Alianza sue caribe


Las posibilidades etnográficas de la evaluación



Descargar 381.96 Kb.
Página7/7
Fecha de conversión21.03.2018
Tamaño381.96 Kb.
Vistas194
Descargas0
1   2   3   4   5   6   7


Las posibilidades etnográficas de la evaluación





    • Una docente durante los diálogos establecidos en un grupo de investigación se pregunta: ¿Por qué estamos hablando en ocasiones de una evaluación escrita al final, sin saber que todo acto del estudiante debe ser evaluado?xxxiv

Tal vez la respuesta a la maestra esté en ver si el acto evaluativo se ha cumplido desde el criterio de que las perspectivas son diferentes y, por lo tanto, hay que sustentar los juicios calificativos a partir de esas razones de las diferencias y de las relatividades, porque se estima que el conocimiento no está en la naturaleza para descubrirlo, sino que se construye desde la mirada que se les da a los objetos de la naturaleza sobre los que se investiga. Porque al decir de uno de los personajes de Cortázar (1982): “Todo parece tan natural, como siempre que no se sabe la verdad”xxxv


Por lo tanto no hay un rasero de homogeneidad absoluta. Posiblemente la heterogeneidad logre algunos consensos y en su logro estaría la habilidad del evaluador. En ese sentido la etnografía no ve una estricta separación entre la objetividad y la subjetividad si se entraña que en el saber se implica ésta última como creadora y, que en el análisis de los objetos, se vuelve objetividad. Como el juego metodológico entre lo inductivo y lo deductivo. Tampoco se compadece con el espíritu maniqueo de ensalzar el uso de lo cualitativo en contra de la medición y las cantidades. Son contundentes en la vida de los hombres sus necesidades materiales e inmateriales. Res extensa y res inextensa en el latín de Descartes. Una y otra se objetiva y se subjetivan a la vez. Su dinámica es recíproca. En este punto, cuando dialécticamente no pueden establecerse campos unilaterales, lo que puede comprenderse es que de los dos contrarios hay uno que dada las relatividades es más preponderante que el otro, como ocurre en la investigación social y educativa en que las cualidades pueden hablarnos en mejor lenguaje, por las motivaciones e intereses, de las actitudes frente a la relación frente a los problemas cotidianos. ¿Si establece con exactitud un 2.90 como calificación, la situación de los procesos éticos, lingüísticos, religiosos, corporales, ambientales, sociales, humanistas, filosóficos, incluso matemáticos, de los estudiantes? La evaluación integral no es una sumatoria de áreas “obligatorias” o materias que se yuxtaponen y de las que se exigen una serie de “competencias básicas” planeadas con anterioridad, de “logros e indicadores de logros” delirados de la mente de los maestros para darle cumplimiento a un parcelador. Tiene que haber otro tipo de competencias “no básicas para todo el mundo” sino para la particularidad de los individuos.
La evaluación tendrá que pensar en la importancia que tiene para los estudiantes la selección de áreas que, de acuerdo a sus potencialidades, son de su prioridad y a las cuales contribuirán de manera secundaria las otras. Esa es una alternativa para explorar y es el comienzo para que cada estudiante vaya reconociendo su propia forma de cómo es que aprenden. Sanmartí y otros, ubicados en la teoría de la actividad, (1997)xxxvi piden que se promuevan esos saberes metacognitivos en los muchachos los que les permitan autorregular sus aprendizajes, de tal manera que al tiempo que aprenden los conceptos científicos aprenden a autoevaluar su proceso. Es bueno que los maestros se apropien de los objetivos de aprendizaje, para no se aferren rigurosamente de los preestablecidos. La evaluación afincada en los solos objetivos es la muerte de la motivación para la invención.
La evaluación tiene que ser una síntesis. Con el ánimo de terminar, quiero dar curso a una discusión en torno a las posibilidades etnográficas proponiendo estos dos ejemplos para que se ejerza sobre ellos una exploración de las posibilidades de la evaluación:


  1. Un director de televisión español, visitando la región del Chaco, se encontró con una niña indígena que lo perseguía como una sombra pegada a su cuerpo y lo miraba fijo a la cara como queriéndose meter en sus raros ojos azules.

