Cautiverios económicos y afectivos de mujeres con estudio de licenciatura impuestos desde los grupos patriarcales de poder en un poblado de la cienega



Descargar 324.11 Kb.
Fecha de conversión22.11.2018
Tamaño324.11 Kb.
Vistas65
Descargas0





CAUTIVERIOS ECONÓMICOS Y AFECTIVOS DE MUJERES CON ESTUDIO DE LICENCIATURA IMPUESTOS DESDE LOS GRUPOS PATRIARCALES DE PODER EN UN POBLADO DE LA CIENEGA
Ma. del Rosario Mendoza, N. Margarita Ortega, G. Francisco A Pérez, G.
Centro Universitario de la Ciénega, Universidad Guadalajara,mendoza.rosario3@gmail.com

Escuela Preparatoria de Jamay, Jalisco. Universidad de Guadalajara,

asiomashermosamequieres@yahoo.com.mx

consultor independiente fcoamadorperez@hotmail.com



RESUMEN

Esta es una Investigación Etnográfica y de Historia Oral, realizada en un pequeño pueblo de menos de 25,000 habitantes, con un alto grado de marginación, de gran tradición y hegemonía de la iglesia católica patriarcal, situado en la Ciénega de Jalisco, México. Se hizo el proceso de inserción etnográfica, y se elaboraron registros de la vida cotidiana y se recuperaron evidencias empíricas y documentales. Se recolectaron relatos de vida de mujeres con estudio de licenciatura dependientes económica y afectivamente de los hombres, que han vivido bajo el patriarcado local. Se investigaron las actividades de parejas y matrimonio, que se estructuran en base a las identidades de mujeres caracterizadas por ser dependientes económica y afectivamente de los hombres, que son los proveedores económicos y materiales de la familia y el hogar. Para conformar la muestra de sujetos voluntarios, mayores de edad, una vez que se les identificó en los recorridos etnográficos, se les invitó a participar de manera personal y discreta, con su consentimiento. La muestra de estudio se conformó con 10 mujeres. Se efectuaron entrevistas de profundidad. Las participantes solicitaron el anonimato y el cambio de nombres, lugares y referentes reales. Se buscó caracterizar el proceso de construcción de cautiverios y prácticas de dependencia económica y afectiva en estas mujeres. Se encontró que el patriarcado continua colocando en cautiverios a las mujeres a pesar de haber estudiado una licenciatura, estas mujeres viven en cautiverio económico y afectivo hacia sus hombres, aceptando tal cautiverio como una manera de realización personal, sin ser concientes de contribuir a la reproducción cultural y material del patriarcado. Es la neoconquista patriarcal hacia las mujeres.


Palabras Clave: cautiverios patriarcales, cautiverios de mujeres, cautiverios económicos y afectivos femeninos, identidades de inequidad y exclusión patriarcal, etnografía, mujeres e historial oral.

1. INTRODUCCIÓN.

El ser humano se compone de hombres, mujeres, intersexuales, lesbianas, gays, transgeneros, bisexuales, todos tienen la misma dignidad y merecen el mismo respeto. No obstante dentro de contextos patriarcales sociales y religiosos actuales, las mujeres no son consideradas humanas de pleno derecho, es decir su valía no es reconocida como equivalente a la de los hombres.

Tradicionalmente desde el patriarcado se han asociado determinadas identidades a los hombres y otras a las mujeres. Así se considera que todo ser humano nacido hombre tiene que ser valeroso, inteligente fuerte y ganar mucho dinero para” mantener a su familia.” Del mismo modo, toda mujer debe ser bella, débil, inocente y tener como objetivo vital el casarse y tener hijos esperar a convertirse en cautiva económica y afectiva de su esposo, padre, hermano o tíos. Sin embargo, tanto hombres como mujeres pueden realizar numerosas tareas que inicialmente estaban vetadas para ellos/ellas, e incluso dedicarse profesionalmente a las mismas.

