Concurso nº 23



Descargar 101.28 Kb.
Página1/3
Fecha de conversión27.10.2018
Tamaño101.28 Kb.
Vistas103
Descargas0
  1   2   3

CONCURSO Nº 23



Entrevista Dra. Ferreyra


_...23, destinado a la cobertura del cargo de Defensor de Pobres y Menores en la Defensoría Nº 1 de Concordia. Esta es la última etapa en el trámite del concurso destinado a la realización de la audiencia de la Entrevista Personal, es una audiencia de carácter público donde serán entrevistados los aspirantes que quedaron en condiciones de acceder a la audiencia pública, los cuales serán entrevistados por orden alfabético. En el primer caso, la Dra. Teresita Inés Ferreyra, corresponde a la primera..., el primer concursante de esta convocatoria.
Dra. Ferreyra, quisiéramos que nos explique, o que nos reitere para nosotros, porque lo conocemos, porque lo hemos analizado, brevemente sus antecedentes personales, dónde se recibe, cuándo se recibe, qué tipo de actuación profesional tuvo, si en la actividad privada, si en la función pública... Así que le pedimos una breve reseña en ese aspecto, Dra.
_Como no. Yo me he recibido en la Universidad Nacional de Córdoba, Córdoba es la provincia donde nací y donde, a medida que avance mi discurso Uds. se van a dar cuenta que este dato es fidedigno porque la tonada en algún momento seguro aparece... Bueno, me he recibido en la Universidad Nacional de Córdoba, he empezado a ejercer la profesión de abogado en forma particular, y me he acostumbrado a litigar. Esto lo he hecho durante 15 años. Llego a la ciudad de Paraná por una cuestión familiar, estoy casada con un médico anestesiólogo que accede a un cargo en el Hospital San Roque de Paraná y eso motiva el traslado familiar. Entonces empiezo a litigar en Paraná, siendo como es para los abogados, bastante complicado para trasladarnos, una vez que estamos en un lugar nos hacemos conocer y tenemos una clientela no es tan fácil un transplante, sí es fácil para un médico, si concretamente va a un cargo.

Yo empiezo a litigar en Paraná, digo, en un estudio jurídico que conozco y me entero de un examen para ingresar en el poder Judicial, en el caso era..., paralelamente un examen de ingreso general para empleados del Poder Judicial, y también un concurso para secretario del Juzgado de Menores, de lo que era entonces el único Juzgado de Menores, a cargo de la Dra. María del Pilar Aldasoro. Este es el Juzgado de Menores Nº 1. Bueno yo rindo ambos concursos y accedo como empleado de la Defensoría de Pobres y Menores de Paraná, desempeñándome en la Defensoría, paralelamente, hago los cursos de postgrado que Uds. tienen reseñado en mi currículum y que tienen estrecha relación con el trabajo de la Defensoría. Me especializo en derecho de familia y en derecho de daños, esto es, para quienes no son abogados, la responsabilidad civil, o por accidentes de tránsito, por mala praxis médica... A esto se refiere uno cuando dice derecho de daños.

El Superior Tribunal de Justicia comienza a designarme como defensora suplente. Algunas veces en la Defensoría Nº 1 de Paraná que, para quienes no conocen esto, es una Defensoría Civil. Conviene aclarar que las Defensorías de Pobres y Menores de la provincia no es que son civiles o penales, en realidad el cargo, y como lo prevé la ley orgánica de tribunales es “Defensor de Pobres y Menores”; por una cuestión organizativa el Tribunal Superior ha asignado a unos la función en el área penal y a otros en el área civil. Y más recientemente abocadas a los Juzgados de Familia, desde que se crean los Juzgados de Familia en la provincia. Puntualmente entonces me desempeño en la Defensoría Nº 1, que es civil, luego en la 7, que es civil, y luego el Superior Tribunal me designa en una Defensoría Penal, es la primera vez en esa Defensoría que hago esto que estoy haciendo ahora, que es hablar para un tribunal, con la diferencia que no estaba relatando mi vida sino que estaba defendiendo los intereses de una persona justiciable, acusado y que estaba poniendo en riesgo lo más preciado que alguien tiene, que es la libertad. Entonces reconozco que provoca un estrés lo suficientemente importante como para permitirme hoy, con alguna tranquilidad un poco mayor, hacer esto. Si no creo que con este micrófono y en este banquillo no se cómo me las habría arreglado. Esta presencia en la sala del juicio oral es verdaderamente una prueba. Estimo que la prueba mayor es para el acusado pero también para su defensor.

