Concurso villaguay caset 2/2



Descargar 123.97 Kb.
Página1/4
Fecha de conversión08.05.2019
Tamaño123.97 Kb.
Vistas48
Descargas0
  1   2   3   4

_Buenas tardes a todos vamos a comenzar la etapa de la Entrevista para el Concurso 24 del Consejo de la Magistratura para la cobertura del cargo de Juez para el Juzgado Civil y Comercial de Villaguay. Explicamos a las personas presentes que esta es la tercera etapa en la instancia de evaluación. Ya se han cumplido y cerrado las etapas de evaluación de los Antecedentes y de Oposición, en base a una prueba escrita y de carácter anónimo, que también ya fue calificada y evaluada, y ahora se entra en la última etapa del sistema de selección establecido por el Decreto que crea el Consejo de la Magistratura. Esta etapa consiste en una entrevista que se le formula a los aspirantes, donde se les realiza preguntas de carácter general, preguntas vinculadas a la especialidad, a la motivación para el cargo, al compromiso con los principios democráticos y con los principios constitucionales y, a diferencia de las anteriores, esta instancia tiene carácter público, por eso creemos sumamente positivo la importante presencia de público en esta oportunidad, y también va unido a una decisión adoptada por el Consejo de la Magistratura que es realizar estas entrevistas en el lugar donde se produce la vacante a cubrir, cosa de posibilitar la mayor presencia de público o de interesados en concurrir a esta instancia pública. Les indico también, muy brevemente, como es la composición de este Consejo. Este Consejo tiene una composición de carácter plural, y entonces nos acompañan, enfrente, dos representantes de organizaciones de la sociedad civil. El Arquitecto Boeykens en primer lugar; a continuación el Ingeniero Seva (estos son representantes elegidos por una asamblea de organizaciones no gubernamentales, organizaciones sociales, que los han designado representantes ante el Consejo); a continuación el Consejero Broggi (que representa a los empleados judiciales, a los empleados del Poder Judicial); y luego el Dr. Gallegos (que representa al estamento de los abogados); el Dr. Quinodoz (que representa al estamento de los académicos, los académicos tienen en este Consejo dos representantes: uno elegido por la Universidad Católica Argentina –por la sede Paraná- es el caso del Dr. Quinodoz), y a su derecha, el Dr. Ricardo Álvarez (que también representa al estamento de los académicos, y en su caso es representante de la Facultad de Derecho de la Universidad Nacional del Litoral); a mi izquierda, el Dr. Raúl Gracia (que es el segundo representante de los abogados) y finalmente el Dr. Juan Carlos Ponce (que representa al estamento de los Jueces); en mi caso soy el Dr. Pita (también estoy en este Consejo representando al estamento de los jueces, y soy su vicepresidente y en ocasión de esta entrevista ejerzo la Presidencia, pues el Presidente natural (que es el Secretario de Justicia y Derechos Humanos) el Dr. José Carlos Halle, no ha podido estar presente. La entrevista, respecto a los aspirantes que han obtenido el puntaje necesario para llegar a esta etapa, se va a realizar por orden alfabético. Según tengo entendido, de los tres postulantes, sólo se han presentado dos: en un caso la Dra. Teresita Inés Ferreyra, y la Dra. María Alba Ojeda de Downes. Comenzará la entrevista con la primer postulante, por orden alfabético, la Dra. Teresita Inés Ferreyra.

_Buenas tardes Dra. Comenzamos entonces con la entrevista a la Dra. Teresita Inés Ferreyra. De acuerdo al Reglamento se pueden formular con anterioridad preguntas por escrito, que el Consejo evalúa si las formula. En este caso, hemos recibido un interrogatorio de preguntas que ha sido acompañado por la sección Villaguay del Colegio de Abogados, así sin perjuicio de las preguntas que luego van a hacer los Consejeros presentes, vamos a trasladarle a la Dra. Ferreyra –como haremos con la restante postulante- las preguntas que formula la sección Villaguay del Colegio de Abogados.
_Dra. ¿qué la motiva a postularse para el cargo de juez?