Entre las formas de discriminación que impone el patriarcado, el sexismo es una de las más extendidas y frecuentes en el mundo, consiste en el trato desigual, y en la segregación de las mujeres por considerarlas inferior a las del otro sexo, por el mero hecho de ser mujer. Con base a la diferencia sexual, las mujeres han sido y son discriminadas, práctica social derivada de las ideas trasmitidas por el patriarcado social y religioso.

El objetivo que se persigue en esta investigación es:


  1. Caracterizar el proceso de construcción de cautiverios económicos y afectivos patriarcales para las mujeres en parejas y matrimonios en un pequeño pueblo patriarcal de la Ciénega de Jalisco.

La pregunta que guía esta investigación es:



  1. ¿Cuáles son algunas de las características del proceso de construcción de cautiverios económicos y afectivos de Mujeres en parejas y matrimonios en un pequeño pueblo patriarcal de la Ciénega de Jalisco?

2. TEORIA

El patriarcado es una construcción cultural heteronormativa liderada por los hombres, que construye cautiverios o espacios sociales de segregación, exclusión o aprisionamiento para las mujeres; mediante identidades individuales y colectivas de superioridad sobre las mujeres, con las que las excluyen y discriminan, monopolizando y hegemonizando el poder, las organizaciones y las instituciones sociales y religiosas, y buscando su reproducción y continuidad biológica y cultural de privilegios.


Desde la cúspide del poder social, militar, religioso, económico, educativo, comunicativo y político, los hombres se apropian de las subjetividades de las y los sujetos sociales, de los recursos, los productos, los espacios y la riqueza material y simbólica generada por todas y todos. (Wolfensberger.2002)
El Patriarcado del siglo XXI construye y posiciona la “Identidad Fundante” de “Mujer”, con la cual discrimina y estigmatiza a las/os sujetos sociales que pueden ser sometidos y explotados por los amos del poder: las/os que tienen cuerpo de hembras. Basta decir o escribir la palabra “mujer”, para que haga su aparición la identidad “Mujer”, siendo usada para discriminar, para estigmatizar, para indicar que se es menos, que se es ignorante, incapaz, con muchos miedos, débiles, que necesita de dueño, que necesita de macho, que es la esclava de la casa, que no tiene ingreso o salario, que no participa en la economía pública, que tiene que casarse y tener hijos, que tiene que enseñar a sus hijos/as a ser esclavos del amo, etc. Si un sujeto social con cuerpo de hembra, es conquistado en su subjetividad, y acepta y se pone la camiseta identitaria de “mujer”, entonces pasa a ser semiesclava/o de los hombres patriarcales. Así es como se gana la Guerra de Conquista y Colonización Patriarcal. Es entonces que se aprisiona, se encarcela, se encadena, se le hace cautiva a los sujetos sociales con cuerpo de hembra. Este es el proceso de social y cultural de los cautiverios patriarcales.

Las formas de ser mujer en esta sociedad y de sus culturas, constituyen cautiverios en los que sobreviven creativamente las mujeres en opresión. Para la mayoría de las mujeres la vivencia del cautiverio significa sufrimiento, conflictos, contrariedades y dolor, pero hay felices cautivas. Las mujeres son diversas y diversos sus cautiverios. (Lagarde. 2005).

En el Contexto del resurgimiento feminista de los años setenta, se llevó a cabo en México en 1975, la primera conferencia mundial de la mujer por la ONU. Esta representó una llamada de atención sobre la situación generalizada en el mundo, de subordinación y discriminación de las mujeres, la mayoría de los países que suscribieron la declaración de dicha conferencia, promulgaron leyes o hicieron reformas a sus constituciones para garantizar la igualdad de derechos y obligaciones entre mujeres y hombres.(Lamas 2006). La Organización Internacional del Trabajo (OIT), adoptó desde ese año la declaración y el Plan de Acción de la ONU (LX Reunión, 1975), y estableció un programa con miras a promover la igualdad de oportunidades de trato para las trabajadoras, desde la Conferencia Internacional del Trabajo.