Bueno, después de eso fui designada Defensora en esta ciudad de Concordia, precisamente a cargo de la Defensoría que hoy se concursa. Así que conozco perfectamente cual es el funcionamiento de la Defensoría de Concordia.

Después he sido defensora en Chajarí. Y actualmente estoy a cargo del Juzgado en lo Civil y Comercial de Villaguay.

En esta reseña yo he obviado, por ser sintética, que también me he desempeñado como delegada judicial. Pero lo traigo ahora a colación porque no se si Uds. saben cuál es la función del delegado judicial. El delegado judicial es enviado por el Superior Tribunal de Justicia para estar presente en todas las diligencias de allanamiento que disponen los jueces de instrucción y para controlar la legalidad del acto y el respeto de los derechos humanos que habitan el domicilio o que vayan a ser detenidas si la orden está integrada también por la facultad de detener. Esto me ha permitido conocer la vivienda de la persona que es atendida en Defensoría. Esto no es un dato menor, porque posiblemente sentado en el escritorio de la Defensoría no pueda tener adelante una parte persona que expone una conflictiva, y uno con la preparación que tiene le brinda la orientación que corresponde, pero para entender cabalmente lo que está planteando hay que saber que tanto en Paraná como en Concordia, dos ciudades que en esta problemática tienen similitudes, desgraciadas similitudes, hay personas que viven en situación de vulnerabilidad extrema. Vulnerabilidad extrema porque no tienen acceso al agua potable, porque no tienen un baño instalado, porque tienen calles de tierra que están permanentemente embarradas aunque no haya llovido. Estoy hablando, por ejemplo, de la jurisdicción de la Seccional 9na. de Paraná, que tiene similitudes con muchas de Concordia. He conocido aquí un barrio construido a imagen y semejanza que los barrios Paraná 14, Paraná 15, Paraná 16, Lomas del Mirador, de Paraná, con lo que interpreto que tal vez fue la misma empresa. La misma empresa que no piensa para nada en un hábitat digno para un grupo familiar mínimo. Entonces para no extenderme demasiado, es muy importante saber que estas personas viven en muchos casos hacinadas, en viviendas donde yo, con esta estatura, no cabía muy cómodamente parada. Entonces este dato alcanza para entender, aún más, además de la especialización, que es lo que se está planteando. Porque uno es el pedido y otras son las verdaderas razones.


_Gracias Dra. Vamos a comenzar, Dr. Ponce.
_Dra. Ferreyra, quisiera saber su opinión sobre la ley vigente de salud reproductiva, y en su opinión si habría lagunas, ahí hay cuestiones no contempladas, si a Ud. le parece que deberían contemplarse.
_La mitad de la pregunta no la escuché.
_...La ley vigente sobre salud reproductiva.

_Reproductiva... si, si.