_Primero buenas tardes, estimo que todos me conocen, pero igual brevemente digo que soy Teresita Inés Ferreya, que soy abogada, casada, especialista en Derecho de Daños y especialista en Derecho de Familia. He asumido el Juzgado Civil de Villaguay el 28 de Julio a las 12 horas y realmente estimo que memorizaré por mucho tiempo la fecha y la hora. No es cualquier compromiso, no es cualquier gestión la que uno asume cuando se hace cargo de un Juzgado Civil. Yo reconozco que no conocía la jurisdicción de Villaguay que (brevemente después aclararé cuáles son mis antecedentes personales) me he desempeñado en jurisdicciones diversas del interior de la provincia de Entre Ríos, que con sus más y sus menos, sin dudas guardan entre sí similitudes. Además del compromiso enorme que significa esta responsabilidad, es particularmente especial la jurisdicción de Villaguay porque han acontecido cuestiones, digamos del azar, pero que han conllevado una demora en la respuesta al justiciable que es de la máxima preocupación. La entonces Jueza titular del Juzgado Civil de Villaguay estuvo durante mucho tiempo enferma, esta enfermedad le llevó a ella a estar de licencia en diversos períodos en los cuales el Superior Tribunal de Justicia no designó inmediatamente un Juez suplente, sino que fue subrogada por el Juez de Instrucción. ¿Esto qué significa? En una jurisdicción como esta donde hay sólo dos Jueces de Primera Instancia, uno en lo Civil y Comercial, Familia, Menores y Laboral; y otro Juez de Instrucción. Obviamente estos períodos que fueron cubiertos por el Juez de Instrucción sencillamente se desarrollaron con la firma de las providencias de mero trámite, pero –obviamente- este Juez no resolvió cuestiones definitivas, por lo cual el cúmulo se hizo importante. Después de este período largo sin un Juez Civil a cargo del Juzgado, el Superior Tribunal designó al entonces Secretario titular del Juzgado quien, con una actividad importante trató de remontar este atraso pero no le fue posible, por cuestiones enteramente personales, el Dr. Gilberto presenta la renuncia al cargo y es entonces que el Superior Tribunal piensa en mí para la designación. Sin conocer toda esta historia, yo asumo el 28 de Julio a las 12 como ya dije. Tomo una semana para hacer un primer diagnóstico de cuál es la situación del Juzgado y qué es lo que llevaba a una persona que, estando a cargo de una Secretaría como titular durante un montón de años, conoce perfectamente el manejo del Juzgado, es una persona muy inteligente, y a su vez con la vigencia como tenemos del Consejo de la Magistratura es, pienso yo, una de las personas que estaba en mejores condiciones para concursar por el cargo, y aún así renuncia, pues por lo menos me cabía una reflexión a ver qué es lo que pasaba con el juzgado para… cuáles dificultades serias había que enfrentar. En esa semana que me tomo trabajando con el personal del Juzgado y activamente con ambos Secretarios, puedo determinar que en realidad sí, había una demora, algo más de noventa expedientes con plazo vencido para sentencia definitiva; que el personal del Juzgado es el mismo número es la planta histórica desde que el juzgado civil se creó. A nadie escapa el conocimiento de la judicialización exagerada de todos los problemas que ha vivido la sociedad en su conjunto; la familia en particular, y que hoy se resuelven (o por lo menos se pretenden resolver por los damnificados) en los estrados judiciales. Entonces, como un primer diagnóstico aproximativo he podido determinar, que no ha habido un acompañamiento de este aumento exacerbado de la judicialización con algún mayor número de personal del Juzgado. Esto se complementa con la falencia también en lo que refiere a recursos técnicos. El juzgado Civil de Villaguay se ha informatizado en el año 2000, mientras el Poder judicial de la provincia de Entre Ríos –como todos sabemos- se ha informatizado en su conjunto en el año ’95. Recién se cuenta con computadoras en red desde el año 2000. Es por eso que desde el 2000 en adelante he podido hacer un relevamiento con datos comparativos estadísticos para decir en números en cuánto ha crecido la judicialidad. Igual, con esta problemática fue… si?