El actual sistema de derecho del Estado de Jalisco, establece que son deberes y derechos de ambos conyugues contribuir al funcionamiento del hogar y aportar económicamente a su sostenimiento, a su alimentación y a la de sus hijos, así como a la educación de éstos en los términos que la ley establece, sin perjuicio de distribuirse la carga en la forma y proporción que acuerden para este efecto, según sus posibilidades. Congreso del Estado de Jalisco. (2013).


3. MÉTODO Y DISEÑO DE LA INVESTIGACION

Esta es una Investigación Etnográfica y de Historia Oral. Se llevó a cabo en un pequeño pueblo, de gran tradición patriarcal, con hegemonía de la iglesia católica patriarcal, situado en la Ciénega de Jalisco, México. Este pueblo tiene menos de 25,000 habitantes, y un alto grado de marginación, en donde el 49.5% son hombres y el 50.5% son mujeres. (INEGI.2010). Se hizo el proceso de inserción etnográfica, y se elaboraron registros de la vida cotidiana y se recuperaron evidencias empíricas y documentales. Se recolectaron relatos de vida de mujeres que viven en cautiverios patriarcales económicos y afectivos. Se investigaron las actividades de 10 parejas y matrimonios, que se estructuran en base a las identidades y prácticas de mujeres que viven en dichos cautiverios económicos y afectivos y de las identidades y prácticas de los hombres que son los proveedores económicos y materiales de la familia y el hogar. Mayores de edad. Una vez que se les identificó en los recorridos etnográficos, se les invitó a participar de manera personal y discreta, con su consentimiento. Para participar solicitaron el anonimato y el cambio de nombres de las personas, lugares y referentes reales. Se buscó caracterizar el proceso de construcción de cautiverios económicos y afectivos.



4. RESULTADOS Y CONCLUSIONES

De acuerdo con los datos proporcionados por el INEGI (2010), el número de hogares en pueblo de Jalisco es de 5,512. Y el número de los hogares en donde el hombre es el “jefe de la familia” es de 4,536, es decir, el 82% del total de los hogares. Y en ellos es donde se viven en cautiverio los sujetos sociales con cuerpo de hembra, bajo la tutela del patriarca.


La mujer se vuelve cautiva en la construcción subjetiva del patriarcado en el espacio social llamado hogar. Se encontraron relaciones de pareja conformadas por mujeres con estudios de licenciatura, quienes abordan su profesión como algo secundario a su plan de vida prioritario, como una de manera de vivir su vida, en lo que encuentran un hombre que las proteja, que les proporcione seguridad y respaldo económico. Y la oportunidad de tener hijos para lograr su realización personal y familiar. Confunden la realización personal con las imposiciones del cautiverio patriarcal social y religioso.

Las mujeres que participaron en la muestra, todas ellas, dijeron unirse, casarse, y tienen y obedecen la norma socialmente impuesta que deben ser mantenidas por el esposo, que es este a quien le corresponda por mandato social. A menudo consideran que para su ser mujer, es más que suficiente el haber elegido estudiar una carrera además de casarse y convertirse en esposas y madres; por lo que el ejercer su profesión les quitaría tiempo valiosa para atender lo que ellas llaman su obligación principal, que en su hogar y su familia, pues nadie podría hacerlo mejor que ella, nuevamente es cautiva de la identidad de mujer impuesta desde el patriarcado social y religioso.

