Avances institucionales



Descargar 1.31 Mb.
Página1/9
Fecha de conversión20.08.2018
Tamaño1.31 Mb.
Vistas236
Descargas0
  1   2   3   4   5   6   7   8   9





Gobierno de Reconciliación y Unidad Nacional

INFORME ANUAL DEL PRESIDENTE DE LA REPUBLICA 2008

Managua 10 de Enero de 2009


CONTENIDO


I. La Crisis del Capitalismo Mundial 3

II. La Defensa de Nicaragua y de los Pobres de la Especulación del Capital Financiero Neo-Liberal 15

III. La Defensa de la Economía y el Trabajo ante el Desplome del Capitalismo Neo-Liberal. 23

IV. La Construcción del Modelo de Desarrollo del Poder Ciudadano en Nicaragua 38

Trabajadores Asegurados 70

Pensiones 72

Subsidios 73

Monto Pagado 73

Prestaciones Médicas 74

Riesgo Profesional 75

Instituto Nicaragüense de la Mujer (INIM) 113

Producción de Alimentos para el Pueblo 167

Capitalización de pequeños y medianos productores/ productoras 169

Protección y Sanidades Agropecuarias 170

Protección y Conservación del Medio Ambiente 173

Como parte del proceso de brindar información actualizada sobre el tema forestal, se publicó la Ley Forestal en los idiomas mískito, mayagna e inglés para su promoción y divulgación en la Costa Caribe de Nicaragua y se publicó el Compendio Jurídico Forestal de Nicaragua 1998-2008. 174

Servicios Financieros Incluyentes 174

Restauración de derechos de las mujeres 176

Impulso a la Agro-industrialización. 177

MINISTERIO DE HACIENDA Y CREDITO PÚBLICO 285

I. AVANCES Y EVALUACION OBJETIVOS 286

2.1. OBJETIVOS Y LOGROS MÁS RELEVANTES 2008 286

2.1.1 El financiamiento para la Reducción de la Pobreza y el desarrollo humano con equidad 286

2.1.2. Estabilidad macroeconómica y manejo fiscal 292

2.1.3. En materia de Propiedad 298

2.1.4. Mejorar la Gobernabilidad Democrática a través de la Administración Pública Transparente 301

2.1.5. Fortalecimiento a la Autonomía Regional y Municipal 311

2.2 ANALISIS COMPARATIVO DE LOS ASPECTOS MÁS RELEVANTES 2007- 2008 317




I. La Crisis del Capitalismo Mundial

El mayor acontecimiento mundial del 2008 fue la auto-destrucción del capital financiero neo-liberal globalizado. En los últimos 20 años, la “mercantilización” de más y más actividades económicas, la desregulación legal y la pasividad gubernamental de líderes que no creían en la regulación, crearon condiciones ideales para el libre ejercicio del capital financiero de la avaricia individualista, cortoplacista, sin límites y sin ética o moral. Sin embargo, la combinación de avaricia sin límites y la desregulación probó ser la fórmula para el desplome del capital financiero hegemónico.


La magnitud del desplome se aprecia de la necesidad en los rescates por US$5.8 trillones para evitar el colapso total del sistema. Esto a su vez ha aumentado el déficit fiscal en Estados Unidos a US$1.2 trillones, o sea 8.1% del PIB de US$14.78 trillones. Así mismo, se ha desatado el inicio de una recesión y posible depresión de imprevisible intensidad y duración. La incertidumbre es debido a que la crisis financiera no ha terminado todavía e incluso pueden haber otras “burbujas” en los procesos recesivos en curso.
La avaricia individualista sin límites y cortoplacista se ha institucionalizado en las estructuras de remuneraciones e incentivos, así como comportamientos de inversionistas y mercados, que priorizan y presionan por altas tasas de ganancias trimestrales o máximo anuales, por encima de consideraciones de tendencias y riesgos a mediano y largo plazo.
La desregulación en los últimos 20 años permitió la creación de una nueva generación de derivados financieros que ya no son las tradicionales garantías contra riesgos, sino vehículos para la “mercantilización” de más y más actividades y especulación en las mismas. Con la Ley de Modernización de los Mercados de Bienes Básicos del año 2000 de Estados Unidos, el capital financiero escapa de requerimientos de reserva de capital y límites al crédito en las transacciones de derivados, sea cual sea el tipo de institución—banco, empresa de seguros o corredor de bolsa.

