Colegio de ciencias y humanidades, plantel sur



Descargar 30.2 Kb.
Fecha de conversión20.12.2017
Tamaño30.2 Kb.
Vistas137
Descargas0

UNIVERSIDAD NACIONAL AUTÓNOMA DE MÉXICO.

COLEGIO DE CIENCIAS Y HUMANIDADES,

PLANTEL SUR.

Curso. EL MEJORAMIENTO DEL APROVECHAMIENTO ESCOLAR DEL ALUMNO. PROYECTO ACADÉMICO 4X4.

ASISTENTE: LUISA FABIOLA FLORES SOUZA.

CURSO INTERANUAL,

JUNIO, 2012.

Apuntes realizados a lo largo del Curso 4x4

Mtra. Luisa Fabiola Flores Souza.

Antes de emitir algunos comentarios sobre mi experiencia en el curso 4x4, es de mi interés, compartir los apuntes que realicé a lo largo del mismo. Seré breve y por tanto esquemática para no repetir lo que mis compañeros docentes dijeron y lo que los impartidores del curso tuvieron a bien escuchar.



  • El perfil del tutor debe contemplar:

La habilidad para comunicarse, organizar actividades, informar, orientar, ofrecer alternativas o posibles soluciones. Se involucra en el proceso de integración del alumno en el aula y en la escuela. Es sensible a las problemáticas del alumno y la escuela. Ante la adversidad, No se da por vencido tan fácilmente, es optimista y tolerante.

Considero que el papel del tutor también es, fomentar en los alumnos el Autorespeto y la autoconciencia, hacerles saber que en el Plantel existen límites, dar a conocer las particularidades académicas de la Institución (Modelo Educativo, Clases curso-taller, organización y estructura del Colegio y del Plantel).

El alumno debe ser orientado y guiado para la toma de decisiones (principalmente) en este momento de su vida.


  • El papel del profesor

Orienta el aprendizaje del alumno

Orienta y apoya al alumno a ser responsable en su vida académica

Conoce el Modelo Educativo del Colegio y lo aplica en sus clases

Es ético dentro del aula y con el alumno.

Se compromete con la Institución y con su trabajo

Facilita al alumno los medios para apropiarse del conocimiento.

Colabora con el tutor para beneficiar al alumno


  • El papel del alumno

Se deja guiar y orientar por el docente y el tutor.

Debe aprender a ser responsable de sí mismo y de sus actos

Cumple con su papel de alumno en el aula y en la Institución

Aprende a autorregularse

Aprende a ser autónomo e independiente

Aprende a conducirse conforme a valores

Desarrolla por sí mismo y con el apoyo de sus profesores, compañeros y el tutor, habilidades sociales, cognitivas y procedimentales

PUNTOS A TOMAR EN CUENTA:



Imprescindible el Trabajo colaborativo

Compartir problemáticas entre las partes

Buscar soluciones en compañía de sus pares.

Hacerse responsables de lo que a cada uno (nos) toca hacer.

TUTORÍA ACADÉMICA en el CCH-Sur.


  • Acompañamiento al Alumno

  • Favorece la adquisición de habilidades de autorregulación en su aprendizaje y en su toma de decisiones.

  • Recibe información académico-administrativa confiable y oportuna.

  • Es apoyado para su integración y desarrollo en el Colegio.

Algunas reflexiones y comentarios propositivos.

Al iniciar el curso, mis expectativas fueron:



  1. Conocer el sentido de la Tutoría.

  2. Poder tener elementos para orientar a los profesores (sobre todo de tiempo completo) que acudan a la Jefatura de Sección de Historia.

  3. Reflexionar sobre mi docencia y tener puntos qué sumar a la labor de tutor que próximamente me gustaría desarrollar.

En una reflexión particular, considero que logré obtener los objetivos por mí planteados. Sin embargo, estoy convencida de que mi aprendizaje se orientó más hacia conocer otros factores que intervienen en el proceso de enseñanza – aprendizaje y en la experiencia de la tutoría desde el Proyecto 4x4.