_Si Ud. considera que habría que hacerle algunas modificaciones, porque hay un proyecto también sobre ese punto.
_Bien. En principio tengo que decir que la ley de salud reproductiva es una necesidad sentida de la comunidad. Nuestro país se ha discutido mucho sobre esta cuestión, pero tanto se ha discutido sin avanzar que da la sensación que hemos ido girando en círculos. Yo recuerdo en mi época de la escuela secundaria esto era una necesidad sentida. Bueno, paralelamente no podemos desconocer que en épocas de dictadura militar no avanzamos en esto ni en ninguna otra cuestión que tuviera estricta relación con derechos humanos fundamentales de las personas. Pero esto tan importante como enseñar a niños y a adolescentes a usar y a controlar su propio cuerpo, y a saber que tienen derecho a la salud, y la salud sexual tiene estricta relación con la salud, un derecho humano fundamental; sin embargo, por diferentes razones, por múltiples causas, una de ellas, una indiscutida influencia de la Iglesia Católica ha hecho que se retrocediera o se controvirtiera cuales son los verdaderos fines de entender que un equipo verdaderamente preparado en un Hospital Público debe brindar a todas las personas que allí se presenten la orientación adecuada sobre su salud reproductiva. Y esto incluso, hay que saberlo, ha funcionado en algunos hospitales importantes de la provincia, con anterioridad de la sanción de la Ley de Salud Reproductiva. Solo que con algún título eufemístico, para no generar un montón de complicaciones, se llamaba taller de planificación familiar, o centro de orientación... sobre planificación familiar... Pero en definitiva la cuestión concreta era orientar debidamente a una persona sobre cómo cuidarse cuando desea no tener hijos, o pasar un período sin tener hijos, porque ya tiene hijos pequeños y necesita hasta organizarse como familia, no sólo estamos hablando de la cuestión económica, sino que necesita por ahí, si es una mamá muy joven, o una pareja muy joven, necesita organizarse y planificar cuando venga el segundo o cuando venga el tercero, para poder brindarles la educación y la atención que los niños merecen. Y por allí si ya son tres o cuatro o el número que ellos entendieron que quieren como grupo familiar, también poder saber y tener acceso a los métodos anticonceptivos que les permitan, de acuerdo a su salud física, a su edad..., es una cuestión eminentemente médica. Después de esa orientación médica ellos, teniendo sobre la mesa las opciones, poder elegir con lo que se llama consentimiento informado. Y bueno esto “informado” tenemos que saber que acabadamente es consentimiento informado cuando el profesional está capacitado para orientar a esta persona en el lenguaje sencillo y claro que la persona puede comprender. Recién ahí es consentimiento informado. Por allí los detractores de esta ley han dicho muy ligeramente, han dicho que estos centros eran de entrega de pastillas anticonceptivas o de entrega de preservativos, cuando en realidad este grupo, puntualmente el Equipo de Planificación Familiar del Hospital San Roque –lo conozco-, y hay uno similar en el Hospital de Concordia en el Felipe Heras, está formado por profesionales no solamente médicos sino y también psicólogos que pueden dan la orientación adecuada.
_Dra. ¿qué opina Ud. sobre trasladar a los padres, las consecuencias punitivas de los delitos de los menores?

_Bueno yo voy a empezar por decir que prefiero referirme a los niños, lo jóvenes y los adolescentes. Yo estoy convencida que el lenguaje no es inocente, el lenguaje, le lengua en que nos comunicamos sirve para querernos, para admirarnos, o también para discriminar sin que para nada yo quiera indicar que Ud. ha querido discriminar cuando dice menores. Lo dice la prensa, lo dice el Código Civil, lo leemos diariamente... Hoy he despertado con noticias referidas a hechos vandálicos violentos que ocurrieron anoche después del festejo de Boca Juniors. Y para relatar esta noticia se hablaba de cuantos detenidos, sin decir mayores o menores, detenidos, y luego de menores... Entonces inmediatamente en nuestra mente nos imaginamos a qué nos referimos con eso. Por eso yo prefiero hablar de niños, que es genérico, que los abarca a todos y con respeto a todos.


_Yo digo menores porque hay una edad en que la justicia considera mayores y a partir de ahí los considera menores... en ese sentido es mi pregunta, no quiero decir si es niño o no.
_Si... esto de trasladar la responsabilidad a los padres, tal como la prevé el código Civil. Yo creo que los padres son responsables de la educación, de la contención, del cuidado, de la atención de sus juicios y también de los hechos ilícitos.
_¿Ud. cree que hay que cargar la responsabilidad punitiva al padre?
_¿Cuando Ud. se refiere a responsabilidad punitiva está queriendo decir penal?
_Y si.
_No. Por otro lado creo que el fuero penal no arrima solución a ninguna de estas cuestiones. Si hay una familia que no está pudiendo cuidar debidamente a sus hijos..., es el Estado y la comunidad quienes son responsables de brindarle a esta familia la contención y la orientación y el apoyo en medidas de acción directa que ellos no están pudiendo tener.
_¿Dra., cuál es su opinión sobre bajar la edad de imputabilidad?
_Bueno, tiene estrecha relación con lo que dije. Para hablar de esto que Ud. plantea muy sucintamente hay que hacer una reseña de qué es lo que le pasó a nuestro país, porque nosotros no nacimos hoy en democracia, y hoy en esta suerte de organización que estamos teniendo un poco mayor, tal vez en materia económica y bueno aún con la falencia en la cuestión social.

