Cuestiones: b Analiza por qué la percepción es un proceso constructivo



Descargar 18.93 Kb.
Fecha de conversión25.05.2018
Tamaño18.93 Kb.

2> Cuestiones:

b) Analiza por qué la percepción es un proceso constructivo.

La percepción es el proceso mediante el cual el cerebro organiza, integra y otorga significado a la información que le llega. Oír sonidos y ver colores son sensaciones, pero cuando estos sonidos se convierten en melodía o los colores se convierten en imágenes en tres dimensiones, son percepciones.

Seleccionar información sobre el mundo no es un proceso pasivo, sino un proceso activo, complejo, en el que la mente y los sentidos trabajan juntos para construir una percepción de la realidad. No nos limitamos a ver patrones de luz, oscuridad y color, organizamos los estímulos de modo que vemos objetos que tienen significado para nosotros.

Por tanto, la percepción no es una simple suma de estímulos que llegan a nuestros receptores sensoriales, sino que organizamos la información recibida, según nuestros deseos y experiencias y según nuestra cultura.

c) Identifica las tres fases del proceso sensorial.



Fases

Elementos

Resultado

Física

Estímulo: luz (fenómeno físico- químico)

Estimulación

Excitación



Fisiológica

Órganos sensoriales (transmisión nerviosa, componente orgánico)

Captación

Transmisión



Psíquica

Sistema nervioso central (SNC)

Sensación

Un estímulo es la energía que excita los órganos sensoriales. Entre la actuación del estímulo sobre el órgano y la captación por parte del cerebro media un complejo proceso.

Cabe, por tanto, distinguir tres fases sucesivas:

a) Fase física: incidencia o actuación de un estímulo sobre las terminaciones nerviosas propias del órgano sensorial.

b) Fase fisiológica: alteración del órgano por la acción del estímulo, transmisión de cierta corriente nerviosa hasta el cerebro y reacción de éste.

c) Fase psíquica: captación de la cualidad correspondiente. La sensación corresponde propiamente a esta tercera fase.

La sensibilidad no capta cualquier energía del mundo físico; capta sólo aquella energía que puede estimularla, es decir, provocar un tipo de respuesta. Pues ni siquiera los estímulos que estamos en condiciones de recibir provocan siempre una sensación. Tienen que alcanzar una determinada intensidad para hacerse conscientes. La especie humana tiene unos límites en cada gama de estímulos. Por ejemplo, el ojo capta la longitud de onda del color rojo 780 nanómetros- y la del violeta -380-. Las longitudes de onda que exceden de estos umbrales son invisibles.

d) ¿Qué función tienen los receptores sensoriales? Clasifica los receptores según los estímulos que detectan.

Los receptores sensoriales son neuronas especializadas en recibir estímulos del medio externo e interno y enviarlos al encéfalo y médula espinal, en donde se procesa esta información y se elaboran respuestas. Los receptores nerviosos se pueden clasificar en función del tipo de estímulo a los que son sensibles:

a) Mecanorreceptores: son sensibles a estímulos mecánicos y detectan movimiento, tacto, presión y sonido.

b) Quimiorreceptores: son sensibles a sustancias químicas y a la concentración de las mismas. De esta manera, los sentidos del olfato y el gusto se deben a la existencia de este tipo de receptor nervioso.

c) Fotorreceptores: detectan energía luminosa, sus variaciones y diferentes longitudes de onda.

d) Termorreceptores: son sensibles a las variaciones de temperatura.

e) Nociceptores: son sensibles a cambios intensos de energía mecánica, química o calorífica y, por tanto, son los receptores del dolor.

e) ¿Qué significa la constancia perceptiva?

El término constancia perceptiva designa la relativa insensibilidad a las variaciones que se producen en el entorno. Se llama constancia perceptiva al hecho de que generalmente se perciben de modo aproximado estas características reales del objeto a pesar de las modificaciones debidas al alejamiento, los cambios de posición o de iluminación, etc.

El color, la forma y la claridad de los objetos permanecen relativamente constantes para nosotros, aunque podamos notar alguna variación al cambiar la distancia, la iluminación o el ángulo de visión, etc

La experiencia perceptiva acumulada permite al sujeto atribuir unas características permanentes (una constancia) a cada uno de los objetos con los que se enfrenta y a los que reconoce: la bidimensionaldad de la hoja de papel, la forma cilíndrica del vaso, la redondez del plato, etc.

f) ¿Cuál es la cantidad mínima de energía necesaria para que ocurra una sensación? ¿Los umbrales absolutos varían de una persona a otra?

