Apacientas mis ovejas



Descargar 36.5 Kb.
Fecha de conversión11.07.2018
Tamaño36.5 Kb.
Vistas51
Descargas0

Velocidad

El Pastor Jens Garndeft decía: ¿será posible que le puedas pedir un vaso de agua a un miembro, y que este te lo traiga si debe pasar a otro lado que es peligroso? A lo que le respondí: Se que si le pido a uno de esos hombres que vaya en su carro, en un bus o pidiendo a otro para que lo lleve, lo van a hacer. Lo sé, porque yo sería capaz de hacerlo también, y ellos lo saben. Los miembros de mi equipo saben que si es necesario que haga algo por ellos, lo hago, por lo tanto, sé que ellos lo harían también.


Hoy hicimos una presentación con carreras de autos y motos porque nadie tiene problemas en usar esas cosas. Ese tipo de cosas nunca han peleado con el evangelio, sólo no nos hemos animado a usarlas, y por lo tanto obtenemos los resultados que hemos visto. ¡Anímate! No creas que a mi me gusta, pero puedo asegurarte que aunque no abra la Biblia hoy, te acordaras que debes ser veloz.
Efraín Avelar nos estuvo hablando acerca de las pruebas que el Apóstol Pablo pasó, habló de que el fue llevado al tercer cielo, y lo asoció con la ocasión en que fue apedreado. Pablo expresó en una ocasión que no sabía que escoger, si quedarse en el cielo o en la tierra, él escogió quedarse a pesar de haber visto el cielo. Más adelante dijo que el tiempo de su partida estaba cercano, y en el versículo siguiente que había peleado la batalla y terminado la carrera. ¿Cómo así? A Pablo le sobro vida, porque siempre vio el llamado de Dios como una carrera. Nunca caminó, siempre corrió. Fue veloz, lleno toda Asia con el evangelio, y cuando llego el día de su muerte ya había terminado lo que debía hacer, y le sobro tiempo.
¿A cuántas personas les ha sorprendido la muerte, antes de que terminen lo que deben hacer? ¿Cómo es posible que no le hayas ganado al tiempo que te han dado a vivir? Debes esforzarte y ser valiente. Debe llegar el día en que digas toda mi nación fue salva, le gane al tiempo. Tienes que terminar la carrera.
En lo personal, deseo decirle un día al Señor que he acabado la carrera. Regularmente la gente me pregunta cuándo voy a parar, a lo que yo respondo hasta que Dios pare. Si nuestro Padre, nuestro Señor trabaja, nosotros también vamos a trabajar. El ministerio es trabajo, recibir unción es trabajo. No podemos ver el ministerio como aquello nos permite leer y estudiar la Palabra todo el tiempo, porque es para ganar a nuestra nación para Dios.
En hechos 20:22 dice: Ahora, he aquí, ligado yo en espíritu, voy a Jerusalén, sin saber lo que allá me ha de acontecer; salvo que el Espíritu Santo por todas las ciudades me da testimonio, diciendo que me esperan prisiones y tribulaciones. Pero de ninguna cosa hago caso, ni estimo preciosa mi vida para mi mismo, con tal que acabe mi carrera con gozo, y el ministerio que recibí del Señor Jesús, para dar testimonio del evangelio de la gracia de Dios. Y ahora, he aquí, yo sé que ninguno de todos vosotros, entre quienes ha pasado predicando en el reino de Dios, vera mi rostro. Por tanto, yo os protesto en el día de hoy, porque no he rehuido
Si no sabes cual es la carrera ¿como la vas a acabar?. La palabra de Dios en Hechos 20:24 dice: “ Pero de ninguna cosa hago caso, ni estimo preciosa mi vida para mi mismo, con tal que acabe mi carrera con gozo, y el ministerio que recibí del señor Jesús, para dar testimonio del evangelio de la gracia de Dios.”
Cuando leí esta cita, me dije esto, la vida hay que gastársela, conservarla no sirve para nada, toda vela que quiere alumbrar se tiene que gastar.
Tu vida no se va a medir por los años que vives, ¿de que te sirve llega a anciano si no has hecho nada? ¿De que sirve llegar a 80 años sin haber logrado nada? La vida te la van a medir por logros, no por años.
¿Cuales son tus logros? Todos los días hago una contabilidad de lo que he hecho y me pregunto ¿Que he hecho en la mañana que produce más? ¿Que hice ayer para producir más? ¿Estoy garantizando mi futuro, o estoy simplemente pasando la vida? ¿Que voy a hacer mañana, o en un mes para ser productivo?
La productividad no llega por causalidad, tienes que provocarla. Debes saber cual es tu carrera, para saber que la vas a acabar. Pablo lo sabia, y por eso terminó.
Debes definir ala carrera para saber si la has terminado o no. Pienso que el Espíritu Santo re esta diciendo que el Señor no te llamo a los veinte años para que tengas 300 miembros en tu iglesia, no creo que Dios te haya llamado para que le des tu vida entera y que te gastes 25 años de ella para ganar eso. ¿No crees que es muy poco? Comprométete a gastar tú vida y que sea por algo que valga la pena.
Constantemente la gente dice que Dios me bendice, ¿Y a ti qué?, ¿Te maldice? Si tu concluyes que es eso, tienes que sacar una conclusión nueva para tu vida. No puede ser que la conclusión que tengas de mi, no sea igual a la conclusión que tienes para ti, ¿Acaso Dios no te ama, y quiere bendecirte de igual manera?