El director le preguntó a la niña qué quería.

“Yo quiero saber ¿de qué color mira usted las cosas?”

Y el director sonrió: “Del mismo que tú” Entonces ella le responde:

“¿Y cómo sabe usted de qué color veo yo las cosas?” (E. Galeano)xxxvii




  1. Mi niña Liliana Carolina, en su colegio del tercero de primaria, está cumpliendo con la tarea de pintar el mar que la profesora les ha pedido en su clase de educación estética. Pero ella, más allá del azul tradicional usó los otros colores de su caja, lo que le valió el regaño de la maestra, ¿Cómo se le ocurre pintarlo así?, y sus consecuentes lágrimas. Cuando yo, extrañado también, le pregunto el porqué, ella me contesta:

- Papi, es que el arco iris se cayó en el mar y el mar se llenó de colores.


8. REFERENCIAS BIBLIOGRÁFICAS

BAENA PAZ, Guillermina: Instrumentos de Investigación. México: Ed. Mexicanos Unidos. 1982.

BEDOYA, José Iván: La Paidéutica Platónica; Una propuesta para la pedagogía actual. En Forjadores del Pensamiento en Occidente y sus reflexiones sobre la educación. Medellín: Universidad de Antioquia. 2001.

CONSEJO NACIONAL DE ACREDITACIÓN: Lineamientos de Acreditación de Calidad. Santafé de Bogotá: MEN. 1998

DANIEL, Wayne W. Estadística con aplicaciones a las Ciencias Sociales y a la Educación. McGraw-Hill, Mexico. 1997.

DÍAZ DÍAZ, Fernando: La Investigación formativa, fundamento de la nueva pedagogía. Ed. Patocucharo, Lorica Departamento de Córdoba. 2002.

DÍAZ DÍAZ, Fernando: “Hacia el desarrollo del pensamiento y de las competencias” Ed. Patocucharo. Lorica, Departamento de Córdoba, 2002.

ESCALANTE ANGULO, Carlos: Investigación Socio-médica. Bogota: Ed. Tercer Mundo, 6ª ed. 1985.

FERRO BAYONA, Jesús: La Educación Universitaria, Ediciones Uninorte, Barranquilla, 1989, Pág. 20.

FERRO BAYONA, Jesús: Visión de la Universidad ante el siglo XXI. Barranquilla: Ed. Uninorte, 1996.

FLÓREZ OCHOA, Rafael y TOBÓN RESTREPO, Alonso: Investigación Educativa y Pedagógica. Mc. Graw Hill. Bogotá.2001.

KNEALE, William. En POPPER, Karl: La Lógica de la investigación científica. Madrid: ED. Tecnos. 6ª Ed. 1982.

MARTÍNEZ M. Miguel: La investigación cualitativa etnográfica en educación. Círculo de lectura alternativa., Bogotá, 1997.

MUÑOZ PÉREZ, Alcides: Unidad de análisis, población y muestra en proyectos de investigación. Fotocopiado. 1999.

NOVO, María: Educación Ambiental: Reflexiones, Retos y Proyecciones. Tele conferencia en el marco del 4º Encuentro Internacional: Formación de Dinamizadores en Educación Ambiental. Universidad Nacional de Educación a Distancia. Madrid. 2001.

PRATT, Henry (Editor): Diccionario de Sociología. Fondo de Cultura Económica. México.1949.

ROCHER, Guy: Introducción a la Sociología General. Ed. Herder: Barcelona. 1967.

ROJANO DE LA HOZ, Joaquín: Guía Metodológica para trabajos de grado en educación. En Avance Investigativo. Montería: Universidad de Córdoba. No12. Mayo de 1999.

ROJANO DE LA HOZ, Joaquín et al: Factores de Protección al Niño en las Familias Pobres de Barranquilla. Barranquilla: Universidad del Norte. 1991 (fotocopias)

ROJANO DE LA HOZ, Joaquín: Hipótesis preliminares acerca de la formación de las mujeres y los hombres en el contexto de la Sinuanidad. Conferencia en el marco de la Semana de la Sinuanidad. Montería, 2001

ROWNTREE, Derek. Introducción a la estadística: un enfoque no matemático. Versión al español de Clemencia Chiape y Eloísa Vasco. Ed. Norma, 1984.