_hay varias preguntas, y sin duda usted a lo mejor se nos está adelantando en la contestación de otras preguntas que vendrán luego. La primer pregunta que se le formulaba es la motivación personal…
_Entonces le concreto que me motiva especialmente el enorme desafío que es haber puesto en marcha desde el 28 de Julio hasta ahora este proyecto de agilización del funcionamiento del Juzgados con los recursos humanos y técnicos con que se contaba, aún así con eso, partiendo de eso, organizando equipos de trabajo, contando con valiosísima colaboración del personal del Juzgado que no ha tenido ningún problema en venir en horarios de tarde (y no en esas dos horas vespertinas que dice la acordada del Superior Tribunal, sino excediendo en mucho ese horario, entendiendo esto como una emergencia) es así que hemos podido dar una respuesta a los justiciables y evidentemente a los abogados, cuya profesión depende de que el Juzgado funcione. Esto me ha motivado a mí, incluso para hacer planes para mediano y largo plazo, que más adelante podré enumerar.
_Dra., ¿cuáles cree usted que son las medidas que hay que tomar para mejorar la imagen que tiene la sociedad local de administración de justicia?
_La medida urgente… Alguna le voy a enumerar que he podido tomar y que fue pedir dos pantallas, dos equipos de PC para las dos mesas de entradas del Juzgado, que agilizó inmediatamente el funcionamiento porque esto era una necesidad sentida de los abogados. Inmediatamente ellos pudieron, como en las demás jurisdicciones, tener acceso a la información de cuál era el último proveído, sin esperar que el empleado baje este expediente; o por lo menos tener el conocimiento si estaba en despacho y desde cuándo con esa mirada rápida de la pantalla. Por supuesto que no es la aspiración última, eso va a ser la mesa virtual, como en las demás jurisdicciones de la Provincia, porque estoy convencida que nos merecemos exactamente los mismos métodos que la circunscripción judicial capital de la provincia. A ver si escuché toda la pregunta
_Dra., son otras preguntas también. ¿considera necesario o conveniente desarrollar tareas conjuntas con el Colegio de Abogados?
_Sin duda, esto ya lo hemos venido haciendo y esta es otra de las razones que me motivaron a continuar. No sólo encontré un equipo de personal dispuesto a variar alguna forma de trabajo, a agilizar y a recibir alguna idea, sino que también recibí –la verdad- una muy favorable acogida del Colegio de Abogados. Esto me motivó a hacer una primera reunión en la que pude escucharlos y ver cuál era el diagnóstico desde su lugar de mirada, desde esa óptica, compatibilizando con lo que yo veía desde adentro del Juzgado, y ambos creo que tomamos nota en esa primera entrevista de cuáles eran los reclamos, cuáles eran las necesidades y cuál la urgencia. Así nos planteamos una entrevista que fue quince días después, y ya con algunas concreciones.
_Dra., ¿cómo piensa usted que debería desarrollarse el trato diario tribunalicio con los profesionales?
_El trato diario tribunalicio debe ser de absoluta armonía y complementación. Difícilmente en alguna otra área profesional se de la necesidad que se da en la Justicia. Esto (el Ente público) y el Colegio de Abogados (un ente privado), sin una verdadera armonía y compatibilización, ninguno de los dos podríamos funcionar. Estimo que todos somos en realidad operadores del derecho, y de esa manera trabajo.
_Dra., usted mencionó que el Juzgado que usted asumió en el mes de Julio, mencionó en causas a sentencia recuérdeme qué número…
_ más de noventa
_... más de noventa ¿cuál es la situación actual y cuáles son las medidas que usted cree que deben adoptarse para regularizar en un plazo razonable ese atraso?
_la situación actual es tan solo un poco… yo voy a ser bastante cruda conmigo y con la realidad porque pienso que así se debe proceder si uno tiene los pies en la tierra. La situación es un poco mejor y más alentadora que eso, hoy es un juzgado que funciona, que los proveídos (por lo menos los proveídos simples) están saliendo, no en el período que marca la ley, aún no podemos cumplir con eso, han sucedido contingencias posteriores, que yo no he narrado (que es la enfermedad del Dr. Gilberto) que de nuevo ha motivado el pedido de la designación de una secretaria suplente que aún agilizando los trámites se ha logrado pero no en los términos que Villaguay lo necesita. Y digo esto porque él se enferma, el cuatro de noviembre pide su primer licencia por siete días, por siete días obviamente no se designa un suplente y aún no se cuenta con un diagnóstico y con un pronóstico de cuál va a ser su tratamiento. Recién contamos con eso el 11 de Noviembre. Con ese certificado médico en la mano yo hago una propuesta y pido al Superior Tribunal que sea ese u otro, pero que se designe con carácter de urgente valorando en la nota cuál es nuestra historia, y ya digo nuestra, porque aún suplente yo me he hecho cargo de esta realidad como está. El Superior Tribunal designa una secretaria suplente el día que se hace cargo, el día 9 de Diciembre a las 12:30. Estos plazos, a lo mejor mirados así parecen rápidos. Para cuando uno trae una mora como una bola de nieve, verdaderamente no son tan rápidos.