En la familia se viven los roles de inequidad de género que imponen cautiverios, ahí aprendieron que son los hombres quienes tienen obligación social de mantenerla y decidir por ella, mientras ella se hace cargo del hogar, los hijos, y se vuelven cautivas de su arreglo personal. Además la institución de la Iglesia, la familia, les remarca que una madre es la cuida a sus hijos y los guía para que ellos sean hombres de bien, es decir, proveedores de economía, son ellos los que trabajan fuera del hogar. Todas estas imposiciones subjetivas y prácticas, son las que han llevado a las mujeres a ser cautivas del sexo masculino que lleva a una violencia simbólica que se perpetúa y se adhiere al patriarcado. La mujer acepta como natural su dependencia, avalándola y haciéndola suya, aun habiendo conquistado el espacio de lo público.
La prácticas e identidades patriarcales que promueven el cautiverio de la mujer hacia la dependencia económica y afectiva del hombre, las narra (Claudia: 7. Relato de vida #1)

“…las mujeres antes de casarse deben obedecer a sus padres, hermanos tíos o abuelos, y depender de ellos económicamente, …pero al llegar la petición de mano para el matrimonio, pasan a hacer propiedad del esposo, porque este es quien se hará cargo de la manutención económica. Y ellas tendrán que obedecer a su esposo, o pareja, y esperar que ellos trabajen y les den para los gastos de la casa, para que ellas vistan y coman, … A la mujer no se le ha criado en la defensa personal, ya que en el momento de que no tienen al hombre para la manutención, tienen que regresar al calvario de su casa. Seguir dependiendo de su padre”.


Judith:11. Relato de vida 3:

…En este pequeño pueblo patriarcal se hace necesario posicionar la identidad de la mujer independiente , que tomen la responsabilidad de su propia vida , que acceda a los recursos materiales laborales sin tener que ser dependiente del hombre …para lograr este esquema es necesario cambiar la educación en la primera infancia, reconstruiría la cultura patriarcal para que se educara en la igualdad de género, en donde la crianza de los hijos se diera desde el primer nivel de educación en la casa, escuela, medios de comunicación, e iglesia en igualdad de circunstancias, …que se criaran sin distinciones de roles de género, que tanto hombre como mujeres crecieran en la equidad, y que el sexo femenino, educara a sus hijos en la independencia, y profesionalización.
Al respecto Mariana:1. Relato de vida 2:

…Que las mujeres fueran empoderadas para la incorporación a los procesos productivos. Esta feminización del trabajo tiene sus causas en aspectos de índole cultural .económica, demográfica, sociológica y política. …Sin embargo el marco legal vigente, apoya la igualdad de género, por lo que no hay excusa para no asumir la responsabilidad, y no seguir formando barreras con la realidad. …Y los valores que la ubican en una posición subordinada respecto del hombre…



Se encontró que el patriarcado continua colocando en cautiverios a las mujeres a pesar de haber estudiado una licenciatura, estas mujeres viven en cautiverio económico y afectivo hacia sus hombres, aceptando tal cautiverio como una manera de realización personal. Sin ser concientes de contribuir a la reproducción cultural y económica del patriarcado, ante ello para que las mujeres se empoderen, deben hacerlo en el plano individual y en el colectivo. Empoderarse a nivel individual supone que adquieran confianza en sí mismas, que sean asertivas que logren autoridad para tomar decisiones, en definitiva, que actúen como sujetos de derecho, no sometidas a control ni limitadas por los cautiverios que este pueblo patriarcal les impone. Para lo cual su ingreso económico ayudaría, si eligieran empoderarse, pero para ellas les resulta más confortable, acostumbrarse a vivir en el cautiverio económico y afectivo, que en el empoderamiento económico y emocional. El patriarcado a vuelve a ganar la guerra de conquista sobre las mujeres. Es la práctica de una neoconquista patriarcal.

BIBLIOGRAFIA

  1. Beauvoir. Simone. (1949) El Segundo Sexo “los hechos y los mitos”. Buenos Aires Argentina.

  2. Bourdieu, Pierre. (2000). La dominación masculina. Anagrama. Madrid.

  3. Butler, J. (2005). Cuerpos que importan. Sobre los límites materiales y discursivos del sexo, Paidós. Buenos Aires.

  4. Carnero. Silvia (2005). Revista. A Paste Reí. Revista de Filosofía. La Condición Femenina desde el pensamiento de Simone de Beauvoir.