Nosotros venimos de largos años de dictadura militar, de represión y muertes de personas, de hechos violentos que generaron sin duda también en la sociedad un correlato en lo que refiere a desempleo. La crisis económica que fue también herencia de este desmanejo estatal tiene como correlato que hoy la mayoría de nuestro país está por debajo de la línea de pobreza. Entonces básicamente tenemos que pensar esto para después decir..., la ciudadanía se enseña, se enseña si cumplimos adecuadamente con lo que dice la Constitución y por ende los Pactos que hemos suscrito. Entonces este niño tiene acceso a la educación, a la alimentación, desde cero día, o sea desde su concepción en el seno materno. Si estamos cumpliendo todo esto podemos esperar un desarrollo social adecuado y un ciudadano que se comporta, que respeta las reglas, no se puede hacer un paralelo entre pobreza igual criminalidad... pero digo pensar en bajar la edad de punibilidad como solución, si nos fijamos que en el mundo ninguno de los países que ha bajado esto con la edad de disminuir el número de criminalidad lo ha conseguido. Y le nombro como caso paradigmático a Inglaterra que con aquel famoso y triste caso de los niños de 10 años que fueron quienes mataron a otro que creo tenía dos, bueno se debatió esto y bajó la edad punibilidad, le puedo asegurar que por lo que dicen las estadísticas y lo que se puede leer en la prensa diaria no ha solucionado el nivel de violencia, Inglaterra, ni ningún otro país. Ni Estados Unidos con su política de tolerancia cero.

Tal vez este fenómeno es multicausal y hay que pensar en múltiples soluciones para abordar el problema y no en esta única receta que es la baja de la edad de punibilidad y, para mi, la criminalización de la pobreza.
_Está bien, gracias.
_Dra. Ud. tiene su domicilio en Paraná.

_No, mi domicilio es Villaguay, Alem 277, 1er. Piso, Villaguay.


_Perfecto. Eventualmente si llega a ganar el cargo aquí en la Defensoría de Concordia, ¿se va a trasladar a vivir a Concordia...? ¿Qué tiene pensado hacer?
_Así es. Yo no hablé en mi familia cuando me presenté porque el Dr. Pita hizo una indicación que me refiriera... yo entendía al aspecto profesional, pero por allí lo he mencionado yo estoy casada con un médico anestesiólogo que a demás de eso es una persona muy paciente porque me ha apoyado en todo esto de haberme trasladado en una oportunidad a Concordia, en otra a Chajarí y hoy estoy en Villaguay.

Bueno estoy casada, desde hace 25 años. Tengo dos hijos estudiando en la Universidad de Córdoba. Los dos estudian medicina, como el padre. El varón tiene 24, que acaba de cumplir, y la nena 18 y acaba de terminar el primer año. Con lo que quiero indicar que ellos están viviendo en Córdoba, más allá de lo que decida la mamá ellos van a seguir estudiando en la Universidad, si Dios quiere.


_¿Es decir que Ud. trasladaría su domicilio a Concordia?

_Sin duda.


_Dra. conoce un caso que acaba de salir sobre el otorgamiento de una licencia por maternidad a una madre adoptiva?
_Si. Lo conozco y al escuchar la noticia por la radio, por Radio Mitre la escuché, pensaba que años atrás, incluso el Poder Judicial de la provincia de Entre Ríos no tenía prevista esta licencia para madre adoptiva. Siendo que la adopción es una filiación, o sea es un modo de tener un hijo. Más allá de esto incluso, sabemos quienes nos dedicamos a esto que hay que poder llegar a adoptar a los hijos propios, si entendemos una adopción como este cariño y este entendimiento tan profundo que llega a admitir las diferencias. Las diferencias de pensamiento, las diferencias de carácter y las diferencias de conducta con las que uno ha tenido... Entonces este estrecho conocimiento tiene que darse desde cero día, y esa es la función de la licencia, que debiera ser como en los países más avanzados del mundo, para la madre y para el padre, pues los roles parentales son igualmente importantes para el niño.
_Dra. ¿qué importancia, o que orden le daría Ud. de importancia a actividades en la Defensoría de Pobres y Menores, en caso de acceder, ya sea representación en juicio de menores y pobre, o la intervención en juicios donde hay intereses de menores, donde se les da intervención, o la atención al público que, sabrá, siempre es importante en toda Defensoría, o la actividad extrajudicial? ¿Puede hacer Ud. alguna referencia, un orden cualitativo, cuantitativo de dedicación a eso?
_Yo creo que también hay que hacer alguna explicación previa. No se si todos conocen la ley 9544 que regula en la provincia de Entre Ríos, desde el año 2004, la función...
_Perdón, como es muy amplia la pregunta le rogaría lo más sintética la respuesta.