SUÁREZ, Normando: En Formulación y Evaluación de Tesis y/o monografía de Grado. Bogotá: ESAP. 1980. P. 30 (Policopiado)

UNESCO: La educación encierra un tesoro. Comisión internacional sobre la educación para el siglo XXI. Santillana. Aula XXI. Madrid. 1998.

VASCO, Carlos: Pedagogía y Didáctica. MEN. ICFES. Bogotá, 1996.


Bibliografía de la Lectura Viaje Etnográfico al otro lado de la luna-




1 EISNER, E. El ojo ilustrado. Ed. Paidós, Barcelona. 1998.Citado por FLÓREZ OCHOA, Rafael y TOBÓN RESTREPO, Alonso: Investigación Educativa y Pedagógica. Mc. Graw Hill. Bogotá.2001. pag. 6.

2 El resaltado es nuestro.

3 PRATT, Henry (Editor): Diccionario de Sociología. Fondo de Cultura Económica. México.1949. p 75.

4 ROCHER, Guy: Introducción a la Sociología General. Ed. Herder: Barcelona. 1967. P. 111.

5 NOVO, María: Educación Ambiental: Reflexiones, Retos y Proyecciones. Teleconferencia en el marco del 4º Encuentro Internacional: Formación de Dinamizadores en Educación Ambiental. Universidad Nacional de Educación a Distancia. Madrid. 2001.

6 VASCO, Carlos: Pedagogía y Didáctica. MEN. ICFES .Bogotá, 1996.

7 Néstor Solera M, Nydia Valencia, Jorge Sánchez Noguera, Evelyn de Jesús Guerra Morales, Jairo Escorcia Mercado, Maribel Montes Rotela, Rosa Elena Espitia Carrascal, María Eugenia Torres Villamarín, Rosa Villadiego, Virnay Padilla, Carmen María Forero Baena, Nunila Zumaqué, Mary Luz Doria Rojas.


8 El registro ampliado se hace a dos o más manos de acuerdo al número de observadores de un hecho, quienes se reúnen y buscan un consenso para sus registros individuales.

9 Autor de la Poesía “Al Sombrero Vueltiao”. Estudiante Sede de la Universidad de Cartagena. 2007.

10 Al Pacino.

i ABC DEL EDUCADOR. (2004) Pedagogía y otros conceptos afines. ED. Servicios Educativos del Magisterio Ltda.. Págs. 56-58

ii Citado por PRADA, Manuel y SILVA, Alexander. (2006) Cinco fragmentos para un debate sobre subjetividad política. En: Subjetividad (es) política (s), apuestas en investigación pedagógica y educativa. Proyecto IPI. Universidad Pedagógica Nacional. Bogotá. Pág. 37

iii DAZA HERNÁNDEZ, Gladys: Comunicación y Educación: Dos dimensiones convergentes. En: Competencias Comunicativas. Escenarios de la comunicación. CEDAL. Bogotá. 2000. pág. 17.

iv GALLEGO, Rómulo, 1999. Competencias cognoscitivas. Bogotá. Editorial Cooperativa Magisterio.

v MARTÍNEZ BOOM, Alberto: 2004. De la escuela expansiva a la escuela competitiva. Anthropos. España. Pág. 2.

vi TAMAYO A., Óscar Eugenio: La metacognición en los modelos para la enseñanza y el aprendizaje de las ciencias. En: PROYECTO IPI, (2006) Los bordes de la pedagogía: del modelo a la ruptura. Universidad Pedagógica Nacional, Bogotá.

vii D`ORS, Eugenio: La Educación encierra un tesoro. UNESCO, 1992.

viii CORTÁZAR, Julio: 19 Rayuela

ix SZTULWARK, Diego y DUSCHATZKY, Silvia: 2004. ¿Qué puede una escuela? Notas preliminares sobre una investigación en curso. En: FRIGERIO, Graciela y DIKER, Gabriela: (2005) Educar: ese acto político, del Estante ed., Buenos Aires. Argentina.