  5. Congreso Federal. (2011) Constitución Política de los Estado Unidos Mexicanos. Art.1, 4,5, 34, .DOF. México.

  6. Congreso del Estado de Jalisco. (2013) Código social. Art.275, y párrafo primero

  7. Congreso Federal. (2007) Ley general de Acceso de las Mujeres a una vida Libre de Violencia.DOF. México.

  8. Citas de “Relatos de Vidas”, y de “Vida Cotidiana”, de la investigación

  9. Foucault, M. (2003). Historia de la sexualidad. Siglo XXI. Argentina.

  10. Galeano, María E. (2004). “La historia oral: método histórico o estrategia de investigación social”, En, Estrategia de investigación cualitativa. El giro en la mirada. La carreta editores. Colombia.

  11. García .López Eric. (2010). Fundamentos de Psicología Jurídica y forense. Oxford. México

  12. Geertz, Clifford. (2000). La interpretación de las culturas. Gedisa. Barcelona.

  13. INEGI. Instituto Nacional de Estadística, Geografía e Informática. (2010). Censo de Población y vivienda 2010.México.

  14. Lagarde, Marcela.(2008). Amor-pareja-opresión-violencia- 3-html Pdf. Url http//: mujeresnet.info.

  15. Lagarde, Marcela (1993). Los cautiverios de las mujeres: madreseposas, monjas, putas, presas y locas. UNAM. México.

  16. Lamas. Martha (2006). Feminismo Trasmisiones y Retrasmisiones, Santillana Ediciones. México.

  17. Lamas Martha. (1997). El género: la construcción cultural de la diferencia sexual. PUEG-Programa Universitario de Estudios de Género- Universidad Nacional Autónoma de México. México.

  18. Mendoza, N. Rosario, (2013) Formación de los roles de género y cómo estos determinan la percepción de las mujeres desde la perspectiva preconcebida por la sociedad machista del Municipio de Jamay, Jalisco, y sus comunidades. Septiembre 19 de 2013. V Encuentro Nacional y III Internacional sobre estudios sociales y región. CUCI, Ocotlán, Jalisco, México.

  19. Nanda, Serena. (1982). Antropología cultural. Wadsworth Internacional e Iberoamericana. México.

  20. Ortega, G. Margarita, Pérez, G. Francisco, y Mendoza, N. Rosario. (2014). “Los mercados de consumo de identidades de género: la estrategia de éxito del patriarcado en un pequeño pueblo jalisciense, para posicionar la identidad de mujer tradicional, sumisa y dependiente”. 4° Simposio Nacional y 1° Internacional de Mercadotecnia, Univ. Autónoma de San Luis Potosí. Matehuala, San Luis Potosí; México.

  21. Ortega, G. Margarita. (2013a). “Construir equidad en nuestras escuelas entre la población estudiantil del género patriarcal heterosexual, y la población de la diversidad no heterosexual”. En Ponencias para el Plan de Desarrollo Institucional (PDI) 2030. SEMS. UDG. COPLADI.

  22. Ortega, G. Margarita. (2013b). La construcción cultural-sexual de las lesbianas, y sus prácticas afectivas y eróticas en Jalixtlán, un pueblo de tradición patriarcal. Tesis para obtener el grado de maestría. México.

  23. Revista de Estudio de Genero. La Ventana, núm.10, diciembre, de (1999) El movimiento Feminista en México y su vinculación con la Academia Pdf. Url http//: www.redalic.org.

  24. Velasco, Honorio y Ángel Díaz (2006). La lógica de la investigación etnográfica. Un modelo de trabajo para etnógrafos de escuela. Trota. Madrid.

  25. Wolfensberger, Lilly. (2002). Cuerpo de mujer, campo de batalla. Plaza y Valdés. México.






Compartir con tus amigos:


La base de datos está protegida por derechos de autor ©psicolog.org 2019
enviar mensaje

enter | registro
    Página principal


subir archivos