Las “Obligaciones con Deuda como Garantía” (Collateralized Debt Obligations) inventados en 1987, más conocidos por su sigla en inglés CDO, mercantilizan deudas hipotecarias, automotrices, estudiantiles, otras deudas comerciales o mezclas de ellas. Emisores de los créditos venden deudas a los bancos de inversión de Wall Steet que las empaquetan como CDOs y las colocan con inversionistas a tasas de retorno atractivos. Estos instrumentos resultaron tener demanda de inversionistas institucionales, sobre todo en Europa, y en años recientes se comenzó un proceso progresivo de reciclaje del capital crediticio para crear más hipotecas y así más CDOs, a la vez de estimular la demanda para vivienda. Los bancos comerciales eran cada vez más flexibles con los requisitos de los préstamos “sub-óptimas” ya que ellos no quedaban con el riesgo, sino lo vendían con la hipoteca u otra deuda. Así, se separó evaluar el riesgo de asumir el riesgo con resultados desastrosos.


Hay varios elementos anti-éticos y hasta de fraude en las ventas de los CDOs. Primero, los instrumentos son tan complejos (50+ páginas de legalismos) que la mayor parte de los compradores (y de los vendedores) no los entienden. Resultó también que los compradores muchas veces no sabían lo que llevaban adentro. Ante esta complejidad, los bancos de Wall Street que vendían las CDO contrataban evaluaciones de empresas calificadoras que recibían un negocio estable al evaluar favorablemente. También los bancos ofrecían a los compradores “Permutas, Financieras por Impago” (Credit Default Swaps) inventados en 1997, conocidos como CDS. En la CDS se paga anualmente una prima para asegurar contra el no pago de una obligación. Sin embargo, a diferencia de un seguro normal las CDS como derivados no requieren que el vendedor cree una reserva ni limite el porcentaje de crédito utilizado en sus transacciones. Así, las CDS son en realidad instrumentos de garantía que también son de alto riesgo por no saber el comprador “asegurado” de la capacidad de pago de la contrapartida “asegurador”.
Una variante de la CDS es la “CDS desnuda” que no tiene ningún valor subyacente, o sea simplemente se trata de una apuesta entre dos partes que algo pasará o no, con una parte recibiendo un pago anual y asumiendo la obligación de pagar si sucede el evento. Así, puede apostar por o en contra de la bancarrota de un país o una empresa sin ser tenedor de bonos del mismo. Tampoco hay obligación de registrar el instrumento.
Otro instrumento de especulación son los Fondos Comercializados en Mercados (Exchange Traded Funds), conocidos como ETF. Ellos comenzaron con la “mercantilización” de índices de mercados de acciones en el período 1989-1993, para luego extenderse a los mercados de bienes básicos, de manera que se puede especular a través de ellos con todas las facilidades y mecanismos de las acciones. Los ETF entraron fuertemente en los mercados de bienes básicos junto con los especuladores “a futuro” en 2007-2008, produciendo alzas en todos los bienes básicos sin excepción. Al principio de 2008 el 75% de los participantes en los mercados eran ligados a los mercados de bienes básicos y sólo el 25% eran especuladores. Para mediados de año, había una invasión de nuevos especuladores y de nuevos vehículos de especulación, con 75% del mercado siendo especulación y sólo el 25% las transacciones de los actores tradicionales de los mercados de bienes básicos. El impacto de la especulación en la economía real ha sido inmediato ya que el precio del mercado de futuro de un bien hoy en día determina el precio “spot” para la venta del bien real.
Comenzando en 2006 y continuando a través del 2007 y 2008 se estalla la burbuja y produce la caída en los valores de las viviendas norteamericanas y el aumento en las hipotecas impagos. Más de 1.5 millones de familias norteamericanas perdieron sus casas en 2007 y 2.5 millones en 2008, mientras la estimación es para más de 3 millones en 2009, para un total de más de 7 millones en tres años. A la vez colapsaron decenas de empresas y bancos hipotecarios y bancos comerciales, así como el banco de inversión Bear Stearns. Las CDOs distribuyeron las pérdidas a instituciones financieras y sus clientes en todo el mundo, pero sobre todo en Estados Unidos y Europa.
