Enfrentando la ansiedad: aplicando la Palabra de Dios a los problemas del alma



Descargar 22 Kb.
Fecha de conversión12.02.2018
Tamaño22 Kb.
Vistas134
Descargas0

ENFRENTANDO LA ANSIEDAD: aplicando la Palabra de Dios a los problemas del alma. John MacArthur, Jr. Ed Clie (223 pág).
En la sociedad contemporánea está sucediendo una fatal combinación entre la preocupación y la prisa. El ser humano siempre ha tenido problemas que resolver, pero ahora éstos se intensifican al no dedicar tiempo a su resolución. Cuando les prestamos atención ya estamos en un estado lamentable de ansiedad y temor. ¿Cómo puedo enfrentar la ansiedad? ¿Qué soluciones puedo hallar en la escritura? ¿Cómo puedo vivir seguro y confiado en un mundo de incertidumbre? ¿Dice algo la Biblia sobre esta problemática?
Como dijo George Müller: "donde empieza la fe, termina la ansiedad, y donde empieza la ansiedad, termina la fe". Y ésta es la cuestión que aborda MacArthur en su libro. Mientras que la mayoría de los libros que hay en el mercado se esfuerzan en decirnos como superar la ansiedad, el presente libro va más lejos que las técnicas de la psicología moderna, que el autor califica como curas temporales, y nos conduce a la única fuente verdadera de consuelo y victoria: la Escritura. John MacArthur, a través de pasajes como Mateo 6:25-34, Filipenses 4:6-9 o 1ª Pedro 5:5-7, demuestra la preocupación divina por nuestros estados de ansiedad y nos enseña a combatirlos con los recursos divinos.
Él cree que el problema básico reside en un problema de comprensión de la misma persona de Dios y sus atributos, y como resultado de una falta de confianza en su soberanía y bondad. También apunta que "hasta que no aprendamos que Dios es soberano, y que ordena todas las cosas para sus propios propósitos santos y el bien de aquellos que le aman, no podremos hacer otra cosa sino angustiarnos y estar descontentos".
La gente desea tener "paz interior", pero esa paz nunca puede provenir del interior sino de Dios mismo que ha provisto la reconciliación en su Hijo. Para aquellos que sean muy pragmáticos y busquen una solución rápida, el autor nos enseña como "la paz viene como consecuencia de obedecer la palabra de Dios", y que todo intento por estar "bien con uno mismo" sin estar en paz con Dios no es más que un autoengaño.
La solución no se encuentra, como creen algunos, en centrarnos más en nosotros mismos por medio de la psicoterapia y la introspección intensiva, pues esto agrava el problema llegando a estar atrapados en nosotros mismos. Lo que debemos hacer es entender que todo está centrado en Dios y todo gira en torno a él, y finalmente rendirnos ante su soberanía y bondad.
Después de conseguir centrar nuestra mente y todo nuestro ser en Dios, debemos empezar a llenar nuestra mente con preocupaciones por otras personas y a expresar nuestro amor en todas las acciones que llevemos a cabo.
En un tiempo en que incluso en las iglesias se vive una vida triste y amargada, un libro como éste puede aportar claridad y luz a la problemática de la ansiedad. Como cristianos, debemos afirmar que Dios tiene el control de todo, que lo que me sucede y él permite es porque será bueno para mí. Debemos empezar a creer a Dios no sólo a creer que existe. Es tiempo de obedecer su Palabra para comprobar que su voluntad es buena y perfecta. Es tiempo de vivir una vida de contentamiento y agradecimiento a Dios por lo bueno que él es, aún y pese a las circunstancias que atravesemos.
Este libro lo recomiendo a toda persona, ha sido un libro muy edificante para mi vida y sin duda lo será para la tuya.
Samuel Barceló


Compartir con tus amigos:


La base de datos está protegida por derechos de autor ©psicolog.org 2019
enviar mensaje

enter | registro
    Página principal


subir archivos