_...la atención en la Defensoría es igualmente importante, escuchar a la persona que viene pidiendo orientación. Por eso es que los turnos, especialmente la Defensoría de Concordia, por que en esto cada jurisdicción tiene sus costumbres y características por fuera de lo que diga la ley, como una reglamentación para el funcionamiento, las Defensorías de Concordia son cuatro: dos penales y dos en el área civil. Las dos en el área civil, que están en la planta baja del edificio, están separadas de la mesa de entrada por una cuestión edilicia que dificulta la funcionalidad. Pero bueno es así. La cuestión es que los turnos son 15 en atención del ministerio tutelar, esto es la intervención en toda clase de pleitos, en toda clase de asunto que en halla intereses de niños, jóvenes o adolescentes que proteger, y también la iniciación de demandas por ellos.



Con esto hago una aclaración a lo que Ud. mencionó a la iniciación de demanda por niños pobres. En realidad nosotros somos Defensores de Pobre y Menores, de todos. Pobres o no. La iniciación de demandas que planteen en ese período las debe iniciar el Defensor. Esto es de la máxima importancia, pero también es importante el trabajo extrajudicial, porque hay un mandato expreso de la ley, la anterior no lo tenía, esta expresamente lo dice en el art. 40, en uno de sus incisos, extremar los recaudos para el Defensor, para lograr no judicializar la cuestión planteada, la cuestión familiar planteada. Esto es, extremar los recaudos para que a esta familia que viene, que puede ser la pareja o la familia que viene, con la abuela, de acuerdo lo que sea la cuestión que vengan a plantear, llegue a una solución que arrime paz a su grupo familiar. Esto es lo que en realidad peticiona la persona que viene a Defensoría aunque diga, en realidad, me quiero separar. En realidad lo que busca es pacificación. Si nosotros cumplimos acabadamente la tarea es que somos un instrumento que permite, por un lado, orientar y por otro lado dar intervención también a otros profesionales que puedan coadyuvar en esta tarea, tales como la asistente social, en este caso particular, en Concordia, hay una sola asistente social dependiente del Superior Tribunal de Justicia. Los equipos técnicos de los Juzgados de Familia, que son dos en Concordia, trabajan en esta área también y denodadamente porque es muchísima la problemática propia de su juzgado, pero también colaboran si uno lo peticiona... El equipo del teléfono del niño que funciona en Concordia en estrecha y directa relación con la Defensoría. El equipo del Consejo del Menor, que Concordia tiene delegación. Y actualmente he leído, en diarios de Concordia, que además del teléfono del niño esta funcionando un teléfono para la adicción. Estas cuestiones tienen que ser de estricto manejo del Defensor para poder llevar adelante como corresponde su tarea. Sin olvidar la cercanía que existe de la Defensoría de Menores con la Dirección de Asistencia Social de la Municipalidad. Esto en lo que es la Capital de la Provincia no se vive así, uno no tiene esta cercanía. En Paraná a veces o por no pedirlo, por la práctica se le pide a la Gobernación; en realidad en Concordia existe estrecha relación con la Dirección de Asistencia Social, de Acción Social, perdón, de la Municipalidad, y esto es muy importante para la atención oportuna de los problemas.
_Suficiente.
_Dra., le pregunto su opinión respecto del proyecto de otorgar capacidad civil plena a los 18 años.
_En realidad se viene hablando también de este proyecto de capacidad plena desde tiempos en que yo hacía la especialización en familia, que fue el año 94, 95. Hay divergentes opiniones sobre esto. Yo no puedo olvidar a Ciro Caldani, profesor de Rosario, cuando nos decía “antiguamente en mis clases yo tenía a hombres como alumnos y ahora tengo adolescentes”, sin embargo por la radio y la televisión me quieren convencer de que los niños están más adultos que antes. No se si esto responde estrictamente a su pregunta, pero yo comparto esto de que todo lo que hemos vivido ha llevado a que no hemos logrado un desarrollo social normal, entonces me parece que habría que poner el acento en la educación, poner el acento en los problemas sociales con estricta llegada a la población, para entonces, en un tiempo evaluar si evidentemente nuestro jóvenes a los 18 años tienen la capacidad plena, por hoy no, ni siquiera terminan la escuela primera... Ese es otro tema que se ve en la Defensoría. Casi ninguno de los niños que nosotros atendemos concluye 9no. Año. Llegan a 7mo y empiezan a trabajar. Y en esta región llega a 7mo y empieza a trabajar en la citricultura, que es un trabajo pesado y alejado de su ambiente familiar.
_Concretamente su opinión es contraria.
_Es contraria.
_Muy bien, gracias.
_Dra., ¿en función de su conocimiento en el rol tanto de empleada, que lo ha tenido en la Defensoría, como de funcionaria a cargo, en si con respecto a la estructura y cómo encaja, por llamarlo de alguna forma, las Defensorías dentro de la estructura del Poder Judicial, le parece acorde que hoy la conflictividad social, casi en los Tribunales, pase en un 80, 90% en por las Defensorías? ¿Y que esas Defensorías estén desde el poder político, como desde el propio poder institucional, desoído? ¿qué le parece, qué reflexión le merece el tema, qué tiene que decir, lo más sintéticamente posible?
_Yo le agradezco su pregunta porque nos permite hablar de algo que yo no había podido desarrollar en esta Entrevista y que es puntualmente las Defensorías de Concordia.