A partir de julio 2008, se quiebra la especulación altamente palanqueado (basado en créditos) en los mercados de bienes básicos y los precios colapsaron inmediatamente. El petróleo que alcanzó US$147 por barril cae a US$33.87, para una variación del - 76.96%; el cobre cae de US$405 por quintal a US$125.45, un decenso del -69.03%. Lo mismo pasa con los bienes básicos comestibles. El maíz blanco que había llegado a más de US$227.94. TM bajó hasta US$144.48, para una reducción del -36.62% y el trigo que había subido a US$407.86 TM cayó a US$179 TM, para una variación de -33.34%.
Para septiembre y octubre 2008, el cúmulo de hipotecas tóxicas y el colapso en la especulación altamente palanqueada en bienes básicos se convirtió en una crisis crediticia generalizada en Estados Unidos y Europa. Las bolsas bursátiles respondieron con fuertes caídas. El Banco de Wall Street Lehman Brothers declaró la mayor bancarrota en la historia con US$635 mil millones en activos. Las dos empresas financieras que controlan US$5.3 trillones de las US$11 trillones de hipotecas en Estados Unidos, Fannie Mae y Freddie Mac, son nacionalizadas en la mayor estatización de la historia. Otros bancos de inversión de Wall Street y los principales bancos comerciales del mundo, así como empresas de seguros, necesitaban rescates públicos o privados. El Gobierno Norteamericano garantizó US$291 mil millones en haberes tóxicos de Citibank. La empresa aseguradora AIG ha recibido préstamos para US$ 123 mil millones porque una bancarrota suya llevaría también a la bancarrota a Goldman Sachs por posiciones en US$440 mil millones en derivados. El Congreso Norteamericano aprobó US $ 700 mil millones para cubrir haberes tóxicos de los bancos. En total el Gobierno Norteamericano ha ejecutado fondos de rescate para un total de US$3.5 trillones y varios países europeos han aprobado US$2.3 trillones en rescate para un gran total de US$5.8 trillones. Cabe constar que estos fondos no son para reestructurar la arquitectura financiera y económica global, o sea para resolver los problemas de fondo. Simplemente son para mantener bancos y empresas individuales a flote para evitar el colapso total del sistema en su conjunto.
Los rescates a bancos y empresas que son “demasiados grandes para fallar”, debido al riesgo de colapso del sistema en su conjunto, demuestran la no aplicación de las leyes anti-monopólicos en los regímenes neo-liberales, cuyas respuestas a la crisis llevan a su vez a una concentración monopólica aún mayor con la compra de algunos bancos por otros para “salvarlos”, así como por las bancarrotas.
Ya Estados Unidos y Europa están en recesión. Según el Banco Mundial, el crecimiento del PIB per cápita de Estados Unidos que era +3.4% en 2007, se estima en +0.5% para 2008 y +0.6% para 2009. La zona del EURO tenía un crecimiento del +2.7% para 2007 y se estima +1.1% para 2008 y -0.6% para 2009. Aún la economía dinámica de la China que creció en 10% en 2007 y 7.9% en 2008 se estima en +6.0% un 2009, mientras la India se reduce del 7.9% en 2008 a 5.0% en 2009. Tanto China como India mantienen su fuerza como las economías de mayor crecimiento. América Latina y el Caribe que creció en 4.6% en 2007 se estima en +4.4% para 2008 y +2.1% para 2009. Existe la preocupación de que en la medida que avanza la recesión y el desempleo, más hipotecas, e incluso más cuentas de tarjetas de crédito, puedan volverse tóxicas, afectando a más CDOs en instituciones financieras que ya están en situaciones precarias.
La mayor preocupación para la recesión son las CDS ya que la estimación del valor de la protección vendida varía entre US$33 trillones y US$62 trillones. La International Swaps and Derivatives Association estima US$54.6 trillones al 30 de Junio de 2008. Pueden haber muchas obligaciones impagas y bancarrotas durante la recesión. Además, como no hay requerimientos de registro, reservas o límites al crédito en las operaciones, no se sabe a ciencia cierta si la “contrapartida” de un CDS es solvente o no, creando la posibilidad de otra “burbuja” en cascada de quiebras en los procesos recesivos actuales.