_Dra., en un trabajo razonable y previendo además que durante ese tiempo ingresarán nuevas causas al despacho, usted, de acuerdo al volumen de trabajo y a la estructura del Juzgado ¿en qué tiempo cree que, al menos en lo que es expedientes a sentencia, razonablemente se puede poner al día?
_razonablemente yo me he planteado un período de seis meses, para ser serios. Y cuando digo razonablemente tengo que explicar qué es lo que es para mí razonablemente, porque para otra persona (abogado o no), razonablemente puede ser un trabajo de lunes a viernes. Yo, atento a la emergencia, he trabajado de lunes a lunes. Igual, soy un ser humano normal, entonces necesito un recreo, una tarde y obviamente me lo voy a dar, esto va a ser la licencia de la feria. El 13 de Enero yo estoy nuevamente a cargo con lo que significa la feria en Villaguay, que es a cargo del Juzgado de Instrucción también. Igual, ese período, yo he propuesto que sea realizado también por la Secretaria nueva, para que no nos quedemos sólo con un Secretario de Instrucción que no tiene manejo del procedimiento civil y utilizar los horarios en que no haya demasiado trabajo, porque si nos ponemos a pensar que el pago de las cuotas alimentarias suelen ser en realidad los motivos que más se presentan en la feria, y tenemos casi todos los casos bancarizados, es posible que tengamos un tiempo para destinar a ponernos al día, pero de manera full time. A esto le llamo yo razonablemente.
_Dra., una última pregunta que formula el Colegio de Abogados, la sección Villaguay ¿cómo piensa actuar usted ante posibles conflictos gremiales?
_Lo primero que hay que hacer con los conflictos, gremiales o no, es dialogar. Yo creo en el diálogo de resolución de los conflictos, el modo ideal. Estoy en conocimiento que se están llevando a cargo unas jornadas organizadas por el gremio de los judiciales, que me parecen de la máxima importancia, referidas a la relación de la salud mental y el estrés laboral. Estas primeras jornadas de la provincia, se hicieron precisamente en Villaguay. Tengo entendido que las segundas jornadas se llevaron a cabo en Concepción del Uruguay. Son jornadas que, estimo, se están llevando a cabo entre personal de Tribunales y los profesionales idóneos en esto: una psicóloga creo que viene de Rosario. Todavía no hay participación de Funcionarios Judiciales, por lo menos esta es la comunicación que he tenido de la delegada del gremio de AJER que precisamente trabaja en el Juzgado Civil. Es decir, estoy al tanto de cuál es la problemática y estimo que va a ser de mucha utilidad incluso participar, para estar al tanto de cualquier apoyatura y orientación psicológica que sin duda va a servir. Pero más allá de eso, no nos engañemos, acá sin aumentar el plantel del Juzgado, no se va a poder agilizar el trámite. Por eso yo llevo este relevamiento estadístico que he hecho, lo he hecho para presentar el proyecto al Superior Tribunal pidiendo la designación de un empleado más por Secretaría. Porque contamos con un solo empleado en la mesa de contenciosos. Si tenemos en cuenta el modo en que ha crecido el trabajo, y especialmente, en los contradictorios, es a todas luces imposible plantear la continuidad como estamos. Igual, tengo para compartir con ustedes una buena noticia del día de hoy, y que es que el Superior Tribunal nos ha comunicado que ha incluido al presupuesto del año 2006 un cargo de oficial mayor para el juzgado civil y un cargo para el Juzgado de Instrucción. Yo voy a hablar por lo que a mí compete, yo me alegro de esto, estimo que todos mis compañeros de trabajo se van a alegrar también, pero es insuficiente, por lo que yo voy a avanzar en el pedido -como digo- de un empleado por Secretaría. Sobre todo teniendo en cuenta que hay un empleado de la planta del Juzgado que se dedica a las notificaciones de todos los Juzgados de Villaguay, notifica para el Juzgado de Paz, para el Juzgado Civil, para el Juzgado de Instrucción; y teniendo en cuenta lo que es la circunscripción de Villaguay: Raíces Norte, Jubileo, Ingeniero Sajarov (descuento Villa Domínguez y Villa Clara porque tienen Juzgados de Paz y por decisión de oficio he dispuesto que las notificaciones en esas zonas sean hechas por los empleados del Juzgado de Paz y hasta que yo llegué el empleado del Juzgado Civil a la mañana muy temprano y no volvía porque había ido a notificar a esos lugares distantes, siendo que hay personal del Juzgado de Paz de Villa Clara y Villa Domínguez que yo imagino –y no me parece un juicio aventurado- que dada la pequeñez de la circunscripción que tienen en una de esas hasta se está aburriendo el Secretario del Juzgado de Paz.