Concordia tiene una conflictividad social altísima, no estoy diciendo nada nuevo con esto. Tiene un nivel poblacional, según el censo, un poquito por debajo de lo que es los números en Paraná. Sin embargo Paraná tiene 9 Defensorías y Concordia 4. Dos exclusivamente para la atención civil, o sea, dos exclusivamente para escuchar, a todas estas personas que tienen conflictividad familiar, conflictividad social seria, que conlleva también un montón de problemas para abordar, no desde lo económico porque la Defensoría no es un lugar donde estas personas pueden venir a pedir un subsidio, pero si que puedan ir a preguntar lo que sea y tenemos obligación de orientarlas, si el problema no es judicial tenemos que derivarlas donde corresponde. La atención material, física, de estas personas, en la Defensoría de Concordia, se hace así; es un edificio antiguo, que Uds. conocerán, la mesa de entrada está divorciada de los despachos, y cuando digo divorciada digo lejos físicamente y unida por un teléfono que si Uds. tienen memoria se acordarán cómo era pasar un teléfono de una oficina a otra por medio de una palanquita... Bueno ese es el sistema actual de telefonía de la Defensa Pública. Entonces si medimos en términos de recursos cuál es el derecho humano fundamental, tenemos aquí un bache. Estas dos Defensorías, para atender toda esta problemática, cuentan con dos empleadas. Y en este momento una de las Defensorías ha agregado una impresora. Cuando yo me desempeñé en el año 2003, en mi despacho no había impresora. Entonces yo acostumbro trabajar el acuerdo, que para mí es fundamental de lo que hablábamos recién, el acuerdo de la familia. Cuando este acuerdo entiendo que se ha logrado empiezo yo misma a teclear el acta, porque es un sistema de leerles en voz alta lo que ellos mismos han dicho y corroborar si verdaderamente es ese el texto del acuerdo y están dispuestos a firmarlo. Bueno, cuando estaba en esa acción, tenía que dar la orden, imprimir y esa orden se leía por cola de impresión en una impresora que está a media cuadra del despacho, con lo cual es posible que ...[sin audio] estuviera haciendo un oficio y entonces se superponía, el sistema lo ordena... pero lo ordena si nos miramos. Resulta ser que si la empleada termina ese oficio y una copia salió mal o lo que sea y apaga la impresora y vuelve a reiniciar se interrumpe la cola de impresión, entonces el acta que yo ordené pues no salía nunca. Este era el modo. Hoy hay una impresora, como avance en esa Defensoría.

