El Gaucho Martín Fierro, seguido de La Vuelta de Martín Fierro



Descargar 8.49 Mb.
Página38/91
Fecha de conversión09.05.2019
Tamaño8.49 Mb.
1   ...   34   35   36   37   38   39   40   41   ...   91
456

Es el destino del pobre

un continuo zafarrancho.

Y pasa como el carancho,

porque el mal nunca se sacia

si el viento de la desgracia

vuela las pajas del rancho.
457

Mas quien manda los pesares

manda también el consuelo:

la luz que baja del cielo

alumbra al más encumbrao

y hasta el pelo más delgao

hace su sombra en el suelo.
458

Pero por más que uno sufra

un rigor que lo atormente,

no debe bajar la frente

nunca, por ningún motivo:

el álamo es más altivo

y gime constantemente.

459

El indio pasa la vida

robando o echao de panza;

la única ley es la lanza

a que se ha de someter.

Lo que le falta en saber

lo suple con desconfianza.
460

¡Fuera cosa de engarzarlo

a un indio caritativo!

Es duro con el cautivo,

le dan un trato horroroso;

es astuto y receloso,

es audaz y vengativo.
461

No hay que pedirle favor

ni que aguardar tolerancia;

movidos por su inorancia

y de puro desconfiaos,

nos pusieron separaos

bajo sutil vigilancia.
462

No pude tener con Cruz

ninguna conversación:

no nos daban ocasión,

nos trataban como ajenos.

Como dos años, lo menos,

duró esta separación.
463

Relatar nuestras penurias

fuera alargar el asunto.

Les diré sobre este punto

que a los dos años recién

nos hizo el cacique el bien

de dejarnos vivir juntos.

464

Nos retiramos con Cruz

a la orilla de un pajal;

por no pasarlo tan mal

en el desierto infinito,

hicimos como un bendito

con dos cueros de bagual.
465

Fuimos a esconder allí

nuestra pobre situación,

aliviando con la unión

aquel duro cautiverio,

tristes como un cementerio

al toque de la oración.
466

Debe el hombre ser valiente

si a rodar se determina,

primero, cuando camina;

segundo, cuando descansa;

pues en aquellas andanzas

perece el que se acoquina.
467

Cuando es manso el ternerito

en cualquier vaca se priende;

el que es gaucho esto lo entiende

y ha de entender si le digo

que andábamos con mi amigo

como pan que no se vende.
468

Guarecidos en el toldo

charlábamos mano a mano;

éramos dos veteranos

mansos pa' las sabandijas,

arrumbaos como cubijas

cuando calienta el verano.




469

El alimento no abunda

por más empeño que se haga.

Lo pasa uno como plaga,

ejercitando la industria

y siempre, como la nutria,

viviendo a orillas del agua.
470

En semejante ejercicio

se hace diestro el cazador:

cai el piche engordador,

cai el pájaro que trina;

todo bicho que camina

va a parar al asador.

Piche, pichón de misto, pichiciego…



471

Pues allí a los cuatro vientos


Compartir con tus amigos:
1   ...   34   35   36   37   38   39   40   41   ...   91


La base de datos está protegida por derechos de autor ©psicolog.org 2019
enviar mensaje

    Página principal
Universidad nacional
Curriculum vitae
derechos humanos
ciencias sociales
salud mental
buenos aires
datos personales
Datos personales
psicoan lisis
distrito federal
Psicoan lisis
plata facultad
Proyecto educativo
psicol gicos
Corte interamericana
violencia familiar
psicol gicas
letras departamento
caracter sticas
consejo directivo
vitae datos
recursos humanos
general universitario
Programa nacional
diagn stico
educativo institucional
Datos generales
Escuela superior
trabajo social
Diagn stico
poblaciones vulnerables
datos generales
Pontificia universidad
nacional contra
Corte suprema
Universidad autonoma
salvador facultad
culum vitae
Caracter sticas
Amparo directo
Instituto superior
curriculum vitae
Reglamento interno
polit cnica
ciencias humanas
guayaquil facultad
desarrollo humano
desarrollo integral
redes sociales
personales nombre
aires facultad