Juan el Bautista supo el día que tenía que menguar antes que Jesús se manifestara, porque conocía su carrera y le interesaba acabarla. ¿Te interesa vivir mas o terminar la carrera?
Los padres y madres dicen que Dios les de vida para sacar adelante a sus hijos, y al hacerlo estas hablando de una meta, no de años. No nos deberían preguntar la edad, sino por las obras que tenemos.
De este momento para atrás no podemos recuperar ni un solo minuto, no existe. ¿Que es lo que te quiero decir? No hay tiempo para caminar despacio, no puedes garantizar los años que puedes vivir, y en cambio de eso caminas despacio en la vida. Si no tienes garantía de los años que vas a vivir pero sabes tu carrera, ¡Acelera!.
¿Quien ha dicho que acelerar es peligroso? Es peligroso, pero también es seguro, si tienes un auto rápido y vas a colisionar con otro, te puedes salvar por acelerar, no es siempre el freno el que te salva de tener un accidente. Además, si hay crisis en la vida sólo puedes salir de ella acelerando.
El corredores que más carreras de carros había ganado antes de Shumager fue Fangio, y él dijo que el secreto para ganar la mayor cantidad de carreras era que cuando habían un choque y todos frenaban, el aceleraba.
Los carros de Formula Uno no tienen retroceso, o lo haces bien para delante o no puedes parar e ir hacia atrás. La velocidad cuenta. En el futuro solo van a haber dos tipo de empresas, las rápidas y las muertas. No hay rápidas y lentas. A como están los tiempos creo que van a haber dos tipos de iglesias, las rápidas y las que van a cerrar. En la nueva economía que estamos viviendo no hay limites de velocidad, la vida demanda y la velocidad lo es todo.
Yo acelere en televisión, y a través de esa televisión llego a millones de personas sin moverme de este lugar. Si no logramos entender que el mundo de hoy corre más rápido que nunca, no vamos a poder ganarlo para Cristo.
En Daniel 12:4 dice: “ Pero tú, Daniel, cierra las palabras y sella el libro hasta el tiempo del fin. Muchos correrán de aquí para allá, y la ciencia se aumentará”
No es solo que la ciencia como tal, se aumente. La primera cosa que existió a causa de la ciencia, hace varios cientos de años, fue la imprenta. Y el primer libro impreso fue la Biblia. Entonces, ¿Cual era el plan de Dios?, ¡Acelerar! Dios dejo que se inventara la imprenta y permitió que el primer libro que se imprimiera fuera la Biblia, para que su palabra se conociera rápido.
Después de la imprenta, el segundo invento que revolucionó, fue la radio. Hubo mucha gente que dijo que no iba a funcionar porque nadie iba a tener tiempo para sentarse a oír lo que otros decían. Las empresas empezaron a anunciarse a través de este medio, y con el paso del tiempo empezaron a crecer. En cambio, las que no lo hicieron, dejaron de existir.
La tercera revolución vino con la televisión. En aquella época el New York Times dijo que la gente americana vivía muy ocupada y no iba a tener tiempo para ver la televisión. Hoy en día ni siquiera tienes que ir a una biblioteca, la puedes ver. Mientras que eso sucedía, en la iglesia decían que era el cajón del diablo.
¿Por qué no andas en bus? Por tiempo, es más rápido andar en carro. Nunca he oído que contraten un vendedor que ande en transporte público, y no lo hacen porque no venderían, pasarían todo el tiempo en un bus. Las compañías necesitan de gente vendiendo. a los ejecutivos ahora los contratan por la velocidad con que olvidan lo que saben y aprenden lo nuevo. En el año 2005 el 85 % del conocimiento va a ser obsoleto.
Hemos perdido años, todos los que estuvieron antes no aprovecharon estas cosas y pensaban que no lo iban a lograr, pero nosotros debemos creerlo y lograrlo. Estas en otra era, ¡bienvenido!
¿Que marca una era o una época? Una idea o un invento, el bombillo marcó una época, gracias a eso podemos hacer más cosas, aprovechamos el día y la noche.
Las épocas están marcadas por inventos que proveen de ideas, el ferrocarril marcó una época, y el carro y los buses mataron la época del ferrocarril. El barco marco una época, el avión marco otra, por eso es que ahora los barcos se usan para pasear. La comida rápida cambió una época, e Internet otra.
Las ideas marcan épocas, la época para la iglesia esta cambiando también. No puedes seguir con ese método obsoleto de hace no se cuantos años porque tu denominación así lo hace. La época ya cambio, la manera de predicar y los trajes de los predicadores ya cambiaron, las épocas cambian. Estamos viviendo otra época. Si no tienes una idea que marque una época, mejor te adaptas a la época.
La genialidad esta en ver lo que todo el mundo ha visto y pensar en lo que nadie ha pensado, la riqueza y la prosperidad fluye de la necesidad, no de la optimización.
La cualidad que más valoran en las empresas hoy en día es la disposición a la movilidad. Los miembros que más se valoran en las iglesias son los que resisten los cambios. Imagínate cómo va a crecer la iglesia, si cada vez que tienes una nueva idea, lo primero que debes pensar es cómo se la vendes a la gente. ¡No se puede avanzar así!, No tienen que convencerte de los cambios, debes decirle a tu Pastor que cuenta contigo.