Como lo hice notar en una de mis intervenciones, ser madre, ser docente y (ahora) incursionar al ámbito de la tutoría es una decisión y una elección implicada en un proyecto de vida laboral. Tomar una decisión de este tipo, requiere de conocer y estar convencido de que la elección formará parte de mi estar profesional y social dentro del CCH-Sur.

Me cuesta trabajo entender, por qué un tutor debe ser un profesor que domine su disciplina. En mi opinión, me parece que eso se lo dejaría a un Asesor (el cual puede ser un orientador especializado que ofrece al alumno el apoyo académico necesario). En los documentos que obtuve al iniciar el curso, decía que el tutor es el puente que comunica los tres agentes que intervienen en el proceso de 4x4. Al final del material, sí se menciona un perfil de Tutor y, en ningún momento se justifica el por qué debe ser un amplio conocedor de su disciplina. Mi postura al respecto, es que por muy conocedor de lo que enseña, ser tutor requiere de una formación aparte y debe ser una formación en valores, desarrollar, como se dijo en el curso, habilidades para saber comunicarse con el alumno, atender situaciones especiales, en fin, ser sensible al alumno.

La figura del tutor como parte de un proceso de acompañamiento estudiantil lo enmarca en una generalidad latente dentro de la Institución, razón por la cual, un asesor también podría formar parte de este acompañamiento del alumno sobre todo, en la cuestión del aprendizaje de sus materias -aunque claro- esta figura de asesor, no se contempla como un binomio, sino como un complemento.

Los ejemplos de tutorías en el ámbito internacional muestran que mientras mejores tutores haya, mayores posibilidades de mejorías en los actores implicados.

Los casos de Inglaterra, Irlanda del Norte, Finlandia, Australia y recientemente, Argentina y Colombia lo demuestran. Por ello es que además de lo que se pueda invertir en la formación de estos actores, me parece que quienes deseen integrarse a este Programa deben estar, convencidos y comprometidos con realizar esta labor. Algunos profesores (de Historia, que es donde conozco los casos) creen que la docencia es una relación igual que el ser Papa o Mama del alumno, a mí me parece que no, por ello coincido en que deben estar claros los límites de cada una de las funciones.



Algunas propuestas a considerar:

Planteo a continuación, algunas propuestas en relación con el Programa de Tutorías para el Plantel Sur.

En relación con mis comentarios y reflexiones anteriores, me parecería congruente que se inserte la figura del asesor al Programa de Tutorías. Así lo he vivido en el B@unam. La función del profesor en esta estructura estaría reforzándose y tendría menores pretextos y mayor responsabilidad para con sus alumnos. El tutor y el asesor, se encargan entonces de las dificultades extraordinarias que el profesor no alcanza a resolver o no detecta en el aula.

Formación de Turores.



  • Es posible que a la figura del tutor se le empuje hacia cuestiones relacionadas con el adolescente, específicamente, con temas relacionados con el proceso de desarrollo del adolescente.

  • Me parece importante que los cursos de formación de tutores deban estar enfocados a la formación y trabajo de grupo.

  • Sería oportuno establecer un paquete de cursos (obligatorios) para los tutores. Cursos que pueden ser en línea o no, y no muy extensos.

Algunos cursos podrían estar enfocados a: métodos de tutorías, psicología del adolescente; cuestiones que domina la Psicopedagogía. O aquellos que inciden en el ámbito de formación social y política de los alumnos; también aquellos cursos relacionados con la parte educativa y cultural del alumno.

La tutoría en el ámbito de la política educativa y en el plano internacional, están abordando ya la situación de la familia, por ello, el tutor y el docente deben ser tolerantes, propositivos y positivos en su labor. Dar opciones a los alumnos y a los papás es una forma de mejorar la educación. Hacer que cada actor, logre mejorar en su función, es el reto.



Agradezco a los impartidores por compartir su experiencia a partir de este curso y espero que mis comentarios, reflexiones y propuestas, tiendan a enriquecer las funciones que nos comprometen día con día con esta noble labor de ser académicamente universitario.


Compartir con tus amigos:


La base de datos está protegida por derechos de autor ©psicolog.org 2019
enviar mensaje

enter | registro
    Página principal


subir archivos