_Dra., de esta forma concluyen las preguntas del Colegio de Abogados. Quizás lo que omití, de acuerdo a nuestra metodología, usted parcialmente lo salvó le vamos a pedir antes de pasarle la pregunta a mis colegas del Consejo, nos haga una muy breve reseña de sus antecedentes profesionales, cuándo se recibió, cuál ha sido su desempeño en la actividad profesional privada o eventualmente su desempeño en el Poder Judicial. Usted algo indicó al comienzo pero bueno, dado que la pregunta que habitualmente hacemos en el comienzo de todas las entrevistas lamentablemente omití formulársela y creo que es la oportunidad para que usted, muy brevemente, nos haga esta reseña.
_Voy a tratar de hacer una síntesis, sobre todo que sirva: que sirva para presentarme y que les sirva para conocerme a quienes no me conocen. Yo me recibí en 1978 de abogada en la Universidad Nacional de Córdoba. Trabajé en la profesión particular ( o sea como abogada) durante 15 años, aprendí a litigar y esto es también una de las razones que me motivan para hoy agilizar el Juzgado porque en los términos comunes, del ciudadano de a pie, yo conozco la vida del otro lado de la baranda. Se lo que es trabajar para cobrar un honorario y con ese honorario pagar el teléfono, pagar los gastos de vida, pagar Caja Forense, pagar la colegiatura. Se, y no me han contado, cómo hay que hacer para trabajar así. Así que esto también, creo, que me potencia a lograr una actividad mayor. Luego llego (yo vivía en Córdoba) a la ciudad de Paraná en el año ’92, rindo para ingresar en el Poder Judicial. En el año ’93 ingreso por concurso a la Defensoría del Pobres y Menores de Paraná. Paralelamente me formo en los postgrados en la Universidad del Litoral, que en Paraná queda apenas del otro lado del río. Entonces esto me permite continuar con mi formación, y me permite también desarrollar en la Defensoría, tanto como empleada como por Defensora (porque empiezo a ser designada por el Superior Tribunal de Justicia, a cargo de la Defensoría Civil nº 1, luego de la Defensoría Civil nº 7, luego estuve en la Defensoría Penal nº 5, también he hecho alguna experiencia en la Defensoría nº 4 y -a esto lo estoy diciendo muy rápidamente pero estos períodos de suplencia obviamente concluyen porque se sana el titular, porque vuelve del cargo donde había ido o lo que sea, y yo vuelvo a continuar como empleada titular de la Defensoría y en esos interregnos he sido también Delegada Judicial, he sido relatora de la Sala Civil del Superior Tribunal y Juez de Amparo en una feria. Así concluyo a vuelo de pájaro. Me he salteado la Defensoría de Concordia. Me he desempeñado seis meses en la Defensoría de Concordia y casi un año en la Defensoría de Chajarí donde allí estaba cuando me convocaron para hacerme cargo del Juzgado Civil de Villaguay y hoy aquí me tienen.
_Bien, muchas gracias. Consejero Álvarez.
_Dra. Ferreyra, ¿qué relevancia le otorga usted al conocimiento científico del derecho (aún aquel que se relaciona con la especialidad del fuero para el que usted postula? ¿estima que se trata de un pasatiempo prescindible para las urgencias de la praxis de la magistratura, o por el contrario entiende que se trata –mejor- de una perspectiva enriquecedora para la mejor administración de Justicia?