Una de las cosas que hace que esta iglesia avance es que trabajamos así, toda la escenografía que se uso para el congreso, surgió de alguien más. Yo pongo por obra en esta iglesia las ideas de otros. Sin embargo, le digo a mi equipo que una cosa son las ideas y otras son las órdenes; cuando yo doy una orden todos corren con ella.


Cada vez que se requiere cambiar, siempre aparecen las mentes jurasicas. La Palabra de Dios dice que debes de escribir la visión para que aquellos que la miren corran, La visión es para correr ¡Corre!
La palabra de Dios en 1 Corintios 9:24 dice: “¿No sabéis que los que corren en el estadio, todos a la verdad corren, pero uno solo se lleva el premio? Corred de tal manera que lo obtengáis.”
¿Qué pasa con la mentalidad latina? Se cree que lo importante es competir, pero no es así. Lo importante es ganar. Por eso es que ves a la gente en los maratones corriendo rápido, y de pronto aparece alguien corriendo lente diciendo que lo importante es competir. Debes cambiar esa mentalidad. Dios no dice que llegues de último, la Biblia dice que corras de tal manera que solo tú obtengas el premio.

Si tienes un ministerio, has de caso que sólo tu existes y gana toda tu nación para Cristo. Esa es la mentalidad que hay que tener.