Entonces no, sin duda, hacen falta más Defensores, hace falta más personal, y hace falta que las Defensorías tengan su equipo técnico, porque si por ley podemos no sólo pedir todo esto que dije, estos equipos que mencioné, si lo que tenemos incluso con la representación del Ministerio Pupilar la facultad de ordenar, pero nadie le puede sorprender que verdaderamente es indispensable un equipo que dependa de las Defensorías. Y que incluso, entendiendo lo que es la ínterdisciplina, cuando el mundo marcha hacia la transdisciplina, nosotros ni siquiera podemos trabajar en ínterdisciplina, porque no tenemos un psicólogo o un asistente social sentado al lado, con lo que tenemos que derivar. Con lo cual es simplemente multidisciplinarios. Me estoy refiriendo entonces al modo de abordaje de mitad del siglo XX, del siglo pasado.
_Perfecto. Respecto de, en ese contexto y en el cual se tiene que desenvolver el Defensor y casi con exclusividad con un empleado, ¿de qué forma un empleado precisamente de la Defensoría, puede el Funcionario que está por encima de él, preservarlo del desgaste de lo que nosotros llamamos en cotidiano la trinchera, que sabemos que son quizás el personal que más se desgasta porque muy difícilmente tenga un traje a medida...? ¿qué piensa Ud. con respecto de ese tema?
_Está hablando con la persona que... en mesa de entrada en la Defensoría de Paraná durante un montón de años, por allí, como empleada, y por allí como decisión del Defensor General de la provincia, en una suerte de asesora en la mesa de entrada. Lo cual vulnera los más elementales derechos humanos, como asesorar a alguien, orientarlo cuando está contando sus problemas más íntimos que evidentemente le causan dolor delante de un montón de personas que están esperando. En Defensoría de Paraná a veces 100, a veces hemos otorgado 100 número por días.

Yo creo que hay que trabajar en estrecha relación con el empleado, primero para que tenga la orientación adecuada y agiornada, porque el hecho de que yo sea profesional y bueno por eso estoy accediendo a este lugar es una contingencia, pero el empleado que atiende la mesa de entrada en una defensoría no tiene por qué ser abogado y menos especialista en derecho de familia. Esto es una contingencia, pero este empleado debe trabajar en estrecha relación con el Defensor, para estar él permanentemente orientado. No puede ser único, tienen que ser varios, porque es humanamente imposible que esté de 7 a 1, como nosotros estábamos, atendiendo esta conflictiva sin tener una posibilidad de ir a tomar un café a media mañana, porque llega un momento y recuerdo épocas de crisis socio-económica de esta Provincia, muy profunda, en que realmente a las 10 y media de la mañana parecía que la angustia era generalizada, no sólo de quien venía a plantear el problema sino del que la estaba atendiendo. Entonces le vamos a brindar a su vez tranquilidad, seguridad a esta persona, que tiene como dije los derechos más vulnerados, los derechos humanos fundamentales más vulnerados, si la persona que lo atiende a su vez está angustiada. Porque está parada, esto hay que saberlo, el empleado que está en mesa de entrada de Paraná, de la Defensoría, capital de la provincia, está parado, escuchando, y escuchando para después darle un turno a esta persona, y a veces su intervención es de la máxima importancia, porque él tiene que tomar allí la decisión de no darle un turno de acá a 20 días, 1 mes, sino decirle su problema es para allá. Y valorar eso es de la máxima importancia. O su problema no es para Tribunales, no es para la Defensoría, Ud. debe ir a la Municipalidad, pedir esto, a Ud. le corresponde ese subsidio y si se lo deniegan vuelva porque lo vamos a intimar. Es una tarea importantísima.


_Dra. ¿cuál es su opinión o su criterio en función del derecho vigente respecto a la importancia procesal que tiene la negativa del presunto padre a someterse a la prueba biológica, a la prueba de ADN, fundamentalmente?
_Bueno creo que se ha hecho camino al andar. Desde que empezamos a hablar de la prueba de ADN y de la prueba de histocompatibilidad, y desde aquel rango de indicio hasta hoy en que se arrima a, incluso por opinión ya reiterada de jurisprudencia del máximo tribunal de la provincia, y creo que en esto es criterio unánime de todas las Cámaras de Apelaciones, más que un indicio es una prueba concluyente en contra. Opino, y así lo he opinado en dictámenes, así también lo he podido firmar como Juez que para que esto sea así hay que tomar recaudos, hay que ser estrictos, la notificación debe haber sido fehaciente, y no sólo fehaciente sobre la intimación sino sobre el texto claro del art. 4º de la ley 23.511. La persona debe haber leído en la cédula que recibía qué decíamos cuando estábamos diciendo bajo apercibimientos; debe estar incluido el texto del artículo, y debe ser notificación fehaciente.
_Muchas gracias Dra., si no hay otra pregunta le agradecemos...




Compartir con tus amigos:
  1   2   3


La base de datos está protegida por derechos de autor ©psicolog.org 2019
enviar mensaje

enter | registro
    Página principal


subir archivos