de Benedicto XVI a la Penitenciaría ofrecen una catequesis abundante sobre el modo de celebrar el sacramento de la penitencia, animando a los ministros a vivirlo y a ayudar a los fieles en esta experiencia de perdón y de santificación. Además de otros documentos ya citados, consultar más ampliamente: Rituale Romanum Ordo Paenitentiae (2 de diciembre de 1973); Juan Pablo II, Carta encíclica Dives in Misericordia (30 de noviembre de 1980); Exhortación apostólica postsinodal Reconciliatio et Paenitentia (2 de diciembre de 1984); Carta apostólica Motu Proprio Misericordia Dei, sobre algunos aspectos de la celebración del sacramento de la penitencia (7 de abril de 2002); Penitenzieria Apostolica, Il sacramento della penitenta nei Messaggi di Giovanni Paolo II alla Penitenzieria Apostolica - años 1981, 1989-2000 - (13 de junio de 2000); Pontificio Consejo para la Familia, Vademécum para los confesores sobre algunos temas de moral relativos a la vida conyugal (1997). En las notas se han citado también los discursos del Papa Benedicto XVI a la Penitenciaría. Se vean también: Código de Derecho Canónico, Lib. IV, parte I, título IV;



Compartir con tus amigos:
1   2   3   4   5   6   7   8   9


La base de datos está protegida por derechos de autor ©psicolog.org 2019
enviar mensaje

    Página principal
Universidad nacional
Curriculum vitae
derechos humanos
ciencias sociales
salud mental
buenos aires
datos personales
Datos personales
psicoan lisis
distrito federal
Psicoan lisis
plata facultad
Proyecto educativo
psicol gicos
Corte interamericana
violencia familiar
psicol gicas
letras departamento
caracter sticas
consejo directivo
vitae datos
recursos humanos
general universitario
Programa nacional
diagn stico
educativo institucional
Datos generales
Escuela superior
trabajo social
Diagn stico
poblaciones vulnerables
datos generales
Pontificia universidad
nacional contra
Corte suprema
Universidad autonoma
salvador facultad
culum vitae
Caracter sticas
Amparo directo
Instituto superior
curriculum vitae
Reglamento interno
polit cnica
ciencias humanas
guayaquil facultad
desarrollo humano
desarrollo integral
redes sociales
personales nombre
aires facultad