En una ocasión el profeta Elías dijo: Sólo yo he quedado . Esa frase la uso para expresar un sentimiento de soledad. Pero, esa misa creencia lo hizo pelear, cuando derrotó el solo a los profetas, lo hizo porque creyó lo mismo pero en lo positivo. El siempre que creyó que el estaba solo. Puedes creer que estás solo para una victoria o para una derrota. Debes hacer de caso que no existe nadie más en tu país y gana a toda tu nación. La Biblia dice corre con la visión no camines.
Algunas personas han pensado que todo sería mejor si el cuerpo de Dios trabajara unido, pero si cada uno hace las cosas, va a acelerar, porque va venir el peso de la responsabilidad sobre sus hombros.
En el Salmo 119:32 dice: Por el camino de tus mandamientos correré, Cuando ensanches mi corazón.
La gente se está muriendo y se va al infierno. Tu ya recibiste tu milagro, pero, ¿cuántos están esperando uno? ¿Tus parientes van a ir al infierno solo porque eres lento? ¿Vas a llegar al cielo y vas a decir: perdí por lento? ¿Qué vas a decir cuando llegues allá?
Creo que Pablo vio el cielo, y cuando le dieron a escoger si quedarse o volver a la tierra, decidió quedarse aquí aunque lo persiguieran y lo metieran a la cárcel, porque no se podía perder nadie. Si tu corazón no es conmovido, no va a acelerar.
Tu no estás en el Ministerio por ti, deja de preguntarte cuál será tu llamado. No importa quien eres, lo que importa es que vas a marcar la diferencia en salvar la humanidad. Está escrito que Jesús dijo a los apóstoles : Vayan y hagan discípulos.
No es tiempo de soñar con pulpitos. La Biblia nunca ha dicho que el pueblo muere por la falta de unción, pero su ha dicho perece sin visión. Ponte a discipular a alguien, déjate discipular con otro. Ese es el modelo de Jesús, es donde todos dejamos nuestros sueños y tomamos los de Dios.
En la actualidad, las empresas grandes no se comen a las pequeñas, las rápidas se comen a las lentas. A quién llega primero nadie lo alcanza, y el que pega primero, pega dos veces. ¡No estamos para ser lentos, estamos para ser rápidos!
Si examinas tu vida te podrás darte cuenta que has sido muy lento para muchas cosas. En algunas ocasiones, Dios te habla y pasas el tiempo buscando profetas que te lo confirmen, pero ¿Qué confirmación quieres? Lo que el Señor te dijo, eso es. Ya no busques más.
Si funcionas como predicador, debes aprender a hacer funcionar una iglesia. Toma el Modelo de Jesús. El modelo acelera los procesos, la gente va a sus encuentros y es libre, estudian y de una vez los mandas a testificar. La Biblia no nos manda a ser predicadores, sino testigos. La iglesia funciona más con testigos que con predicadores. Si la gente ha siso libre, ponla a testificar.
Si eres un empresario o comerciante, si no aceleras vas a quebrar. No importa cuando vallamos a vivir, nos quedan pocos años de vida. Arrepiéntete de haber sido lento y de haber perdido años de tu vida, Di no ha eso, ¡levántate en el nombre de Jesús y corre de ahora en adelante! Mira tus pies y diles que no van a caminar, van a correr porque Dios tiene prisa.
No seas tan prudente y lento. Ni el mundo es tan lento para hacer las cosas. ¡Arriésgate!
Catálogo: Aula1 -> Biblioteca -> Estudios%20Cristianos
Estudios%20Cristianos -> El arrepentimiento y la fe salvadora
Estudios%20Cristianos -> Descubriendo y rompiendo maldiciones
Estudios%20Cristianos -> Cristianos Escuchando Música Secular; Una Segunda Opinión al Respecto (2ª Parte)
Estudios%20Cristianos -> La honra del cuerpo
Estudios%20Cristianos -> Ser Agradecido
Estudios%20Cristianos -> El maravilloso viaje a su presencia
Estudios%20Cristianos -> Cristianos Escuchando Música Secular; Una Segunda Opinión al Respecto Luego de publicarse los resultados de una encuesta realizada por un sitio Web respecto a la pregunta "¿Te parece bien que los cristianos escuchen música secular?
Estudios%20Cristianos -> No mires atrás
Estudios%20Cristianos -> Comentario de la confesión de fe de Westminster


Compartir con tus amigos:


La base de datos está protegida por derechos de autor ©psicolog.org 2017
enviar mensaje

enter | registro
    Página principal


subir archivos