El volumen mismo de las CDS es causa de preocupación. La deuda total corporativa en Estados Unidos es de US$6 trillones, la hipotecaria US$11 trillones, la del Gobierno Federal US$12.8 trillones, mientras el PIB de Estados Unidos es US$14.78 trillones en 2008 y el total de endeudamiento de todo tipo es de US$56 trillones. El PIB mundial es US$56 trillones. Dejar formar un mercado de derivados sintéticos especulativos que es un múltiple de 2.2 a 4.1 veces el PIB actual de Estados Unidos es la máxima irresponsabilidad del capital financiero neoliberal y de las autoridades que no regulaban los mercados.
El derrumbe del capitalismo neo-liberal fue detonado por la especulación en derivados inventados por los mismos bancos de inversión de Wall Street como mecanismos de concentración de la riqueza en el capital financiero. El inversionista norteamericano Warren Buffet una vez llamó a los derivados “instrumentos financieros de destrucción masiva”. Debido a especulación en derivados quedó en bancarrota el condado de Orange en California en 1993, Barings Bank en 1995, el hedge fund “Long Term Capital Management” en 1997, que requerió un rescate por el Banco Federal de Reserva de Estados Unidos. En la crisis financiera del Sud Este Asiático en 1997-1999, la especulación en derivados de divisas agravó la crisis y facilitó su contagio. A pesar de todas estas experiencias no se regularon posteriormente las transacciones financieras internacionales, o los derivados, creando así las condiciones para la auto-destrucción del capital financiero neo-liberal globalizado en 2008.
Al enfrentar la crisis creada todos los gobiernos del mundo han abandonado las posiciones neo-liberales. Ahora hay estatizaciones y nacionalizaciones, rescates y subsidios, planes de estímulo de la economía e inversiones públicas masivas. No hay límites a los fondos que pueden ser movilizados para salvar a los bancos y empresas de seguros más grandes del mundo.
Esto desvela la estructura real de prioridades al comparar el cheque en blanco para los bancos con la imposibilidad histórica de los países desarrollados de lograr el 0.7% de sus PIBs para el desarrollo o los objetivos del milenio, o financiamiento suficiente para el medio ambiente y la lucha contra el calentamiento global o la escandalosa falta de solidaridad en las emergencias humanitarias.
Hasta la fecha todas las políticas y medidas son para sortear la crisis y sentar bases para reactivación de la economía. No hay ningún plan todavía para reestructurar la arquitectura financiera y económica mundial sobre bases más estables,equitativas y sostenibles. El Presidente de la Asamblea General de las Naciones Unidas Padre Miguel D´Escoto Brockman, ha nombrado una Comisión de Alto Nivel encabezada por el premio Nobel en Economía Joseph Stiglitz para elaborar una propuesta de cara a una Conferencia Internacional al Mas Alto Nivel sobre la Crisis Financiera y Económica Mundial que la Asamblea General ha aprobado para fines de mayo, 2009.
También se reunió en Washington, D.C. el 15 de noviembre el grupo ad hoc G-20 que acordó reunir de nuevo a principios de Abril. La posición de Nicaragua es que no puede ser la G-1, G-7, G-20 o cualquier otro grupo ad hoc que deba aprobar una nueva arquitectura financiera y económica.
Como los crasos errores de comisión y omisión cometidos por los sectores financieros y gubernamentales de los países desarrollados en la crisis actual confirman, las decisiones que afectan a todos deben ser tomadas con la participación de todos. Sólo la Asamblea General de Naciones Unidas o sea el G-192, puede tomar dichas decisiones con legalidad y legitimidad, elementos imprescindibles para construir confianza en una nueva estructura financiera internacional.



Compartir con tus amigos:
  1   2   3   4   5   6   7   8   9


La base de datos está protegida por derechos de autor ©psicolog.org 2019
enviar mensaje

enter | registro
    Página principal


subir archivos