_le otorgo la máxima importancia. Estimo, como decía Couture, que cada día que no estudiamos somos menos abogados. Así que en períodos de mi designación como suplente en algunas de las funciones que narré tenía, por supuesto, un sueldo que me permitía pagar la especialización, pero luego volvía al cargo de empleada titular y me ingreso era mucho menor, y sin embargo no he escatimado esfuerzo porque para mí la especialización es enriquecedora, y el estudio permanente. Si uno no estudia no crece y esto no hace sólo al crecimiento personal, hace a la función. Se desempeña mejor si crecemos día a día. En esto también tengo algunas ideas para Villaguay, porque “Villaguay, ciudad de encuentros” no es porque sí este nombre. Estamos en el centro de la provincia y pienso que podemos hacer interrelaciones con la Universidad del Litoral, con la Universidad Católica seccional Paraná para generar cursos para profesionales y también para empleados. También con el Instituto Alberdi ya he hecho alguna conexión a raíz de la implementación próximamente –si Dios quiere- de la reforma del Código de Procedimientos Civiles. Y que estos cursos sean abarcativos para los empleados.
_Precisamente le iba a preguntar ¿incluye dentro de ese programa de capacitación al personal subalterno? ¿y de qué modo intentaría articular precisamente el aporte de esa capacitación a sus empleados?
_A raíz de la noticia que tengo de que se estaba estudiando el proyecto de reforma del Código de Procedimientos Civiles concurrí a Paraná a una reunión jueces que han estado trabajando en ese proyecto y que ya están, incluso, implementando como experiencia piloto el funcionamiento de la audiencia preliminar aún sin tener la reforma sancionada. Con esa experiencia vuelvo a Villaguay, lo relato al personal completo del Juzgado que se ve motivado e interesado porque no es nada más ni nada menos que nuestra herramienta de trabajo diario lo que se va a modificar, entonces organizamos con el Colegio de Abogados local una primer charla en que viene el Dr. Benedetto, que participó en la redacción de este proyecto, e invito al personal del Juzgado y así fue que el personal del Juzgado concurrió a esa charla y están bastante interesados en que esto no se limite a una charla, que si bien es informativa, es orientadora, nos puede despertar inquietudes; evidentemente lo que hace falta es un curso. El diálogo tenido con la Dra. Teresita Nazar que es su compromiso el de organizar cursos el año que viene.
_Pregunta Dra., de conformidad con su experiencia (aquella que se extiende por el tiempo que usted tiene a su cargo el juzgado local) la minoridad en la ciudad ¿ofrece alguna particularidad que le merezca algún comentario? La situación del menor en conflicto…
_Realmente creo que estoy en situación ideal para poder comparar algunas jurisdicciones y de este modo poder responder la pregunta que me hace. Me parece que Villaguay es una ciudad tranquila, que no tiene los niveles de violencia familiar que tienen otras jurisdicciones, no tiene la conflictiva social tan importante y cuenta con algunas redes que son elementales para el abordaje de esta problemática. Y paso a relatarle brevemente. En Villaguay hay un hogar de menores. Hay un equipo interdisciplinario a cargo de ese hogar, con quienes me he entrevistado para que nuestro trabajo sea ágil y no se remita sólo al expediente que –sabemos- en el caso de los niños, como en ningún otro, siempre llegamos tarde. Entonces este equipo está trabajando en coordinación con el Juzgado. Si la problemática de los niños por allí fuese algo relacionado, o que necesitara terapia psicológica, el hospital zonal tiene un equipo que a lo mejor los ciudadanos de Villaguay lo viven con normalidad, pero yo que vengo de otras jurisdicciones y puedo comparar, digo que tenemos un equipo de salud mental que es de lujo. Hay una psiquiatra, tres psicólogos y de ellos una o dos especialistas en adolescentes con los que se puede trabajar interdisciplinariamente y con mucha asiduidad del contacto directo e inmediato que los casos requieren.


Compartir con tus amigos:
  1   2   3   4


La base de datos está protegida por derechos de autor ©psicolog.org 2019
enviar mensaje

enter | registro
    Página principal


subir archivos