x CORTÁZAR, Julio: 1982. Manuscrito hallado en un bolsillo. En: Los Relatos 1. Ritos. Alianza Editorial. Madrid. Pág. 254.

xi MARIÑO S, Germán: (2006) El diálogo en educación: Recapitulaciones sobre la construcción de una propuesta pedagógica. En. Proyecto IPI: Territorios pedagógicos: espacios, saberes y sujetos. Universidad Pedagógica Nacional Bogotá (págs. 98,99)

xii STENHOUSE, L: (1993) La investigación como base de la enseñanza. Madrid. Morata. Citado por Mariño (Ibíd.)

xiii DE TEZANOS, Araceli: 2002. Una etnografía de la etnografía. Ed. Antropos. Bogotá

xiv Citado en entrevista de Orlando Echeverri a Enrique Vila-Matas. Diario EL UNIVERSAL, 8 de Abril de 2007. Ed. 1089. Cartagena. Montería.

xv CORTÁZAR, J. Manuscrito... Ibíd. Pág. 259

xvi QUICENO, Humberto: Escribir la política. Las normales superiores y las políticas públicas en educación. En: PROYECTO IPI (2006) Las escrituras de la política. Op. Cit.

xvii FAYAD HERRERA, Jaime y FAYAD SIERRA, Javier: (2006) Experiencias Pedagógicas. En: Proyecto IPI: Territorios Pedagógicos: espacios, saberes y sujetos. Volumen 2. Universidad Pedagógica Nacional.

xviii ROJANO DE LA HOZ, Joaquín: (2006) La fuerza de la violencia en la escuela. En: Proyecto IPI: Los bordes de la pedagogía. Op. Cit.

xix VARÓN, Policarpo: 1991. Claves para leer a Julio Cortázar. En Julio Cortázar su vida y obra. Ed. Norma

xxCORTÁZAR, J. Final del juego. Ibíd.

xxi DE TEZANOS, Ibíd.

xxii Ibíd. Pág. 92.

xxiii QUICENO, Humberto: Introducción. En: Proyecto Implantación de Programas de Investigación. (2006) Las escrituras de la política –La rebelión del lenguaje- Universidad Pedagógica Nacional. Bogotá.

xxiv CORTÁZAR, Julio: (1983) Axolotl. En Los Relatos (3) Pasajes. Alianza Editorial. Madrid. Pág. 15

xxv VARÓN, op. Cit.

xxvi CORTÁZAR, J. El viaje. En Ritos. Op. Cit.

xxvii Citado por el Equipo de Investigación Escuela Normal Superior Farallones de Cali. En Del deber ser al uno mismo. En IPI: Las escrituras de la política, op. Cit. Pág. 15

xxviii DELEUZE, G. (1990) Michel Focault, Filósofo. Gedisa : Barcelona.

xxix CORTÁZAR, J. Cartas de mamá, En Ritos. Op. Cit.

xxx CORTÁZAR, J. Bestiario, En Ritos. Ibíd.

xxxi PLATÓN. La República. I. Citado por JAEGER, Warner. 1992. Paideia. Fondo de Cultura Económica. Pág. 623.

xxxii HABERMAS, Jurgen: 1982. Conocimiento e interés. Ed. Taurus: Madrid, Pág. 284.

xxxiii VARÓN, op. Cit. Pág. 18.

xxxiv GRUPO DE INVESTIGACIÓN IPI: Epistemología docente: conceptos de enseñanza y aprendizaje, espacio de encuentro de saberes y prácticas pedagógicas. En (2006) Los bordes de la pedagogía. Op. Cit. 265.

xxxv CORTAZAR, J. Carta a una señorita en París. En: Relatos. Op. Cit. P.33.

xxxvi SANMARTÍN; Jorba, e IBÁÑEZ, V, (1997) Aprender a regularse y autorregularse. Citados por TAMAYO, (op. cit, pág. 280)

xxxvii Citado por el equipo investigador de la Normal Farallones de Cali. Op. Cit. Pág. 26






Compartir con tus amigos:
1   2   3   4   5   6   7


La base de datos está protegida por derechos de autor ©psicolog.org 2019
enviar mensaje

enter | registro
    Página principal


subir archivos