¿Cuál es la luz más tenue que podemos ver o el sonido con menor volumen que podemos oír? La psicofísica estudia los cambios físicos en los estímulos y sus relaciones con las sensaciones psicológicas.

Los umbrales definen los límites del mundo sensorial en que vivimos. El umbral absoluto es la menor cantidad de energía que puede detectarse. Por ejemplo, saber cuál es la luz más débil que podemos ver. Sólo se requiere que tres fotones de luz golpeen la retina del ojo para producir una sensación (esto es equivalente a ver la llama de una vela a 48 km de distancia, según los experimentos realizados por Galanter).

Respecto a su capacidad auditiva, el ser humano puede escuchar sonidos desde 20 hertz (vibraciones por segundo) hasta 20.000 hertz. Si los oídos respondieran a tonos menores de 20 hertz oiríamos los movimientos de nuestros músculos.

Los umbrales absolutos varían de una persona a otra y varían de un momento a otro en la misma persona, depende del tipo de estímulos, el estado del sistema nervioso o de su estado de ánimo.

g) ¿Cómo percibimos los seres humanos? Describe el proceso visual.

La visión es el acto más creativo del que es capaz el ser humano. En este proceso creativo, los ojos son un medio mediante el cual nuestra mente interpreta y reconstruye la realidad que nos rodea. De hecho, nunca percibimos el mundo real, porque éste depende mucho de nuestro cuerpo y nuestra mente.

El órgano sensorial de la vista son los ojos que tienen el poder de convertir nuestro entorno en imágenes. La luz reflejada por los objetos entra en el ojo a través de la pupila, el disco negro situado en el centro del iris. Superada la pupila, los rayos luminosos encuentran la córnea que posee el 80 por ciento de la potencia del enfoque ocular y el cristalino, una estructura elástica que permite, contrayéndose o dilatándose, cambiar su forma para ajustar el enfoque ocular a las distintas distancias en las que están situados los estímulos, y hacer más nítida la imagen que se va a formar en el fondo del ojo, sobre la retina, una especie de pantalla donde se recompone la imagen invertida. Las células de la retina (los conos y los bastones) están unidas al nervio óptico, que transmite la imagen, traducida en impulsos nerviosos, al cerebro. La transformación de la imagen de la retina en señales eléctricas es complicada, pero más aún es saber cómo el cerebro logra decodificar dichas señales para interpretarlas como imágenes.

¿Qué función cumplen los conos y bastones?

a) Los bastones son los encargados de la visión crepuscular; son células alargadas muy numerosas (120 millones) que perciben las diferencias de luminosidad pero no la diferencia de color, por lo que las imágenes que forman son incoloras.

b) Los conos son los encargados de la visión diurna; menos abundantes (6 millones) y perciben las diferencias de color.

i) Describe la estructura y el funcionamiento del oído. Cómo se produce la audición.

Los receptores del oído son mecanorreceptores responsables de la audición o el equilibrio. Los primeros son las células auditivas, sensibles a las vibraciones del aire (ondas sonoras); los segundos, las células del equilibrio, sensibles a los movimientos. El oído consta de tres partes: oído externo, medio e interno.



  • El oído externo consta del pabellón auditivo u oreja y del conducto auditivo externo. Su función es conducir las ondas sonoras hasta el tímpano. Las paredes del conducto auditivo están recubiertas de glándulas productoras de cera y pelos que evitan la entrada de polvo y partículas extrañas.

  • El oído medio está formado por el tímpano y la cadena de huesecillos, martillo, yunke y estribo, que une el tímpano con el oído interno.

  • El oído interno está formado por el caracol, donde se alojan las células auditivas, y por los conductos semicirculares y las cavidades que hay en su base, donde se alojan las células del equilibrio. Todas estas estructuras están llenas de líquido.

La audición se produce así. Las ondas sonoras atraviesan el oído externo, viajan por el conducto auditivo y hacen vibrar el tímpano. La vibración se transmite por la cadena de huesecillos hasta el líquido del interior del caracol. El movimiento del líquido estimula a las células auditivas, que envían impulsos nerviosos a través del nervio auditivo o coclear hasta el cerebro, donde se traducen en sonidos.

j) ¿Por qué es importante estudiar las ilusiones ópticas?

Nuestros ojos nos permiten ver lo que nos rodea. Sin embargo, lo que vemos no siempre se corresponde con la realidad. Percibimos espacios y figuras donde no las hay, distinguimos movimientos, imágenes y colores que no existen, o calculamos mal la longitud y el tamaño de los objetos. Existe una gran variedad de ilusiones ópticas y la causa reside en nuestra percepción visual.

Una ilusión óptica es la discrepancia entre el percepto y el estímulo que lo ha suscitado. Se trata de un error perceptivo, que altera o deforma las características del estímulo (geométricas, cromáticas, etc.) como el espejismo de un oasis en el desierto. Las ilusiones no desaparecen en cuanto nos percatamos de su carácter ilusorio. Algunas ilusiones nos enseñan a dudar y cuestionarnos las apariencias de la realidad y nos revelan los límites de nuestra percepción.

k) Explica las siguientes enfermedades visuales: la miopía, la hipermetropía, el astigmatismo, la presbicia y las cataratas.


  • Miopía. Las personas con miopía tienen visión borrosa de lejos. Esto puede ocurrir porque las imágenes de esos objetos se forman delante de la retina, no sobre ella. Se corrige con gafas de lentes esféricas, divergentes o lentillas, para que, con ellas, las imágenes se formen sobre la retina.

  • Hipermetropía. Produce visión borrosa de cerca, mientras que de lejos se ve bien. Se debe a que las imágenes se forman detrás de la retina; se corrige con lentes biconvexas. Esto puede ocurrir porque las imágenes de esos objetos se forman detrás de la retina, no sobre ella. Se corrige con el uso de gafas de lentes esféricas convergentes o lentillas del mismo tipo, para que las imágenes se formen sobre la retina.

  • Astigmatismo. Se produce por las irregularidades de la curvatura de la córnea y las imágenes se ven borrosas y se corrige con lentes.

  • Presbicia. Fatiga visual que aparece a partir de una determinada edad (40 a 50 años). Al perder el cristalino su flexibilidad le resulta más difícil variar el punto de enfoque. Además, pierde también en la transmisión de luz, con lo cual las imágenes formadas en la retina resultan más borrosas.

  • Cataratas. Consiste en la pérdida de la transparencia del cristalino lo que produce una visión nublada y desenfocada. Se desarrolla con la edad. El tratamiento quirúrgico consiste en eliminar el cristalino y sustituirlo por una lente artificial.

l) ¿Cuáles son las características fundamentales de la atención?



La atención es un mecanismo cognitivo complejo que permite controlar voluntariamente la actividad de nuestros sentidos, nuestros procesos cognitivos y nuestra conducta. Las características de la atención son:

  • Es un proceso básico y necesario para el adecuado funcionamiento de otros procesos psíquicos.

  • Tiene un carácter multisensorial: se diferencia entre atención visual, auditiva, táctil, etc., dependiendo del canal sensorial por el que se atiende la información que recibimos.

  • Presenta una capacidad limitada. La atención tiene unos umbrales mínimos (por debajo de los cuales, se pasa a un estado de mínima conciencia o coma) y máximos (hay una cantidad máxima de información a la que se puede atender). Así, podemos diferenciar ciertos niveles de activación de la atención desde el coma, hasta el estado máximo de alerta, pasando por el estupor y el sueño.

  • Implica procesos voluntarios/involuntarios. Nuestra motivación selecciona aquello a lo que atendemos, aunque también somos capaces de procesar información de la que no somos conscientes.

  • Interactúa con otros procesos cognitivos y afectivos. Así un adecuado nivel de atención condiciona un correcto funcionamiento de la memoria.



Compartir con tus amigos:


La base de datos está protegida por derechos de autor ©psicolog.org 2019
enviar mensaje

    Página principal
Universidad nacional
Curriculum vitae
derechos humanos
ciencias sociales
salud mental
buenos aires
datos personales
Datos personales
psicoan lisis
distrito federal
Psicoan lisis
plata facultad
Proyecto educativo
psicol gicos
Corte interamericana
violencia familiar
psicol gicas
letras departamento
caracter sticas
consejo directivo
vitae datos
recursos humanos
general universitario
Programa nacional
diagn stico
educativo institucional
Datos generales
Escuela superior
trabajo social
Diagn stico
poblaciones vulnerables
datos generales
Pontificia universidad
nacional contra
Corte suprema
Universidad autonoma
salvador facultad
culum vitae
Caracter sticas
Amparo directo
Instituto superior
curriculum vitae
Reglamento interno
polit cnica
ciencias humanas
guayaquil facultad
desarrollo humano
desarrollo integral
redes sociales
personales nombre
aires facultad